En México prevalecen la falta de información y la exclusión hacia personas con autismo: especialistas
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

En México prevalecen la falta de información y la exclusión hacia personas con autismo: especialistas

El Trastorno del Espectro Autista puede llegar a confundirse con otros trastornos por lo que los menores no reciben el tratamiento adecuado y sus posibilidades de adaptarse a su entorno disminuyen.
Cuartoscuro
Por Redacción Animal Político
2 de abril, 2018
Comparte

En México no existen datos oficiales sobre el número de personas que presentan Trastorno del Espectro Autista (TEA), lo cual evidencia la falta de información que prevalece en el país respecto al tema y por ende la exclusión que sufre dicho sector.

Cifras de la organización Iluminemos de Azul estiman que el mundo uno de cada 115 niños tiene autismo y cada año, según esta ONG, se diagnostican más casos con esta condición que menores con SIDA, cáncer y diabetes juntos.

De acuerdo con datos del INEGI, en México existen casi cinco mil niños con autismo, aunque según los expertos la cifra puede variar.

Medicamente, el autismo no se considera una enfermedad como tal, sino más bien una condición genética que afecta en mayor o menor medida la interacción social por medio de la comunicación, la conducta, el lenguaje y la integración sensorial de las personas.

Según los especialistas, las personas que presentan esta condición, interpretan de manera distinta las palabras, los colores, las formas y los sonidos del mundo exterior.

Por este motivo es que se dificulta su integración a la sociedad y más aún a un entorno educativo y laboral.

Aunque se cree que el Trastorno del Espectro Autista está asociado con un factor genético asociado a un componente ambiental, se desconoce el origen del mismo.

Ante esta esta desinformación especialistas en el tema aseguran que con un tratamiento terapéutico personalizado y especializado, las personas que lo manifiestan logran incrementar su calidad de vida.

Judith Vaillard, directora general de la asociación civil DOMUS Instituto de Autismo, comentó que el autismo “no tiene cura, sin embargo, la calidad de vida de las personas mejora si reciben una atención temprana, personalizada, adecuada a sus necesidades y a lo largo de toda su vida, esto representa un gran costo para la familia y para la sociedad”.

Por ello, pidió a la población a concientizarse sobre las barreras a las que día a día se enfrentan las personas con autismo.

Mencionó que el autismo comienza en la infancia y tiende a persistir hasta la adolescencia y la edad adulta. Esta proporción es similar al número de personas que presentan autismo en México.

Dijo que tomar conciencia sobre las circunstancias de vida de las personas con autismo, contribuirá a facilitar su adaptación, así como a su inclusión y participación en todos los ámbitos sociales.

Información a los padres permitiría un diagnóstico oportuno

El pediatra del Hospital Infantil de México y director de la Clínica de Autismo del Centro Neurológico ABC, César Reynoso Flores, considera que las personas con autismo al no ser diagnosticadas de manera oportuna, llegan a edad adulta con menores posibilidades de atención.

El neurólogo dijo que el autismo se puede identificar cuando los niños o adultos presentan menor contacto visual, falta de respuesta cuando los llaman por su nombre o indiferencia ante las personas responsables del cuidado.

Mencionó que algunos niños pueden desarrollarse de manera normal durante los primeros meses o años de vida, pero con el paso del tiempo pueden registrar cambios y se vuelven introvertidos, agresivos o pierden habilidades del lenguaje que habían adquirido.

Agregó que los niños con autismo tienen también dificultades de aprendizaje, pues cuentan con una inteligencia inferior a lo normal o, por lo contrario, pueden tener una inteligencia entre normal y alta, ya que aprenden rápido, pero tienen problemas para comunicarse, aplicar lo que saben en la vida diaria y adaptarse a situaciones sociales.

Según Reynoso Flores los síntomas del autismo son una combinación única de cada persona, por lo que pueden llegar a confundirse con otros padecimientos como la hiperactividad o el síndrome de Asperger (dificultad en la interacción social), por lo que consideró necesario brindar mayor información sobre este trastorno.

“Especialmente para los padres de familia, pues ellos son el entorno inmediato de los niños, así como a los pediatras y psiquiatras, quienes en ocasiones pueden llegar a confundir el TEA”, comentó.

Al poder confundirse con otros padecimientos, la detección y el tratamiento del autismo se dificultan, más aún cuando no está considerado como una enfermedad, por lo que no existe un tratamiento.

“Desde los primeros años de vida se debe tener un diagnóstico acertado para ofrecer ayuda. Al no haber tratamientos solo hay técnicas para adaptar a las personas con autismo al entorno tanto en niños como adultos”, manifestó.

Tanto las personas con ese trastorno, al igual que sus familiares, requieren apoyo para lograr su inclusión, pues en diversas ocasiones hasta los padres sueles ser discriminados “porque sus hijos hacen berrinches y se golpean la cara en ciertos momentos”, acentuó el experto.

“Falta mucha capacitación para atenderlo. A las instituciones les hacen falta programas para la detección temprana, porque entre más rápido se detecte van a tener mejor calidad de vida”, definió.

A pesar de que hace un año el Gobierno de la CDMX abrió la primera Clínica de Autismo, que ha atendido a unas 651 personas, el especialista considera falta mucho por trabajar en el país.

“Principalmente debe brindarse mayor capacitación a pediatras y psiquiatras para identificar este tipo de trastorno, así como trabajar con padres de familia para que sepan manejar situaciones con las personas con autismo”, finalizó.

Exhortan a la modificación de entornos para facilitar inclusión

La Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF) considera necesario dejar de limitar el tema de la discapacidad a la atención de las deficiencias y contemplar la modificación de entornos a partir de las necesidades específicas de cada persona para logra su inclusión social.

La CDHDF señaló que el autismo ha sido concebido a partir del modelo médico de la discapacidad.

Consideran que con la entrada en vigor de la Convención por los Derechos de las Personas con Discapacidad, la discapacidad se define como la interacción de las limitaciones inherentes a las personas con las barreras, debidas a la actitud y al entorno; lo cual evita la participación plena y efectiva en la sociedad de personas con discapacidad.

 

Con información de Notimex.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Cristina Kirchner, vicepresidenta de Argentina, es condenada a 6 años de prisión por corrupción

Un tribunal criminal determinó que la expresidenta defraudó al Estado por más de US$1.000 millones al otorgarle obras públicas a un socio. Sin embargo, no irá a la cárcel hasta que la condene quede firme.
6 de diciembre, 2022
Comparte

Cristina Fernández de Kirchner escuchó la sentencia a través de videoconferencia desde su despacho en el Senado, que preside por ser vicepresidenta.

Un tribunal criminal en Argentina condenó este martes a la vicepresidenta del país, Cristina Fernández de Kirchner, a 6 años de prisión por el delito de administración fraudulenta durante los 12 años que gobernaron ella y su difunto marido, el expresidente Néstor Kirchner (2003-2015).

Sin embargo, la vicepresidenta fue absuelta del cargo de ser jefa de una asociación ilícita.

La sentencia también inhabilita a la exmandataria a ocupar cargos públicos de por vida.

Kirchner niega los cargos y afirma ser víctima del “lawfare” o guerra jurídica.

Es la primera vez en la historia del país que un vicepresidente en funciones es juzgado y condenado por la justicia.

No obstante, el fallo no supone que la vicepresidenta entre inmediatamente a la cárcel, ya que primero debe ser ratificado por la Cámara de Casación y la Corte Suprema, lo que podría tardar años.

Kirchner goza además de fueros que impiden que sea arrestada hasta el 10 de diciembre de 2023, cuando concluye su mandato, y podrá presentarse a elecciones para un nuevo cargo en los comicios del año próximo, lo que podría extender su inmunidad.

La exmandataria fue acusada de haber otorgado obras viales millonarias a un socio y presunto testaferro, quien también fue condenado, al igual que otros once exfuncionarios kirchneristas, incluyendo a un exministro.

Aquí te explicamos la causa, qué dice la defensa de Kirchner y qué pasará ahora con la vicepresidenta argentina.

¿De qué se le acusa a Cristina Kirchner?

La exmandataria fue condenada por haber direccionado obras públicas en la provincia patagónica de Santa Cruz, que Néstor Kirchner gobernó durante más de una década antes de llegar a la presidencia y donde aún mantiene su residencia la vicepresidenta.

Los fiscales Diego Luciani y Sergio Mola dijeron que los Kirchner “instalaron y mantuvieron en el seno de la administración nacional y provincial de Santa Cruz una de las matrices de corrupción más extraordinarias que, lamentablemente y tristemente, se hayan desarrollado en el país”.

El fiscal titular Diego Luciani durante su alegato final.

Poder Judicial de Argentina
El fiscal titular Diego Luciani había pedido una condena de 12 años de prisión para Cristina Kirchner.

La acusación aseguró que, días antes de asumir la presidencia, en 2003, crearon una empresa constructora, llamada Austral Construcciones, a la que luego le fueron adjudicadas la mayoría de las obras viales que se realizaron en Santa Cruz.

Según los fiscales, pusieron al frente de la constructora a un socio comercial y amigo de la familia, que actuó como testaferro: Lázaro Báez, un exgerente del Banco de Santa Cruz que, según el Ministerio Público, no tenía experiencia en el rubro de la construcción.

Báez, que el año pasado fue sentenciado a 12 años de prisión por lavado de dinero, también fue condenado en este juicio, junto con otros once exfuncionarios kirchneristas, incluyendo al exministro de Planificación Federal y mano derecha de los Kirchner, Julio De Vido, quien ya cumple arresto domiciliario por otras causas de corrupción.

Otro condenado que ya está detenido por otras causas de corrupción es José López, exsecretario de Obras Públicas, quien fue arrestado luego de que se lo descubriera arrojando bolsos llenos de dólares a un convento, en 2016.

Según Luciani y Mola, Austral Construcciones recibió licitaciones para construir 51 obras, el 79% de las obras de la provincia de Santa Cruz durante el período en el que los Kirchner gobernaron el país.

Pero solo dos fueron finalizadas a tiempo y la mitad nunca se terminaron. Además, dijeron que la empresa fue favorecida con sobreprecios millonarios.

“Todas las licitaciones fueron una farsa. Hubo una cartelización organizada por el Estado nacional”, acusaron, estimando que la maniobra de corrupción perjudicó al Estado por más de US$1.000 millones, dinero que -pidieron- sea decomisado de los bienes de los condenados.

Durante su alegato, los fiscales detallaron que las irregularidades en favor de Báez se multiplicaron en 2007 y 2011, años de elecciones nacionales (que ganó el kirchnerismo), y aseguraron que esto se debió a que la asociación ilícita buscaba recaudar para las campañas electorales.

Lázaro Báez durante una audiencia judicial

Getty Images
Lázaro Báez era gerente del Banco de Santa Cruz antes de convertirse en el principal empresario de la obra pública de esa provincia durante los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner.

Austral Construcciones dejó de operar en diciembre de 2015, momento en que Cristina Kirchner dejó el poder, un hecho que -para la Fiscalía- también demuestra que había un vínculo entre la constructora de Lázaro Báez y los Kirchner.

Qué dice la vicepresidenta

La principal base de la defensa de la exmandataria fue que la Fiscalía no produjo evidencias -ni un solo documento o mensaje- que vincularan directa y personalmente a la entonces presidenta con el otorgamiento de obras a Lázaro Báez.

“Entre la Presidencia de la Nación y las obras denunciadas existen doce instancias administrativas de carácter nacional y provincial”, detalló la vicepresidenta en su cuenta de Twitter, donde refutó muchos de los argumentos que presentaron los fiscales.

La defensa también sostuvo que la Justicia no tiene potestad para juzgar cómo un gobierno, elegido democráticamente, distribuye la inversión pública.

Kirchner también señaló que no se puede responsabilizar a un jefe de Estado por cómo se manejan las licitaciones públicas.

“El que ejecuta el presupuesto es el jefe de Gabinete, no el presidente o presidenta de la nación”, observó, agregando con ironía que en todo caso el Tribunal tendría que juzgar a quien fue el primer jefe de gabinete del kirchnerismo entre 2003 y 2008: el actual presidente Alberto Fernández, quien solo declaró en la causa como testigo de la defensa y ha sido uno de los más vocales partidarios de su vicepresidenta.

Por otra parte, la vicepresidenta remarcó que otro Poder del Estado, el Congreso, aprobó esas inversiones cuando sancionó la ley de presupuesto, incluso con algunos votos del macrismo.

Cámara de Diputados de Argentina

Getty Images
El Congreso argentino, con mayoría kirchnerista, aprobó la financiación de las obras adjudicadas a la constructora de Lázaro Báez.

Y defendió el otorgamiento de fondos a la provincia donde reside, afirmando que “la inversión en obra pública vial de Santa Cruz se justificaba ampliamente por el déficit que presentaba su red vial en el año 2003”.

En tanto, señaló que las 51 obras cuestionadas ya habían sido investigadas por la Justicia de esa provincia, que no halló evidencias de corrupción, y que para este juicio solo se peritaron 5 “obras testigo”.

“Lawfare”

Pero además de desestimar las acusaciones en su contra, Kirchner ha mantenido que la llamada “causa Vialidad”, que se inició por una denuncia presentada por la oposición en 2008 (durante su primer gobierno) y llevó a su procesamiento en 2016, durante el primer año de gobierno de su sucesor, Mauricio Macri, es parte de una persecución política, mediática y judicial orquestada por su rival político.

En ese sentido, siempre se ha comparado con su par brasileño Luiz Inácio Lula da Silva, elegido en octubre pasado para un tercer mandato, luego de haber pasado un año y medio en prisión por una condena de corrupción que luego fue anulada (y que evitó que se postulara en las elecciones de 2018 que ganó Jair Bolsonaro).

Cuando Kirchner declaró como indagada en la causa Vialidad en diciembre de 2019 -días antes de volver al poder como vicepresidenta de Alberto Fernández- se negó a responder preguntas de la Fiscalía y criticó duramente a los magistrados que la estaban juzgando.

“Este tribunal, el del lawfare, seguramente tiene la condena escrita. No me interesa, a mi me absolvió la historia, me va a absolver la historia. Y a ustedes, seguramente, los va a condenar la historia”, sentenció ante los tres jueces, a quienes ella misma había designado durante su gobierno.

En las otras dos oportunidades que tuvo para expresarse durante el juicio, durante su alegato final y la semana última, al cierre del proceso, -en ambas ocasiones habló por videoconferencia y se trasmitieron sus palabras en vivo- la vicepresidenta endureció sus acusaciones.

“Cuando hablé del lawfare fui muy generosa; más que un tribunal de lawfare es un verdadero pelotón de fusilamiento“, dijo al Tribunal, días antes de que la condenaran.

Cristina Kirchner en el Senado

Reuters
Cristina Kirchner dice que el juicio busca sacar del poder al kirchnerismo, fuerza que hoy gobierna como parte de una coalición peronista encabezada por Alberto Fernández.

La funcionaria afirmó que el juicio busca proscribir al kirchnerismo.

“Esta suerte de pelotón de fusilamiento tuvo como objeto, desde el principio, estigmatizar a un espacio político y fundamentalmente a quien tiene el mayor grado de representación de ese espacio” -dijo en referencia a sí misma- “para que nunca nadie vuelva a atreverse a hacer las cosas que hicimos nosotros”, señaló, enumerando algunos de los “logros” de los 12 años en los que gobernaron ella y su difunto marido, incluyendo varias estatizaciones.

También comparó el accionar de la Justicia con el del régimen militar de los años de plomo.

“El Partido Judicial vino a sustituir al viejo Partido Militar que impedía expresarse libremente a la voluntad popular, que condicionaba la democracia… hoy el Partido Judicial también cumple este rol (…) viene a estigmatizar y disciplinar a los dirigentes en la República Argentina”, afirmó.

En agosto pasado Kirchner había pedido la recusación del fiscal Luciani y de uno de los jueces, Rodrigo Giménez Uriburu, luego de que el diario Página 12 revelara que ambos jugaban en el mismo equipo de fútbol, y que en el pasado participaron en un torneo en la quinta del expresidente Macri, pero el pedido fue denegado.

En sus últimas palabras ante la corte dijo que los fiscales “inventaron hechos, ocultaron otros hechos, tergiversaron y mintieron”, y los acusó de generar las condiciones para que se concretara un atentado contra su vida el pasado 1 de septiembre.

También señaló que actuaron “no conforme a derecho sino cual editorial de Clarín o del diario La Nación”, en referencia a los dos principales medios de Argentina, muy críticos con el kirchnerismo.

En una entrevista con el diario brasileño Folha de Sao Paulo, publicada el pasado domingo, la vicepresidenta se mostró segura de que sería condenada y dijo que no era casual la fecha del fallo.

“El 6 van a dictar la sentencia. El 7 de diciembre va a ser publicada en los diarios. Ese día, el 7D, fue un emblema de nuestro gobierno con la ley de medios, que establecía que los dueños de medios que tenían demasiada concentración mediática debían desinvertir”, señaló.

“La tapa de ‘Cristina condenada’ y el 7D van a coincidir. Es una suerte de regalo para Magnetto”, afirmó en referencia al CEO del Grupo Clarín.

Cristina Kirchner sosteniendo una portada del diario Clarín

Getty Images
El Grupo Clarín, que publica el diario más leído del país, ha sido el gran antagonista de Cristina Kirchner, desde que el medio se opuso a un aumento de impuestos sobre la exportación de soja que propuso la exmandataria a comienzos de su primer gobierno.

Qué pasará ahora

El Tribunal Oral en lo Criminal Federal N.° 2, integrado por Giménez Uriburu, Jorge Gorini y Andrés Basso, dará a conocer los argumentos de su sentencia a principios de 2023, luego de las vacaciones judiciales de verano.

En ese momento, los abogados de la vicepresidenta podrán apelar el fallo ante la Cámara Federal de Casación.

Si ese tribunal ratifica la sentencia, la defensa aún podrá apelar ante la Corte Suprema de Justicia.

Mientras tanto, Cristina Kirchner estará libre y podrá presentarse a elecciones en los comicios generales de octubre de 2023.

Si eventualmente su condena queda firme y ella ocupa un cargo en el Poder Ejecutivo o en el Poder Legislativo, para que vaya a prisión primero deberá ser destituida a través de un juicio político.

De ocurrir, Kirchner podría eventualmente cumplir una pena de prisión domiciliaria ya que en febrero próximo cumplirá 70 años, la edad a partir de la cual se puede exigir ese beneficio.

Además de la causa Vialidad -la primera que llegó a juicio- la exmandataria también está procesada en otra “megacausa” conocida como “los cuadernos de la corrupción”, en la que se le acusa de recibir sobornos de empresarios de la obra pública.

La causa fue elevada a juicio en 2019 pero el proceso -en el que también están acusados exfuncionarios y varios empresarios, entre ellos un primo de Mauricio Macri- aún no tiene fecha de comienzo.

Kirchner también fue sobreseída en otras tres causas, antes de que se iniciaran los juicios, entre ellas en la llamada “Hotesur/Los Sauces”, en la que se la acusaba, juntos a sus hijos, de haber utilizado hoteles para lavar dinero proveniente de empresarios de la obra pública como Lázaro Báez, quien alquilaba habitaciones en las propiedades de los Kirchner, supuestamente para los empleados de su constructora.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.