Un joven alemán-iraní sin antecedentes criminales: lo que se sabe del atacante de Múnich
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AP

Un joven alemán-iraní sin antecedentes criminales: lo que se sabe del atacante de Múnich

El atacante de Múnich era un estudiante de 18 años de edad que nació y creció en la ciudad sin tener antecedentes criminales, indicaron las autoridades.
AP
Por BBC Mundo
23 de julio, 2016
Comparte

Sobre el atacante de Múnich todo son preguntas. El presunto responsable de la muerte de nueve personas en el centro comercial Olympia de Múnich dejó tras de sí una estela de incógnitas que las autoridades alemanas aún intentan descifrar.

Se sabe que se trata de un estudiante de 18 años que nació y creció en Múnich, que disponía de doble nacionalidad germano-iraní y no era refugiado ni inmigrante.

Así informaron las autoridades de Múnich este sábado al mediodía en conferencia de prensa.

La policía encontró su cuerpo a un kilómetro de distancia del centro comercial a las 20:30 hora local, dos horas y media después del ataque, y creen que se suicidó.

El despliegue policial sigue en el centro de la ciudad.El despliegue policial sigue en el centro de la ciudad.
El centro comercial en el que ocurrió el ataque es el más grande de Bavaria, el estado federal del es capital Múnich.El centro comercial en el que ocurrió el ataque es el más grande de Bavaria, el estado federal del es capital Múnich.

Sin embargo, las motivaciones que lo llevaron a realizar el ataque son desconocidas, señalaron las autoridades.

“La explicación de este crimen es absolutamente incierta”, dijo el jefe de la policía de Múnich, Hubertus Andrä, quien indicó que el sospechoso no tenía antecedentes criminales.

“Sin relación con EI”

Añadió que la policía no encontró hasta el momento evidencia alguna de una posible relación con el autodenominado Estado Islámico (EI)ni con ningún otro grupo extremista.

“Probablemente se radicalizó por su cuenta”, dijo la canciller alemana en conferencia de prensa en Berlín, donde se reunió de emergencia con el consejo de seguridad nacional.

Tras registrar la casa del atacante en el distrito Maxvorstadt, donde vivía con su familia, la policía halló documentación— libros y recortes de diarios— que demostraría que había investigado sobre ataques similares previos.

Entre otros, se habría interesado por el tiroteo que el 22 de julio de 2011 dejó al menos 77 muertos en un campamento estudiantil en la isla de Utoya, en el sur de Noruega.

Aquel ataque lo llevó a cabo Anders Behring Breivik, un noruego que denunciaría luego a su país por “violación de los derechos humanos” luego de que las autoridades lo mantuvieran retenido en una celda de aislamiento.

Policías alemanes desplegados en Múnich.Image copyrightREUTERS
Image captionLas autoridades alemanas realizaron un amplio operativo de seguridad tras el ataque.

Según informaciones del canal privado de noticias n-tv, los vecinos describen al autor del tiroteo de Múnich como un joven tranquilo que trabajaba ocasionalmente como repartidor de periódicos y con pocos contactos.

La policía sigue investigando sobre la identidad del atacante y los motivos que lo llevaron a realizar el ataque.

Entre otras medidas, están interrogando a gente que tuvo contacto con el atacante e indagando entre el material electrónico requisado, según informaron las autoridades en conferencia de prensa este sábado.

Asimismo, buscan entre su historial médico si tenía o no alguna enfermedad mental, “lo que podría encajar en el perfil”, explicó el fiscal de Múnich, Thomas Steinktaus-Koch.

Un atacante solitario

El ataque lo llevó a cabo con una pistola Glock 17 de 9 milímetros, cuyo número de serie fue “borrado de forma ilegal” y tenía en su haber 300 balas, informaron las autoridades.

Con ella, abrió fuego en un restaurante McDonald’s y disparó a los transeúntes en la calle Hanauer antes de entrar al centro comercial.

Entre los muertos en el centro comercial Olympia de Múnich hay niños, informó la policía.Image copyrightAP
Image captionEntre los muertos en el centro comercial Olympia de Múnich hay niños, informó la policía.

Con su acción dejó atrás nueve muertos, siete de ellos adolescentes. De acuerdo a medios locales, tres de las víctimas mortales son de Kosovo, otras tres de Turquía y uno de Grecia.

Además, 27 personas resultaron heridas y 10 de ellas, uno de ellos un niño de 13 años, están graves.

Pero “si el atacante tenía como objetivo a alguna comunidad o nacionalidad concreta, eso está por averiguar”, dijo el jefe de policía de Múnich, Hubertus Andrä.

Luan Zequiri, un testigo de los hechos, dijo que el atacante llevaba botas y una mochila, y que le vio disparar a dos personas en las escaleras del Olympia.

Aunque hubo reportes que indicaban que el atacante gritó en algún momento del tiroteo “Yo soy alemán”, la policía aseguró que no habían podido confirmar ni desestimar esa información y pidieron a los ciudadanos que les remitan los videos de lo ocurrido para analizarlos.

Lo que sí pudieron confirmar las autoridades es que el atacante no portaba un arma larga, como se indicó inicialmente.

“No tenemos indicios de ello”, informó el jefe de policía de Múnich, Hubertus Andrä, en conferencia de prensa.

De igual modo, desestimó la teoría de que había actuado con otros dos atacantes.

Ésta se basaba en el hecho de que una pareja había sido vista saliendo del lugar de los hechos en un vehículo a gran velocidad, pero las autoridades lograron verificar que estas personas no tenían ninguna relación con lo ocurrido.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

¿Es posible contraer COVID-19 y contagiar a otros después de vacunarse?

Después de desarrollar vacunas efectivas para combatir la pandemia, el paso siguiente es comprender con más detalle el tipo de protección que ofrecen.
16 de febrero, 2021
Comparte

El mensaje de las autoridades y los especialistas es claro: vacunarse es una manera efectiva de combatir la pandemia de covid-19.

Pero, ¿qué significa exactamente estar vacunado?, ¿qué tipo de protección tienen quienes ya recibieron su dosis completa?

En este momento en el mundo hay al menos 9 vacunas que han demostrado que son altamente eficaces a la hora prevenir la enfermedad que causa el virus SARS-CoV-2.

Eso quiere decir que si una persona vacunada se contagia del virus, tendrá menos probabilidades de desarrollar síntomas o enfermarse gravemente.

Lo que aún no está claro, sin embargo, es si la vacuna logra evitar el contagio.

En resumen: aún no se sabe si la vacuna evita que te contagies, lo que sí se sabe es que si te vacunas y luego te contagias, probablemente no te vas a enfermar.

Veamos por qué ocurre esto y por qué es importante mantener precauciones aún luego de recibir la vacuna.

¿Qué tipo de protección ofrecen las vacunas contra la covid-19?

Hay dos tipos principales de inmunidad que puede lograr con las vacunas.

Una es la llamada “inmunidad efectiva”, que puede evitar que un patógeno cause una enfermedad grave, pero no puede evitar que ingrese al cuerpo o haga más copias de sí mismo.

La otra es la “inmunidad esterilizante”, que sí puede impedir la infección e incluso prevenir casos asintomáticos.

Lo ideal es que una vacuna logre producir inmunidad esterilizante, pero rara vez se logra.

Vacunas

BBC

¿Cuál de estos dos tipos de inmunidad proporcionan las vacunas contra la covid-19?

“En pocas palabras, no lo sabemos, porque son demasiado nuevas”, dice en un artículo de BBC Future Keith Neal, profesor emérito de epidemiología en la Universidad de Nottingham, en Reino Unido.

Hasta el momento, la eficacia de las vacunas se ha medido por su capacidad de prevenir el desarrollo de síntomas, pero aún no hay datos suficientes para saber si también son capaces de evitar la infección.

Algunas investigaciones, sin embargo, ya han comenzado a medir si las vacunas pueden bloquear la infección, y los expertos esperan que en las próximas semanas y meses se obtegan resultados mas dicientes.

Estudios recientes de las vacunas de Oxford-AstraZeneca, Pfizer-BioNTech y Moderna sugieren que estas vacunas podrían tener el potencial de reducir la la transmisión del virus.

virus

Getty
Se sabe que las vacunas pueden impedir que una persona se enferme de covid-19, pero todavía no está claro si evitan la infección.

Estos estudios, sin embargo, tienen limitaciones o aún están en revisión. Es decir, sus resultados aún no son concluyentes.

“Suponemos que todas las vacunas van a tener un nivel de capacidad de bloqueo de la infección”, dijo la doctora Zulma Cucunubá, epidemióloga del Imperial College London, en el programa #TuMundoBBC, a finales de enero.

Cucunubá, sin embargo, advierte que para tener esa certeza faltan más ensayos de largo plazo y diseñados específicamente para medir esa capacidad de bloqueo de la infección.

¿Vacunarte evitará que contagies a otras personas?

“La respuesta es: no sabemos“, según lo indica el portal dedicado al coronavirus de la Escuela de Medicina de la Universidad de Harvard, refiriéndose a que faltan más datos para dar una respuesta definitiva.

Como lo indica este portal, es posible que una persona vacunada pueda tener el virus replicándose en su nariz y garganta, incluso si está protegida contra la enfermedad.

Ahora, también es posible que la respuesta inmune que genera la vacuna y que impide que la persona se enferme, también reduzca la cantidad de virus en la nariz y la garganta, al punto de que sea poco probable que pueda contagiar a otros.

Pero, una vez más, “necesitamos más investigaciones para estar seguros”, indica el portal de Harvard.

Hombre tosiendo

Getty
El coronavirus puede transmitirse a través de las gotas que una persona contagiada expulsa al hablar, toser o estornudar.

Finalmente, hay otros dos factores a tener en cuenta.

El primero es que ninguna vacuna es perfecta.

Una vacuna que tenga una eficacia del 95% significa que cerca de 1 de cada 20 personas que la reciben puede que no obtenga protección contra la enfermedad, según el explica el portal de coronavirus de la Universidad Johns Hopkins.

El segundo factor es que puede darse el caso, por ejemplo, de una persona que sin saberlo ya esté contagiada al momento de vacunarse, con lo cual la infección podría seguir desarrollándose aún después de recibir la vacuna.

Seguir cuidándose y cuidando a los demás

Por todas estas razones, los expertos insisten en que, aun después de vacunarse y mientras no tengamos más información, hay que seguir tomando precauciones como el uso de la mascarilla y el distanciamiento social.

“Si estás entre los primeros grupos de personas que se vacunan, es mejor seguir usando mascarillas y mantener la distancia física para proteger a otras personas que aún no se han vacunado”, dice el portal de Harvard.

Pero la capacidad de las vacunas de bloquear el contagio no solo determina qué tan necesario es que sigamos usando mascarillas y distancia social.

El tipo de protección de la vacuna influye directamente en la posibilidad de alcanzar la anhelada inmunidad de rebaño.

mujer

Getty
El uso de la mascarilla y el lavado de manos ayudan a prevenir el contagio.

La inmunidad de rebaño se refiere a la protección que logra una población cuando una cantidad suficiente de personas ya es inmune al virus, ya sea porque se recuperaron tras el contagio del virus o porque fueron vacunadas.

Los expertos aún no tienen claro qué porcentaje de la población tendría que ser vacunada para lograr la inmunidad de rebaño.

Lo que sí está claro es que “si las vacunas no detienen por completo la transmisión, aumentará la cantidad de personas que necesitamos vacunar para cruzar verdaderamente los umbrales de inmunidad de rebaño y reducir los casos a un nivel cercano a cero“, dice a BBC Future Michael Head, investigador en salud global en la Universidad de Southampton.

Un estudio del Imperial College London, por ejemplo, calculó que con una vacuna que sea 100% efectiva impidiendo la transmisión del virus, se necesitaría vacunar entre el 60% y el 70% de la población.

Con una vacuna que ofrezca el 80% de efectividad para impedir la transmisión, el número de personas vacunadas que se necesitaría aumentaría hasta un rango entre el 75% y el 90%.

personas

Getty
La eficacia y el tipo de protección que ofrecen las vacunas determinan la capacidad de alcanzar la inmunidad de rebaño.

La doctora Cucunubá advierte que en caso de que las vacunas tengan solo la capacidad de prevenir la enfermedad, pero no de bloquear la infección, las vacunas no nos podrían llevar a la inmunidad de rebaño.

Mientras tanto…

Los expertos esperan que en las próximas semanas o meses tengamos más respuestas sobre el tipo de protección que ofrecen las vacunas contra la covid-19.

Mientras llega ese momento, “será importante que todos continúen usando todas las herramientas disponibles para ayudar a detener la pandemia”, según indica el portal de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. (CDC, por sus siglas en inglés).

Eso, en términos prácticos, significa que es importante lavarse las manos, usar mascarilla y mantener la distancia, incluso si ya te vacunaste.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=9eUoEbUOy80&feature=emb_title

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.