El muro de Trump una mala idea hasta para los intereses de EU
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Especial

El muro de Trump una mala idea hasta para los intereses de EU

La barrera física que ya existe a lo largo de mil kilómetros entre la frontera de México y Estados Unidos cuesta cada año por concepto de mantenimiento 25 millones de dólares, crear un nuevo muro podría triplicar el gasto, además que afectara las relaciones comerciales que ascienden a 1.4 mil millones de dólares diarios entre los dos países.
Especial
Por Tania L. Montalvo
26 de enero, 2017
Comparte

El muro que Donald Trump planea construir entre México y Estados Unidos más que crear una barrera para frenar el tráfico ilegal de personas y mercancías, como asegura el presidente estadounidense, acarreara afectaciones a negocios, comercios y la vida cotidiana de ciudadanos de los dos países, además que incluirá incrementos presupuestales para la seguridad fronteriza del vecino país.

Sólo el mantenimiento de los mil kilómetros de valla fronteriza que ya existen entre México y Estados Unidos cuesta en estos momentos a los estadounidenses 25 millones de dólares anuales.

Construir un nuevo muro a lo largo de los 3 mil kilómetros fronterizos —aún cuando México pagara por él— triplicará ese costo de mantenimiento anual. Este gasto extra se haría pese a que, frente a los estados de California, Arizona y Nuevo México, ya existe una valla y en el resto de la frontera hay barreras naturales que obstaculizan el cruce ilegal, según información de la Agencia de Aduana y Protección Fronteriza (CBP).

“De los dos lados de la frontera actualmente existen puntos de control, de seguridad. Anunciar la construcción de un muro en toda la línea fronteriza no es más que una distracción ante la necesidad de resolver problemas reales. Esta propuesta es más simbólica que real en cuanto a posibles resultados” dijo en entrevista Jon Barela, CEO de The Borderplex Alliance, organización que representa una alianza binacional que involucra a negocios y empresarios tanto de Ciudad Juárez, Chihuahua como de El Paso, Texas y Las Cruces, Nuevo México.

Datos de The Borderplex Alliance indican que cada día hay 2 mil 500 cruces comerciales que son “parte de la vida cotidiana” de los ciudadanos que viven en la región.

Barela explicó que la gente en Estados Unidos no está entendiendo la importancia que tiene para el país una buena relación diplomática y comercial con México y dio unos ejemplos: El 15% de las compras que se realizan en El Paso, Texas son de clientes mexicanos que cruzan la frontera pero, dijo, la buena relación no sólo tiene consecuencias en la región fronteriza.

Un tercio de las transacciones de negocio que se realizan en Michigan, Detroit, también tienen vínculo con México, según datos oficiales.

Lo anterior también está directamente vinculado con el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (NAFTA, por sus siglas en inglés), del que Trump planteó la necesidad de renegociar.

Según Trump, éste acuerdo ha beneficiado sólo a México aunque los datos muestran que un crecimiento manufacturero de 10% del lado mexicano, implican que el empleo del otro lado de la frontera se incrementa en 2.2% en Brownsville, 2.8% en El Paso, 4.6% en Laredo y 6.6% en McAllen.

Otro dato: las exportaciones de Nuevo México han aumentado 350% a México sólo desde 2007.

Y no sólo es ese punto de la frontera el que se ha beneficiado: entre Arizona y Sonora hay 50 millones de cruces diarios, lo que implica un intercambio comercial que asciende a 41 mil millones de dólares.

En total, seis millones de trabajos en Estados Unidos dependen de la actual relación con México.

Migración y seguridad

Parte de la idea de Trump para modificar los puntos de la relación bilateral tiene vínculo con el tema migratorio y de seguridad.

La organización WOLA informó este miércoles que, según cifras oficiales, la mayor parte de las drogas traficadas hacia Estados Unidos ingresan de contrabando a través de puntos de entrada legales; por lo que construir un muro incluso en las áreas con frontera natural no modificaría el cruce de mercancías ilegales.

Según el presidente estadounidense, el muro es necesario para frenar a criminales y violadores que cruzan ilegalmente la frontera. “Es una barrera innecesaria” dice WOLA, destacando que no existe evidencia de que los migrantes sean, en realidad, criminales —los datos indican que 80% de los migrantes con registro de haber cometido un crimen están acusados de algún delito vinculado a su estatus migratorio, es decir, intentar cruzar sin papeles—; pero además, los arrestos de mexicanos que buscan entrar sin documentos a Estados Unidos se encuentra actualmente en su nivel más bajo desde 1970.

La cooperación entre México y Estados Unidos en seguridad ocurre a través de la Iniciativa Mérida, un programa que se desarrolló e implementó durante los gobiernos de George W. Bush y Felipe Calderón.

El plan se trazó para entregar 1.4 mil millones de dólares a México y Centroamérica para equipo y entrenamiento para fuerzas de seguridad entre 2008 y 2010.

Sin embargo, desde 2008 y hasta el año pasado el Congreso aprobó 2.6 mil millones de dólares sólo para México. Y para este 2017 están por autorizarse otros 129 millones.

La orden ejecutiva que firmó Trump este miércoles incluye un apartado que ordena entregar en un periodo máximo de 30 días un reporte con los recursos que se han otorgado a México en los últimos cinco años en apoyos económicos, humanitarios y militares, ya sea por acuerdos bilaterales o multilaterales.

Lo anterior, con el fin de conocer cuántos recursos de Estados Unidos recibe México y que éstos sean utilizados para la construcción del muro que, según un estimado de la Agencia de Aduanas y Protección Fronteriza no es menor a 11.37 mil millones de dólares, cantidad poco comparable con la ayuda que pudo recibir México.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Crecen las protestas en China por los confinamientos; manifestantes piden que Xi Jinping renuncie

El fin de semana se inensificaron las protestas a raíz de un incendio que mató a 10 personas en un bloque de apartamentos en Urumqi.
27 de noviembre, 2022
Comparte

Las protestas contra las restricciones por COVID-19 en China se intensificaron a raíz de un incendio que mató a 10 personas en un bloque de apartamentos en Urumqi, capital de la región autónoma uigur de Xinjiang, en el oeste del país.

Miles de personas salieron a las calles de Shanghái para recordar a las víctimas y manifestarse contra las restricciones. Muchos de los presentes exigían la renuncia del presidente Xi Jinping.

La BBC vio al menos a tres personas que fueron llevadas en coches de la policía.

Muchos señalan el confinamiento en los edificios como la causa de las muertes en el incendio.

Si bien las autoridades chinas niegan que esa haya sido la causa, los funcionarios de Urumqi emitieron una disculpa inusual el viernes por la noche y se comprometieron a “restaurar el orden” eliminando gradualmente las restricciones.

“Xi Jinping, renuncia”

En la protesta en Shanghái, la ciudad más grande de China y centro financiero mundial, se vio a algunas personas encendiendo velas y dejando flores para las víctimas.

Urumqi

Getty Images
Una gran presencia policial podía verse en las calles de Urumqi el domingo por la mañana.

Otros gritaban consignas como “Xi Jinping, renuncia y “Partido Comunista, renuncia”. Algunos también sostenían pancartas en blanco.

Esta clase de demandas son algo inusual dentro de China, donde cualquier crítica directa al gobierno y al presidente puede resultar en duras sanciones.

Un manifestante le dijo a la BBC que se sintió “conmocionado y emocionado” de ver a la gente en las calles, y dijo que era la primera vez que veía una disidencia a gran escala en China.

Dijo también que los encierros lo habían hecho sentir “triste, enojado y desesperanzado”, y lo habían dejado incapaz de ver a su madre enferma, que estaba en medio de un tratamiento contra el cáncer.

Otra manifestante le explicó a la BBC que a los policías se les preguntó cómo se sentían acerca de las protestas y la respuesta fue “igual que tú”. Pero, dijo, “usan sus uniformes, así que están haciendo su trabajo”.

Otros relataron hechos de violencia, y un manifestante le dijo a la agencia de noticias AP que uno de sus amigos había sido golpeado por la policía en el lugar, mientras que otros dos habían sido rociados con gas pimienta.

Presencia policial

Aunque la situación en la zona se había calmado el domingo por la mañana, la BBC vio una mayor presencia policial en el área de la protesta, con varias decenas de policías, guardias de seguridad privados y policías vestidos de civil en las calles.

Urumqi

Getty Images
Muchos dejaron flores en las calles para recordar a las víctimas del incendio.

En otros lugares, en varias universidades chinas, aparecieron en internet fotos y videos de estudiantes que protestaban el sábado por la noche. La multitud más grande parecía estar en la Universidad de Comunicaciones de Nanjing.

Los videos de las protestas son difíciles de verificar de forma independiente, pero muchos de ellos muestran una crítica inusualmente explícita y abierta al gobierno y su líder.


Protestas inusuales

Tessa Wong, Reportera Digital de la BBC en Asia

El incendio de Urumqi fue un escenario de pesadilla para muchos chinos que se han visto sometidos a restricciones generalizadas en los últimos meses, encerrados en sus apartamentos sin forma de escapar, según algunos relatos.

Las autoridades han cuestionado estas afirmaciones, pero esto no ha impedido que se propague la indignación pública y la ansiedad.

El incidente se ha convertido en el último punto de inflexión en la creciente frustración. Millones están cansados ​​de tres años de restricciones de movimiento y pruebas diarias de covid.

Xi Jinping

Getty Images
Durante las protestas se escuchaban gritos que exigían la renuncia de Xi Jinping.

La ira se ha extendido a todos los rincones de China, desde las principales ciudades hasta regiones remotas como Xinjiang y el Tíbet, y ha galvanizado a todos los sectores de la sociedad, incluidos los jóvenes estudiantes universitarios, los trabajadores de las fábricas y los ciudadanos comunes.

A medida que crece esta ira, las protestas contra las medidas por la covid se han convertido en algo cada vez más común. Pero incluso las manifestaciones de este fin de semana son inusuales en esta nueva normalidad, tanto en su número como en la franqueza de sus críticas al gobierno y al presidente Xi Jinping.

Salir a las calles en masa con cientos de personas pidiendo la renuncia del presidente Xi se creía impensable no hace mucho tiempo.

Pero después de una protesta dramática reciente en un puente de Pekín que sorprendió a muchos, parece haberse establecido un precedente para la expresión de una disidencia más abierta y aguda.

Otros también han optado por ondear la bandera china y cantar el himno nacional, cuyas letras defienden los ideales revolucionarios e instan al pueblo a “levantarse, levantarse”.

Es una muestra de patriotismo que también podría leerse como una expresión de solidaridad con los compatriotas chinos que sufren bajo la política de covid cero de Xi, y un llamado a la acción.


Las protestas son las más recientes de una serie acelerada de manifestaciones contra las medidas de covid cero de China que también se han vuelto cada vez más audaces en las críticas al gobierno y al presidente Xi.

La estrategia de covid cero es la última política de este tipo entre las principales economías del mundo y se debe en parte a los niveles de vacunación relativamente bajos de China y al esfuerzo por proteger a las personas mayores.

Los confinamientos de último momento han causado ira en todo el país, y las restricciones de covid en general han desencadenado protestas violentas recientes desde Zhengzhou hasta Guangzhou.

A pesar de las estrictas medidas, el número de casos de China esta semana alcanzó récords históricos desde que comenzó la pandemia.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.