En qué se parece el escándalo Rusia-Donald Trump al Watergate, que provocó la caída de Nixon
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AFP

En qué se parece el escándalo Rusia-Donald Trump al Watergate, que provocó la caída de Nixon

La polémica por los contactos de Rusia con gente del equipo de Donald Trump ha generado comparaciones con el caso Watergate.
AFP
Por Gerardo Lissardy // BBC Mundo
4 de marzo, 2017
Comparte

Fue un aviso dirigido al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de esos que pueden ir con doble sentido: “Hey Donald, un consejo: los encubrimientos no se hacen más fáciles a medida que avanzan”.

Lo llamativo es que quien lanzó esa advertencia por Twitter el miércoles fue John Dean, consejero legal de la Casa Blanca durante la presidencia de Richard Nixon, el mandatario que acabó renunciando en 1974 por el escándalo Watergate.

Y como ahora el gobierno de Trump enfrenta su propia polémica por revelaciones de contactos de hombres cercanos al presidente con Rusia, el consejo público de Dean pareció mordiente. 

Ocurrió justo cuando se descubría que el flamante fiscal general de EE.UU., Jeff Sessions, mantuvo conversaciones con el embajador ruso en Washington el año pasado, que evitó mencionar en enero al ser interrogado bajo juramento en el Senado.

Bajo enorme presión, Sessions compareció ante los medios este jueves.Derechos de autor de la imagenEPA
Image captionBajo enorme presión, Sessions compareció ante los medios este jueves.

Bajo fuertes críticas, Sessions se declaró impedido este jueves de participar de cualquier investigación sobre la campaña electoral de 2016, incluida la presunta injerencia que Moscú tuvo —según miembros de inteligencia de EE.UU.— en las elecciones buscando favorecer a Trump.

Sessions negó que sus conversaciones con el embajador tuvieran relación con la campaña.

El caso de los contactos con Rusia ya provocó la renuncia del consejero de seguridad nacional de Trump, Michael Flynn, tras conocerse que él también se había comunicado antes de asumir con el embajador de Moscú, Sergey Kislyak.

Todo esto ha llevado a Dean y otros conocedores del caso Watergate a comparar la situación política actual en Washington en aquellos años. Pero, ¿hasta dónde se parecen?

“A hipervelocidad”

“Lo que veo o escucho son ecos de Watergate”, dijo el propio Dean la semana pasada en “Democracy Now!”, un noticiario local. “No tenemos Watergate 2.0 todavía, pero tenemos algo que está empezando a parecer que podría ir ahí”.

El escándalo Watergate estalló luego de una irrupción en la sede de la campaña demócrata y creció con el intento de tapar el involucramiento del gobierno de Nixon, que renunció enfrentando el riesgo de un juicio político o impeachment en el Congreso.

Dean, definido como “maestro manipulador del encubrimiento” por el Buró Federal de Investigaciones (FBI por sus siglas en inglés), comparó incluso los estilos de Nixon y Trump, ambos electos por el Partido Republicano.

El escándalo del Watergate acabó con la presidencia de Nixon en 1974.
Image captionEl escándalo del Watergate acabó con la presidencia de Nixon en 1974.

“Ambas son personalidades autoritarias”, dijo. “Y este es un tipo de personalidad que trata de asustar a la gente para tomar a un hombre fuerte como su líder”.

“Hay razones para comparar las dos presidencias, con la advertencia de que la presidencia de Trump lleva 41 o 42 días, entonces es muy nueva”, dijo Margaret O’Mara, una profesora de historia en la Universidad de Washington (UW) a BBC Mundo.

Y señaló que, mientras el caso Watergate tardó años, el de los contactos con Rusia “se está desarrollando a hipervelocidad, es realmente extraordinaria la forma en que las cosas se mueven”.

Apoyo de Donald Trump

Este jueves, Donald Trump expresó su apoyo a Sessions, diciendo que no debía abstenerse de participar de investigaciones sobre la campaña, lo que de todos modos ocurrió poco después, como lo comenzaban a reclamar incluso congresistas republicanos.

El presidente Donald Trump negó que estuviera al tanto de los contactos de Sessions con el embajador.

TrumpDerechos de autor de la imagenTWITTER
Image captionTrump defendió la honestidad de Sessions en Twitter.

Y en una nueva serie de tuits, Trump escribió que Sessions no dijo “nada malo”, aunque “podría haber dado una respuesta con más precisión”.

También aprovechó para arremeter contra lo que llamó “caza de brujas” del Partido Demócrata y quejarse de las “totalmente ilegales filtraciones”.

“No se trata del delito sino del encubrimiento”

La Casa Blanca también ha defendido a su jefe de gabinete, Reince Priebus, negando reportes de prensa que señalaron que intentó sin éxito que el FBI refutara informaciones sobre vínculos de asesores de Trump con Rusia.

“No sabemos lo que está pasando, pero el gobierno está presionando tanto contra cualquier tipo de investigación que comprensiblemente plantea sospechas, entre la prensa y el electorado de tendencia liberal”, sostuvo O’Mara.

El encubrimiento de sus contactos con Rusia ya le costó el cargo a Michael Flynn.Derechos de autor de la imagenGETTY IMAGES
Image captionEl encubrimiento de sus contactos con Rusia ya le costó el cargo a Michael Flynn.

A su juicio, “la gran lección histórica de la presidencia de Nixon es que no se trata del delito, sino del encubrimiento”.

Este jueves, la Casa Blanca admitió que Jared Kushner, yerno y asesor de Donald Trump, también participó junto a Flynn de un encuentro con el embajador ruso Kislyak en diciembre, para establecer “una línea de comunicación” entre ambos gobiernos.

Esa reunión se había mantenido en reserva hasta ahora.

Al igual que ocurre con Sessions, se desconoce el contenido exacto de las conversaciones con el enviado ruso, aunque el gobierno niega que hubiera algo indebido en ellas.

“Punto de inflexión”

Otra similitud señalada por Dean y O’Mara son los ataques al periodismo por parte de Nixon y Trump, quien acusó a varios medios de comunicación que,según él dan noticias falsas, de ser “enemigos del pueblo”.

Carl Bernstein, uno de los periodistas del diario The Washington Post que reveló el caso Watergate, sostuvo en la cadena CNN que los ataques de Trump a la prensa “son más desleales” que los de Nixon.

Sin embargo, Joan Hoff, una historiadora que ha publicado libros sobre Nixon, advirtió que aunque a éste le desagradaba la prensa “nunca afirmó que era un enemigo del pueblo, pública o privadamente”.

“Las comparaciones son exageradas en este momento”, dijo Hoff a BBC Mundo.

Trump y Sessions.Derechos de autor de la imagenGETTY IMAGES
Image captionVoces del Partido Demócrata han reclamado la renuncia de Sessions.

También sostuvo que Dean “se ha hecho a sí mismo una especie de héroe de la investigación de Watergate, cuando fue un participante del encubrimiento”.

Entonces, ¿podría el caso de los contactos con Rusia conducir a un impeachment presidencial como en Watergate?

Según Hoff, esa pregunta carece de fundamento porque, para que haya un juicio político, el presidente debería haber cometido un delito.

“Hasta ahora no hay ningún indicio de que el propio Trump haya hecho eso: probablemente lo haya hecho gente trabajando para él, pero eso no lleva al impeachment del presidente”, indicó.

Una diferencia importante es que ahora el Partido Republicano del presidente controla el Congreso, algo que no ocurría con Nixon.

Pero O’Mara cree que “es posible” que todo termine en un juicio político a Trump, aunque es temprano para saberlo.

“El impeachment es algo que requiere que los partidarios leales y la gente que está del lado del presidente cambie y diga que esto fue demasiado lejos”, explicó. “Ese sería el punto inflexión”.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Reuters

Rieli Franciscato, experto en tribus amazónicas, muere tras ser alcanzado por una flecha en el pecho

Franciscato pasó gran parte de su carrera tratando de proteger a las tribus indígenas del Amazonas y este miércoles fue murió tras recibir un flechazo en Brasil.
Reuters
14 de septiembre, 2020
Comparte

EEl reconocido experto en tribus del Amazonas Rieli Franciscato murió este miércoles al recibir un flechazo en el pecho mientras realizaba una visita a la tierra de una tribu indígena no contactada.

El incidente ocurrió en la región de Seringueiras, un territorio remoto del Amazonas brasileño ubicado en el estado de Rondonia (noroeste).

Según la policía, Franciscato, de 56 años, se encontraba en una misión monitoreando el contacto de indígenas aislados con otra gente, como parte de su trabajo para la Fundación Nacional del Indio de Brasil (Funai).

La Asociación de Defensa Etnoambiental Kanindé, que él ayudó a crear en la década de 1980, explicó que la comunidad indígena que lo habría atacado no pudo haber distinguido entre un amigo o un enemigo foráneo.

La organización lamentó su muerte y recordó que el experto “dedicó su vida hasta el último segundo haciendo lo que más amaba: luchar por los pueblos de la selva”.

“Era un excelente profesional, serio y dedicado. Nos deja una gran nostalgia y un impecable legado de décadas en la Amazonía”.

https://twitter.com/LemusteleSUR/status/1303889856624578560?ref_src=twsrc%5Etfw%7Ctwcamp%5Etweetembed%7Ctwterm%5E1303889856624578560%7Ctwgr%5Eshare_3&ref_url=https%3A%2F%2Fwww.telesurtv.net%2Fnews%2Fasesinan-defensor-derechos-indigenas-rondonia-brasil-20200910-0025.html

¿Qué le pasó?

La Funai no ofreció detalles sobre la muerte de Franciscato.

Pero según testigos, él y su equipo fueron atacados cuando se acercaban a una tribu indígena.

El experto, que estaba acompañado por la policía local, trató de refugiarse detrás de un vehículo, pero fue alcanzado por una flecha que lo golpeó cerca del corazón.

Un policía que presenció el incidente dijo que Franciscato logró sacarse la flecha.

Gritó, se sacó la flecha del pecho, corrió 50 metros y se derrumbó, sin vida“, contó el policía en una grabación de audio que fue publicada en las redes sociales.

Gabriel Uchida, un fotoperiodista local que también presenció el incidente, le dijo a la agencia de noticias AFP que Franciscato había estado tratando de observar a la tribu conocida como el “grupo aislado del río Cautario“.

Además, agregó que la tribu “es conocida como un grupo pacífico”.

“La última vez que aparecieron en la región fue en junio (…). Era un grupo más grande, muy pacífico. Incluso dejaron regalos en una casa”.

Tres miembros de una tribu indígena.

Reuters
Los investigadores han logrado ponerse en contacto con tribus aisladas de la Amazonía brasileña sin incidentes en el pasado.

“Esta vez, solo había cinco hombres armados, un grupo de guerra. Eso significa que algo debe haber sucedido para que buscaran ‘venganza'”.

En 2018, el misionero estadounidense John Allen Chau fue muerto por una tribu en las islas del archipiélago Andamán y Nicobar del Océano Índico, que le disparó con flechas y dejó su cuerpo en la playa.

La historia del joven le dio la vuelta al mundo.

¿Qué ha estado pasando en la región?

La ONG indigenista Survival International explicó que Franciscato fue llamado a la zona después de que varias tribus no contactadas aparecieran en los últimos meses.

Grupos ganaderos y madereros han destruido gran parte del bosque de la zona en los últimos años y han amenazado con seguir destruyéndolo.

Mediante un comunicado, Survival International dijo que la muerte de Franciscato es consecuencia de “la enorme presión” que las haciendas ganaderas están ejerciendo sobre estas tribus y su selva.

Los grupos indígenas en la Amazonía y en otras partes del mundo suelen reaccionar violentamente ante los forasteros que ingresan en sus tierras.

Los líderes indígenas dicen que los incidentes con mineros ilegales, agricultores y madereros en sus tierras ancestrales se han vuelto mucho más comunes desde que el presidente brasileño Jair Bolsonaro asumió el cargo en 2019, prometiendo desarrollar la región amazónica.

Un bosque del Amazonas en llamas.

Getty Images
El presidente Bolsonaro ha sido criticado por los altos niveles de deforestación que han ocurrido durante su mandato.

Grupos conservacionistas culpan a Bolsonaro y a su gobierno de quitarle recursos a organismos como la Funai y el Instituto Brasileño del Medio Ambiente y de los Recursos Naturales Renovables (Ibama) y de ignorar las actividades de los agricultores y madereros que limpian tierras en el Amazonas, acelerando la deforestación.

Bolsonaro ha cuestionado durante mucho tiempo la necesidad de contar con grandes reservas indígenas en la selva tropical y ha defendido la apertura de áreas protegidas para la agricultura y la minería.

El Amazonas, la selva tropical más grande del mundo, es hogar de unas 100 tribus aisladas, según Survival International.

Durante su trabajo en la Funai, Franciscato dirigía un programa para proteger a los grupos indígenas aislados.

“Rieli dedicó la vida a la causa indígena. Con más de tres décadas de servicios en el área, deja un inmenso legado para la política de protección de esos pueblos”, aseguró el coordinador general de Indígenas Aislados y de Reciente Contacto de Funai, Ricardo Lopes Dias.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=ARrMFeZEfmU

https://www.youtube.com/watch?v=GlC2empuaB4&t=2s

https://www.youtube.com/watch?v=XBfltfjAEZk

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.