Clinton gana el último debate; Trump deja en duda si aceptará el resultado de la elección
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AP

Clinton gana el último debate; Trump deja en duda si aceptará el resultado de la elección

Hillary Clinton acusó que el candidato presidencial republicano explotó a migrantes que estaban de forma ilegal en EU; Trump respondió que el presidente Obama ha deportado a miles de migrantes y “nadie dice nada”.
AP
Por Redacción Animal Político
20 de octubre, 2016
Comparte

En una amenaza para un pilar fundamental de la democracia estadounidense, Donald Trump declinó decir el miércoles por la noche que aceptará el resultado de las elecciones del mes que viene si pierde ante Hillary Clinton.

La candidata demócrata –que ganó el debate con un 52% de preferencia contra 39%, a favor de Trump, de acuerdo con CNN– describió esa resistencia de Trump como “espantosa” y el partido Republicano salió a aclarar que ellos aceptarán “la voluntad de la gente”. 

Trump ha pasado los días previos al tercer y último debate alertando a los votantes sobre que los comicios estarán “amañados”. Cuando se le preguntó si aceptaría los resultados siClinton sale victoriosa, el empresario dijo “Se lo diré en su momento, los mantendré en suspenso”.

Eso contradijo las promesas de su compañero de fórmula, el gobernador de Indiana Mike Pence, y de la hija del candidato, Ivanka.

El duelo del miércoles 19 de octubre pasó rápidamente de una discusión moderada y enfocada en propuestas a una confrontación agria y muy personal. Trump describió varias veces a Clinton como una “mujer repugnante”, mientras que la demócrata le tachó de “no apto” para ser comandante en jefe.

Clinton, que comenzó el debate con una ventaja en casi todos los estados en disputa, acusó con firmeza a su rival de ser más afín al presidente de Rusia que a los expertos estadounidenses militares y de inteligencia, después de que el candidato republicano se negara de plano a aceptar la afirmación de Washington de que Moscú ha intentado influir en los comicios estadounidenses.

La ex secretaria de estado afirmó que el presidente de Rusia, Vladimir Putin, apoya a Trump porque “preferiría tener una marioneta como presidente de los Estados Unidos”.

Trump negó cualquier relación con Putin y dijo que condenaría cualquier interferencia extranjera en la votación. Pero fue notable su rechazo a apoyar la tesis de la comunidad de inteligencia sobre que Rusia estuvo implicada en un ataque informático contra instituciones demócratas. La campaña de Clinton ha dicho que el FBI también investiga la participación rusa en el ataque al correo electrónico de un importante asesor.

El debate de 90 minutos realizado en Las Vegas se da a menos de tres semanas de las elecciones y con las votaciones anticipadas realizándose en más de 30 estados. Trump ha tenido problemas para ampliar su base de apoyo más allá de sus seguidores más leales y debe redirigir la carrera en los últimos días si quiere derrotar a Clinton.

Los candidatos chocaron varias veces sobre sus visiones drásticamente diferentes del futuro de la nación. Trump dijo apoyar a jueces para la Corte Suprema que revocarían el histórico fallo de Roe vs. Wade que legaliza el aborto. Por su parte, Clinton prometió designar jueces que preserven el decreto que legaliza el aborto al indicar: “Hemos llegado demasiado lejos como para retroceder en ese aspecto en este momento”.

El empresario llegó al debate tras una serie de acusaciones de comportamiento sexual indebido, expresadas por mujeres que salieron a la luz pública después de que él negara en el debate anterior que hubiera besado o agarrado a mujeres sin su consentimiento. Ese desmentido de Trump siguió a la publicación de un video en el que presumía precisamente de eso.

Trump volvió a rechazar las acusaciones el miércoles y dijo que las mujeres que lo han acusado públicamente “o quieren fama o lo hizo la campaña de ella”.

Clinton repuso que Trump “cree que menospreciar a las mujeres le hace más importante. Va tras su dignidad, su sentimiento de valía personal”. La demócrata evitó responder a una pregunta sobre las infidelidades de su esposo.

Trump presionó a Clinton sobre el tema migratorio, acusándola de querer una política de “fronteras abiertas”, una descripción que ella rechaza fervientemente. El republicano, que ha pedido construir un muro a lo largo de toda la frontera entre México y Estados Unidos, dijo que bajo una presidencia de Clinton, “las personas van a venir en grandes cantidades al país”.

En un choque sobre comercio, Trump dijo que Clinton había dado una imagen falsa de su opinión sobre el Acuerdo Trans-Pacífico (TPP, por sus siglas en inglés), señalando que en un principio lo describió como el “patrón de oro” de los acuerdos comerciales. Clinton replicó que una vez se completó el acuerdo, no cumplía con sus requisitos. “Estaré en contra cuando sea presidenta”, dijo.

Para Trump, el debate representa una de sus últimas oportunidades de reformular una contienda que parece escapársele de las manos. La campaña de Clinton se expande de manera confiada en estados tradicionalmente republicanos, en tanto que el estrecho sendero electoral de Trump es cada vez más pequeño.

Por su parte, Clinton ha tenido problemas durante toda la campaña para dejar atrás las persistentes preguntas sobre su honestidad y fiabilidad. En las últimas semanas de campaña ha empezado a pedir a los estadounidenses que superen las profundas divisiones en el país, que tan solo se han exacerbado durante la campaña. El miércoles dijo que pretende ser una presidenta tanto para los que voten por ella como para los que no lo hagan.

En el debate, Clinton enfrentó por primera vez preguntas sobre las revelaciones de los correos pirateados a un asesor de su campaña. En los mensajes se ve a la candidata adoptar un tono distinto en público y en privado en materia de comercio y sobre los bancos de Wall Street. Clinton cambió rápidamente el tema de conversación al posible papel de Rusia en el robo de los correos.

En un reflejo de las amplias diferencias entre los dos candidatos, no se estrecharon la mano al comienzo ni al final del debate.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Semana Santa: ¿por qué las fechas cambian cada año? (y en qué se diferencian la Pascua cristiana y la judía)

¿Qué es la Pascua? ¿Por qué cristianos y judíos la celebran? ¿Cuáles son las diferencias y similitudes? ¿Por qué cada año cambia de fecha? Si te has hecho alguna de estas preguntas, te invitamos a que leas este artículo.
2 de abril, 2021
Comparte
Cruces judía y cristiana.

Getty Images
Las religiones cristiana y judía celebran la Pascua, aunque las fiestas tienen diferencias.

Existe una festividad religiosa muy importante tanto para los cristianos como para los judíos: la Pascua.

Cada año, los fieles de ambas religiones se reúnen para conmemorar y recordar diferentes hechos que marcaron acontecimientos en la historia de cada una de sus religiones.

¿Qué significa la palabra Pascua?

La palabra Pascua aparece en latín como “pascha”, en el griego πάσχα “páscha” y en el hebreo (pesáh) Pésaj en español, eseñala la Real Academia Española.

Y Pascua significa básicamente “paso” o “salto”.

La Pascua judía

Fieles rezan frente al Muro de los Lamentos

EPA
El Muro de los Lamentos es un sitio clave para los judíos durante el Pésaj.

En la antigüedad, la Pascua era una fiesta de pastores en la que se sacrificaba un cordero como ofrenda para pedir fecundidad.

Celebraran el paso del invierno a la primavera, y lo hacían luego de la primera Luna llena de la estación de primavera (en el hemisferio norte).

Luego pasó a ser una celebración de la liberación del pueblo judío de la esclavitud de Egipto.

Y en la actualidad, los judíos conmemoran la Pascua (Pésaj) como una de sus principales fiestas en la que recuerdan el paso que dio el pueblo hebreo junto con Moisés a través el Mar Rojo.

Celebran una cena familiar llamada Séder (órden en español) repleta de simbolismos además de rezos.

La Pascua cristiana

Hombre que interpreta a Jesús carga la cruz.

AFP
Las representaciones del calvario de Cristo cargando la cruz se repiten en varios puntos del planeta. Esta recreación es del jueves santo en Medellín, Colombia.

Para los cristianos, la Pascua también es la fiesta más importante de todo el año ya que en ella se celebra el paso de Jesús de la muerte a la vida.

La Pascua es la celebración de la resurrección de Jesús el domingo tras pasar tres días muerto para salvar a su pueblo.

Si bien no hay una tradición estricta sobre la comida, las familias cristianas se suelen reunir el domingo y concurrir a Misa para conmemorar que Jesús resucitó para salvar al pueblo.

¿En qué coinciden las Pascuas judías con las cristianas?

Existe una relación histórica y religiosa entre la Pascua judía y la cristiana.

Cristo murió el primer día de la fiesta judía que celebra la liberación por parte de Dios del pueblo judío de la esclavitud de Egipto, explica la Agencia Católica de Informaciones Aciprensa.

“La muerte de Jesús cumple la antigua ley hebrea en lo referente al cordero pascual que los judíos comen la noche víspera del 15 de Nisan (el primer mes del calendario hebreo bíblico, que comienza con la conmemoración de la salida de los judíos de la esclavitud en Egipto)”, añade.

Cena Séder.

Getty Images
La cena durante el Pésaj es clave en la celebración de los judíos.

Cristo muere el mismo día de la Pascua judía en el que se matan a los corderos.

En ambos casos se produce un sacrificio y una liberación.

¿Por qué las fechas de la Semana Santa cambia cada año?

Las fechas de las Pascuas cambian todos los años para judíos y para cristianos.

Si bien muchos años coinciden, no es una regla estricta ya que las festividades se rigen por diferentes calendarios.

Los judíos comen el cordero pascual la víspera del 15 de Nisan.

Jesús celebró la Última Cena durante la Pascua judía, es decir, el 14 de Nisan, murió en la cruz el 15 de Nisan y resucitó el domingo siguiente, que ese año fue el 17 de Nisan.

Pero es muy difícil pasar una fiesta antigua del calendario judío al cristiano, dice Aciprensa.

Los judíos tienen un calendario lunar de 354 días y los cristianos uno solar de 365.

Hombre lleva corona de espinas.

AFP
Un hombre en México representa a Jesús con la corona de espinas en Ciudad de México

En el Imperio Romano se decretó entonces que la Pascua sería un domingo porque Jesús resucitó ese día de la semana.

Por eso se optó por celebrar la Pascua el primer domingo después de la primera luna llena, posterior a la llegada de la primavera en el hemisferio norte.

Sin embargo, cabe destacar que no todos los cristianos celebran la Pascua el mismo día. Los ortodoxos, por ejemplo celebran la Pascua en otra fecha porque siguen el calendario Juliano.

La fecha para celebrar la Pascua tanto para cristianos como para judíos varía entre fines de marzo y fines de abril cada año.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=jB3B1F3jWRw

https://www.youtube.com/watch?v=Pk1evajOLYg

https://www.youtube.com/watch?v=gtJTaryyFE4

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.