¿Buen Fin? En Oaxaca los comerciantes están en números rojos y sufren por las ventas bajas
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Lizbeth Padilla

¿Buen Fin? En Oaxaca los comerciantes están en números rojos y sufren por las ventas bajas

Los plantones, marchas y cierres de calles han afectado la vida de los comerciantes en Oaxaca; en el Buen Fin buscan atraer clientes para vender por lo menos al precio sus mercancías, y tener dinero para pagar sueldos y proveedores.
Lizbeth Padilla
Por Lizbeth Padilla / Enviada
20 de noviembre, 2016
Comparte

Los comercios de Oaxaca no viven con alegría el Buen Fin. Los anuncios de hasta 50% de descuento buscan atraer más clientes, pero no para tener ganancias extra, sino solo para sobrevivir y salir poco a poco de los números rojos en los que trabajan desde hace meses.

Desde mayo pasado, sus ventas cayeron hasta 80% a consecuencia del plantón permanente que realizó la Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) en el zócalo de la capital oaxaqueña, señalan a Animal Político comerciantes.

El plantón en el zócalo provocó el cierre de 2,600 negocios en la ciudad de Oaxaca y pérdidas por 197 millones de pesos, según cálculos del Centro de Estudios Económicos del Sector Privado (CEESP).

Este Buen Fin los descuentos son un esfuerzo para los comercios en el centro de la ciudad.

Fuera de la Librería Shalom, una lona anuncia 50% de descuento en libros y regalos. Las ofertas siguen con dos pilas de bolsas acomodadas en la entrada del negocio a solo 150 pesos.

Dentro, su encargada, Teresa López cuenta que el negocio “ha sobrevivido por la pura gracia de Dios y debiendo rentas”.

“Tenemos megaofertas en el Buen Fin, lo que hemos comprado lo estamos vendiendo al precio, con tal de pagarle a los proveedores”, dice Teresa López, encargada de la librería que además de biblias y libros de autoayuda vende artículos de regalos.

En el local de al lado se encuentra la tienda de ropa para caballero Exclusivas Mario, con 50 años de antigüedad, pero que podría cerrar en los próximos meses por falta de liquidez.

Ahí las ofertas son 15% en toda la tienda y rebajas en camisas.

“(Dar ofertas) se hace por dos cosas: porque necesitamos cautivar a la clientela, motivarlos a comprar, también porque nosotros seguimos comprando mercancía pero los proveedores piden su pago y no hay liquidez. Prefieres sacrificar un poco tus utilidades para poder tener la liquidez”, dice Ezequiel Martínez, gerente de la tienda.

En otras ediciones del Buen Fin – este mes se realiza la sexta del 18 al 21 de noviembre – las ventas en Marios se duplicaban o triplicaban. Este año a penas se incrementaron entre 20 y 30%.

image1

Ambos negocios están en la calle de Guerrero, una de las que desemboca al zócalo de la ciudad. Aunque los docentes replegaron el plantón en septiembre y se liberó la mayor parte de la plaza, en esta calle aún hay lonas y casas de campaña de la CNTE.

Lo que impide que la gente pase libremente, dice Ezequiel: “No nos ha servido de nada el repliegue táctico de la Sección 22, pues nosotros los tenemos enfrente de nuestra empresa”.

Teresa señala que ha tratado de quitar las lonas pero que los manifestantes la han amenazado con dañar su negocio.

En el kiosco, al centro del zócalo aún hay carpas del magisterio.

En el kiosco, al centro del zócalo aún hay carpas del magisterio.

El dueño de una tienda de ropa en el portal de las Flores, en una de las esquinas de la plaza del zócalo señala que ha notado una mejora en sus ventas, que cayeron entre 60 y 70% cuando inició el plantón, pero no se han recuperado a los niveles anteriores a este. De los cuatro empleados que tenía, tuvo que despedir a uno.

Tiene algunas ofertas para el Buen Fin, pues si mejoran sus ventas. Señala que eventos como la Feria Internacional del Libro de Oaxaca que se desarrolla en la Alameda de León, a un costado del zócalo, atraen más clientes.

Para el encargado de La lonja de Valencia, una tienda de abarrotes en los portales frente al zócalo, sí llega más gente a la zona pero las ventas “son igual de malas”.

En la tienda de joyas y regalos, ‘Gema’ no hay Buen Fin. Sus ventas cayeron 50% desde el plantón y no se han recuperado.

“Yo no entro al Buen Fin, eso lo dejo para las tiendas grandes, yo tengo mis precios justos”, señala que las ventas solo mejoraron para giros como los restaurantes.

Añade que protestas como la ocurrida el jueves 17 de noviembre donde manifestantes quemaron la puerta de la Facultad de Derecho de la UABJO la obligaron a cerrar cerca de las 2 de la tarde.

“Es frecuente que haya manifestaciones, protestas, que cierren las calles y la gente no viene”, comenta.

La encargada de Gema tiene razón. Los locales de comida reportan pequeños aumentos en sus ventas, como el local de helados y bebidas Gelato – ubicado en Hidalgo, a un costado del zócalo – las ventas si han mejorado pues hay más gente y turistas.

Sin embargo el daño ya está hecho. De los cinco empleados que tenían fueron despedidos tres, cuenta Rosario, empleada que sobrevivió al recorte.

Los comercios más alejados del zócalo, cerca de la iglesia de Santo Domingo – otro de los principales atractivos turísticos de Oaxaca – tampoco se salvaron de las bajas ventas por los plantones de los docentes.

“Si no hay turismo de qué vive Oaxaca. Con los maestros no venía la gente y no vendíamos”, dice la encargada de una tienda de tapetes y ropa típica.

En su tienda – ubicada en una calle renovada y donde hay galerías de arte y restaurantes, a un costado de Santo Domingo – no hay anuncios de descuentos por el Buen Fin, para ella eso es “pura propaganda”.

“Según Buen Fin, que turismo, que puente, hoy no he vendido nada”, dice.

“Estamos aguantando, porque no hay ventas. Hemos cerrado a veces por los gastos que hacemos al abrir”, añade, mientras una pareja entra y pregunta por un tapete, pero solo ve y sale sin comprar.

Los negocios de la calle donde se encuentra la tienda de textiles (al fondo de rojo) también lucen vacíos pues hay pocos visitantes pese al fin de semana largo.

Los negocios de la calle donde se encuentra la tienda de textiles (al fondo de rojo) también lucen vacíos pues hay pocos visitantes pese al fin de semana largo.

Empleos perdidos

Los negocios consultados reportan la pérdida de 21 empleos debido a las bajas ventas.

La Librería Shalom fue la que registró el mayor recorte, pues de tener 15 empleados solo permanecen dos.

En Marios el recorte fue del 30% del personal para pasar de 13 a nueve empleados.

“Estamos trabajando casi en números rojos, estamos sacando para los gastos de nómina, de luz, pagar impuestos que son primero, y luego los proveedores”, dice Ezequiel su gerente.

Durante los cuatro meses de paro magisterial incluso tuvieron que dejar de trabajar entre cuatro y cinco días por las protestas, jornadas que les descontaban de su sueldo.

La situación para este negocio es incierta, dice su gerente, no sabe si el negocio podrá estabilizarse y seguir abierto.

Apoyos que no llegan

En junio pasado, el secretario de Economía, Idelfonso Guajardo anunció que el  gobierno federal daría apoyos a las pequeñas y medianas empresas de Oaxaca que fueron afectadas por las protestas de la CNTE.

Entonces dijo a medios que habría ayudas económicas directas de entre 10 mil y 20 mil pesos, además de créditos hasta por 2 millones de pesos.

Sin embargo, todos los comerciantes consultados coinciden en que ni el gobierno estatal ni el federal les han dado apoyos tras la caída en sus ingresos.

Incluso, en agosto pasado, cientos de comercios hicieron un paro de 24 horas y colocaron mantas fuera de sus locales para exigir al gobierno federal “el libre tránsito, la reactivación económica y la paz social”.

Teresa de la Librería Shalom señala que no se les han condonado impuestos o dado ayudas, por el contrario, los inspectores vigilan que cuenten con permisos y seguros y de faltar algo los clausuran.

“Nos fue, nos ha ido y si el gobierno entrante no hace nada por remediar la situación del magisterio seguiremos igual”, asegura Ezequiel.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Ucrania: qué son y cómo funcionan los drones kamikaze (y qué papel están jugando en la guerra)

Se cree que Moscú comenzó a usar estos mortíferos drones en septiembre en ataques contra la región de Járkiv.
18 de octubre, 2022
Comparte

Rusia lanzó una nueva ola de ataques con drones en el centro de la capital, Kyiv, en un nuevo impulso de la campaña de Moscú contra la infraestructura de Ucrania.

Según informó el alcalde de la ciudad, Vitali Klitschko, en el ataque usó los llamados drones kamikaze de fabricación iraní.

No es la primera vez que Rusia usa estos drones, llamados Shahed-136.

En septiembre el ejército ucraniano informó de varios ataques “devastadores” en la región de Járkiv con estas mismas armas.

Los Shahed-136, que Rusia llama Geranium-2, son sólo una clase de los miles de drones que ambas partes están usando en la guerra para detectar posiciones enemigas, lanzar misiles y disparar directamente la artillería.

Qué son los drones kamikaze

Los drones Shahed-136 están operativos desde el 2021 y fueron desarrollados por la empresa estatal iraní HESA.

Fueron diseñados esencialmente para neutralizar objetivos terrestres desde la distancia y su diseño les permite evadir las defensas aéreas.

Antes de ser utilizados por el ejército ruso en Ucrania, se les vio por primera vez desplegados activamente en áreas controladas por los hutiés en Yemen.

Aunque Irán no ha confirmado oficialmente haber enviado los Shahed-136 a Rusia, el presidente de Ucrania, Volodymyr Zelenskiy, dijo que Moscú había comprado 2.400.

Se les describe como drones “kamikaze” o “suicidas”, pero los expertos afirman que es mejor definirlos como pequeños misiles de crucero.

Forman parte de las llamadas municiones “loitering” o merodeadoras, que vuelan pasivamente sobre el área objetivo y atacan solo cuando encuentran el blanco.

Pero la táctica de ataque de los drones kamikaze, como lo indica su nombre coloquial, es explotar y destruirse sobre el blanco enemigo para causar máximo daño.

El alcalde Klitschko compartió en Telegram una foto de lo que dijo eran fragmentos de un dron kamikaze.

Telegram
El alcalde Klitschko compartió en Telegram una foto de lo que dijo eran fragmentos de un dron kamikaze.

Cómo funcionan

Los drones tienen unos 2.500 km de alcance por lo que pueden ejecutar ataques a larga distancia.

Llevan un pequeño motor de hélices en la parte trasera del fuselaje y su aerodinámica emplea el formato de ala delta.

Miden 3,5 metros de largo, una envergadura de 2,5 metros y pesan casi 200 kilogramos.

En el extremo delantero llevan una ojiva explosiva y el sistema de guiado funciona a través de un sensor óptico.

Pero tienen una capacidad destructiva relativamente limitada ya que sólo pueden llevar una carga útil de 50 kilos.

Los drones son lanzados desde plataformas que emplean un sistema de cohetes para impulsarlos en las primeras fases de vuelo.

La plataforma de despegue puede colocarse tanto en vehículos militares como civiles y cada lanzador puede albergar hasta cinco drones a la vez.

“Vuelan bajo y puedes enviarlos en oleadas. Estos enjambres de drones son mucho más difíciles de contrarrestar con defensas aéreas”, le dijo a la BBC el experto militar Justin Crump.

El Shahed-136 también es relativamente barato, con un costo de alrededor de US$20.000.

BBC

BBC

Justin Bronk, especialista en poder aéreo del Royal United Services Institute (Rusi), un centro de estudios basado en Londres, le dijo al diario The Guardian que los drones “son difíciles de interceptar de forma consistente”.

El experto explica que estos drones tienen una velocidad aerodinámica lenta, comparados con los misiles de crucero, lo que significa que las defensas aéreas siempre tendrán una oportunidad para interceptarlos.

“En última instancia, ofrecen una forma para que Rusia cause más bajas civiles y militares en Ucrania, pero no cambiará el rumbo de la guerra”, indica el analista.

Los equipos de defensa aérea ucranianos alrededor de Kyiv han estado utilizando misiles antiaéreos para intentar derribarlos.

A principios de octubre, las fuerzas armadas de Ucrania dijeron que estaban interceptando el 60% de todos los drones Shahed-136 entrantes.

¿Ucrania también ha utilizado drones kamikaze?

Ucrania también tiene drones kamikaze, incluido el modelo Switchblade fabricado por Estados Unidos.

Recientemente ha realizado ataques con estos drones contra una base militar rusa en Saky, en el oeste de Crimea, contra una base aérea cerca de Sebastopol y contra barcos rusos en el puerto de Sebastopol.

La doctora Marina Miron, investigadora de estudios de defensa del King’s College de Londres, le dijo a la BBC: “Si observas las explosiones en los ataques, son bastante pequeñas”.

“Sospecho que se trata de drones kamikaze caseros, a los que se les han atado explosivos”.

BBC

BBC

¿Qué otros drones tienen Ucrania y Rusia?

El principal dron militar de Ucrania es el Bayraktar TB2 de fabricación turca. Tiene aproximadamente el tamaño de un avión pequeño, lleva cámaras a bordo y puede armarse con bombas guiadas por láser.

Al comienzo de la guerra, Ucrania tenía una flota de “menos de 50” de estos, dice el doctor Jack Watling del grupo de expertos del Royal United Services Institute.

Rusia también usa el Orlan-10 “más pequeño y básico”, que tiene cámaras y puede transportar bombas pequeñas.

BBC

BBC

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.