Obra Chueca: una plataforma digital ciudadana para denunciar corrupción inmobiliaria en la CDMX
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Manu Ureste

Obra Chueca: una plataforma digital ciudadana para denunciar corrupción inmobiliaria en la CDMX

La plataforma digital Obra Chueca surgió en marzo de 2017, y hasta octubre de este año ha registrado 850 reportes ciudadanos sobre irregularidades en construcciones, como edificar uno o varios niveles más de los permitidos por ley.
Manu Ureste
Por Manu Ureste
14 de noviembre, 2017
Comparte

Construir violando una o varias disposiciones del reglamento de construcción de la Ciudad de México; edificar sin permiso; o levantar uno o más niveles de altura por encima de lo permitido, son las principales denuncias que ciudadanos reportaron en #ObraChueca; una plataforma digital elaborada por las organizaciones civiles Ruta Cívica, VIRK y Suma Urbana.

La plataforma tiene por objetivo realizar un monitoreo ciudadano de la corrupción inmobiliaria en la capital del país y así visibilizar “el caos urbano de los últimos años” en la ciudad.

Maritere Ruíz, de la organización Suma Urbana, explicó que #ObraChueca surgió en marzo de 2017, y que hasta el corte de octubre de este año, es decir, en apenas ocho meses, ha registrado 850 reportes ciudadanos sobre violaciones a los programas de desarrollo urbano, falta de rigor en el cumplimiento del Reglamento de Construcciones, entre otras irregularidades.

57% de las obras reportadas, sin permiso o con documentos falsos

De esos 850 reportes, el 54% (391 reportes) indicó a través de la plataforma digital que la obra no cumplía con una o varias características que exige el Reglamento de Construcciones.

Este tipo de irregularidad se refiere, por ejemplo, a que la obra no respetó el espacio entre colindancias, o el tamaño proyectado para las áreas libres, o las plazas de garaje.

El segundo tipo de irregularidad más frecuente es construir sin los permisos necesarios, o sin la documentación correspondiente: 307 reportes, el 42% del total.

Josefina MacGregor, de la organización Suma Urbana, subrayó en este punto que además de construir sin permiso, ciudadanos también reportaron en 101 ocasiones que hay obras que se están realizando con documentación “falsa”.

Por lo que si se suman los 307 reportes de obras sin permiso a los 101 de obras con documentos falsos, se obtiene que el 56% de las obras reportadas se están realizando “sin supervisión” de las autoridades.

“Ante situaciones como el sismo del pasado 19 de septiembre, esto cobra una gran importancia porque la autoridad no está enterada de que existe esa construcción y mucho menos las características constructivas que se están llevando a cabo”, señaló McGregor.

Falta de certeza en la cimentación de edificios

El tercer y cuarto lugar de irregularidades más comunes son las construcciones que tienen uno o más niveles construidos de lo permitido –hasta 301 reportes, el 41%-, y las construcciones que tienen una infraestructura de riesgo y no cumplen con las medidas de Protección Civil -219 reportes, el 30%-.

Lo anterior, planteó Mónica Tapia, de la organización Ruta Cívica, redunda en “una falta de certeza” en cuanto a la cimentación y estructura de los edificios, además de violar las zonificaciones de los programas delegacionales y parciales de desarrollo urbano.

Asimismo, como ejemplo de infraestructuras que no cumplieron con las medidas de seguridad de Protección Civil se expuso el caso del helipuerto construido ilegalmente en el edificio ubicado en la calle Nuevo León 238 en la colonia Condesa, el cual, durante el sismo del 19 de septiembre, sufrió daños estructurales graves y afectó a los departamentos aledaños.

En quinto lugar se registraron 208 reportes (28%) de violaciones al uso de suelo. Mientras que en sexto, se registraron 151 reportes (21%) señalando que no hubo estudios de impacto ambiental en construcciones, o que estos fueron deficientes, o incluso falsos.

Otros 95 reportes (13%) denunciaron que una “obra chueca” afectó la estructura de su casa. Por ejemplo, el caso de Aztecas 215, en Los Reyes Coyoacán, donde las excavaciones profundas que se realizaron para construir tres torres de departamentos han provocado hundimientos en los terrenos aledaños y agrietamientos en las viviendas cercanas.

La Benito Juárez y Álvaro Obregón, las que más reportes tienen

En cuanto a cuáles son las delegaciones de la Ciudad de México que acumulan más reportes ciudadanos por irregularidades en obras, la número uno es la Álvaro Obregón, con 147 reportes.

Le sigue la Benito Juárez, con 134 reportes; la Miguel Hidalgo, con 126; y la Cuauhtémoc con 85.

Las que menos reportes acumulan son Tláhuac, con cuatro, y la Magdalena Contreras, con 6.

En la web de Obra Chueca puedes participar con tu reporte en el monitoreo contra la corrupción inmobiliaria. Una vez en la plataforma, ésta explica al usuario, paso por paso, cómo puede reportar construcciones que no cumplen con la ley, o que presentan irregularidades.

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Ana Paula Jiménez, la joven mexicana que no deja de ganar medallas en matemáticas

Nacida en Ciudad de México, se convirtió este año en la primera mexicana en ganar dos medallas de bronce en la Olimpiada Internacional de Matemáticas.
9 de octubre, 2020
Comparte

“Supóngase que a un tablero de ajedrez estándar de 8×8 se le eliminan dos esquinas diagonalmente opuestas, dejando 62 casillas. ¿Es posible colocar 31 piezas de dominó de tamaño 2×1 recubriendo todo el tablero?”.

Cuando Ana Paula Jiménez leyó este enunciado, más conocido como el “Problema del tablero de ajedrez” que fue propuesto por el filósofo analítico Max Black en 1946, se enamoró de las matemáticas para siempre.

Por una razón muy sencilla: “Cuando lo leí, me di cuenta que resolver problemas de matemáticas no era solo ese proceso repetitivo y aburrido, sino que se podía y debía utilizar la creatividad”, le cuenta a BBC Mundo.

Desde entonces eso se convirtió en su pasión. En los últimos seis años, Jiménez ha ganado más de 24 medallas en olimpiadas nacionales e internacionales de matemáticas.

Entre ellas, dos medallas de oro en la Olimpiada Matemática Europea Femenina y dos preseas de bronce en la prestigiosa Olimpiada Internacional de Matemáticas (IMO, por sus siglas en inglés).

Fue la primera mexicana en hacerlo, y por esa razón recibió el premio Maryam Mirzakhani -en honor a la primera mujer en recibir la Medalla Fields, el Nobel de las matemáticas- que se le otorga a la mujer con mejores resultados en las IMO en América del Norte.

“No ha sido fácil. Dedicarme a esto ha hecho que me pierda de algunas cosas durante mi adolescencia, pero he logrado otras como por ejemplo ayudar a quitar el prejuicio de que las mujeres no somos buenas para las matemáticas”, explica Jiménez.

“No me llamaban tanto la atención”

Los primeros recuerdos de Jiménez, quien nació en el año 2001, y las matemáticas se remontan a cuando estaba en el jardín de infantes y las profesoras comenzaron a enseñarle sobre sumas, decenas y centenas.

Pero durante gran parte de la primaria y principios de la secundaria las matemáticas no le atrajeron demasiado.

Siempre me parecieron muy repetitivas y no es que me atrajeran tanto como para pasar cuatro o cinco horas diarias como hago ahora“, nos contó la joven.

El cambio radical ocurrió en primero de secundaria. En su colegio comenzaron a organizar una serie de pruebas con el fin de ver quiénes podían participar en las competencias estatales de matemáticas.

“Pasé varias pruebas y finalmente fui escogida”, relata.

Para prepararse para las pruebas estatales, Ana Paula comenzó una serie de sesiones de entrenamientos.

Fue entonces cuando se encontró con problemas como el enunciado de Black y otros similares.

"Las matemáticas son arte"", Source: Ana Paula Jiménez, Source description: Medallista de Oro en Olimpiadas de Matemáticas, Image:

“Ahí me di cuenta que las matemáticas no solo eran mucho más complejas, sino que había que ser creativos para resolver la mayoría de los problemas. Y eso hizo que me apasionara por esto”, cuenta.

Una pasión que la llevaría a múltiples victorias.

Medallas nacionales e internacionales

Cuando le pregunto cuándo fue la primera vez que se ganó una medalla en una competencia de números, recuerda con exactitud el año: 2015.

Pero le cuesta responder cuántos años tenía al momento de ganarla.

“Creo que tenía 14… Fue una medalla de oro en unos nacionales en Mexicali. Ahí comenzó todo”, relata.

Jiménez tiene claro que la complejidad de los números solo puede ser descifrada después de muchas horas de trabajo y estudio.

Para las competencias estatales y nacionales -ella representa a Ciudad de México, donde nació- tiene una rutina de tres horas diarias de estudio.

Pero cuando se trata de ir a competir en torneos internacionales como las IMO o las Olimpiadas Europeas de mujeres, el asunto se vuelve más serio: concentrada y aislada en un lugar con sesiones diarias de casi nueve horas.

Ana Paula con sus medallas

Ana Paula Jimenez.
Ana Paula Jiménez ha recibido cerca de 24 medallas por su pasión por las matemáticas.

Todo esto acompañado por tutores y personas que guían a los competidores durante las prácticas.

“Nos pasamos las nueve horas resolviendo problemas. Es como el entrenamiento de un atleta para los Olímpicos”, señala.

Y como atleta para las olimpiadas, también tienen trabajos específicos para mejorar en sus campos.

“Se trabaja en cuatro áreas: geometría, álgebra, teoría de números y matemáticas discretas”, dice.

“Me va muy bien en geometría y en general tengo que trabajar un poco más en álgebra. Pero creo que me va bien en todas en general”.

¿Y no es mucho tiempo dedicado a resolver solo problemas? Responde que ella tiene claro el por qué de esas sesiones intensas.

“Una prueba en una olimpiada internacional dura cuatro horas. Te dan tres problemas para resolver en cuatro horas”, relata.

Olimpiadas internacionales

Hace cuatro años comenzó a competir de manera internacional, tras la experiencia adquirida en competencias nacionales.

Después de ganar cuatro medallas, dos de oro y dos de plata en las Olimpiadas Europeas Femeninas, uno de los más grandes retos le llegó en 2019: la Olimpiada Internacional de Matemáticas, que se realizó en la localidad de Bath, en el suroeste de Reino Unido.

Medalla de oro para Ana Paula Jimenez

Getty Images
Jiménez recibió una medalla de oro en la Olimpiada Matemática Europea Femenina.

“Es un reto, porque solo el 10% de quienes compiten allí son mujeres, así que se siente bastante presión”, señala.

En Bath, después de varias tensas pruebas, logró quedarse con la medalla de bronce.

“Fue muy emocionante, porque durante varios días compartes con personas de todo alrededor del mundo que también tienen esta misma pasión por las matemáticas”, señala Jiménez.

Este año, de forma virtual, volvió a repetir la hazaña. Se convirtió en la primera mujer mexicana en ganar dos medallas de bronce en una IMO.

Mujeres y matemáticas

Uno de los reconocimientos que recibió se debió a su notable desempeño en las IMO, el premio Maryam Mirzakhani.

Este galardón fue creado en 2017 para reconocer el desempeño de las mujeres en las Olimpiadas Internacionales. Ese mismo año falleció, a los 40 años, la matemática iraní Maryam Mirzakhani, quien ha sido la única mujer en recibir la medalla Fields, considerada el Nobel de esta disciplina.

Para mí fue muy importante ese reconocimiento, porque algo que queda claro desde que entras en esto es que hay un prejuicio de que las mujeres no somos buenas para las matemáticas”, señala.

“Y para mí fue muy importante tener en mi proceso a otras mujeres como entrenadoras. Por ejemplo, Olga Medrano, que fue la primera mexicana en ganar una medalla en las Olimpiadas Europeas”, agrega.

Ahora Jiménez terminó el colegio y entró en la universidad, por supuesto siguiendo la carrera de matemáticas.

“Para mí las matemáticas son arte. Pero también ganas. Dedicación. Perseverancia. Es algo que ha estado presente en mi vida durante mucho tiempo”, concluye.

A punto de colgar, le pregunto cuál es la solución al problema enunciado por Black.

“La solución es que el rompecabezas que él propone no se puede completar. Pero cuesta bastante tiempo llegar a esa respuesta”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=aBKdOAVLVEc

https://www.youtube.com/watch?v=0fHkEolNWFc

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.