¿Qué efectos tienen las 5 mayores redes sociales en la salud mental de los jóvenes?
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
StockSnap.io

¿Qué efectos tienen las 5 mayores redes sociales en la salud mental de los jóvenes?

Las redes sociales pueden incrementar los sentimientos de soledad, depresión y ansiedad. Solo YouTube contribuye a mejorar el bienestar mental ¿por qué?
StockSnap.io
Por BBC Mundo
19 de mayo, 2017
Comparte

Las redes sociales han cambiado la forma en que los jóvenes se comunican y relacionan. Pero, ¿para bien o para mal?

Facebook, Youtube, Instagram, Twitter y Snapchat se han vuelto “indispensables” en el día a día de la mayoría de adolescentes y son pocos los que renuncian a tener presencia en alguna de estas redes.

Pero la actividad en estas plataformas les generan depresión, ansiedad, problemas de sueño e inseguridad, según ellos mismos admiten en un estudio realizado en Reino Unido.

Una encuesta efectuada a principios de año por la Sociedad Real de Salud Pública (RSPH, por sus siglas en inglés) reveló que sólo una de las cinco redes sociales tiene un efecto positivo en la salud mental de los jóvenes: YouTube.

Al resto, en general, les afecta de forma negativa, siendo Instagram la que peores resultados obtuvo, seguida de cerca por Snapchat, Facebook y Twitter.

Una adicción que quita el sueño

La RSPH les pidió a 1.479 británicos de entre 14 y 24 años que valoraran cómo cada una de estas redes sociales impactaba en su salud y bienestar.

La conclusión fue que todas empeoraban su salud mental en cuatro aspectos: la calidad del sueño, la imagen corporal, el ciberacoso y el sentimiento de estar perdiéndose algo.

HOmbre viendo el celular en la cama.OCUSFOCUS
Varios estudios relacionan los problemas para dormir con el uso de redes sociales por la noche.

Cuando se apaga el ordenador, queda la tableta y si a ésta se le agota la batería, siempre está el celular. El acceso a estas redes se ha vuelto cada vez más fácil y ubicuo, y las notificaciones dificultan que uno se pueda desconectar.

No es de extrañar, entonces, que a muchos jóvenes les cueste quitar la vista de la pantalla y meterse en la cama.

Varios estudios ya han sugerido la relación entre los problemas para dormir y el estar mirando las redes sociales en el celular.

Algunos investigadores incluso creen que las luces LED de estos dispositivos interfieren con los mecanismos cerebrales que producen la melatonina, la hormona del sueño.

Según la RSPH, Facebook y YouTube son las redes sociales que más le quitan el sueño a los jóvenes y Twitter, la que menos.

Uno de cada cinco jóvenes aseguran que se despiertan de madrugada para revisar sus mensajes, lo que ocasiona que se sientan hasta tres veces más cansados en clase que sus compañeros que no usan las redes por la noche.

La salud mental y el sueño están estrechamente ligados. Dormir mal o poco puede causar depresión y problemas físicos como presión alta, diabetes y obesidad.

Por eso, es importante que los adolescentes duerman cada noche entre 1 y 2 horas más que un adulto.

Una fuente de comparaciones

La imagen corporal es un tema delicado en la adolescencia, una etapa en la que uno es más vulnerable al rechazo y a lo que piensen los demás.

Chica joven tomándose un selfie.JAKUBZAK
Los jóvenes sienten que la imagen que tienen de su cuerpo empeora tras usar redes como Facebook e Instagram.

Según la encuesta, las cinco mayores redes contribuyen a que los jóvenes empeoren la opinión que tienen de su cuerpo. Instagram resultó ser la más dañina en este sentido, seguida de Facebook, Snapchat, Twitter y YouTube.

El informe de la RSPH recoge las conclusiones de otros estudios que indican que cuando se expone a mujeres jóvenes a Facebook durante un corto periodo de tiempo, sus preocupaciones sobre su imagen corporal aumentan por encima de las de aquellas que no son usuarias de este servicio.

Comienzan a expresar su deseo de cambiar su apariencia e, incluso, de recurrir a la cirugía plástica.

“Es interesante ver que Instagram y Snapchat lideran la lista de las peores redes sociales para la salud mental. Ambas son plataformas fuertemente enfocadas en las imágenes y, al parecer, pueden estar produciendo sentimientos de insuficiencia y ansiedad en los jóvenes”,le dijo a la BBC la directora de RSPH, Shirley Cramer.

Si las fotos son la clave, Facebook puede resultar una fuente infinita de personas con quiénes compararse, según la RSPH: cada hora se suben 10 millones de imágenes nuevas a esta plataforma.

El temor a quedarse fuera

Los adolescentes aseguran que Facebook es el canal más empleado para el ciberacoso.

Ya un estudio publicado por la asociación contra el bullying Ditch the Label (Deshazte de la etiqueta) concluyó en 2013 que los jóvenes son dos veces más vulnerables a ser víctimas de esta conducta en Facebookque en cualquier otra red social.

Si bien muchas de estas empresas aseguran tener mecanismos para combatirlo, una encuesta de la plataforma Bullying UK arrojó que en el 91% de los casos en los que jóvenes habían reportado episodios de ciberacoso, no hubo ninguna consecuencia.

Otro de los impactos negativos de las redes sociales es que generan miedo de estarse perdiendo algo: un evento social o cualquier actividad en la que otros se hayan divertido.

Por eso, muchos revisan constantemente sus cuentas. En este aspecto, Snapchat es la red que más provoca este temor.

Lee: ¿Cuánto tiempo necesitamos dejar el celular y redes sociales para una desintoxicación digital?

Efectos positivos

También hay malestares específicos de cada red social, según la encuesta de la RSPH: Instagram es la que más ha dejado a sus usuarios con sentimientos de soledad después de visitarla. Twitter y YouTube han empeorado sus relaciones con otras personas en la vida real.

Los adolescentes aseguran que Snapchat ha hecho que sean menos conscientes de los problemas de salud de los demás y que, salvo YouTube, todas les han creado problemas de depresión y ansiedad.

Pero estas redes sociales también generan sentimientos positivos en los jóvenes.

Las cinco han incrementado su capacidad de expresarse y de desarrollar una identidad propia.

Facebook ha ayudado a que los adolescentes se sientan más apoyados por gente de su entorno y les ha permitido crear y adherirse a distintas comunidades.

Snapchat es la que más ha contribuido a mejorar las relaciones con otros en la vida real y YouTube ha probado ser la más útil a la hora de concientizar, combatir la soledad, la depresión y la ansiedad.

Cramer urgió a implantar “controles y evaluaciones in situ para hacer que las redes sociales dejen de ser un ‘salvaje Oeste’ en materia de salud y bienestar mental de los jóvenes”.

Logos de redes sociales.STOCKCAM
Las redes sociales también generan sentimientos positivos, como ayudar a crear una identidad propia y sentirse apoyado.

Su entidad propuso medidas como notificaciones que adviertan al usuario que lleva mucho tiempo conectado a una red social, avisos de que una foto ha sido manipulada digitalmente y la aparición de anuncios de lugares que ofrecen ayuda cuando una plataforma detecta que alguien puede tener un problema mental.

Una amplia mayoría de los jóvenes apoyan estas propuestas, según la encuesta.

El portavoz de la ONG británica YoungMinds (Mentes Jóvenes), Tom Madders, opinó que implementarlas ayudaría, pero advirtió que “limitarnos a proteger a los jóvenes de ciertos contenidos nunca será la solución total”.

Para él, hay que hacerles entender los riesgos de su comportamiento en Internet y cómo reaccionar al contenido dañino.

La directora de políticas de Instagram para Europa y Asia, Michelle Napchan, aseguró a la BBC que Instagram es un “lugar seguro” en el que la gente “se siente cómoda” y que trabaja en asociación con expertos para “brindar herramientas e información” en materia de salud mental a quienes lo necesiten.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Detectan señales del que podría ser el primer planeta descubierto fuera de la Vía Láctea

Astrónomos han encontrado indicios de lo que podría ser el primer planeta descubierto fuera de nuestra galaxia. Su proceso de identificación es tan complejo como fascinante.
26 de octubre, 2021
Comparte

Si los astrónomos aciertan, este sería el primer planeta descubierto fuera de nuestra galaxia.

Hasta ahora habían sido identificados cerca de 5.000 “exoplanetas” -definidos como mundos que orbitan alrededor de estrellas distintas a nuestro Sol- pero todos ellos han sido localizados dentro de nuestra galaxia, la Vía Láctea.

La posible señal del planeta descubierta por el telescopio de rayos X Chandra de la NASA se encuentra en la galaxia Messier 51, a unos 28 millones de años luz de la Vía Láctea.

Este hallazgo se basa en los llamados tránsitos, en los que el paso de un planeta frente a una estrella bloquea parte de la luz de la estrella y produce una disminución particular en su brillo que es detectable por telescopios.

Esta técnica general ya se ha utilizado para encontrar miles de exoplanetas.

La astrofísica Rosanne Di Stefano y sus colegas buscaron la disminución en el brillo de los rayos X recibidos de un tipo de objeto al que llaman binaria de rayos-X brillante.

Estos objetos suelen contener una estrella de neutrones o un agujero negro que extrae gas de una estrella compañera que orbita cerca. El material cercano a la estrella de neutrones o al agujero negro se sobrecalienta y brilla en longitudes de onda de rayos X.

Debido a que la región que produce rayos X brillantes es pequeña, un planeta que pase frente a ella podría bloquear la mayoría o la totalidad de los rayos X, haciendo que el tránsito sea más fácil de detectar.

Los miembros del equipo utilizaron esta técnica para detectar el candidato a exoplaneta en un sistema binario llamado M51-ULS-1.

“El método que desarrollamos y empleamos es el único método actualmente implementable para descubrir sistemas planetarios en otras galaxias”, le dijo a la BBC Di Stefano, quien hace parte del Centro de Astrofísica Harvard-Smithsonian, un instituto educativo y de investigación astronómica de la Universidad de Harvard, en EE.UU.

“Es un método único, especialmente diseñado para encontrar planetas alrededor de binarias de rayos x a cualquier distancia desde la que podamos medir una curva de luz”.

Futuro caza de planetas

Este binario contiene un agujero negro o una estrella de neutrones que orbita una estrella compañera con una masa aproximadamente 20 veces mayor que la del Sol. Una estrella de neutrones es el núcleo colapsado de lo que solía ser una estrella masiva.

El tránsito duró unas tres horas, durante las cuales la emisión de rayos X disminuyó a cero. En base en esta y otra información, los astrónomos estiman que el candidato a planeta tendría aproximadamente el tamaño de Saturno y orbitaría la estrella de neutrones o el agujero negro a aproximadamente el doble de la distancia que Saturno se encuentra del Sol.

Di Stefano asegura que las técnicas que han tenido tanto éxito para encontrar exoplanetas en la Vía Láctea se descomponen al observar otras galaxias. Esto se debe en parte a que las grandes distancias involucradas reducen la cantidad de luz que llega al telescopio y hacen que muchos objetos se amontonen en un espacio pequeño (si es visto desde la Tierra), lo que dificulta la resolución de estrellas individuales.

Messier 51

NASA / ESA / S. Beckwith / HHT
Messier 51 también se llama Whirlpool Galaxy (Galaxia Torbellino, en español) debido a su distintiva forma en espiral.

Con los rayos X, explicó, “puede haber tan solo varias docenas de fuentes repartidas por toda la galaxia, por lo que podemos definirlas. Además, una parte de ellas se ven tan brillantes en los rayos X que podemos medir sus curvas de luz.

“Finalmente, la enorme emisión de rayos X proviene de una pequeña región que puede estar sustancialmente o (como en nuestro caso) totalmente bloqueada por un planeta que pasa”.

Los investigadores admiten con tranquilidad que se necesitan más datos para verificar esta interpretación.

Uno de los mayores desafíos es que la gran órbita del candidato a planeta no volverá a cruzar frente a su compañera binaria durante unos 70 años, evitando cualquier intento de hacer una observación de seguimiento a corto plazo.

Otra posible explicación que consideraron los astrónomos es que la atenuación fuera causada por una nube de gas y polvo que pasaba frente a la fuente de rayos X.

Sin embargo, creen que esto es poco probable, porque las características del evento no coinciden con las propiedades de una nube de gas.

“Sabemos que estamos haciendo una afirmación emocionante y audaz, por lo que esperamos que otros astrónomos la examinen con mucho cuidado”, dijo la coautora del estudio Julia Berndtsson, de la Universidad de Princeton, en EE.UU.

“Creemos que tenemos un argumento sólido y este proceso es en sí cómo funciona la ciencia”.

Di Stefano dijo que la nueva generación de telescopios ópticos e infrarrojos no puede balancear los problemas de aglomeración y oscuridad, por lo que las observaciones en el espectro de rayos X seguirán siendo el método principal para detectar planetas en otras galaxias.

Sin embargo, afirmó que un método conocido como microlente también podría ser prometedor para detectar planetas fuera de nuestra galaxia.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://youtu.be/dMEho2ZcVtE

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.