El histórico debut de Los Ángeles Azules en el Festival de Coachella (y cómo creció la pasión por la cumbia en EU)
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Getty Imagenes

El histórico debut de Los Ángeles Azules en el Festival de Coachella (y cómo creció la pasión por la cumbia en EU)

Desde su nacimiento en 1999, Coachella ha ido cobrando cada vez más notoriedad hasta convertirse en una de las citas musicales más multitudinarias y conocidas en el mundo.
Getty Imagenes
Por Beatriz Díez BBC
14 de abril, 2018
Comparte

“Ahora sí que de Iztapalapa para el mundo”.

Así reaccionó Elías Mejía Avante, uno de los fundadores de Los Ángeles Azules, cuando supo que la banda mexicana figuraba en el cartel de artistas del extravagante Festival Internacional Coachella.

Se celebra los fines de semana del 13-15 y 20-22 de abril en el valle de Coachella, cerca de Palm Springs, en el sur de California.

Desde su nacimiento en 1999, Coachella ha ido cobrando cada vez más notoriedad hasta convertirse en una de las citas musicales más multitudinarias y conocidas en el mundo.

Los Ángeles Azules no se intimidan al ver su nombre junto al de estrellas de la talla de Beyoncé, The Weeknd y Eminem, y prometen que convertirán el desierto californiano en una gran pista de baile.

Festival ecléctico

Solo con figurar en el cartel de Coachella, Los Ángeles Azules ya hicieron historia al ser la primera banda de música popular mexicana que se sube al escenario del festival.

Al revisar el programa, se evidencia la mezcla de géneros musicales, estilos de actuación y propuestas visuales que se darán cita en el evento. Esto le hace pensar a Mejía que la cumbia que caracteriza a la banda procedente de Iztapalapa será recibida con los brazos abiertos.

Público en Coachella

Getty Images
Hay expectación por ver cómo reaccionan los asistentes al festival ante los ritmos de la cumbia de Los Ángeles Azules

“Antes la gente tenía otra idea, a quienes les gustaba cumbia, nada más era cumbia, al de rock, rock, pero ahorita el tiempo ha cambiado y la cumbia es universal, hay gente a la que le gustan nuestras canciones, pero también el pop o de todo”, explicó Mejía en declaraciones a la prensa mexicana.

Para la antropóloga estadounidense Alexandra Lippman, de la Universidad de California en Los Ángeles, los festivales de música tienen que incorporar esta combinación de géneros para mantenerse relevantes.

“En EU hay un circuito vibrante de locales que organizan espectáculos de cumbia, donde tocan bandas y sonideros mexicanos que a menudo se dirigen a un público diverso y un festival como Coachella representa una gran ocasión para la mezcla de estilos”, le dice Lippman a BBC Mundo.

“Siento que Coachella necesita la cumbia más que a la inversa”, opina.

Éxito en Estados Unidos

Para los integrantes de Los Ángeles Azules, la invitación a participar en Coachella no es una casualidad o un regalo, sino resultado de un largo trabajo.

La banda, que nació en los años 70 como un proyecto de la familia Mejía Avante, dio el salto a Estados Unidos en 1994.

“Hemos estado picando piedra durante estos años, vamos a una plaza, luego a otra, hemos recorrido todos los Estados Unidos”, señaló Mejía, quien afirma que sus vecinos del norte ya conocen y aprecian su música.

“Tenemos muchos seguidores que les gusta la cumbia, yo creo que desde el 94 hasta ahorita se han ido sumando cada vez más”, subrayó.

Actuación en Coachella 2017

Getty Images
La cumbia romántica o sinfónica de Los Ángeles Azules contrastará con el resto de actuaciones.

Bailar y bailar

“La cumbia mexicana siempre ha sido la más innovadora en la cultura de la música popular. Sus subgéneros (colombiana, andina, sonidera, romántica y otras) son legión y hacen nacer nuevas ramas con avances tecnológicos”, escribe el periodista Gustavo Arellano en la publicación LA Taco.

Este espíritu innovador le hizo cruzar la frontera e instalarse en el paisaje musical estadounidense.

“En lugares como el sur de California, o California en general, donde tienes una población cosmopolita de bandas y artistas, la música es mucho más rica”, señala Lippman,

“Estoy muy impresionada con cómo Coachella, especialmente este año, parece reconocer esta diversidad de California y de EU.”.

Público en Coachella

Getty Images
El público que asiste a Coachella suele ser tildado de excéntrico y privilegiado, especialmente por los altos precios que hay que pagar por las entradas y la estancia en la zona.

Para los miembros de Los Ángeles Azules, el tener frente a sí un público como el de Coachella, que tiene fama de estar formado por hipsters, jóvenes privilegiados o famosos, no afectará su actuación.

Confían que, con los ritmos que les han llevado a hacerse un hueco importante en Estados Unidos, especialmente en estados como California y Texas con una gran comunidad latina, pondrán a todos a bailar.

Probablemente sonarán éxitos como “El listón de tu pelo”, “17” o “Cómo te voy a olvidar” que se han abierto paso en numerosas salas de baile estadounidenses.

Uno de los elementos que explica el éxito de Los Ángeles Azules más allá de México y refleja su capacidad de adaptación es la realización de duetos con otros artistas populares, como Ximena Sariñana, Jay de la Cueva o Lila Downs.

“Sin duda, la actualización que tuvieron nuestras canciones con la participación de exponentes de otros géneros musicales, nos dio la oportunidad de llegar a mucha más gente, nuevos fans”, reconoció Elías Mejía recientemente.

Su participación los próximos 13 y 20 de abril en Coachella no hará sino abrirles todavía más puertas.

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Cuartoscuro

“¿Quién me va a pagar lo que gano?”: víctima de colapso en el Metro denuncia que indemnización no ha llegado

“Estamos evaluando cada caso, estamos en proceso de definir los impactos, y en función de esto entregaremos las indemnizaciones a los lesionados”, dice el titular de la Comisión de Víctimas.
Cuartoscuro
27 de mayo, 2021
Comparte

“No puedo trabajar y aunque tengo la incapacidad del IMSS, eso solo cubre mi sueldo base como vendedora, pero yo de lo que más gano es de comisiones y eso quién me lo va a pagar, los del seguro del Metro dicen que ellos no”, señala Nancy Ramírez Álvarez, quien resultó lesionada en el accidente del pasado lunes 3 de mayo en la Línea 12 del Metro. 

La mujer de 44 años cuenta a Animal Político que este martes 25 de mayo acudió a la mesa centralizada de trámites para la atención de los afectados, ubicada en las oficinas del Sistema de Transporte Colectivo Metro, en Luis Moya, en el Centro de la Ciudad de México. 

Ahí, una persona que se presentó como representante legal del Metro y los ajustadores de la aseguradora del sistema de transporte le dijeron que la póliza para cubrir a los heridos es de responsabilidad civil, lo que quiere decir que solo pagará los gastos médicos: de hospitalización, medicinas, rehabilitación y pérdidas materiales en el momento del siniestro. 

De indemnización económica le aseguraron que ellos no saben. Nancy dice que el apoyo emergente que prometió la jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum, para los familiares de fallecidos y heridos, de 40 mil pesos, ese ya se lo entregaron. Pero cuando pregunta si habrá una indemnización ya no encuentra una respuesta clara. 

Nancy trabaja como gerente de ventas en una tienda en Parque Las Antenas, en Iztapalapa. En el accidente de la Línea 12 resultó con fractura de cadera. Está en recuperación y no puede caminar, no debe apoyar su pie derecho. 

Este miércoles apenas le retiraron los puntos de la cirugía a la que tuvo que someterse. “En tres meses no puedo apoyar el pie. Después todavía vendría la rehabilitación. Quién me va a pagar lo que deje de ganar todo ese tiempo por comisiones. Soy el sostén económico de mis padres adultos mayores. Y yo no me provoqué el accidente. Venía en el Metro después de trabajar. Así que no estoy pidiendo un favor, es su responsabilidad dar una indemnización económica”, dice. 

Durante la conversación con el personal del Metro y los ajustadores, en la mesa de trámites en Luis Moya, de la que Animal Político tuvo acceso a la grabación, se escucha como le dicen a Nancy que la póliza solo es de responsabilidad civil y solo cubre los gastos médicos. 

Cuando ella les explica que necesita una compensación económica por lo que perderá de comisiones, la oferta que le hacen es pasar a la mesa donde se consigue trabajo a los familiares de los afectados para que le busquen uno donde gane más. 

Nancy les responde que lleva más de 20 años en ese trabajo y que no está dispuesta a perder los beneficios de la antigüedad. Frente a eso ya no le dan una solución. 

Cuando la mujer explica que no puede trabajar, que es el sostén de sus padres y que está muy afectada, y llora, la respuesta es: “¿Ya tienes apoyo psicológico?”.

“Sí me han dado, dice Nancy después a Animal Político, pero con eso no se arregla todo”. 

Cuando anunció que se daría una indemnización de más de 600 mil pesos a los familiares de los fallecidos, Sheinbaum también mencionó que el gobierno de la Ciudad de México, con base en la Ley de Víctimas, estaba trabajando en un programa de apoyo a los afectados.

La jefa de gobierno explicó que para esto la Comisión de Atención a Víctimas (CEAVI) se encargaría de hacer una valoración integral con cada uno de los lesionados para proceder a la reparación integral del daño. 

Nancy dice que este martes después de hablar con los del Metro y los ajustadores en Luis Moya, pasaron también a la mesa donde estaba Armando Campos, el comisionado de la CEAVI, quien le aseguró que, de acuerdo a la Ley de Víctimas, sí debe haber reparación integral y que esto será adicional al apoyo emergente, lo que no significa condición de nada ni restringe la reparación, pero no le precisó un periodo para que esto se subsane.

En entrevista con Animal Político, Campos explica que en el caso de las personas lesionadas, después de subsanar lo médico y lo emergente, se debe hacer un diagnóstico victimal, en el que se analizan los impactos para pasar a las medidas de reparación integral. 

“Estamos evaluando cada caso, estamos en proceso de definir los impactos, y en función de esto entregaremos, en su caso, las indemnizaciones a los lesionados. Pero ya entregamos un apoyo emergente y se garantizó la gratuidad médica y de insumos que se requieran”, dice el comisionado. 

Campos no da una fecha para que se establezcan y solventen estas indemnizaciones, de las que asegura, se hará cargo el gobierno capitalino, pero sostiene que será en el corto plazo. 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.