Veda total en el Golfo de California, la única esperanza para la vaquita marina: ambientalistas
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Tom Jefferso // Tomada de WWF México

Veda total en el Golfo de California, la única esperanza para la vaquita marina: ambientalistas

El Foro Mundial para la Naturaleza emitió una ruta crítica de 10 pasos para tratar de evitar la extinción de la vaquita marina.
Tom Jefferso // Tomada de WWF México
Por Gonzalo Ortuño
19 de mayo, 2017
Comparte

La única esperanza de que la vaquita marina, el único mamífero marino endémico en México, pueda salvarse de la extinción es una veda permanente a la pesca con redes de enmalle en el Golfo de California y el desarrollo de técnicas de pesca alternativas.

De lo contrario, el gobierno mexicano, así como el de Estados Unidos y China serán los principales responsables de la extinción de esa especie, afirma el informe “Se esfuma la vaquita: Salvando al mamífero marino más amenazado del mundo”, del Foro Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés).

El documento reitera que la principal amenaza para la vaquita marina es la pesca y el comercio ilegal de totoaba —pez en peligro de extinción, cuya pesca está prohibida desde 1975— cuya vejiga alcanza un precio de 8 mil 500 dólares por kilo en el mercado negro y que se exporta a China por la falsa creencia de que tiene efectos medicinales y afrodisíacos.

Luego de considerar que quedan menos de 30 ejemplares, que la población de este mamífero endémico ha disminuido 90% en 6 años y que la inversión de 1, 200 millones de pesos del gobierno mexicano no ha servido para rescatarla, el Foro Mundial para la Naturaleza emitió una ruta crítica de 10 acciones para asegurar el futuro de la vaquita marina.

Qué debe hacer el gobierno mexicano

  • Establecer inmediatamente una veda permanente a la pesca con redes de enmalle, retirar y destruir las redes fantasma para prevenir la captura incidental de la vaquita y otras especies marinas.
  • Permitir a los pescadores el uso de las artes de pesca alternativas que no afectan a la vaquita marina y proveer incentivos para su adopción y uso inmediato.
  • Continuar con el desarrollo de soluciones innovadoras que mejoren las artes y tecnologías pesqueras permitiendo a las pesquerías ser sustentables y redituables.
  • Detener la pesca ilegal y fortalecer las leyes y regulaciones relevantes para facilitar su aplicación.
  • Comprometerse a cumplir e implementar un plan robusto para la recuperación de la vaquita marina en su hábitat natural, que incluya plazos y metas de incremento poblacional específicos.

Lee: ¿Quién mató a la vaquita marina?

¿ EU y China al rescate de la vaquita marina?

El estudio también incluye medidas que los gobiernos de China y Estados Unidos pueden poner en marcha para ayudar a combatir la pesca y comercio ilegal de la totoaba:

  • Incrementar los esfuerzos para interceptar y detener el transporte, entrada y venta ilegal de productos de totoaba.
  • Comprometerse públicamente, en plazos definidos, a reducir la demanda de los consumidores de la vejiga natatoria o “buche” de la totoaba.
  • Combatir de manera efectiva el comercio ilegal de totoaba en el marco de la Orden Ejecutiva Presidencial de Estados Unidos de 2017 sobre el cumplimiento de la ley federal referente a las organizaciones criminales transnacionales y la prevención del tráfico internacional.

Otras medidas

  • Que el Comité del Patrimonio Mundial inicie el procedimiento para inscribir a las Islas y Áreas Protegidas del Golfo de California en la lista de Patrimonio Mundial en Peligro de la UNESCO si el gobierno mexicano no instrumenta las acciones pertinentes para salvar la población de vaquita.
  • Que CITES inicie procedimientos para sancionar a los países relevantes si estos no demuestran progresos significativos para detener el comercio ilegal de totoaba ante el Comité Permanente de CITES en la fecha límite para entregar su reporte (septiembre de 2017).

El pasado 11 de mayo, el actor Leonardo Di Caprio, uno de los personajes que más impulsan las campañas del WWF, pidió a los mexicanos hacer presión para que el gobierno de Enrique Peña Nieto atienda las acciones urgentes para rescatar a la vaquita marina.

Hagámosle saber al presidente de México, Enrique Peña Nieto, que demandamos acción para proteger a la vaquita marina hoy”, escribió el actor en su cuenta de Instagram.

El mandatario no tardó en responder una serie de mensajes en los que aseguró que su gobierno eliminó una de la “principales causas de muerte” de la especie, la pesca de camarón y la veda en el área.

Lo cierto es que 10 años de estrategia para proteger a la vaquita y más de 1,200 millones de pesos invertidos, tienen a 30 ejemplares al borde de la extinción.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Science Photo Library

Cómo el cambio climático está modificando el eje de rotación de la Tierra

Un grupo de científicos acaba de descubrir que el potencial devastador que la acción humana está teniendo sobre Tierra afecta también la forma en la que funciona el propio eje del planeta.
Science Photo Library
26 de abril, 2021
Comparte
Una imagen que representa los movimientos de la Tierra

Science Photo Library
La inclinación de la Tierra, y por tanto su eje, dependen en gran medida de la propia masa del planeta.

Inundaciones y sequías, lluvias torrenciales e incendios infernales, tormentas, temperaturas extremas, extinción de especies…

Los efectos del cambio climático son ya visibles en muchos lugares del planeta y muy pocos expertos dudan de que son una de las amenazas más emergentes para la vida.

Sin embargo, un grupo de científicos acaba de descubrir un nuevo elemento que muestra cómo el potencial devastador que la acción humana está teniendo sobre la Tierra afecta también la forma en la que funciona el propio planeta.

Según una investigación publicada el pasado mes en la revista de la Unión Geofísica Estadounidense (AGU, por sus siglas en inglés) el cambio climático ha estado detrás de una serie de desplazamientos que han tenido lugar desde la década de 1990 en el eje de rotación de la Tierra.

Y es que en los últimos 30 años, el eje del planeta -la línea imaginaria alrededor de la cual gira el planeta en su movimiento sobre sí mismo- ha experimentado un desplazamiento acelerado.

osos polares

Getty Images
El cambio climático está provocando el derretimiento del hielo en los polos.

Desde 1980, la posición de los polos -que son el punto donde el eje de rotación de la Tierra se cruza con la superficie- se ha movido unos cuatro metros en dirección este, según indica el estudio.

La llamada deriva polar -que indica cómo ha ido variando la posición de los polos a lo largo de la historia- cambió de dirección por completo en 1995, y entre ese año y 2020, la velocidad del movimiento de los polos aumentó unas 17 veces en comparación con lo que sucedió entre 1981 y 1995, según la AGU.

Pero ¿cuál es la causa?

Polos que se mueven

El movimiento del eje de la Tierra, según los expertos, es normal.

Los cambios en la distribución de la masa del planeta hacen que el eje se mueva, y por tanto, hace que también se desplacen los polos.

Su movimiento generalmente ocurre de forma natural, ya sea por cambios en la atmósfera, los océanos o en la parte sólida de la Tierra.

Pero la nueva investigación sugiere que el tipo de desplazamiento que se ha reportado desde la década de 1990 tiene a la acción humana como responsable.

Para entender el porqué es necesario regresar a la física básica que estudiamos en el colegio.

La rotación o el movimiento de cualquier objeto se ven afectado por cómo se distribuye su masa.

Ahora bien, la distribución del peso de la Tierra siempre está cambiando a medida que las entrañas fundidas del planeta se agitan y su superficie se transforma.

Pero en estos cambios tiene un “peso” fundamental el agua, que forma casi las tres cuartas partes del planeta.

Por ello, los investigadores se plantearon realizar observaciones del agua en sí misma, mediciones de la pérdida de hielo y estadísticas del agua subterránea bombeada para uso humano para ver cuál podría ser su impacto sobre el cambio en el eje.

El desplazamiento

La investigación encontró que el agua es un factor clave.

Según el estudio, la principal causa de este movimiento en el eje estuvo en la pérdida de agua en las regiones polares, o sea, el hielo que se derritió y fluyó hacia los océanos.

Masas de hielo polar

Getty Images
El cambio climático está derritiendo las masas de hielo.

La disminución aceleradaresultante del derretimiento del hielo glacial es el principal impulsor de la rápida deriva polar después de la década de 1990“, concluyó el equipo de expertos.

El derretimiento del hielo glacial es una consecuencia directa del cambio climático provocado por el hombre.

Se estima que más de un tercio de los glaciares que aún quedan en el mundo se derretirán antes del año 2100. En cuanto al hielo marino, el 95% del más antiguo y grueso que se encontraba en el Ártico ya desapareció.

Los científicos estiman que si las emisiones continúan aumentando sin control, el Ártico podría quedar sin hielo durante los veranos a partir del año 2040.

Agua para el bombeo

El estudio también señala cómo, en menor medida, la acción de bombear el agua para el consumo humano o la agricultura también tuvo un impacto en ese sentido.

Y es que el agua subterránea se almacena, como su nombre indica, debajo de la tierra; pero, una vez que se bombea, gran parte de ella fluye al mar, redistribuyendo su peso en el planeta.

Los expertos calculan que en los últimos 50 años, la humanidad ha extraído 18 billones de toneladas de agua de depósitos subterráneos profundos, que no ha sido reemplazada.

De acuerdo con los expertos, estos hallazgos sostienen los postulados de que el cambio climático y la acción humana están detrás de los desplazamientos bruscos experimentados por el eje terrestre en los últimos 30 años.

Gotas de lluvia

Getty Images
El agua que se extrae para el consumo humano o la agricultura muchas veces termina en el mar.

“Los hallazgos ofrecen una pista para estudiar el movimiento polar impulsado por el clima en el pasado”, dijo Suxia Liu, hidróloga de la Academia de Ciencias de China y autora principal del estudio en un comunicado.

Con anterioridad, datos recopilados por el satélite Grace, lanzado en 2002, habían servido para vincular el derretimiento de los glaciares con los movimientos de los polos entre 2005 y 2012.

Sin embargo, esta es la primera investigación que demuestra el impacto del cambio climático sobre el eje de rotación de la Tierra en la década previa al lanzamiento de estos sistemas de observación.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarganuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=vBgTbUZ59J0

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.