close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Prostitución, hacinamiento y maltratos físicos; violaciones presentes en penales femeniles de México

Estudio de la CNDH revela que mujeres reclusas viven en condiciones deplorables, algunas reportan golpes y hasta violaciones sexuales por parte del personal que labora en los centros penitenciarios.
Cuartoscuro
Por Redacción Animal Político
13 de febrero, 2018
Comparte

Desde sobrecupo hasta casos de prostitución y carencias que violentan los derechos humanos, fueron encontrados por la Comisión Nacional de Derechos Humanos en al menos 77 centros de reclusión, tanto estatales como federales, de los cuales 59 son de población mixta y 15 exclusivos de mujeres.

Las más de mil reclusas encuestadas a nivel nacional reportaron al personal de la CNDH, principalmente violaciones a las condiciones de vida digna y segura, así como situaciones que vulneran sus derechos humanos como: maltrato; deficiencias en las instalaciones; falta de acceso a servicios y actividades; desigualdad; mala alimentación; sobrepoblación; autogobierno; cobros y privilegios; prostitución; irregularidades en sanciones disciplinarias; y falta de apoyo a quienes viven allí con sus hijos.

Las autoridades responsables de los centros visitados reportaron que los delitos con mayor incidencia entre la población femenil son: contra la salud 2,276; robo 2,170; secuestro, 1,134; homicidio 1,029; delincuencia organizada 611; fraude 240; lesiones 227; violencia intrafamiliar 108, y portación de arma de fuego reservada para uso exclusivo de las Fuerzas Armadas 388.

Respecto a las denuncias de las reclusas los casos de maltrato se detectaron en todos los reclusorios visitados. Las afectadas reportaron amenazas, golpes, humillaciones y tratos discriminatorios por parte del personal directivo, técnico y de custodia.

“Incluso, en el centro de reclusión de Nezahualcóyotl Bordo de Xochiaca, en el Estado de México, varias internas encuestadas señalaron que fueron víctimas de abusos de tipo sexual”, detalla el Informe Especial de la CNDH sobre las Mujeres Internas en los Centros de Reclusión 2015.

Por lo menos 60 internas de 24 estados, incluida la Ciudad de México, han sido víctimas de golpes mientras que otras 147 reclusas, reportaron amenazas de parte del personal. Otras 256 sufrieron humillaciones por parte de los trabajadores y 213 indicaron ser víctimas de discriminación.

Las condiciones en las que viven las internas también son deplorables. La mayoría de los espacios tienen fallas en su estructura o carecen de los servicios básicos. De hecho el organismo detecto en casi todos los centros plagas de cucarachas, chinches, ratas o moscas.

La sobrepoblación, presente en 17 de los centros visitados, se suma a las razones  de malas condiciones en las reclusas.  El peor caso es el del penal de Venustiano Carranza, Nayarit, donde la sobrepoblación es de 246%, así como los de Chalco y Ecatepec, en el Estado de México, y Cárdenas, en Tabasco, en los que es igual o mayor al 100%, todos ellos con presencia de mujeres.

Por otro lado el estudio detectó que en al menos 38 centros por parte del personal hacia las internas o en su defecto de las mismas reclusas que se autogobiernan y exigen un pago en efectivo a cambio de seguridad.

Derivado estos cobros también se encontraron casos en los que ciertas reclusas viven con privilegios como el tener aparatos electrónicos dentro de sus celdas.

Uno de los temas más delicados encontrados dentro es el de la prostitución. En ese sentido el estudio de la CNDH no da muchos detalles pero establece la presencia del delito en al menos 20 penitenciarias del país.

Respecto a la división de los internos el documento de la CNDH resalta el caso del centro de reclusión de Tanivet, Tlacolula, en Oaxaca, se constató que la sección femenil y el área para internos con discapacidad psicosocial solo están divididas por una malla ciclónica.

Lo anterior “permite la convivencia entre hombres y mujeres, a tal grado que hay casos en que las internas han mantenido relaciones sexuales con internos, según información proporcionada por personal del lugar”.

Menores de edad en el abandono

Las y los niños cuyas madres se encuentran presas también ven violados sus derechos. En al menos 10 reclusorios de todo el país se detectó que está prohibida la presencia de menores en dichos lugares, negándoles así el derecho de convivir con sus madres.

En otros 53 centros la presencia de los menores se permite únicamente sí nacieron mientras las mujeres estaban presas, y solo hasta una determinada edad que varía dependiendo el lugar, entre los 6 meses y los seis años. Sin embargo hay casos como el de Acapulco de Juárez y Chilpancingo de los Bravo, ambos en Guerrero, donde los menores pueden permanecer hasta los 12 años.

Pero en ninguno de estos 53 centros se brinda apoyo para que los hijos de las reclusas tengan acceso a los servicios de guardería y/o educación básica mientras permanecen allí.

Ante esta serie de irregularidades, el personal de la CNDH emitió una serie de recomendaciones a las autoridades correspondientes para atacar el problema.

Principalmente la implementación de medidas para prevenir, sancionar y erradicar toda forma de violencia contra las mujeres internas. Además de generar políticas públicas con perspectiva de género en materia penitenciaria con el fin de que las mujeres presas cuenten con condiciones para cumplir sus penas con dignidad.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Los alimentos que ayudan al cerebro a funcionar mejor

Desde el punto de vista del funcionamiento del cerebro hay diversos nutrientes y alimentos muy importantes, pero la clave siempre está en llevar a cabo una dieta equilibrada, coinciden expertos.
30 de octubre, 2019
Comparte

Una buena alimentación es clave para para nuestra salud en general, y para la de nuestro cerebro en particular.

“La alimentación es uno de los pocos factores de riesgo de enfermedades neurológicas que está en nuestra mano modificar y controlar”, le dijo a BBC Mundo el doctor Gurutz Linazasoro, portavoz de la Sociedad Española de Neurología.

Los expertos señalan que no hay alimentos mágicos, sino que lo importante es llevar un patrón dietético equilibrado.

“El patrón dietético que más se ha estudiado es la dieta mediterránea”, explica Linazasoro.

“Se sabe que disminuye el riesgo de padecer alzheimer y parkinson, también disminuye el de sufrir enfermedades cardiovasculares y disminuye el riesgo de obesidad, que indirectamente también incide sobre la salud cardiovascular”.

Una dieta mediterránea típica incluye muchos vegetales, frutas, legumbres, cereales y productos ricos en carbohidratos como el pan integral, la pasta y el arroz integral.

También contiene cantidades moderadas de pescado, carne blanca y algunos productos lácteos. Y además utiliza para cocinar y aderezar sobre todo aceite de oliva.

“Las claves son comer sano, equilibrado y con moderación“, insiste el experto.

Teniendo en cuenta estas recomendaciones, desde el punto de vista del funcionamiento del cerebro hay diversos nutrientes y alimentos muy importantes. Veamos algunos de ellos.

Pescado azul

El sistema nervioso y concretamente el cerebro son tejidos muy ricos en agua pero que también tienen un componente lipídico (graso) muy importante, le explicó a BBC Mundo el dietista-nutricionista y doctor en Biología Funcional y Molecular Ramón de Cangas.

De hecho, explica el también miembro de la Academia Española de Nutrición y Dietética, más de un 60% de su peso seco está constituido por lípidos, por lo que ciertos ácidos grasos cobran especial relevancia.

Pescado azul.

Getty Images
Los pescados azules son ricos en el ácido graso omega-3, un nutriente relacionado con un menor deterioro cognitivo.

Los pescados azules son ricos en el ácido graso omega-3 docosahexaenoico (DHA).

Una dieta rica en este nutriente “ha demostrado suponer una serie de beneficios, entre ellos un menor deterioro cognitivo y menor riesgo de enfermedades como el alzheimer”.

Cítricos y verduras

Son alimentos ricos en vitamina C, que según varios estudios se asocia con un mejor desempeño cognitivo.

“Quizás se debe a su función antioxidante y a que participa en la producción de los neurotransmisores —las biomoléculas que se encargan de transmitir la información de una neurona a otra—”, explica el nutricionista.

Ocurre lo mismo con los plátanos, ricos en piridoxina, una forma de vitamina B6 que participa en el metabolismo de los neurotransmisores.

Cacao puro y canela

Son alimentos ricos en polifenoles, que “han mostrado resultados interesantes en prevención del deterioro cognitivo por su efecto antioxidante que protege a las neuronas”, dice Ramón de Cangas.

Aguacates

Getty Images
Los aguacates poseen un tipo de ácidos grasos saludables para nuestro cerebro.

Aguacates

Los aguacates, junto con el aceite de oliva y otras fuentes de grasa monoinsaturadas (un tipo de grasa saludable) “son interesantes en la prevención del deterioro cognitivo justamente por su riqueza en este tipo de ácidos grasos y también en ciertos fitoquímicos (nutrientes de origen vegetal)”, dice el dietista-nutricionista.

Nueces

Las nueces son excelentes fuentes de proteínas y grasas saludables.

Son ricas en un tipo de ácido graso omega-3 llamado ácido alfalinolénico (ALA), que ayuda a bajar la presión arterial y protege las arterias. Esto es bueno tanto para el corazón como para el cerebro, según la Escuela de Medicina de Harvard.

Nueces

Getty Images
Los frutos secos son fuentes de proteínas y grasas saludables.

Los tres enemigos del cerebro

Linazasoro insiste en que la clave de todo esto es la variedad, pero también la moderación.

“De nada sirve comer todos los días dos kilos de nueces o todos los días dos aguacates”.

“No existen alimentos milagrosos ni dietas milagrosas, pero sí hay los que son enemigos para el cerebro, como la sal, el azúcar y las grasas trans (las que se encuentran en los alimentos procesados)”.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la última versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=KJDp1Nt_ySw

https://www.youtube.com/watch?v=SZY7ugs_DvI

https://www.youtube.com/watch?v=BmR2nHqIzTI&t=33s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.