close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Foto: Archivo Cuartoscuro

Defensores y académicos documentan 1,075 fosas clandestinas en México

El informe “Violencia y Terror, hallazgos sobre fosas clandestinas en México”, revela que estados como Guerrero, Jalisco, Chihuahua, Coahuila y Tamaulipas concentraron una de cada tres fosas clandestinas reportadas en el país.
Foto: Archivo Cuartoscuro
Por Ernesto Aroche Aguilar
23 de junio, 2017
Comparte

Entre 2007 y 2016 se han localizado un total mil 75 fosas clandestinas con 2 mil 14 cuerpos, en 19 entidades de México, reveló un informe de la Universidad Iberoamericana (UIA) de la Ciudad de México y la Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de Derechos Humanos (CMDPDH).

El informe de la UIA y la CMDPDH  incluye cifras proporcionadas de manera oficial por 12 entidades del país, autoridades federales, así como informes de instancias de los derechos humanos y diferentes notas periodísticas.

Leer también: Desde 2007 se han localizado oficialmente 855 fosas en México

El nuevo reporte sobre fosas clandestinas, titulado “Violencia y Terror, hallazgos sobre fosas clandestinas en México”, revela que estados como Guerrero, Jalisco, Chihuahua, Coahuila y Tamaulipas concentraron una de cada tres fosas clandestinas reportadas en el país.

Mientras que Baja California Sur, Hidalgo, San Luis Potosí y Tabasco son estados en los que se registró el menor número de fosas clandestinas, en los años investigados, con un caso por entidad.

En el periodo analizado, no se hallaron fosas clandestinas en los estados de: Aguascalientes, Campeche, Chiapas, Oaxaca, Puebla, Querétaro, Quintana Roo, Tlaxcala y Yucatán.

Durante la presentación de los resultados del estudio, el rector de la Universidad Iberoamericana, David Fernández Dávalos, dijo que esto no significa “que no haya fosas clandestinas en esos estados, sino que –de existir‒ no fueron registradas por los medios de comunicación, o no tuvieron las menciones suficientes para integrarse en el conteo final”.

Y agregó: “Las fosas están ahí para ser descubiertas, no para ocultar. No son para guardar un secreto, sino para proclamar que la impunidad se ha enseñorado de nuestro país”.

La cifra de fosas clandestinas podría ser mayor, advierten

En las conclusiones del informe, los investigadores reconocen que las cifra de podría ser mayor, pues al sumar un número indeterminado de fosas clandestinas que aún no han sido reportadas por los medios, y del que sólo tienen conocimiento las comunidades aledañas, quizá temerosas de denunciar, “entonces éste podría seguir siendo inferior al real”.

Los resultados de la investigación muestran que existen entidades que mostraron un grado de violencia en particular alto en ciertos momentos, como ocurrió en Durango, Jalisco, Michoacán y Nuevo León.

“Para estos y otros estados, se observan dos patrones de comportamiento: por un lado, la presencia constante de fosas en ciertos municipios y, además, con picos en determinados años; por el otro, la presencia de un alto número de fosas, cuerpos y/o restos exhumados en estados donde hubo violencia significativa en un año específico y la posible combinación de estas variables”.

Según el estudio, esto apunta a que la inhumación clandestina de personas en contextos de violencia “por posibles actores estatales y no estatales es una práctica que, a casi tres décadas de la llamada guerra sucia, vuelve a ser recurrente en nuestro país aunque con una nueva correlación de actores y contextos distintos”.

“Argumentamos que dicha práctica tiene hoy en día el objetivo de “eliminar” los cuerpos de personas previamente desaparecidas pero, al mismo tiempo y de forma paradójica, dejar visibles las huellas de la violencia ejercida sobre ellas. Lo anterior con dos objetivos de carácter pedagógico: (1) generar terror y, con ello, lograr control, y (2) hacer alarde de la impunidad con la que se puede actuar en México”, advierte el documento.

No son números, son historias

Más allá de los números fríos, detrás de cada dígito hay historias de familias, muchas de las cuales han tenido que buscar a sus hijos, hermanos y padres “con sus propias manos ante la incapacidad del estado”, dijo Denise González, coordinadora del Programa de Derechos Humanos de la Universidad Iberoamericana.

En Durango se cuentan 321 historias de personas que acabaron asesinadas y enterradas en la clandestinidad, el mayor número para una entidad federativa.

Detrás quedó Guerrero, con 258 cuerpos hallados en tumbas colectivas e ilegales;  y en tercer lugar se ubicó Tamaulipas con 173 cuerpos, todos ellos hallados en un municipio de que destapó el horror de las fosas clandestinas en 2011: San Fernando.

Fernández Dávalos dijo que analizar el problema de las fosas clandestinas es hablar de crímenes de lesa humanidad, pero también de ejecuciones extrajudiciales, en muchas ocasiones de tortura y puede indicar crímenes de guerra.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

Por qué los conejos podrían tener la clave del origen del orgasmo femenino

El enigma ha intrigado a los científicos durante siglos. ¿Por qué las mujeres experimentan orgasmos si éstos no cumplen una función reproductiva? Un grupo de científicos en Estados Unidos dio un conocido antidepresivo a un grupo de conejos hembra y asegura haber resuelto el misterio.
Getty Images
1 de octubre, 2019
Comparte

Es un gran misterio evolutivo.

¿Por qué las mujeres experimentan orgasmos si estos no cumplen una función reproductiva?

El orgasmo masculino está conectado a la eyaculación, pero que una mujer sienta placer y alcance el clímax sexual no parece tener un fin específico.

Existen muchas teorías en torno al origen del orgasmo femenino.

Una de ellas, por ejemplo, señala que las contracciones causadas por el orgasmo pueden ayudar a “succionar” el esperma y transportarlo más profundamente, lo que aumentaría la probabilidad de concepción.

Otra plantea que el orgasmo establece un vínculo afectivo más intenso con la pareja.

Un grupo de científicos en Estados Unidos acaba de plantear otra posibilidad, y está relacionada con la fisiología de los conejos.

Vestigios de un mecanismo evolutivo

El orgasmo femenino es un “reflejo neuroendocrinológico demasiado complejo para ser simplemente un accidente evolutivo”, afirma el estudio publicado en la revista de la Academia de Ciencias de Estados Unidos, Proceedings of the National Academy of Sciences.

La nueva hipótesis es que el orgasmo es el resultado de un mecanismo evolutivo desarrollado para estimular la ovulación.

Orgasmo femenino
Getty Images

El orgasmo en las mujeres sería un vestigio de mecanismos fisiológicos desarrollados para desencadenar la ovulación durante el coito, según el nuevo estudio.

Los humanos ovulan en forma espontánea, en cierto período en el ciclo menstrual, tengan o no relaciones sexuales.

Pero en el caso de otras especies, como los conejos y los gatos, es la actividad sexual la que dispara la ovulación.

El mecanismo es denominado “Ovulación inducida por la cópula” o CIO por sus siglas en inglés.

La nueva hipótesis plantea que “los mecanismos neuroendocrinológicos implicados en el orgasmo femenino se derivan evolutivamente de los mecanismos que causan la ovulación en animales con CIO”, afirmó Günter Wagner, investigador de la Escuela de Medicina de la Universidad de Yale y coautor del estudio.

Los científicos señalan que el orgasmo en las mujeres sería un vestigio de mecanismos fisiológicos desarrollados para desencadenar la ovulación durante el coito.

“Sabemos que existe un reflejo en conejos. La pregunta es si podría ser el mismo que ha perdido su función en humanos”, afirmó Mihaela Pavlicev, coautora del estudio.

Experimentos con conejos

Wagner y Pavlicev aseguran haber establecido que el mecanismo CIO en conejos y el orgasmo femenino son homólogos; en otras palabras, que tienen un origen evolutivo común.

Y para probarlo, Pavlicev y sus colegas sometieron a conejos hembra a una serie de experimentos. En uno de ellos los científicos dieron a los animales un antidepresivo, fluoxetina, que reduce la frecuencia de orgasmos en mujeres.

Si la fluoxetina tiene ese efecto en los seres humanos, también afectará la ovulación en los conejos debido al origen evolutivo común, plantearon los investigadores.

Conejos

Getty Images
En los conejos y otra especies, es la actividad sexual la que desencadena la ovulación.

Y en los conejos tratados con fluoxetina, las ovulaciones cayeron un 30% respecto al grupo de control.

¿Por qué el impacto no fue mayor? Los autores del estudio señalan que los conejos descomponen la fluoxetina en forma más eficiente que las mujeres.

Otros científicos que no participaron en el estudio señalaron que una reducción del 30% en la ovulación de los conejos no es suficiente para probar que CIO y el orgasmo en las mujeres tienen un mismo origen evolutivo.

El próximo paso, de acuerdo a Wagner, es repetir los experimentos con otras especies en las que la cópula desencadena la ovulación.

Para los investigadores, lo importante es que la gran pregunta, ¿cómo evolucionó el orgasmo femenino?, ha dado lugar ahora a otro interrogante más específico: ¿por qué se mantiene el orgasmo en las mujeres cuando su función en la ovulación ya no existe?


https://www.facebook.com/BBCnewsMundo/posts/10157613595709665


https://www.youtube.com/watch?v=bDSBMWM16Ss

https://www.youtube.com/watch?v=KD1_rWvZnzg

https://www.youtube.com/watch?v=-NSjnc3NL2k&t=4s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.