Sin infraestructura no hay cultura: las malas prácticas de ciclistas en la CDMX
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Foto: Cuartoscuro

Sin infraestructura no hay cultura: las malas prácticas de ciclistas en la CDMX

El gobierno de la capital impulsa el uso de la bicicleta, pero no ha generado infraestructura suficiente, reglas y cultura vial para los usuarios.
Foto: Cuartoscuro
Por Alejandra Crail // Más por Más
6 de julio, 2016
Comparte

Mina salió de la parroquia Asunción de María, en la colonia Industrial, y caminó hacia la esquina para cruzar la calle, que tiene un solo sentido. Al llegar, miró a su izquierda para verificar que no vinieran autos pero, tras dar el primer paso, fue arrollada por un ciclista que circulaba en contrasentido.

El hombre no se detuvo, recuerdan testigos. Únicamente vio de reojo a la mujer, quien entonces tenía 50 años, se había quedado tirada sobre el pavimento y, debido al golpe, perdió la movilidad de las piernas.

La historia de Mina —quien pasó el final de su vida en una silla de ruedas— es un ejemplo extremo de una situación que ha crecido en la ciudad en la última década, durante la cual las autoridades capitalinas han fomentado el uso de la bicicleta.

Si bien no existen datos oficiales sobre cuántos accidentes son ocasionados por ciclistas, expertos en movilidad advierten que el problema está en que el impulso a la bici no ha venido acompañado de infraestructura suficiente, reglas sólidas y una estrategia amplia de educación vial. En consecuencia, muchos capitalinos ruedan sin ser conscientes de sus derechos y obligaciones, ni se hacen responsables de sus actos.

Maribel, sobrina de Mina, dice que el accidente de su tía fue un infierno para la familia. El hecho derivó en costosas cuentas médicas, frustración por no poder pagar las operaciones necesarias y rencor hacia el responsable de todo, a quien Maribel se refiere como “el ciclista que le robó la salud y que siguió su camino”.

Hay de ciclistas a ciclistas

El Reglamento de Tránsito establece que los usuarios de bicicletas, como los de otros vehículos, tienen obligaciones. Una de ellas es no circular sobre banquetas y en sentido contrario, pero esa es justo una de las faltas que se cometen con más frecuencia.

Hace unos meses, Rafael vivió una pelea por esta situación. Sobre Reforma, a la altura de Insurgentes, vio a otro ciclista rodar por la banqueta y lo instó a ir por la ciclovía de la zona. “¿A ti qué chingados te importa?”, le respondió el hombre, quien momentos después lo golpeó en la cara.

Fue entonces que intervino la policía y llevó a ambos involucrados ante un juzgado cívico. Ahí, el juez emitió una multa al agresor, pero por el golpe, no por la invasión al espacio peatonal, porque la sanción máxima para un ciclista que comete esta falta es la amonestación verbal.

“Luego de que me ofreció disculpas, le dije que leyera el Reglamento de Tránsito y respetara la ley, porque por personas como él la gente cree que todos los ciclistas somos iguales”, recuerda Rafael.

Infraestructura y cultura

La Secretaría de Medio Ambiente (Sedema) asegura que el objetivo de su Estrategia de Movilidad en Bicicleta (EMB) es reunir la convivencia armónica entre ciudadanos, la recuperación del espacio público y la mejora de la salud de los capitalinos.

Sin embargo, muchos peatones consideran que el primer obstáculo para llegar a esas metas son los propios ciclistas que incumplen las normas viales y no respetan a los demás usuarios de vía.

“Yo los considero peligrosos, porque no se detienen cuando ven a los peatones. La velocidad a la que a veces van es peligrosa para nosotros, sobre todo cuando pedalean en espacios que no son para ellos”, dice Astrid, quien fue arrollada en el camellón de Reforma por alguien en una Ecobici.

Los expertos coinciden en que el primer paso para solucionar el problema de raíz es que las autoridades generen suficiente infraestructura para los ciclistas, porque la falta de ella fomenta malas prácticas. La especialista Alejandra Leal explica que, ante la ausencia de espacios seguros, muchos capitalinos optan por rodar por la banqueta en vez de hacerlo a un lado de los coches. “Infraestructura crea cultura”, dice.

Un estudio del Consejo Nacional para la Prevención de Accidentes (Conapra) refuerza esa conclusión. El documento —titulado Más ciclistas, más seguros— explica que, cuando se evita exponer a los usuarios de vía a situaciones confusas y conflictivas, mediante calles fáciles de entender y utilizar, se fomenta una cultura de convivencia y seguridad.

No obstante, capitalinos como Rocío todavía ven lejano ese ideal. Hace poco, trató de cruzar Eje Central, con el semáforo peatonal en luz verde, cuando un ciclista la atropelló. Rocío le reclamó, pero el hombre la insultó y le respondió: “¡Para las bicis no hay semáforos!”.

Según el Reglamento de Tránsito, en vías secundarias los ciclistas pueden cruzar con la luz en rojo, siempre y cuando “disminuyan su velocidad, volteen a ambos lados y se aseguren de que no existen peatones o vehículos aproximándose”. De lo contrario, deben hacer alto total.

Ante casos como el de Rocío, los expertos advierten que la infraestructura es clave, pero no basta. También se requieren reglas claras, que las sanciones por violarlas se cumplan y forjar cultura cívica, un aspecto que depende de las autoridades y de los propios ciudadanos.

“Por muchas leyes, manuales e infraestructura que generemos, si la ciudadanía no se responsabiliza de sus acciones, la movilidad de la ciudad no va a mejorar”, dice Leal.

En cifras

  • 6 de cada 100 personas utilizan la bicicleta, de acuerdo con estimaciones del ITDP.
  • 4,339 personas circulan en bicicleta todas las mañanas por Paseo de la Reforma.
  • 170.11 kilómetros de ciclovías tiene la Ciudad de México, según estadísticas de Ecobici.

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

"Paren el mundo que me quiero bajar": la frase que Mafalda nunca dijo

Las historietas de Mafalda acompañaron a muchas generaciones, pero una frase sobre el mundo, que tal vez sea la más famosa que se le atribuye a Mafalda, es falsa.
3 de octubre, 2020
Comparte

“¿Y por qué habiendo mundos más evolucionados yo tenía que nacer en este?”

“¿Y no será que en este mundo hay cada vez más gente y menos personas?”

¡Resulta que si uno no se apura a cambiar el mundo, después es el mundo el que lo cambia a uno!”

Todas estas reflexiones y preguntas existenciales sobre el mundo son de Mafalda, la caricatura de la niña argentina que creó el dibujante Joaquín Salvador Lavado Tejón, más conocido como Quino, que murió este miércoles 30 de octubre a los 88 años.

Mafalda era una niña curiosa que siempre estaba preocupada por la humanidad y aspiraba a ser intérprete de Naciones Unidas cuando fuera grande, probablemente y justamente, para salvar al mundo.

Sus historietas estaban llenas de humor, pero también de preocupaciones sobre la desigualdad y la injusticia.

Metro de Buenos Aires con una historieta de Mafalda.

Reuters
Las historietas de Mafalda acompañaron a muchas generaciones.

Pero una frase sobre el mundo que tal vez sea la más famosa que se le atribuye a Mafalda es falsa.

Nos referimos a: “Paren el mundo que me quiero bajar”.

“Jamás lo hubiera dicho”

La frase en cuestión y la caricatura de Mafalda llorando con un globo terráqueo a su lado es una típica postal de esta niña que aparece repetidamente en las redes sociales.

Pero ni el dibujo lo hizo Quino, ni la frase la puso en boca de Mafalda.

Y fue el mismo dibujante quien lo desmintió en 2012.

“Yo jamás hubiera puesto en boca de Mafalda esa frase, porque Mafalda no quiere que el mundo pare y ella bajarse, ella quiere que el mundo mejore. Entonces jamás se le pudiera haber ocurrido eso”, le dijo Quino a la radio colombiana W en una entrevista.

Quino con Mafalda de fondo.

Reuters
Quino desmintió que esa frase de Mafalda sea verdad.

El dibujante Quino publicó más de 60 libros durante su vida y las historietas de Mafalda fueron traducidas al a menos 30 idiomas.

Su editor durante 50 años y amigo de toda la vida, Daniel Davinsky, le dice a BBC Mundo que “más de las mitad (de las frases que se encuentran en internet sobre Mafalda) son falsas”.

“Es evidente que Mafalda se usó para cualquier contenido”, añade.

Al ser consultado sobre si alguna vez iniciaron acciones legales, Divinsky contó que “Quino las intentó cuando se hizo un uso político de Mafalda para un candidato para la alcaldía de una ciudad cuyas ideas él no compartía”.

“Y se pronunció muy enérgicamente porque habían usado la imagen de Mafalda con el pañuelo celeste que identifica a las personas que están en contra de la aprobación de la ley de interrupción voluntaria del embarazo” en Argentina, describió.

Es realmente un misterio saber por qué esta frase apócrifa terminó relacionada al personaje de Mafalda. Lo que sí se sabe es que gracias a internet, se convirtió en la más famosa.

“La forma en la que se crean los mitos urbanos es absolutamente misteriosa, los sociólogos han tratado de desentrañarla y ralamente no se encuentra la raíz. Empieza a correr, se impone y lo falso queda como verdad con el paso del tiempo”, analiza Divinsky en una conversación telefónica con BBC Mundo.

Un hombre fotografía una caricatura de Mafalda.

Getty Images
“Más de las mitad (de las frases que se encuentran en internet sobre Mafalda) son falsas”, dice Divinsky.

A Quino no le gustaba nada que abusen de las palabras y de la imagen de Mafalda.

Lo que más le molestaba a Quino era el uso (de Mafalda) para ideas que él no compartía. Tampoco admitía que fuera redibujada ni siquiera para la portada de los libros por cuestiones de diseño gráfico”, relata el editor.

“Sentido de libertad y justicia”

En 2014, cuando el personaje cumplió 50 años, Quino participó de un proyecto de lectura nacional del gobierno argentino en el cual se repartieron cientos de miles de ejemplares de Mafalda en las escuelas.

“A mí nunca me gusta sentirme orgulloso de lo que he hecho ni nada de eso, pero esta vez la verdad que sí. Es un orgullo para mí que un trabajo que uno hizo con mucho cariño siempre se difunda de esta manera”, dijo a los periodistas entonces.

“Creo que (Mafalda les puede aportar a los niños) el sentido de justicia y libertad. Y que hay que educarse y (defender) la igualdad, y que entre todos podemos hacer un país mejor”, añadió.

https://twitter.com/CFKArgentina/status/1311713847460474880

Además de esta viñeta falsa, que desde este miércoles con la muerte de Quino circula con más frecuencia en las redes sociales, existen muchas otras que aparecen en internet.

Estos dibujos falsos contienen textos que pueden ser muy inspiradores y que se prestan a la reflexión, pero que jamás salieron de los diálogos de las historietas de esta niña singular.

En BBC Mundo hicimos una selección de frases verdaderas de Mafalda que las puedes ver en el siguiente enlace.

También puedes probarte en este quiz para descubrir cuánto sabes sobre sus frases.

Y si después de esta verificación sobre los dichos de esta niña contestataria, irónica e inconformista terminaste decepcionado por la falsedad de esta famosa frase, Mafalda probablemente te diría: “Hoy he aprendido que la verdad desilusiona a la gente”.

Monumento de Mafalda en San Telmo, Buenos Aires.

Reuters
Esta estatua de Mafalda y sus amigos en el centro de Buenos Aires se llenó de flores y carteles para despedir a Quino.

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=4mg-edNVEgY

https://www.youtube.com/watch?v=NphJULxY5ng

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.