close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Foto: Semanario Contraseña

Una inversión de 1,200 mdp no ha servido para rescatar a la vaquita marina

Solo quedan 30 ejemplares de la vaquita marina, de los 150 de los que se tenía registro en 2007; los programas para proteger a esta especie han fracasado.
Foto: Semanario Contraseña
Por Tania L. Montalvo y Gonzalo Ortuño
20 de abril, 2017
Comparte

Con la puesta en marcha de un área de refugio para la protección de la vaquita marina en el Golfo de California en 2007, se habló de que existían 150 ejemplares. Una década después, y tras más de 1,200 millones de pesos invertidos, hay sólo 30 y una alerta encendida ante su próxima extinción.

En esos diez años los gobiernos de Felipe Calderón y de Enrique Peña Nieto han implementado sin éxito diversos programas, estrategias e incluso ampliado el área de protección marítima para el único mamífero marino endémico de México.

Apenas el pasado 11 de abril, la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) anunció que la suspensión de pesca temporal vigente desde abril de 2015 en el norte del Golfo de California se extendería hasta el próximo 31 de mayo para continuar con las acciones destinadas a la protección de la vaquita marina.

Pero estos dos años en los que se ha mantenido a los pescadores fuera del mar para evitar que las vaquitas queden atrapadas en sus redes y mueran, poco ha servido para la conservación: sólo en el último año hubo una reducción de 50% en el número de vaquitas, pues en 2015 el Comité Internacional para la Recuperación de la Vaquita informó de la existencia de 60 ejemplares.

El mismo Comité (CIRVA) alertó desde 2014 que la pesca ilegal de totoaba es la principal amenaza para la especie, pero entre las acciones gubernamentales que han buscado su conservación acabar con esta práctica es la que registra menos avances.

Las vaquitas mueren en las redes para pescar totoaba —también en peligro de extinción y cuya pesca está prohibida desde 1975—, pero la vejiga natatoria o buche de este pez se exporta a China por una falsa creencia de que tiene efectos medicinales y afrodisíacos. Su valor es de 8 mil 500 dólares por kilo de vejiga, lo que implica para los pescadores ganar con pocas jornadas de pesca lo que acumulan en medio año de trabajo.

Según datos de la misma Procuraduría Federal de Protección al Ambiente —a cargo de la inspección y vigilancia para evitar la pesca ilegal—, el número de recorridos y operativos en el Golfo de California para evitarla es el mismo desde hace cinco años, pese a las alertas de que la práctica aumenta.

El número de personas detenidas por esta actividad ilegal disminuyó 65% entre 2015 y 2016; y el presupuesto asignado a las delegaciones de Profepa en Baja California y Sonora —entidades en las que se aplica el operativo de conservación— ha bajado 85% desde 2013, según información de esa instancia entregada tras una solicitud de información pública.

“En octubre y noviembre de 2016, se descubrieron 105 piezas de artes de pesca ilegales o abandonadas (…) Esto demuestra que las actividades de pesca ilegal continúan en niveles alarmantes”, denunció en su último informe el Comité Internacional para la Recuperación de la Vaquita.

Miles de millones de pesos invertidos

En 1997 se realizó el primer esfuerzo para estimar con mayor precisión el tamaño de la población de vaquitas en el Alto Golfo de California. En ese entonces se estimó que existían al menos 570 vaquitas.

Diez años después, la vaquita se sumó a las especies de la lista del Programa de Conservación para el Desarrollo Sostenible y en 2008 se creó el Programa de Acción para la Conservación de la Vaquita Marina.

Éste último programa se enfocó en apoyar a los pescadores de la zona en la modificación de sus técnicas de pesca para evitar la captura accidental de la vaquita marina.

Hasta 2010 tuvo un presupuesto anual de 70 millones de pesos. El año siguiente sufrió un recorte de 57% al recibir sólo 30 millones; monto con el que se mantuvo hasta 2013.

En 2014 recibió cuarenta millones pero para el siguiente año el programa desapareció y se transformó en el Programa de Compensación Social por la Suspensión Temporal de Pesca para contribuir a la Conservación de la Vaquita Marina publicado en el Diario Oficial de la Federación en abril de 2015.

Éste último, vigente hasta el 31 de mayo próximo, ya no se enfoca en apoyar a los pescadores de la zona en mejorar sus técnicas de trabajo para evitar que la vaquita quede atrapada de sus redes, si no que los saca del mar y les entrega un apoyo para compensar la falta de actividad económica.

Cuando se anunció la estrategia en 2015 se prometió un presupuesto mínimo de 541 millones de pesos anuales en compensaciones. Según datos de la Cuenta Pública, ese año se ejerció 37% menos: 341 millones 728 mil pesos.

Mientras que en 2016 se registró un gasto de 501 millones 311 mil pesos, según datos entregados vía transparencia por la Semarnat y la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas.

En total, la inversión desde 2010 es de 1,200 millones 167 mil pesos, sumando también lo ejercido durante el primer trimestre de 2017.

Pero en ese periodo, los registros oficiales muestran que la desaparición de vaquitas no paró, al contrario: el número de ejemplares pasó de 150 en 2007 a 97 en 2014, y finalmente 30 al cierre de 2016.

¿Es posible la conservación de la especie?  

Ante este escenario, la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) anunció el pasado 4 de abril el arranque del Proyecto Vaquita CPR (Conservación, Protección y Recuperación), una medida de emergencia para trasladar a algunos de los ejemplares restantes a un santuario temporal con la esperanza de que puedan reproducirse en un lugar seguro, lejos de los peligros de la pesca.

Según el gobierno federal, este proyecto se financiará con tres millones de dólares aportados por organizaciones civiles internacionales y responde a una de las recomendaciones del Comité Internacional para la Recuperación de la Vaquita.

La reproducción de la especie, aún tras la creación de este santuario, enfrentaría tres retos, según el profesor investigador del Instituto de Oceanografía de Scripps, Octavio Aburto: la dificultad de localizar a los ejemplares ya se por aire o vía marítima, el poco estrés que pueden soportar al ser manipuladas y perseguidas, así como la baja diversidad genética que poseen por la reducción de ejemplares.

Se presume que la vaquita puede empezar a reproducirse alrededor de los 6 años. La hembra tiene sólo una cría durante la primavera, probablemente cada dos años o más. El ejemplar más viejo encontrado ha sido una hembra con una edad estimada de 21 años. Es decir, una hembra solo podría tener entre 5 y 7 crías en toda su vida reproductiva.

Además de que esta baja tasa reproductiva es un factor en contra para su reproducción, se estima que menos del 20% de los ejemplares vivos son hembras.

El especialista en Ecología costera considera que la estrategia del gobierno federal sólo se ha enfocado en acciones de corto plazo que no pintan un futuro para la especie mexicana; sostiene que investigadores y expertos alertaron el peligro inminente para la vaquita marina desde 1970, tan sólo 20 años después de haber sido descubierta.

“Desde entonces se fue documentando cómo estos animales tenían una interacción muy fuerte con las pesquerías locales, principalmente en aquel entonces todavía con la pesquería de totoaba”, explica el biólogo marino en entrevista.

Actualmente, Octavio es coordinador del Programa Marino de California, el cual trabaja en comunidades del Alto Golfo para monitorear y obtener datos de las pesquerías.

Se trata de un programa asociado a varias instituciones académicas, incluyendo la Universidad de Baja California Sur,  la Universidad de California y la Autónoma de Baja California, entre otras.

Aburto asegura que durante los últimos 10 años las autoridades han desperdiciado miles de millones de pesos en medidas que no atacan el problema de raíz: la dependencia a la pesca y la falta de oportunidades.

“¿Quién ha invertido en trabajo, en economía, en áreas alternativas, incluso en educación?  A todos los chavos de 13 o 14 años los están reclutando para la pesca porque no tienen otras opciones”, explica el especialista, para quien los subsidios de fomento a la no pesca sólo han agravado el problema.

Actualmente, la estrategia se enfoca en mantener a los pescadores fuera del mar, pero la pesca ilegal continúa y el número de vaquitas se mantiene a la baja.

Hace tres años expertos internacionales proyectaron que el ritmo de muerte de la vaquita implicaría su desaparición para 2018. A poco tiempo de que se cumpla ese periodo, los múltiples programas gubernamentales no han podido frenar la muerte de las vaquitas.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

La escandalosa historia alrededor del primer billete con una mujer emitido por el Banco de México

El enigma de quién es la mujer que aparece en el primer billete emitido por el Banco de México en 1925 perdura hasta la actualidad.
10 de junio, 2019
Comparte

La mujer del primer billete de 5 pesos emitido por el entonces recién creado Banco de México es un enigma que ha perdurado por casi un siglo.

Con sus ojos grandes y claros, finas facciones, aretes prominentes y una larga cadena de joyas que rodea su cabeza y cuello, su imagen estuvo en las manos de los mexicanos durante casi la mitad del siglo XX, de 1925 a 1970.

La mujer no es un personaje de la historia de México y en el billete no hay alguna leyenda que indique quién es.

Por su imagen, popularmente fue llamada por los mexicanos como “la gitana”.

Pero además, desde que salió a circulación y hasta la actualidad en México ha corrido un rumor de que se trataba de la amante del secretario de Hacienda de la época, Alberto J. Pani (1923-1927).

Plutarco Elías Calles asume la presidencia junto a Alberto J. Pani

Getty Images
Alberto J. Pani (izquierda) fue el secretario de Hacienda en el gobierno de Plutarco Elías Calles (derecha).

El presunto romance del alto funcionario con una actriz catalana llamada Gloria Faure, el cual causó un gran escándalo en la década de 1920, reforzó la leyenda.

Tanto así que la mujer del billete también fue llamada “Gloria, la gitana”.

¿Pero quién es realmente la mujer que aparece en él? ¿Qué se sabe del amorío del secretario Pani? ¿Cómo surgió el billete?

Esto es lo que se sabe del supuesto romance del funcionario con Faure y lo que el Banco de México explicó a BBC Mundo sobre el origen del enigmático billete.

El escándalo de Nueva York

El ministro Pani viajó a Nueva York en septiembre de 1925 para establecer acuerdos con banqueros de Wall Street.

En esa ocasión llevó como acompañante a Gloria Faure, quien era una actriz de origen catalán que por entonces se sabía que era amante del funcionario, según una investigación de Mariana Saucedo, experta en numismática del Banco de México publicada en “Extraordinarias mujeres en los billetes de México”.

El señalamiento también es recogido en el compendio Behind the Throne: Servants of Power to Imperial Presidents, 1898-1968 (Detrás del trono: siervos del poder para los presidentes imperiales 1898-1968), de Robert Freeman Smith.

Alberto J. Pani con Plutarco Elías Calles

Getty Images
Pani (izquierda) era uno de los hombres fuertes del gobierno de Calles.

Los expertos coinciden en que, en un momento, la presencia de Faure y su relación con el secretario provocó un escándalo en las negociaciones con los banqueros, entre ellos Thomas W. Lamont.

“En Nueva York, los ultraconservadores contrataron detectives privados para seguir al ministro de finanzas (Pani). Los reportes de los ir y venir con Gloria Faure (…) fueron enviados a Lamont”, señala Freeman Smith.

Aunque los banqueros no prestaron mucha atención a las denuncias de adulterio, filtraron lo que sabían a la prensa, asegura el autor.

En la edición del 14 de octubre de ese año del diario New York Daily Mirror se destacaba “una fotografía de una belleza de cabello negro posando con un vestido provocativo por arriba de las rodillas con el título ‘el señor Pani es un amante encantador“, dice Freeman Smith.

Thomas W. Lamont, George Whitney y JP Morgan

Getty Images
Thomas W. Lamont (izquierda) era uno de los banqueros que negociaban con el secretario Pani en 1925.

Cuando la prensa evidenció la relación, incluso el secretario fue acusado de “trata de blancas”, refiere la investigación de Saucedo.

“Pani fue detenido en su cuarto de hotel y puesto a disposición de las autoridades. Este papelón alcanzó niveles considerables pues el funcionario estuvo a punto de dimitir de su puesto y de romperse las negociaciones entre ambos países”, explica Saucedo.

Las noticias llegaron a México y en el congreso los diputados criticaron duramente los andares de Pani en su misión oficial en Nueva York.

El origen del rumor

A partir de ese episodio es que surgió el rumor sobre los amoríos extramaritales de Pani y la mujer en el billete de 5 pesos.

“La leyenda numismática cuenta que Pani, en venganza por la humillación sufrida en el país vecino, entregó la foto de su amante a la American Bank Note Company para que apareciera en los primeros billetes emitidos por el Banco de México”, dice Saucedo.

Un billete de 5 pesos del Banco de México de 1925

Banco de México
El billete de 5 pesos que circuló durante 45 años en México fue llamado el billete de “la gitana”.

El director general de Emisión del Banco de México, Alejandro Alegre, explicó a BBC Mundo que ese billete fue diseñados e impresos por la American Bank Note Company estadounidense.

En 1925 fue creado el Banco de México y por aquella época el país no tenía una fábrica de moneda propia -solo la tuvo hasta 1969- por lo que su papel moneda era impreso en el extranjero.

El primer billete era ese de 5 pesos, pero también fueron emitidos otros de 10, 20, 50, 100, 500 y 1.000 pesos.

“La American Bank Note Company proponía, a solicitud del banco, los diseños que fueran a ser representados en los anversos y reversos de los billetes”, explica Alegre.

Y es claro que “la gitana” del billete no es Faure, pues ese grabado fue elaborado 15 años antes.

¿Quién es la mujer entonces?

El diseñador de la figura en este billete fue Robert Savage, considerado uno de los grabadores más destacados del siglo XX en Estados Unidos.

El grabado con buril fue creado en 1910 por el artista y está registrado con el nombre “Cabeza ideal de una joven argelina” con código C-1031.

“Dentro de las propuestas se presentó este retrato de la joven argelina. Seguramente gustó a quienes decidían en ese momento las características de los billetes, y es por eso que aparece”, añade Alegre.

Sin embargo, ni los expertos en numismática de México, ni los de EE.UU., han podido determinar quién fue aquella mujer que fue inmortalizada por Savage.

Un retrato artístico de una mujer argelina

Getty Images
El estilo del grabado es similar a otras obras de la época de mujeres argelinas.

No obstante, para el Banco de México poco hay de misterioso en el origen del billete, aunque reconocen que sobre él pesa una gran leyenda urbana de un turbio amorío.

“El mito surge de los corrillos políticos de la época, de esto que se da en muchos países de comentar, más allá de las capacidades y talentos de los servidores públicos, la vida de los funcionarios, cierta o no”, apunta Alegre.

“Era parte de eso, de cómo seguimos comentando la vida y obra de muchos políticos”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=0imLxAHjGjA

https://www.youtube.com/watch?v=Gr_Uqx2j47Q&t=53s

https://www.youtube.com/watch?v=GCO92Wbx4Wg

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

¡Muchas gracias!


Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.