Caso por caso, la forma en que la policía de Javier Duarte desapareció a 15 jóvenes (primera parte)
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Caso por caso, la forma en que la policía de Javier Duarte desapareció a 15 jóvenes (primera parte)

Con el argumento de que tenían una “actitud sospechosa”, la policía estatal de Javier Duarte detuvo a 15 jóvenes, que siguen en calidad de desaparecidos.
Por Arturo Angel
14 de febrero, 2018
Comparte

Sin órdenes de aprehensión de por medio o denuncias. Sin una investigación en curso o trabajo de inteligencia. Sin que se hubiera cometido algún delito en flagrancia, o protagonizado un disturbio. Con el único argumento de tener “una actitud sospechosa”, la policía estatal de Veracruz, en la administración de Javier Duarte, detuvo y desapareció de manera forzada a al menos 15 jóvenes, cuatro de ellos menores de edad, en un periodo de apenas seis meses en 2013.

Ninguno de éstos jóvenes fue llevado ante un juez o agencia del Ministerio Público. De todos ellos no se ha vuelto a conocer su ubicación. Los 15 se encuentran en calidad de desaparecidos.

Una investigación de la Fiscalía General de Justicia del estado, que la semana pasada derivó en la detención y acusación contra 19 exmandos e integrantes de la policía estatal, por el delito de desaparición forzada -entre ellos el exsecretario de Seguridad Pública Arturo Bermúdez -, permite conocer la forma en cómo desapareció cada una de las víctimas.

No eran hechos aislados o circunstanciales, sino una operación perfectamente organizada, en la que participaban dos grupos dentro de la policía estatal, la Fuerza de Reacción y la Fuerza Especial, los cuales actuaban coordinadamente para perpetrar las desapariciones.

En todos los casos, comandos de hasta 14 policías se encargaban de las detenciones, de las cuales existen informes internos de la corporación, en los que se reportaba la captura e identidad de las víctimas.

A partir de la imputación hecha en la audiencia pública, el pasado fin de semana en Veracruz, contra  los exmandos y policías detenidos, se describe a continuación cómo es que la policía estatal ejecutó la desaparición de cada una de las víctimas.

Un común denominador: todos habrían sido llevados a una Academia de Policía a las afueras de Xalapa, de donde no se volvió a saber de ellos.

Animal Político te presenta en esta primera parte, de cuatro, la forma en que operaba la Policía Estatal de Javier Duarte, para desaparecer de manera forzada a jóvenes veracruzanos. Los casos se muestran de manera cronológica.

Víctima: Héctor Jesús Hoyos Barradas

Edad al momento de su desaparición: 16 años.

Héctor fue detenido el 6 de abril de 2013, poco antes de las 11 de la mañana, sobre la carretera Xalapa – Perote, en la localidad de El Rosario, municipio de Rafael Lucio, Veracruz.

Elementos de la Fuerza de Reacción, al mando del comandante Manuel Trujillo Rivera, registraron al joven tras considerar que mostraba una “actitud sospechosa” y supuestamente le encontraron un teléfono.

De acuerdo con una tarjeta informativa interna firmada por el referido mando policiaco, dicho teléfono contenía información que hacía “sospechar” que colaboraba con el crimen organizado.

Como respuesta a su tarjeta informativa, Trujillo recibió la orden de poner al menor a “disposición correspondiente”. Lo anterior no significaba llevarlo a una agencia del Ministerio Público (MP), sino entregarlo a elementos del grupo Fuerza Especial de la SSP, una agrupación de élite sin reconocimiento oficial, compuesta en su mayoría por exmilitares y bajo mando directo de Arturo Bermúdez.

La entrega de Héctor  se hizo debajo del puente “Las Trancas”, poco después de la medianoche del 7 de abril. Los elementos de la Fuerza Especial llegaron en tres patrullas y se lo llevaron. Desde ese día no se ha vuelto a saber nada sobre el paradero de Héctor.

En este caso como en todos los demás, la Fiscalía subraya que no existe Informe Policial Homologado o registro legal alguno de la detención del menor, ocultándola así del MP y del Poder Judicial. Lo que sí existe son las tarjetas informativas internas que corroboran lo sucedido.

Víctima: José de Jesús Martínez del Ángel

Edad al momento de su desaparición: 21 años.

José de Jesús fue detenido el 28 de abril de 2013,  a las cuatro de la tarde, en la carretera federal Xalapa – Perote, a la altura de un puente peatonal en Banderilla, Veracruz. La captura la hicieron elementos de la Fuerza de Reacción bajo el mando del comandante Trujillo Rivera.

La víctima fue ilegalmente registrada y se le encontró un celular con supuestos mensajes, donde se daba reporte del movimiento de uniformados. En la tarjeta informativa interna, elaboraba el 29 de abril, se asentó que Martínez supuestamente era informante de “Los Zetas”. La instrucción del alto mando fue llevarlo al “punto de entrega”.

A las 7 de la noche del mismo día que fue detenido, José de Jesús fue entregado a elementos de la Fuerza Especial que llegaron en tres patrullas, una de ellas al mando del comandante Roberto González Meza. Desde ese momento el joven se encuentra desaparecido.

De la detención de José de Jesús no existe registro legal ni se dio aviso nunca al MP o al Poder Judicial.

Víctima: Alberto Huerta Acosta.

Edad al momento de su desaparición: 23 años.

Alberto fue detenido a las 10 de la mañana del 30 de abril de 2013,  por los elementos de la Fuerza de Reacción bajo el mando del comandante Trujillo. Esto ocurrió en plena Avenida Xalapa a las afueras de la sede de la Secretaría de Finanzas del estado, en Xalapa.

Como era habitual los policías revisaron ilegalmente. Al joven le encontraron un celular en el que supuestamente había mensajes sobre movimiento de uniformados.

De acuerdo con la tarjeta informativa elaborada por Trujillo, el joven “reconoció en un interrogatorio” trabajar para “Los Zetas”.

El comandante recibió la “instrucción superior” de entregar al detenido a la Fuerza Especial quienes llegaron al “punto de entrega” a la una y media de la tarde del mismo día. Desde ahí no se sabe nada de la víctima.

De la detención de Alberto Huerta no existe registro legal ni se dio aviso nunca al MP o al Poder Judicial.

Víctima: José Ulises Martínez Fernández

Edad al momento de su desaparición: 30 años

El 30 de abril de 2013, a las 11 de la noche, policías estatales de la Fuerza de Reacción detuvieron a José Ulises. El lugar de la detención se dio en las inmediaciones del edificio de la Secretaría de Finanzas en Xalapa.

En la tarjeta informativa del caso, elaborada el 1 de mayo por el comandante Trujillo, se informó que al detenido se le encontró un teléfono con mensajes y números que hacían presumir que colaboraba con “Los Zetas”, lo cual “reconoció en un interrogatorio”.

En vez de ser llevado a una agencia ministerial o a la PGR, la víctima fue entregada a dos patrullas de la Fuerza Especial en la madrugada del 1 de mayo, y nunca más se supo de él.

De la detención de José Ulises no existe registro legal ni se dio aviso nunca al MP o Poder Judicial.

Víctimas: Jorge Leal Amaro y Liberio Hoyos Castañeda

Edad al momento de su desaparición: 20 años (ambos)

Jorge y Liberio fueron detenidos el 14 de mayo de 2013, sobre la carretera Jilotepec-Naolinco, a la altura de Coacoatzintla. Los responsables fueron 14 elementos de la Fuerza de Reacción de la policía estatal, bajo el mando de Silviano Martínez Rivera.

La tarjeta interna elaborada por el referido mando señaló que a los detenidos se les encontraron en sus celulares mensajes que hacían resumir su nexo con el crimen organizado, y que “ambos refirieron” trabajar para Los Zetas.

El comandante recibió la instrucción de entregar a los detenidos a la Fuerza Especial. Así se hizo al filo de la 1 de la madrugada, del 15 de mayo ,y desde ahí nadie ha vuelto a saber de las víctimas.

De la detención de Jorge y Liberio nunca se notificó al Ministerio Público, ni a juez alguno. Tampoco se elaboró el Informe Policial Homologado.

Los casos ilustran la forma en que operaba la policía estatal de Javier Duarte, cuyos mandos son investigados por la desaparición forzada de 15 jóvenes veracruzanos, entre los que ellos cuatro menores de edad.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Ralph Lauren se disculpa tras ser acusado de 'plagio' por Beatriz Gutiérrez

Beatriz Gutiérrez Müller publicó una imagen en Instagram de una prenda con un diseño colorido que, según denunció, fue copiado por la empresa estadounidense de las prendas que usan las comunidades indígenas de Contla y Saltillo, para las que pidió una compensación.
21 de octubre, 2022
Comparte

Ralph Lauren se ha disculpado por vender un artículo de ropa que supuestamente copió diseños indígenas mexicanos.

La cadena de moda estadounidense fue acusada de “plagio” por la esposa del presidente de México, Beatriz Gutiérrez Müller, y por la ministra de cultura de ese país.

México ha realizado denuncias similares contra otras grandes marcas en los últimos años.

Ralph Lauren dijo que estaba “sorprendido” de ver que la prenda en cuestión todavía estaba a la venta, después de haber emitido una “directiva severa” meses antes para retirarla.

En un comunicado, la compañía de ropa dijo que estaba trabajando para averiguar cómo terminó el producto en el piso de ventas y que estaba “profundamente arrepentida de lo que sucedió”.

La agencia de noticias Reuters informó que encontró ese mismo artículo a la venta por internet por cientos de dólares.

En su publicación de Instagram, Gutiérrez -esposa del mandatario Andrés Manuel López Obrador- compartió una imagen de una prenda larga que tenía rayas y patrones y colgaba en una tienda con una etiqueta de Ralph Lauren.

Dijo que a la marca le gustaban los diseños inspirados en las tradiciones textiles indígenas. Pero -agregó- “copiar” estos patrones era “incurrir en plagio”, algo que calificó de “ilegal e inmoral”.

Gutiérrez, quien es escritora e investigadora, agregó que ese artículo en particular se apropió del diseño de las prendas que usaban los pueblos de Contla y Saltillo, y pidió una compensación para las comunidades indígenas.


La ministra de Cultura, Alejandra Frausto, agregó sus propias críticas, calificándolo como un caso de “apropiación cultural”.

La frase se utiliza para hacer referencia a una tradición particular, como un peinado o vestimenta, que se toma de un grupo marginado y se usa de manera diferente por una cultura dominante.

Hay una línea clara entre la apreciación y la apropiación, dice la antropóloga residente en los Países Bajos Sandra Niessen.

“Inspirarse en los diseños hechos por otras personas es tan antiguo como el diseño mismo”, dice, y agrega que así es como crecen las culturas.

Pero -afirma- la apropiación que a veces se ve en la moda contemporánea sugiere desequilibrios de poder y “colonialismo en la práctica”.

En su comunicado, Ralph Lauren hizo referencia a un anuncio que había realizado en junio en el que prometía mayor “crédito y colaboración” para nuevas prendas con motivos indígenas a partir del verano de 2023.

Agregó que la empresa estaba profundizando su “formación de conciencia cultural” y ampliando su trabajo con las comunidades indígenas.

Andrés Manuel López Obrador y Beatriz Gutiérrez Müller

AFP
La escritora e investigadora Beatriz Gutiérrez Müller es la primera dama de México.

Los reclamos de este tipo de explotación surgen con frecuencia en la industria de la moda, y Ralph Lauren es solo la más reciente marca global en enfrentar acusaciones de funcionarios mexicanos.

En julio, se criticó al minorista chino Shein por un producto que, según México, utilizaba los diseños de la comunidad maya, lo que llevó a la empresa a retirar el producto de la venta.

Zara, Mango y Anthropologie se encuentran entre muchas otras marcas occidentales que han sido criticadas, y en 2020, la diseñadora francesa Isabel Marant emitió su propia disculpa después de acusaciones de apropiación.

A principios de este año, México aprobó una ley que se compromete a brindar mayor protección a los pueblos indígenas y afromexicanos del país.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.