A través de leyendas radiofónicas, un grupo de niños encontró el gusto por leer y escribir
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Especial.

A través de leyendas radiofónicas, un grupo de niños encontró el gusto por leer y escribir

Por su iniciativa, el profesor Carlos Villarreal fue galardonado con el Premio ABC 2017 que otorga la organización Mexicanos Primero.
Especial.
Por Andrea Vega @EAndreaVega
2 de diciembre, 2017
Comparte

El profesor Carlos Alberto Villareal, del municipio de Cañitas de Felipe Pescador al norte de Zacatecas, estaba preocupado porque no lograba interesar a sus alumnos de quinto y sexto grado de primaria en la lectura y la escritura.  Había intentado varias estrategias: les llevaba textos de reflexión, cuentos, fábulas, pero no conseguía mover su interés hacia los libros, hasta que un día se encontró con un contenido en la asignatura de español: el guión radiofónico.

“Los muchachos propusieron hacer historias de terror para radio. Me gustó la iniciativa y nos pusimos a trabajar con leyendas de la zona. Ellos iban y les preguntaban a sus abuelos por las de aquí, luego las escribían y así hicimos un compilado de 16 historias. Después le pedí a los  muchachos que hicieran la ambientación e iban proponiendo diálogos”.

Los alumnos no sólo escribían las historias, sino que también las interpretaban. Surgió entonces la idea de dejar plasmado el material en un libro y en un disco. Iban a hacer falta ilustraciones, así que el profesor les pidió a los muchachos que, de acuerdo al pasaje que más les impactara de la leyenda, hicieran un dibujo.

Se seleccionaron las mejores historias y se integraron en el texto. La producción del libro y el disco fue casera y manual. El profesor y sus alumnos buscaron tutoriales en Youtube para poder encuadernarlo. Para el disco se recopilaron todas las leyendas que grabaron los muchachos.

“Les prestaba mi celular y la computadora e íbamos grabando”, recordó Villarreal.

En este proyecto participaron 21 alumnos de su grupo, así como 39 más de otras dos escuelas que se involucraron.

Al inicio, el programa de radio se presentó solo en la plaza pública del colegio. Pero “vimos que al público le gustó, generó impacto, así que empezamos a buscar más leyendas y luego ya presentamos la actividad en todo el municipio. Los niños hicieron volantes y folletos para promocionarla”.

Alumnos del profesor en radio.

A partir de esta actividad, el profesor Villarreal trabajó transversalmente diversas habilidades: la lectura, la escritura, la compresión, el dibujo y aprovechó para integrar un elemento que a los niños y jóvenes les llama mucho la atención.

“Los niños quieren aprender en acción y también en interacción con la tecnología. En este proyecto ellos mismos grababan sus diálogos y luego me los mandaban por Whatsapp. Luego incursionaron en la edición de video. Buscaron las imágenes para acompañar sus historias y se fueron involucrando cada vez más”.

Por puro gusto

Por el trabajo que implementó con sus alumnos, el profesor Villareal fue uno de los docentes galardonados con el Premio ABC 2017 de Mexicanos Primero, que cumple 10 años de reconocer, desde la sociedad civil, la labor ejemplar de profesores –de educación básica en escuelas públicas de México– que han logrado altas metas en el aprendizaje de sus alumnos.

Lo que hace este profesor en el aula es parte de los “Ambientes Propicios para el Aprendizaje”, contemplados en el nuevo modelo educativo, en el que se asienta que para hacer posible el mayor logro de los estudiantes, los docentes deben priorizar las interacciones significativas entre ellos.

El ambiente de aprendizaje también debe reconocer que el conocimiento se construye en comunidad, de forma cooperativa, solidaria, participativa y organizada.

Así, se debe dar mayor peso a la motivación personal, al tiempo que se fomenta la colaboración entre los estudiantes, se diseñan estrategias para hacer relevante el conocimiento que induce en ellos el aprecio por sí mismos, su capacidad de asombro y su deseo de aprender a lo largo de toda la vida, se lee en el documento.

Evaluación en las aulas

Para Juan Alfonso Mejía, director general de Mexicanos Primero, no basta que los profesores del nivel básico sean evaluados frente a una computadora. “Nuestra postura es que se debe ir hasta las aulas y evaluar ahí el trabajo de los profesores”, esto para saber si los docentes están cambiando realmente sus prácticas.

“Sin embargo, la SEP y el INEE argumentan que no cuentan con los recursos económicos suficientes para hacerlo. Nosotros vamos a las aulas para evaluar a los profesores y entregar el Premio ABC, claro, las autoridades tendrían que hacerlo a gran escala. No sé, exactamente, cuánto costaría esto”.

Lo que sí sabe Mejía es que una de las grandes fallas de esta administración, la de Enrique Peña Nieto, es que no se ha cumplido con las pruebas necesarias para evaluar la calidad educativa en el país.

“Había un calendario para las mediciones de aprendizaje de los alumnos, Planea  (Plan Nacional para la Evaluación de los Aprendizajes) y Pisa (Programa Internacional de Evaluación de los Alumnos), pero ese calendario ha sido modificado año con año. Planea, por ejemplo, debió aplicarse en 2016 y no se hizo, porque no había un presupuesto de 84 millones de pesos para realizar la evaluación”.

“Eso no se puede usar como argumento”, agregó, “no puedes decir que no tienes presupuesto cuando lo que está de fondo es garantizar el derecho de nuestros niños a aprender”. Y es que al no capacitar y al no evaluar correctamente, se deja al criterio y la iniciativa de los profesores implementar nuevas prácticas de enseñanza en el aula.

El trabajo del profesor Carlos Alberto Villareal es excepcional, lo que le valió ser galardonado con el Premio ABC 2017. Por lo pronto, el maestro planea ejecutar un proyecto similar en la asignatura de historia. Sólo que ahora las grabaciones las quiere trabajar con biografías de la historia de México o con pasajes que la van formando, “para que le sea más significativo a los niños”.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

La nueva función para pedirle a Google que elimine tus datos personales de sus resultados de búsqueda

Antes Google permitía la eliminación de ciertos datos personales si existía algún riesgo potencial para un individuo, con la nueva función no será necesario este requisito para la eliminación de datos.
3 de mayo, 2022
Comparte

Con el auge de internet y sobre todo, con el dominio de Google como principal motor de búsqueda en la red, la privacidad de la información personal se ha convertido en un tema prioritario para los usuarios.

Por eso ha llamado la atención la noticia que se dio a conocer en los últimos días en el que Google anunció la creación de un nuevo formulario que permite eliminar de forma más sencilla los datos personales de las búsquedas que se hacen a diario.

“La disponibilidad de información personal en línea puede ser desconcertante”, explicó Michelle Chang, líder de políticas globales de búsqueda de Google, en el portal de la organización.

Chang dejó en claro que los datos podrían resultar en “contacto directo no deseado o incluso en daños físicos”.

La actualización reduce drásticamente los requisitos de Google para eliminar datos de los resultados de búsqueda.

Antes se podía solicitar borrar la información personal y financiera solo en casos de un potencial robo de identidad o amenaza de la integridad de la persona.

Ahora con la nueva herramienta, Google señala que se puede solicitar la eliminación de la información personal incluso si no existe un riesgo claro.

Esto teniendo en cuenta que en el motor de búsqueda de Google se hacen 63 mil consultas de búsqueda por segundo, lo que se traduce en 5 mil 600 millones de búsquedas por día.

Google Formulario

Lee: Google no censuró la imagen de la Línea 12 en Street View

Cómo es el nuevo formulario

En el blog de la empresa, Chang explica que cualquier persona puede enviar una solicitud de eliminación de datos.

Lo ideal es tener una serie de links de internet o URL donde se encuentre la información que se desea eliminar.

Después se llena el formulario que pueden encontrar acá. Allí se pide que se especifique si se desea borrar la información de una búsqueda de Google específica o de un sitio web.

Según la empresa también sería ideal incluir en la solicitud capturas de pantalla donde se pueda apreciar la información que se desea remover.

“Al recibir la solicitud, vamos a evaluar todo el contenido de la página web incluida en el formulario sobre todo para asegurarnos que al borrar esa información, no estamos afectado contenido que sea útil, como por ejemplo, un artículo o una noticia”, explica Chang.

Por esa razón el portal aclara que algunos cambios no se podrán completar.

“Si el contenido aparece en sitios de registro público o que pertenece a un gobierno, en esos casos no podremos hacer nada”, agregó.

Entre las modificaciones que el formulario ha incluido en esta actualización se puede borrar contraseñas que están en aplicaciones que gestionan contraseñas.

En América Latina los países más afectados por el robo de identidad, muchos de ellos por información que se encuentra disponible en la red, son Venezuela, Colombia, México y Brasil.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=NMDLd_zwYXY

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.