close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AFP

Indígena mazahua enseña a niñas a patear la violencia de género

Hace dos años limpiaba casas. Hoy Guadalupe García entrena a 300 niñas de la Selección Mazahua de fútbol, como una forma de empoderarlas en la entidad que registra el mayor índice de asesinatos de mujeres en México.
AFP
Por Jennifer González Covarrubias / AFP
10 de noviembre, 2017
Comparte

Guadalupe García era una trabajadora del hogar más, antes de que se topara con un balón de fútbol. Con 1.55 metros de estatura, talla pequeña, rápidamente descubrió que estar en la cancha es “un acto de rebeldía” contra la violencia de género.

En los dos últimos años esta indígena convertida en entrenadora, de alegres ojos negros y amplia sonrisa, ha logrado que a través del fútbol unas 300 niñas de la etnia mazahua del Estado de México, descubran su capacidad física y a decir “este cuerpo es mío y nadie lo toca si no quiero”.

El Estado de México registra el mayor índice de asesinatos de mujeres en el país. Según el Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio, en 2016 ahí fueron asesinadas al menos 263 mujeres.

Sus cadáveres son encontrados casi cotidianamente con huellas de violación, mutilados, semicarbonizados, flotando en ríos de aguas negras o hasta enterradas en las habitaciones de sus verdugos.

“¡Vamos a apoyarnos todas!”, grita la entrenadora antes del arranque del partido de la Selección Mazahua femenina -25 jugadoras de entre 16 y 26 años- contra Hadas B, de una escuela privada de Toluca, capital del estado.

Las Hadas arrasaron 4-1 en este partido de la Liga Mexicana de Fútbol Femenil, categoría Premier, disputado el domingo 29 de octubre.

Guadalupe García.

Pero por encima del resultado, para Lupita, como la llaman cariñosamente, lo importante es que las chicas se sientan “empoderadas” en una región donde muchos padres de familia aún se oponen a que sus hijas “abran las piernas” en la cancha.

En poblados indígenas o de gran rezago social de este y otros distritos mexicanos los derechos de las mujeres son violentados de manera constante. A muchas se les impide el acceso a la educación y oportunidades de desarrollo.

Algunas de las desafiantes indígenas del equipo podrían tener una brillante carrera deportiva.

Cuatro de las niñas reclutadas por Lupita ahora militan en clubes que les dan becas completas de estudio, vivienda y alimentación.

Una de ellas, Liliana González, ha llamado la atención de directivos de la Selección Nacional Femenina.

Así entrena el equipo femenil mazahua.

Abuelo asesino

Guadalupe, de 34 años, nació en una familia pobre del norte del Estado de México y para ella luchar contra la violencia de género no ha sido fácil.

“Mi madre quedó huérfana a los 11 años porque mi abuelo mató (a golpes) a mi abuela en el lugar donde guardaba el pulque” (bebida alcohólica), relata entre los gritos de fondo de sus jugadoras.

Su padre fue alcohólico durante dos décadas y sus dos hermanas fueron obligadas a casarse entre los 14 y 15 años.

Antes de saber que podía patear un balón, “yo ya trabajaba como empleada doméstica, pero mi gusto por la lectura me permitió descubrir cosas” y entonces “me volví desobediente”, rememora divertida.

Regresó a su comunidad de San Juan Coajomulco y poco después se encontró jugando en equipos amateurs de fútbol.

“Para mí estar en un campo de fútbol ha sido un acto de rebeldía (…). Me permitió no quedar embarazada tan chiquita, para no casarme”, dice García, que contrajo matrimonio a los 23 años y es madre de dos niños.

Está entregada completamente al reclutamiento de las niñas y a talleres que imparte de forma obligatoria a las jugadoras para hacerlas conscientes de la violencia de género. Su club es financiado por organizaciones defensoras de derechos humanos.

Lupita participará en el Women’s Forum Mexico 2017, que se celebra esta semana en la capital mexicana con la ponencia ‘Amazing Women’ (Mujeres increíbles).

“Una es capaz”

Rocío López, de 26 años y directiva de un albergue indígena educativo, marcó el gol de la honra de las mazahuas en el partido disputado en un campo rodeado de mazorcas de maíz secas.

“Los hombres aprenden a ver que una es capaz”, comenta esta goleadora, que entra al campo con los labios pintados de un coqueto color anaranjado.

Si el hombre “toca el balón, nosotras también, (si) él se pone shorts, nosotras también”, dice retadora Rocío, quien ha conocido vecinos que “a sus hijas no las dejan (jugar) porque van a venir a abrir las piernas”.

Otro de los frutos del trabajo de Lupita es Liliana González, de 14 años. Es portera estrella del club Lioness FC, en el municipio de Metepec, y está becada. Vive lejos del hogar pero su semblante no muestra nostalgia alguna.

El fútbol ayuda “a desquitarte pero con el balón del machismo”, dice Lili, quien porta la casaca de Lioness, que por atrás proclama: “What is life without goals” (Qué es la vida sin metas).

Recientemente tuvieron un encuentro con la Selección Nacional Femenina y los directivos “se fijaron en Lili, les gustó”, asegura su entrenadora.

Cuando juega, dice esta guardameta que detiene sin flaquear los balones que le lanza su timonel, se siente “libre de todo”.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Trump y la frontera: qué se sabe del incidente entre militares mexicanos y estadounidenses en el límite entre los dos países

El percance entre los efectivos militares en la frontera reavivó las discusiones sobre el flujo de migrantes y la seguridad en EE.UU.
24 de abril, 2019
Comparte

Dos soldados estadounidenses hacían un recorrido de rutina cerca de la frontera cuando fueron interceptados e interrogados por militares mexicanos, que incluso les apuntaron con sus armas.

Al menos esa es la versión de Washington sobre un roce que ocurrió el pasado 13 de abril y que México asegura que se produjo en su lado de la frontera.

La confusión escaló a un conflicto político este miércoles cuando el presidente Donald Trump lo usó para reavivar la polémica por la seguridad en la frontera entre México y EE.UU., y adelantó que piensa enviar tropas armadas al sur de Texas.

Trump, en Twitter, afirmó que el incidente en la frontera pudo tratarse de una estrategia para crear una distracción que facilitaría el tráfico de droga hacia EE.UU.

“¡Más vale que no vuelva a suceder!”, advirtió.

Trump además insistió en que las autoridades mexicanas “no hacen lo necesario” para proteger las fronteras de la entrada de inmigrantes.

Pero lo que para el mandatario estadounidense fue un hecho grave, para las autoridades mexicanas solo califica como una confusión.

https://twitter.com/realDonaldTrump/status/1121021160827887616

¿Cuándo ocurrió?

El encuentro ocurrió el pasado 13 de abril cuando los soldados estadounidenses estaban en un vehículo sin identificación que realizaba “operaciones de apoyo fronterizo” en el lado estadounidense de la frontera, señaló el Comando Norte de los Estados Unidos en un comunicado citado por AFP.

Frontera entre México y EE. UU.

Reuters
El Departamento de Defensa de EE.UU. indicó que los soldados se encontraban en su territorio.

El comunicado agrega que incidente se dio en las cercanías localidad de Clint, al norte del Río Grande en Texas, en un área en la que la frontera no está delimitada por ninguna valla o cerca.

“De cinco a seis militares mexicanos interrogaron a dos soldados del Ejército de EE.UU.”, detalló el Comando Norte de Estados Unidos citado por CNN.

“Los militares mexicanos creían que los soldados del Ejército de EE.UU. estaban al sur de la frontera. Sin embargo, los soldados estadounidenses estaban apropiadamente en el territorio de EE.UU.”, señaló el Comando Norte.

Durante el incidente, los soldados mexicanos apuntaron con sus armas a los militares estadounidenses, retirando el arma de uno de los soldados, dice el comunicado.

El Departamento de Defensa de EE.UU. dijo también que “a lo largo del incidente, los soldados estadounidenses siguieron todos los procedimientos y protocolos establecidos“, esto con el fin de evitar que la situación escalara.

Soldados trabajando en la frontera de México

AFP/Getty Images
El gobierno mexicano reiteró su interés por mantener una relación cordial con EE.UU.

¿Qué dicen las autoridades mexicanas?

La noticia pareció sorprender en la mañana de este miércoles al presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, quien al ser cuestionado sobre su postura al respecto pidió a un miembro de su gabinete que le mostrara los tuits de su homólogo estadounidense.

Tras leerlos declaró: “No vamos a caer en ninguna provocación. Le digo al presidente Trump que nosotros queremos mantener una relación respetuosa y de amistad con su gobierno”.

“Vamos a analizar este incidente y vamos a tomar en cuenta lo que está señalando y se va a actuar conforme a la ley”, dijo.

https://twitter.com/GobiernoMX/status/1121047732192411651

“Lo más importante es decirle que no vamos a pelearnos con el gobierno de Estados Unidos“.

Horas más tarde, la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) de México confirmó el suceso a través de un comunicado de prensa.

Las contradicciones y las coincidencias

La SRE reconoció que los soldados fueron detenidos por sus pares mexicanos el pasado 13 de abril al viajar en un vehículo no identificado como oficial, pero ubicó el lugar de los hechos a la altura de la colonia Parcelas, Ciudad Juárez, y no en los alrededores de Clint en Texas como habían mencionado las autoridades estadounidenses.

La Cancillería también informó que el lugar del incidente es “una zona en la que los límites de la frontera no resultan claros por su geografía“.

Sin embargo, “tras la investigación correspondiente, se determinó que el vehículo de los militares de ese país (EE.UU.) se colocara al norte de la valla fronteriza para evitar confusiones”.

Patrulla fronteriza en el camino

Reuters
Las autoridades mexicanas señalan que se trató de una confusión al no estar delimitado el terreno.

“Este tipo de incidentes es común, toda vez que se trata de una verificación de patrullaje ordinario, sin consecuencias para ambos gobiernos, quienes mantienen comunicación permanente y fluida. Sobre este hecho en particular, estuvieron en contacto directo y oportuno”, explicó la SRE.

La dependencia gubernamental no mencionó nada sobre que los soldados estadounidense fueran apuntados con armas.

Por su parte la Secretaría de Marina de México dijo en entrevista en Radio Fórmula que investigará la presunta agresión de militares mexicanos a estadounidenses.

Se reaviva la discusión fronteriza

A principios de abril, Trump cedió en su amenaza de clausurar la frontera con México, afirmando que dará al país vecino un año para detener el flujo de migrantes que llegan a EE.UU. desde territorio mexicano.

El gobernante estadounidense reconoció entonces que la medida podría interferir en el renovado acuerdo comercial entre EE.UU., México y Canadá, conocido como T-MEC y pendiente de ratificación por los poderes legislativos de los tres países.

Migrantes caminando

AFP/Getty Images
La política de Trump se ha basado en tratar de detener el flujo de migrantes que llegan a EE.UU a través de México.

Pero este miércoles Trump volvió a mencionar sus planes de cerrar la frontera enviando a las fuerzas armadas.

“Una caravana muy grande de más de 20.000 personas está México. Se ha reducido en tamaño por (su paso por) México, pero siguen llegando. México debe detener el resto (de los migrantes) o nos veremos obligados a cerrar esa sección de la frontera y llamar al Ejército. ¡Los coyotes y carteles tienen armas!”, tuiteó Trump.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la última versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=TDNa62SfQmQ

https://www.youtube.com/watch?v=JQ49Z20soKQ

https://www.youtube.com/watch?v=QWwnV83nGzY

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

¡Muchas gracias!


Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.