Un estadio Azteca lleno recibe a jugadores de la NFL como en casa
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Un estadio Azteca lleno recibe a jugadores de la NFL como en casa

El Azteca no tuvo lugar ni para uno más de los cerca de 75.000 aficionados que agotaron las entradas en cuestión de minutos, ni para la polémica o la política.
Cuartoscuro
Por AP
21 de noviembre, 2016
Comparte

Para los Raiders, sacrificar un partido de local para visitar México resultó en un negocio redondo. Desde el inicio fue difícil encontrar una diferencia entre el Oakland Coliseum y el Estadio Azteca.

Miles de aficionados en negro y plata se encargaron de hacer sentir al equipo justo en casa.

Muchos de ellos se trasladaron desde la zona de la Bahía de San Francisco para hermanarse sin división de idioma con el fuerte contingente local. Todos ellos emocionados con tener una casa, aunque sea por una noche mágica, al sur de la frontera. Y muchos de ellos con una sola solicitud: “Quédate en Oakland”.

La preocupación ante la posible mudanza del equipo a Las Vegas, en donde el dueño Mark Davis, ya negocia la construcción de un moderno estadio también cruzó la frontera.

“Los Raiders son de Oakland, ahí ganamos nuestro primer Super Bowl”, dijo José, un aficionado de más de 40 años del equipo, y quien entró a un estadio por primera vez como obsequio de sus hijas. El fanático declinó dar su apellido.

En caso de que no se vayan a Las Vegas, la capital mexicana es una buena opción. Especialmente ante el ensordecedor recibimiento a los Raiders a cada paso que daban. Literalmente.

Para los Texans, libres de protagonismo en el primer Monday Night Football fuera de Estados Unidos, su cercanía con México no ayudó mucho. Sí, decenas de ellos hicieron el viaje, algunos incluso tomaron un autobús, un viaje de más de 25 horas, para presenciar historia en un estadio que recibió su séptimo juego de NFL, segundo de temporada regular y primero desde el 2 de octubre de 2005.

Pero la noche no fue de Raiders y Texans. Fue de la NFL, de México, de sus aficionados, que con camisetas de Packers, Steelers, Giants, Broncos o Cowboys enviaban un mensaje: No pueden pasar otros 11 años sin un encuentro al sur de la frontera.

Fue una noche para revivir historia en un Estadio Azteca repleto de ella.

Tommie Smith, recordado en México como el ganador del oro en los 200 metros en los Juegos Olímpicos de 1968, pero más aún por su gesto en el podio al levantar el puño en señal de protesta ante la situación racial del momento en Estados Unidos, encendió un simbólico pebetero en memoria del difunto e icónico ex dueño de los Raiders, Al Davis, pero que bien podría representar el fuego de la pasión de México por los Raiders.

El Azteca no tuvo lugar ni para uno más de los cerca de 75.000 aficionados que agotaron las entradas en cuestión de minutos, ni para la polémica o la política.

Los temores de un abucheo al himno estadounidense se disiparon con un acto de astucia logística. Los cientos de niños que conformaron la bandera de Estados Unidos, de inmediato la convirtieron en el lábaro mexicano conforme Becky G entonaba las últimas notas del himno.

Pero la noche no fue perfecta. El grito denigrante en contra de la comunidad gay que ha causado polémica en México y el mundo se hizo presente una vez más, con la patada de salida de los Texans, luego de ponerse al frente en el marcador 3-0 en el primer cuarto.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

El hombre que vivió tres meses en un aeropuerto 'por miedo al coronavirus'

Aditya Singh, que ha sido arrestado, permaneció en un área segura del aeropuerto internacional de Chicago y sobrevivió gracias a las limosnas de los pasajeros.
18 de enero, 2021
Comparte
Aeropuerto

Getty Images
Se le ha prohibido la entrada al aeropuerto y debe pagar US$1.000 de fianza.

Un hombre demasiado asustado para volar debido a la pandemia vivió sin ser detectado en un área segura del aeropuerto internacional de Chicago durante tres meses, según los fiscales de EE.UU.

Aditya Singh, 36, fue arrestado el sábado después de que el personal de la aerolínea le pidiera presentar su identificación.

Enseñó una credencial, pero supuestamente pertenecía a un director de operaciones que denunció su desaparición en octubre.

La policía asegura que Singh llegó en un vuelo desde Los Ángeles al Aeropuerto Internacional O’Hare el 19 de octubre.

Al parecer, encontró la placa del personal en el aeropuerto y “tenía miedo de volver a casa debido al Covid”, dijo la asistente del fiscal del Estado Kathleen Hagerty, informa el Chicago Tribune.

Avión

Getty Images
El pasajero llegó en un vuelo desde Los Ángeles y no está claro qué hacía en Chicago.

Se las arregló para vivir de las limosnas de otros pasajeros, según le comunicó Hagerty al juez del caso.

La jueza del condado de Cook, Susana Ortiz, expresó su sorpresa ante las circunstancias del caso.

¿Representó un riesgo de seguridad?

“Si le entiendo bien, usted me está diciendo que un individuo no autorizado, que no forma parte del personal, estuvo viviendo, supuestamente, en una zona segura de la terminal del aeropuerto O’Hare desde el 19 de octubre de 2020 hasta el 16 de enero de 2021, ¿y no fue detectado? Quiero entenderle correctamente”, le dijo al fiscal que expuso las acusaciones el domingo.

Singh vive en un suburbio de Los Ángeles y no tiene antecedentes penales, según la ayudante de la defensa, Courtney Smallwood. No está claro por qué estaba en Chicago.

Se le ha acusado de un delito de allanamiento en una zona restringida de un aeropuerto y de un delito menor de robo. Se le ha prohibido la entrada al aeropuerto y debe pagar US$1.000 de fianza.

Aeropuerto

Getty Images
Singh no representó un “riesgo de seguridad” para el resto de pasajeros, según Departamento de Aviación de Chicago.

“El tribunal encuentra estos hechos y circunstancias bastante sorprendentes debido al supuesto período de tiempo en que esto ocurrió”, dijo el Juez Ortiz.

“Basado en la necesidad de que los aeropuertos sean absolutamente seguros para que la gente se sienta a salvo cuando viaja, encuentro que esas supuestas acciones lo convierten en un peligro para la comunidad”.

Por su parte, el Departamento de Aviación de Chicago, que supervisa los aeropuertos de la ciudad, emitió un comunicado: “aunque este incidente sigue siendo investigado, hemos podido determinar que este caballero no representaba un riesgo de seguridad para el aeropuerto o para los viajeros”.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la última versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=5BNNcz1-soc

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.