Villólogos, el colectivo que busca rescatar la memoria revolucionaria en México
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Facebook de Los Villólogos

Villólogos, el colectivo que busca rescatar la memoria revolucionaria en México

Un nieto del general de la División del Norte dirige el colectivo Los Villólogos, integrado por otros descendientes de revolucionarios y académicos; acuden a diferentes sitios para preservar la memoria revolucionaria.
Facebook de Los Villólogos
Por Paris Martínez
21 de noviembre, 2017
Comparte

Hipólito fue el último hijo de Pancho Villa, nació el 24 de julio de 1923, es decir, cuatro días después de que el jefe revolucionario fuera asesinado, y luego Hipólito tuvo un hijo, al cual, sin mucho qué pensar, bautizó como Francisco Villa… Betancourt.

”En la familia, aproximadamente, debe haber unos veinte (integrantes con el nombre) Francisco Villa”, calcula el nieto del general de la División del Norte, que hoy dirige el colectivo Los Villólogos, con el que él y otros descendientes de revolucionarios y académicos van reviviendo la memoria de la Revolución, ahí donde se los permiten: “en universidades, en cines, en kínders, donde sea”.

Villa procreó a Hipólito con Austreberta Rentería, que fue, de sus tres esposas (oficiales), la que permaneció a su lado hasta su asesinato. No obstante, explica Francisco (el nieto), tras la caída del general, doña Austreberta quedó en el abandono.

“A mi abuelo obviamente no lo conocí, pero con mi abuela Austreberta conviví 22 años –recuerda Francisco–. Cuando el general Villa es asesinado, mi abuela se va a Parral, y luego a Jiménez, y termina en la ciudad de Chihuahua, donde Lázaro Cárdenas, en alguna de sus giras ya como presidente, la rescata y se la trae con
sus dos hijos a la Ciudad de México, donde les dan estudios a mi papá, Hipólito, y a su hermano”.

La educación pública, destaca, fue la mayor retribución para los hijos de Villa, que tanto peleó en vida, en especial por ese tópico.

Suele recordarse, destaca el nieto de Villa, que “cuando el general fue gobernador de Chihuahua, creó sus propios billetes para obligar a los ricos a entregar su oro (que dejó de tener valor dentro del estado). Con ese oro, sí, Villa compró armas, pero en ese mes en que fue gobernador, también usó el dinero para construir 50 escuelas. Hasta la fecha, ningún presidente o gobernador ha construido 50 escuelas en un mes, sólo Francisco Villa, y luego de ese mes dejó el puesto porque nuevamente se fue a la guerra”.

Hoy, destaca Francisco Villa Betancourt, agente aduanal y abogado de profesión, los integrantes del colectivo Los Villólogos buscan refrendar ese espíritu promotor de la educación, “dando pláticas en todo el país, en donde nos llamen vamos, podemos hacerlo donde quieran, damos una plática, y hacemos una exposición, de forma gratuita”.

El colectivo, subraya, “tiene un museo itinerante, con cosas de Villa, de Zapata, ahora de Porfirio Díaz, y también de Felipe Ángeles”.

Cuando Villa fue asesinado, emboscado en Hidalgo de Parral, Chihuahua, “mi abuela se queda con tres baúles con cosas personales del general, algunas de las cuales (en las décadas siguientes) dejó en varios museos, entre ellos el Castillo de Chapultepec, donde dejó su sombrero (salacot), su espada, la pistola que traía (cuando fue atacado) y la ropa”.

Muchos de esos objetos históricos guardados en los tres baúles “se quedan con mi papá cuando fallece mi abuela, y cuando mi papá muere, yo no quería tener todo eso en un baúl. Tengo 17 años revisando el contenido de esos baúles, y no acabo, pero no quiero engolosinarme y sacarlo todo en un día, poco a poco voy revisando las cosas, y luego las voy entregando a museos, en comodato, porque no me interesa guardarlas en la casa, prefiero que la gente las conozca, y de ahí salen también las piezas para el museo itinerante de Los Villólogos”.

El colectivo, del que también forman parte el historiador Armando Ruiz Aguilar y César Gómez Ángeles, descendiente del general Felipe Ángeles, no sólo difunde la historia de la División del Norte, el contingente militar más fuerte de la Revolución, encabezado por Villa, además ayuda a promover el conocimiento de todo este periodo y de sus personajes.

“Por ejemplo aquí, en el University Club –lugar donde se realiza la entrevista, y que tiene su sede en Paseo de la Reforma–, se hizo un homenaje a Porfirio Díaz, a su trayectoria como general, no como presidente. El personaje de Díaz resulta muy interesante para los miembros de este club, porque algunos de sus socios
son descendientes de familias que, en su época, lo apoyaron, y nos invitaron a participar como ponentes, y también nos han invitado a realizar exposiciones sobre Villa, charlas sobre Zapata”.

–¿Qué siente de ser descendiente de Pancho Villa?

–Pues mucha responsabilidad, pero es una responsabilidad que me encanta, y me encanta compartirlo con la gente. Cuando era niño, en la primaria y en la secundaria, si no diario, por lo menos cada tercer día me tenía que agarrar a trancazos con alguien, porque no faltaba quién insultaba a mi abuelo (cuya figura fue satanizada durante las primeras décadas tras el fin de la Revolución), yo quería lavar el honor, la afrenta, hasta que mi papá me dijo que tendría que pelearme con la mitad de México. Ahí empecé a entender de dónde venimos…

El colectivo Los Villólogos puede ser contactado a través de su perfil de Facebook, para conocer su agenda de actividades, o para organizar otras nuevas, de forma gratuita.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

"Vivir y trabajar desde donde sea": Airbnb permitirá que todos sus empleados trabajen de forma remota indefinidamente

La plataforma de alojamiento también se compromete a no recortar el salario del personal si elige trabajar desde la casa.
30 de abril, 2022
Comparte

“Vivir y trabajar desde donde sea”.

Airbnb permitirá que sus empleados trabajen desde cualquier lugar del mundo que deseen, según informó el jueves la plataforma de alojamiento en un comunicado.

Su personal podrá trabajar desde su casa o la oficina y mudarse a cualquier lugar del país sin que su salario se vea afectado, añadió compañía.

Esta política contrasta con las preferencias expresadas por Google en Estados Unidos, donde el personal que trabaja desde su casa puede ver un recorte salarial si se muda de ciudad.

Otras empresas tecnológicas, como Cisco y Microsoft, también realizaron modificaciones para hacer más flexible la jornada laboral de sus empleados.

Brian Chesky

Getty Images
El director ejecutivo de Airbnb, Brian Chesky, cree que el trabajo desde la casa se convertirá en la norma.

El director ejecutivo de Airbnb, Brian Chesky, envió a los empleados un correo electrónico detallando los cambios y predijo que en una década el trabajo flexible será la norma para muchas personas.

“Si limitáramos nuestro grupo de talentos a un radio de desplazamiento alrededor de nuestras oficinas, estaríamos en una desventaja significativa”, afirmó.

“La mejor gente vive en todas partes y no está concentrada en un área”, añadió.

Límites y algunos peros…

El líder de Airbnb dijo a los empleados que los cambios empezarían a ser aplicados a partir de septiembre próximo y fijó algunos límites.

Los trabajadores tendrán “la flexibilidad de viajar y trabajar en todo el mundo” sin que su fuente de trabajo peligre. Pero solo podrán hacerlo por hasta 90 días consecutivos en cada país, aunque no expandió las razones.

Pese a esta flexibilización, Chesky todavía quiere que los empleados se junten regularmente para reuniones y eventos sociales, estructurados en torno a dos lanzamientos de productos importantes por año.

“Airbnb está en el negocio de la conexión humana por encima de todo y creemos que las conexiones más significativas ocurren en persona“, afirmó.

“Zoom es excelente para mantener las relaciones, pero no es la mejor manera de profundizarlas. Además, el trabajo creativo y de colaboración es mejor cuando se está en la misma habitación”.

Airbnb tuvo un acuerdo de trabajo flexible con sus empleados durante la pandemia, pero el anuncio de Chesky es un “compromiso a largo plazo”, añadió una vocera.

Brian Chesky amplió la comunicación en un hilo de Twitter en el que aclaró que esta parece ser una tendencia que se consolidará.

“Hace dos décadas, las startups de Silicon Valley popularizaron las oficinas abiertas en una misma planta”, escribió.

“Hoy estas empresas han adoptado la flexibilidad y el trabajo remoto. Creo que esta se convertirá en la forma predominante en que las empresas trabajan dentro de 10 años“, predijo.

La empresa de tecnología de redes Cisco dijo en julio de 2021 que permitiría que decenas de miles de sus empleados trabajen de forma remota de forma permanente.

Microsoft permite que su personal trabaje desde sus casas hasta la mitad del tiempo.

Sin embargo, en agosto del año pasado, Google dijo que los empleados estadounidenses que optaron por trabajar desde casa podrían tener un recorte salarial.

Incluso, el gigante de la búsqueda y la publicidad desarrolló una calculadora de pago que permite a los empleados ver los efectos de trabajar de forma remota o mudarse de oficina.

Hombre trabajando desde la casa.

Getty Images

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=SlTSFkTsZL8

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.