close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Unsplash.com · Alejandro Escamilla

Activistas y periodistas en México son espiados con un software adquirido por el gobierno: NYT

El Centro Prodh, Carmen Aristegui, Carlos Loret de Mola y Juan Pardinas del IMCO son algunos de los periodistas y activistas que han sido espiados con el software Pegasus, reportaron el diario The New York Times y las organizaciones Artículo 19 y R3D.
Unsplash.com · Alejandro Escamilla
Por Redacción Animal Político
19 de junio, 2017
Comparte

Periodistas y activistas mexicanos, como Carmen Aristegui, Mario Patrón del Centro Prodh, Juan Pardinas del IMCO, Carlos Loret de Mola, y Salvador Camarena de Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) han sido espiados con un software adquirido por el gobierno, llamado Pegasus, reportaron este lunes el diario The New York Times, colocando el tema en la portada de su versión impresa estadounidense, Artículo 19 y la organización R3D.

”Este software malicioso, desarrollado por la firma israelí NSO Group1, es comercializado únicamente a gobiernos. Se ha documentado su adquisición por al menos tres dependencias en México : la Secretaría de la Defensa Nacional (SEDENA), la Procuraduría General de la República (PGR) y el Centro de Investigación y Seguridad Nacional (CISEN)”, indicó el reporte de Artículo 19 y R3D, “Gobierno espía”.

El software Pegasus solo tendría que ser usado para investigar a criminales y terroristas, según las condiciones del fabricante, NSO Group.

Los ataques e intentos de espionaje con Pegasus en México ocurrieron entre enero de 2015 y julio de 2016.  Además de los activistas y periodistas mencionados al inicio de esta nota, también fueron blancos de espionaje Rafael Cabrera y Sebastián Barragán de Aristegui Noticias; Alexandra Zapata del IMCO, y Daniel Lizárraga de MCCI.

El gobierno mexicano, de acuerdo con The New York Times, aceptó que realiza “actividades de inteligencia”, sin embargo rechazó “categóricamente que alguna de sus dependencias realice acciones de vigilancia o intervención de comunicaciones de defensores de derechos humanos, periodistas, activistas anticorrupción o de cualquier otra persona sin previa autorización judicial”.

The New York Times apuntó que los periodistas y activistas espiados (los ataques también se realizaron en contra de sus familiares) han sido algunas de las personas más críticas con el gobierno de Enrique Peña Nieto.

Aunque también señaló que, si bien el software solo es vendido a gobiernos por la empresa NSO Group, “no hay pruebas definitivas de que el gobierno sea responsable.

El software Pegasus no deja rastros del hacker que lo utilizó. Incluso el fabricante, NSO Group, señala que no se puede determinar exactamente quién está detrás de los intentos específicos de hackeo”.

Pegasus funciona con el envío de enlaces por medio de mensajes SMS. Busca infiltrarse en los teléfonos inteligentes, para monitorear las llamadas que haga una persona, los correos que mande, sus contactos y calendarios. Además puede utilizar el micrófono y la cámara del teléfono, para persistir en su labor de vigilancia.

El diario The New York Times indicó que, con la ayuda de analistas forenses independientes, analizó decenas de mensajes enviados a los periodistas y activistas.

Además recordó, que de acuerdo con las leyes mexicanas, solo un juez federal puede autorizar la vigilancia de las comunicaciones privadas, y  es “muy poco probable que el gobierno haya recibido esa aprobación judicial para hackear los teléfonos”, según lo dicho por exfuncionarios de los servicios mexicanos de inteligencia.

“Somos los nuevos enemigos del Estado”, dijo Juan Pardinas, del IMCO a The New York Times. “La nuestra es una sociedad en la que la democracia se ha deteriorado”, agregó.

En su reporte, R3D y Artículo 19 señalaron que se acreditaría la comisión de diversos delitos, con el espionaje e intentos de infección de los dispositivos de periodistas y activistas.

“De manera destacada, podría haberse cometido el delito de intervención ilegal de comunicaciones privadas, contemplado en el artículo 177 del Código Penal327 y considerado un delito grave, por el cual resulta aplicable una pena de 6 a 12 años de prisión”, se indicó en el reporte.

“Resulta urgente la realización de una investigación exhaustiva, seria, imparcial y transparente que permita, en primer lugar, identificar a las autoridades mexicanas que han adquirido licencias de uso del malware de espionaje Pegasus y otros de similar naturaleza. La investigación debería, posteriormente, identificar a las personas que han sido ilegalmente espiadas con herramientas de malware y hacer de su conocimiento la información ilegalmente obtenida y utilizada”, agregaron las organizaciones.

R3D, ARTICLE 19  y SocialTIC mencionaron que lograron documentar “76 nuevos intentos de infección con el malware Pegasus en contra de periodistas y defensores humanos en México. Estos ataques, ocurridos entre enero de 2015 y julio de 2016, se suman a los 12 intentos registrados en contra de científicos y activistas de la Alianza por la Salud Alimentaria en 2016“.

Este último caso llevó a que 10 organizaciones de la sociedad civil abandonaran el secretariado técnico tripartita de la Alianza para el Gobierno Abierto.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

México vs. Panamá: por qué un escándalo por racismo le sirve de advertencia a la selección

Las nuevas sanciones contra el racismo y la discriminación de FIFA comenzaron a verse en el partido Bulgaria contra Inglaterra, el cual fue detenido dos veces por insultos de la tribuna.
15 de octubre, 2019
Comparte

Lo que sucedió la noche del lunes en Bulgaria podría ser un ejemplo para el partido de México contra Panamá en Ciudad de México este martes.

Cuando el partido de los búlgaros contra Inglaterra ya pintaba mal, con un 0-2 contra los locales en apenas 20 minutos, varios hinchas generaron un escándalo internacional.

Gritos racistas en contra de jugadores de Inglaterra comenzaron a escucharse desde un sector de las gradas en Sofía, la capital de Bulgaria, donde se llevaba a cabo el partido clasificatorio de la Euro 2020.

También algunos aficionados comenzaron a hacer señas que parecían ser saludos nazis.

El partido fue detenido en dos ocasiones, como estipulan las nuevas normas de sanciones de la FIFA y la UEFA contra el racismo y la discriminación en el fútbol.

La primera interrupción se produjo en el minuto 27, después de que desde la tribuna se escucharan sonidos que imitaban a simios cuando jugaban la pelota los ingleses de raza negra, como Tyrone Mings, Raheem Sterling o Marcus Rashford.

Aficionados de Bulgaria hacen señas

PA Media
Los altavoces del estadio pidieron dos veces que el público se abstuviera de hacer expresiones racistas.

El árbitro y los oficiales de la UEFA pidieron que hubiera una primera advertencia a las gradas a través de los parlantes del estadio.

Pero minutos después, en el 43′, nuevamente se escucharon expresiones racistas y algunos hinchas vestidos de negro (algunos con el rostro cubierto) estiraban sus brazos en alusión al saludo nazi.

El árbitro Ivan Bebek nuevamente detuvo el partido para que hubiera una nueva advertencia a los aficionados: que el juego podría darse por terminado si la situación continuaba.

Un grupo de hinchas de Bulgaria comenzaron a abandonar el estadio después de que el juego se detuviera por segunda vez.

Aficionados hacen un saludo nazi en el estadio

Getty Images
El saludo nazi y los gritos racistas hicieron que el partido nuevamente se detuviera antes de terminar el primer tiempo.

BBC Radio 5 Live informó que algunos hicieron gestos racistas mientras se dirigían hacia las salidas.

Al finalizar el primer tiempo, el capitán de Bulgaria, Ivelin Popov, fue visto en un acalorado debate con una sección de sus hinchas por lo sucedido.

Repercusiones

El protocolo de la UEFA dice que el equipo afectado, Inglaterra, tenía la opción de abandonar el partido, pero continuaron jugando los 90 minutos completos y el partido acabó 0-6 a favor de los visitantes.

El presidente de la Asociación de Fútbol de Bulgaria (AFB), Borislav Mihaylov, renunció a su cargo este martes luego de que el primer ministro búlgaro, Boyko Borissov, le pidiera la dimisión.

La AFB dijo que la medida “es consecuencia de las recientes tensiones”, pero no mencionó el racismo en su declaración.

El árbitro, oficiales de UEFA y jugadores de Bulgaria

Reuters
El árbitro detuvo en dos ocasiones el partido para solicitar la ayuda de las autoridades del estadio.

Horas antes, el primer ministro “condenó enérgicamente” el comportamiento de los hinchas.

“Después de la vergonzosa derrota del equipo nacional búlgaro de ayer y de los malos resultados de nuestro fútbol, ordené poner fin a cualquier relación con la ABF, incluso financiera, hasta la retirada de Borislav Mihaylov del cargo”, agregó.

El estadio Vasil Levski ya estaba sujeto a un cierre parcial para el partido después de que Bulgaria fuera sancionada por comportamiento racista durante las eliminatorias de la Eurocopa 2020 contra Kosovo y la República Checa.

El presidente de la UEFA, Aleksander Ceferin, dijo que la “familia del fútbol y los gobiernos” necesitan “hacer la guerra a los racistas”, después del abuso contra los jugadores de Inglaterra.

Jugadores en el estadio Vasil Levski

Reuters
Dos grandes secciones del estadio Vasil Levski estaban cerradas por las sanciones contra Bulgaria por casos anteriores de racismo.

La UEFA dijo a BBC Sport que cualquier acción en respuesta a los eventos del lunes tendrá que producirse en base a un comité disciplinario, que a su vez debe esperar el informe de un árbitro.

El organismo antidiscriminación Fare ha pedido que Bulgaria sea expulsada de la ronda de clasificación de la Euro 2020.

México en la mira de FIFA

La FIFA, el ente rector del fútbol mundial, anunció a mediados de este año que el racismo y la discriminación en las gradas serán perseguidos más estrictamente en los partidos oficiales.

La interrupción de los partidos es parte de esta nueva política que también prevé castigos mayores, como la suspensión definitiva del juego, la prohibición de juegos con público, así como la pérdida de puntos y eliminación del Mundial.

Sanciones por diseminación de FIFA

FIFA
La FIFA establece un procedimiento de advertencias sobre actos de discriminación en los estadios.

México está en la mira de esas nuevas disposiciones debido a un grito homofóbico que suelen realizar algunos aficionados mexicanos en los partidos de la Selección Mexicana, la cual enfrenta la noche de este martes a Panamá en Ciudad de México.

Cuando el portero rival hace un saque de meta o un despeje, los hinchas gritan en coro “puto”, palabra que en México se usa -entre varios significados- para denostar a los homosexuales.

“Vimos los desafortunados eventos de ayer entre la Selección de Bulgaria e Inglaterra. Esperemos que la afición mexicana se comporte a la altura”, dijo este martes el presidente de la Federación Mexicana de Fútbol (FMF), Yon de Luisa.

Aficionados mexicanos

EPA
Yon de Luisa, el presidente de la FMF, dijo que no desearía que México juegue sin público por las sanciones de FIFA.

La FMF ya ha recibido una decena de multas económicas por los gritos de la tribuna, pero ahora las nuevas disposiciones de FIFA empezarán a influir en los partidos, como se evidenció en Bulgaria este lunes.

Ante esta posibilidad, la FMF lanzó este mes una nueva campaña para pedir a sus aficionados evitar ese grito sancionado por la FIFA como discriminatorio.

https://twitter.com/miseleccionmx/status/1182852128911646721

Jugadores y reconocidos comentaristas deportivos advierten que los aficionados serán expulsados del estadio, que el juego será detenido, además de que la reincidencia será más perjudicial.

“Si se repite, el próximo juego sería a puerta cerrada. Si (el juego) es con la Selección, podríamos llegar a perder el partido. Va en serio, es la nueva disposición de la FIFA en todo el mundo”, dice el mensaje.

“No por algunos, vamos a perder todos”, añade.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=oKYZ1LhbMbw

https://www.youtube.com/watch?v=UIu63sK2PLw&t=10s

https://www.youtube.com/watch?v=XJ6Dleh3IOE

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.