Aerolínea causa polémica por pedir a mujer blanca demostrar ser la madre de su hijo mestizo
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Aerolínea causa polémica por pedir a mujer blanca demostrar ser la madre de su hijo mestizo

Una trabajadora de Southwest le pidió a Lindsay Gottlieb, que es blanca, que probara que ella era la mamá de Jordan, de un año, que es mestizo.
31 de mayo, 2018
Comparte

Lindsay Gottlieb y Patrick Martin se disponían a viajar este lunes de Denver a Oakland, Estados Unidos, con el hijo de ambos. Pero la aerolínea en la que iban a volar no creyeron que ella era la madre del niño.

Una trabajadora de Southwest le pidió a Gottlieb, que es blanca, que probara que ella era la mamá de Jordan, de un año, que es mestizo.

La mujer y su prometido, que es afroestadounidense, le mostraron a la trabajadora el pasaporte del niño. Pero aún así, les pidió el certificado de nacimiento del menor. Incluso les pidió ver publicaciones en Facebook, según contó la madre.

La aerolínea dijo que aprovecharía el incidente para “formar” a los empleados.

Lindsay Gottlieb con su hijo, Jordan.

Lindsay Gottlieb/Twitter
La aerolínea les pidió a Lindsay Gottlieb y a su prometido que demostraran que el pequeño Jordan era hijo de la mujer.

 

Gottlieb, entrenadora del equipo de baloncesto femenino de la Universidad de California, dijo en Twitter que el incidente había sido “degradante e insensible, por no decir ineficiente”.

“Estoy consternada de que después de aproximadamente 50 veces de haber volado con mi hijo de un año, el personal me dijera que tenía que ‘probar’ que era mi hijo, a pesar de tener su pasaporte”, escribió la madre.

“(La trabajadora) dijo que fue porque tenemos un apellido diferente. Creo que fue porque tiene un color de piel diferente”, señaló.


“Fue degradante e insensible, por no decir ineficiente. Habríamos perdido el vuelo si no se hubiera retrasado. Sugiero que los empleados reciban un mejor entrenamiento para evitar que esto le pase a otros”, escribió Gottlieb en Twitter.


De acuerdo con la política de Southwest Airlines, los agentes de servicio al cliente deben verificar la edad de un niño en el aeropuerto a través de una identificación emitida por el gobierno.

Pero no existe una regla para verificar que el apellido del niño coincida con el del acompañante adulto en vuelos nacionales.

La aerolínea dijo en Twitter que se había sentido “desalentada” por la experiencia de Gottlieb y que el episodio no parecía ser habitual.

Según el periódico The Washington Post, Southwest se disculpó con la mujer por si su conducta había “incomodado a la familia”.

Gottlieb le dijo a CBS News que no creía que el problema fuera de toda la aerolínea, sino “solo de una empleada insensible”.

“Hirió mis sentimientos”, dijo. “Me hizo sentir menos, y eso no está bien”.

El hijo de Gottlieb y Martin, Jordan Peter Martin, nació en mayo de 2017, y ha acompañado varias veces al equipo que dirige su madre en viajes con Southwest, según informó CBS.

La entrenadora escribió en Twitter que estos incidentes eran “mucho más comunes” para los padres que no eran blancos.


“Estamos bien. Pero temo que esto es mucho más común para gente que no se ve como yo”, dijo en Twitter.


“Siento que es mi responsabilidad decir ‘sucedió esto, no está bien'”, señaló Gottlieb a CBS.

“Tal vez en algún momento, esto ayude a mi hijo, que es mestizo y lo será toda su vida”.

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Cuartoscuro

Gobierno de CDMX justifica desalojo a comunidad triqui y dice que fueron reubicados pacíficamente

Batres sostuvo que la decisión de reubicar a las personas que mantenían el plantón desde hace casi 15 meses fue por las condiciones en las que vivían niños, niñas y adolescentes de la comunidad, junto con las quejas de vecinos y de un oficio de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México.
Cuartoscuro
26 de abril, 2022
Comparte

La Secretaría de Gobierno de la Ciudad de México justificó el desalojo de personas indígenas triquis, otomís y nahuas que permanecían en un plantón sobre la Avenida Juárez y dijo que se hizo una reubicación pacífica y voluntaria.

Las familias que permanecían en el plantón están en situación de desplazamiento forzado de Tierra Blanca Copala, Oaxaca, y fueron reubicadas –según informó el gobierno capitalino – en un albergue situado en la esquina de calle Rayas y Circuito Interior, en la colonia Valle Gómez.

Sin embargo, familias triquis acusaron ser privadas de su libertad al impedirles salir de la calle del albergue, sin explicaciones sobre la medida, ni tratar de entablar diálogo alguno, denunció el Congreso Nacional Indígena.

Ante esta situación, el secretario de Gobierno capitalina, Martí Batres, sostuvo que nadie fue desalojado contra su voluntad, que se acordó la reubicación pacífica y que grupos con intereses políticos fueron quienes incitaron a la comunidad triqui al conflicto con las autoridades.

Señaló que el grupo “resistencia civil pacífica” fue quien inició la confrontación dañando las instalaciones del albergue habilitado.

“Yo no diría que hay un encapsulamiento, las personas que estaban en el albergue se trasladaron a otro lugar, como a 15 cuadras. Síi hay actividades de vigilancia”, sostuvo el funcionario en conferencia de prensa.

“El estado que guarda la situación de la comunidad espera a que se lleguen a determinados acuerdos, estamos en un proceso de diálogo. Las personas se salieron por voluntad propia y se instalaron, hasta que llegaron otros grupos a atizar una confrontación”, insistió.

Reubicación fue por los niños triquis: CDMX

Batres sostuvo que la decisión de reubicar a las personas que mantenían el plantón desde hace casi 15 meses fue por las condiciones en las que vivían niños, niñas y adolescentes de la comunidad, junto con las quejas de vecinos y de un oficio de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México (CDHCM).

“Recientemente se multiplicaron un conjunto de quejas en relación con el plantón, recibimos quejas de vecinos y comerciantes”, dijo el funcionario al exponer diversos riesgos que involucraban a la población del plantón

Entre los señalamientos que hizo la CDHCM, según Batres, es que las niñas, niños y adolescentes no acudían a la escuela, se alejan del campamento y se extravían.

Además, mencionó las malas condiciones de salubridad, pues se hallaron ratas en las instalaciones del plantón y la detección de infecciones bacterianas en infancias.

“Los conflictos los debe resolver Oaxaca”

El secretario de gobierno dijo que la capital del país será solidaria con las comunidades desplazadas, pero que no puede resolver el conflicto territorial que los hizo venir a protestar a la ciudad.

“El gobierno de la Ciudad de México no ha estado inactivo, ha atendido a este asunto, no obstante queda perfectamente claro que no les corresponde la solución de este conflicto, lo deben resolver las autoridades de Oaxaca”, señaló.

Batres insistió en que “de ninguna manera” se va a aceptar el regreso del plantón en avenida Juárez, y que se podrán analizar otros puntos de reubicación, considerando que se respeten los derechos de las niñas, niños y adolescentes y que no los pongan en riesgo.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.