Edomex autoriza regreso a clases en kínder de Neza; padres dicen que es inseguro tras sismo
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Especial

Edomex autoriza regreso a clases en kínder de Neza; padres dicen que es inseguro tras sismo

Padres de familia acusan que es inseguro volver a clases al kínder en Neza, porque sufrió daños tras el sismo de magnitud 7.1
Especial
Por Lizbeth Padilla
25 de septiembre, 2017
Comparte

Autoridades educativas del Estado de México autorizaron que los 245 niños de la escuela preescolar Gustavo Baz Prada, en Nezahualcóyotl, vuelvan a clases, pues dicen, no hay afectaciones tras el sismo, sin embargo los padres denuncian que los daños son visibles y que incluso un dictamen de protección civil señala que el plantel debe ser demolido.

El preescolar – que es público y depende de las autoridades educativas del Estado de México – se encuentra en la calle Coyoacán s/n en la Colonia Metropolitana 3Ra Sección. En el turno matutino asisten 150 menores y en el vespertino 95.

De acuerdo a la Constancia de afectaciones de daños por sismo expedida por Protección Civil del municipio, “los muros divisorios de la remodelación de las aulas del preescolar se encuentran con daño estructural, por lo que se sugiere la demolición total”.

Añade que también “el área provisional en donde tomaban clases los alumnos deberá ser inhabilitada y confinada”.

Este lunes 25 de septiembre se reanudarían las clases en el preescolar, pero los padres y maestros las suspendieron nuevamente.

Oficio de Protección Civil.

Desde el 26 de julio de este año, los menores tomaban clases en salones improvisados con láminas y lonas, pues el preescolar estaba siendo remodelado. Retirarían el techo de láminas de asbesto para colocar una estructura metálica y un techo nuevo, además de cambiar puertas, ventanas y el piso.

Área provisional donde tomaban clases.

“Se determina que el plantel no podrá dar servicio hasta en tanto sean realizadas las reparaciones necesarias”, se lee en la constancia.

Sin embargo, las autoridades del Instituto Mexiquense de la Infraestructura Física Educativa (IMIFE) señalaron en un documento que tras revisar el inmueble “no se advirtieron hechos o circunstancias que pongan en riesgo la comunidad escolar causadas por el sismo ocurrido el 19 de septiembre. Se considera que puede continuarse con las prestación de los servicios”.

Así se ve el preescolar durante la remodelación.

Padres denuncian que, dentro de las instalaciones, parte de la la barda perimetral cayó, por lo que tuvo que ser retirada; además una jardinera que soportaba un árbol en el patio también fue demolida, y ahora hay riesgo de que el árbol caiga.

preescolar

El sismo del pasado 19 de septiembre dejó 13 muertos en el Estado de México

Señalan que un inspector del IMIFE acudió a revisar la escuela, tras el sismo del 7 de septiembre pasado, pero en esta ocasión no se han presentado nadie a evaluar si la parte remodelada tiene daños.

Los padres señalan que es peligroso para los menores acudir a tomar clases. Incluso una de las directoras de la escuela firmó bajo protesta el oficio expedido por el IMIFE que autoriza el regreso a clases.

Parte de la barda perimetral.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

"Preferimos morir en casa que en un centro de cuarentena", el testimonio de una familia enferma de Coronavirus

En entrevista con la BBC, Wenjun Wang describe la odisea de su familia para conseguir asistencia médica. Su tío, dice, murió recientemente en un centro de cuarentena sin recibir tratamiento alguno.
Getty Images
6 de febrero, 2020
Comparte

Wenjun Wang vive en la ciudad china de Wuhan, el epicentro del brote de coronavirus.

Wang, una ama de casa de 33 años, y su familia, no han salido del municipio desde el 23 de enero, cuando fue declarado en cuarentena.

Desde entonces, el virus ha infectado a más de 20.000 personas en todo el mundo y provocado —según cifras recopiladas hasta el 4 de febrero— más de 490 muertes.

Wang compartió con la BBC las dificultades de su familia para sobrevivir.


“Desde que se inició el brote de coronavirus, mi tío ha muerto, mi padre está gravemente enfermo, y mi madre y mi tía han comenzado a mostrar algunos síntomas.

Las tomografías computarizadas muestran que sus pulmones están infectados. Mi hermano también está tosiendo y tiene algunas dificultades para respirar.

Mi papá tiene fiebre alta. Ayer, su temperatura fue de 39,3 ºC. Tose constantemente y tiene problemas para respirar.

Le conseguimos una máquina de oxígeno y ahora depende de ella las 24 horas del día.

Paciente con síntomas de la neumonía de Wuhan

Getty Images
La Organización Mundial de la Salud declaró el brote de coronavirus como una emergencia sanitaria global.

En este momento está tomando medicinas occidentales y también chinas.

No hay un hospital al que pueda ir, porque su caso no ha sido confirmado por la falta de kits para evaluar si está infectado o no.

Mi mamá y mi tía caminan hasta el hospital todos los días con la esperanza de conseguir una cama para mi papá, a pesar de su propio estado de salud.

Pero ningún hospital lo quiere recibir.

“Nadie nos está ayudando”

En Wuhan hay muchos centros de cuarentena para acomodar a pacientes que tienen síntomas leves o aún están en período de incubación.

Hay algunas instalaciones simples y realmente básicas allí. Pero para las personas que están gravemente enfermas como mi padre, no hay camas.

Mi tío murió de hecho en uno de los centros de cuarentena, porque no hay instalaciones médicas para personas con síntomas severos.

Suministros hospitalarios

Getty Images
El padre de Wang tiene todos los síntomas que provoca el coronavirus, pero aún no ha sido diagnosticado por falta de kits de prueba.

Espero que mi padre pueda recibir el tratamiento adecuado, pero nadie está en contacto con nosotros o ayudándonos en este momento.

Contacté varias veces a trabajadores comunitarios, pero la respuesta que me dieron fue: “No hay posibilidades de que consigamos una cama en el hospital”.

Al principio pensamos que el centro de cuarentena al que enviaron a mi padre y a mi tío era un hospital, pero terminó siendo un hotel.

Allí no había enfermeros o médicos, y no había calefacción. Ellos fueron por la tarde, y el personal les sirvió una cena fría esa noche.

Mi tío estaba muy enfermo entonces, con síntomas respiratorios severos y había empezado a perder la conciencia.

No vino ningún médico a atenderlo. Él y mi padre permanecieron en habitaciones separadas, y cuando mi papá fue a verlo a las 06:30 de la mañana, ya había muerto.

“Preferimos morirnos en casa que ir a un centro de cuarentena”

Los nuevos hospitales que se están construyendo son para gente que ya está en otros hospitales en este momento. Los transferirán a los nuevos.

Pero para la gente como nosotros, no podemos siquiera conseguir una cama, menos aún lograrla en los hospitales nuevos.

Vista aérea de un hospital en construcción

AFP
Los nuevos hospitales, dice Wang, son para las personas que ya están internadas.

Si seguimos las recomendaciones del gobierno, el único lugar al que podemos ir ahora son esos centros de cuarentena.

Pero si vamos, lo que le pasó a mi tío le podría pasar a mi padre.

Entonces preferimos morirnos en casa.

“La población infectada en enorme”

Hay muchas familias como la nuestra por aquí, y todas enfrentan las mismas dificultades.

Al padre de una amiga no lo aceptaron en uno de los centros de aislamiento porque tenía fiebre alta.

Los recursos son limitados pero la población infectada es enorme. Tenemos miedo, no sabemos qué pasará después.

Mujer en bicicleta en Wuhan

Getty Images
Para quienes se quedaron en Wuhan, el futuro es incierto, dice Wang.

El mensaje de Wang

Lo que quiero decir es que si hubiese sabido que iban a cerrar la ciudad el 23 de enero, definitivamente habría sacado a toda mi familia de aquí, porque no hay ayuda.

Si estuviéramos en otro lugar, podría haber esperanza. No sé si personas como nosotros, que escucharon al gobierno y se quedaron en Wuhan, tomaron la decisión correcta o no.

La muerte de mi tío, creo, responde a esta pregunta.

Mapa que muestra la distribución de los casos

BBC

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=B_Gzc2Z7uQY

https://www.youtube.com/watch?v=FAfZ-GhFurA&t=20s

https://www.youtube.com/watch?v=eXH1xrnAFas

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.