Verificado.mx: Es falso que se anunciará la privatización del sector salud
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro Archivo

Verificado.mx: Es falso que se anunciará la privatización del sector salud

La amenaza de que la seguridad social dejará de cubrir cirugías y enfermedades crónicas ha vuelto a circular en redes sociales con información falsa. Para que eso ocurriera se necesitaría cambios constitucionales.
Cuartoscuro Archivo
Por Irene Larraz / Verificado 2018
9 de mayo, 2018
Comparte

La amenaza del fin de la seguridad social circula de nuevo en redes sociales a través de un audio en el que se afirma que “todos (los tratamientos) tendrán un costo, aunque seas asegurado o pensionado”.

En el audio, una persona dice que “el IMSS, el ISSSTE y Secretaría de Salud se convertirán en un solo seguro universal”, en el que “las enfermedades cronodegenerativas saldrán del cuadro de cobertura”.

Nada de lo que se afirma en la cadena es cierto: la seguridad social no se convertirá en un solo seguro universal, no se acabará el fin de la cobertura para tratamientos de enfermedades crónicas o degenerativas, y el sistema de seguridad social tampoco está en quiebra, como se señala.

Sofía Granados, directora de Información de la Secretaría de Salud también desmintió la información: “Es una información falsa. Para que eso ocurra, primero tendría que haber cambios en la Constitución, la Ley General de Salud y los reglamentos sanitarios correspondientes”, señaló.

La Sociedad Mexicana de Salud Pública, una asociación en favor de la prevención, coincide en que la cobertura de servicios de salud no está en duda: “Los cuadros básicos de medicamentos y de atención que el sector salud da a la población son de carácter constitucional, son públicos y no se pueden cambiar por decreto”, advierten.

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) también desmintió la información, el 27 de marzo pasado, publicó un video en Twitter en conta del nuevo rumor: “#QueNoTeEngañen Son FALSAS las versiones que circulan en redes sociales y whatsapp sobre la privatización de @Tu_IMSS”.

La cadena no es nueva y circula en redes sociales con distintas versiones desde hace tres años. De hecho, el IMSS ha desmentido la información sobre su privatización al menos una decena de veces. En 2015, esa institución desmintió la privatización del seguro social y afirmó que seguiría cubriendo el tratamiento para todas las enfermedades. En esa ocasión, la Comisión de Salud acordó que la Secretaría de Salud, el IMSS y el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) debían desmentir los “rumores” para contrarrestar la desinformación.

Cuentas saludables

En el audio se explica que el recorte en la cobertura se debe a que “la seguridad social está en quiebra, por supuesto debido al saqueo que han hecho los dirigentes (…) Más vale que empieces a ahorrar, porque toda la medicina gratis se va a acabar”.

Pero en 2017, las entidades de control presupuestario directo de seguridad social reportaron un excedente de 11 mil 884 millones de pesos; es decir, de los 515 mil millones que les asignaron, gastaron 503. También en 2016 el ingreso de las dependencias de seguridad social fue cuatro mil millones de pesos superior a sus gastos.

También se ha difundido una tabla con supuestos precios que los derechohabientes del IMSS tendrían que pagar por los servicios, pero la información de las tarifas corresponde al costo de los servicios para quienes no forman parte del sistema, como publicó el Diario Oficial de la Federación en noviembre de 2017.

Esta es la cadena que circula en redes sociales:

Un aviso importante a todos los derechohabientes del IMSS. El martes a las 8 de la noche la conferencia sobre la privatización del IMSS y del ISSSTE. A partir del mes de agosto, el IMSS, el ISSSTE y Secretaría de Salud se convertirán en un solo seguro universal, así que podrás acudir a recibir asistencia a cualquiera de estas instituciones pero por enfermedades simples.

Las enfermedades cronodegenerativas saldrán del cuadro de cobertura de este seguro; o sea, que ya tienes que pagar si necesitas diálisis, cirugías, tratamiento para cáncer, hipertensión, etcétera. Todo tendrá un costo aunque seas asegurado o pensionado. Solo habrá medicamentos para lo básico: la insulina, tratamiento para la presión o cáncer; será por cuenta de tu bolsillo. Ah, pero eso sí, las cotizaciones serán las mismas o incluso más altas.

El gobierno no quiere que te enteres, ya que podría ocasionar una rebelión del pueblo que requiere atención médica. La cuestión es que la seguridad social está en quiebra, por supuesto debido al saqueo que han hecho los dirigentes durante más de 60 años y nunca les han pedido rendir cuentas. Más vale que empieces a ahorrar, porque toda la medicina gratis se va a acabar. El gobierno ya aprobó su ley de cero medicamentos a los derechohabientes, nada de cirugías, cero diálisis. Pero eso sí: las cuotas a fuerza.

Lo que sí ocurre en el servicio de salud

Rafael González Guzmán, experto en salud pública y académico de la UNAM, señala que algunos de los servicios que se mencionan en la cadena ya están subrogados a entidades privadas, sin que eso genere costos adicionales para el derechohabiente. “La privatización de algunos servicios del IMSS ya se encuentra bastante avanzada para hemodiálisis, radioterapia, ambulancias, laboratorios o rayos X y hay estudios que demuestran que se tardan más en entregar resultados, por ejemplo en Nuevo León, o que los servicios son más costosos, como la hemodiálisis, que sale cuatro veces más cara”, agrega.

El experto señala que la tercerización de servicios es un buen mecanismo para reducir gastos, pero que sus efectos se pueden revertir en el medio y largo plazo. El problema, explica González, es que al subrogar los servicios se está desmantelando la infraestructura pública de equipos, que quedan obsoletos, mientras se fortalece la infraestructura privada.

Para González, la mejor solución es que el Estado se haga cargo de la prestación de servicios de salud pública: “Al seguro social le convendría comprar las máquinas y atender con eso a sus pacientes sin derivar costos para un intermediario privado”, añade.

Karina Sánchez, experta en salud públicas y políticas de alimentación, coincide en el análisis, y advierte que “cualquier sistema de salud con el nivel de gasto que se necesita para atender a la población con enfermedades crónicas que tenemos en México está destinado a colapsar. Si el sistema público tuviera que cubrir todos los gastos no es sustentable”, por lo que se ha optado por la tercerización de servicios.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Facebook: la demanda del gobierno de EU contra la red social que busca obligarle a que venda Instagram y WhatsApp

Las autoridades federales acusan a la compañía, propietaria de Instagram y WhatsApp, de prácticas ilegales para impedir la libre competencia.
11 de diciembre, 2020
Comparte

Reguladores federales y fiscales de más de 45 estados de EU demandaron este miércoles a Facebook por lo que consideran prácticas monopólicas para absorber potenciales competidores y asfixiar la libre competencia.

La demanda es uno de los pasos más significativos que ha dado hasta la fecha el gobierno estadounidense contra la compañía tecnológica y, de alcanzar su objetivo, podría llevar a los tribunales a ordenar a Mark Zuckerberg la venta de Instagram y WhatsApp.

Facebook alega que los acuerdos de compra de esas últimas empresas, ahora bajo la lupa de los tribunales, ya recibieron el visto bueno de las autoridades años atrás .

“El gobierno quiere ahora una revisión, enviando a las empresas estadounidenses el mensaje escalofriante de que no hay venta que sea definitiva”, dijo Jennifer Newstead, consejera general de Facebook.

Newstead indicó que la compañía había invertido millones de dólares para que Instagram y WhatsApp fueran exitosos y que Facebook se defendería “vigorosamente” en las cortes.

“Las leyes antimonopolio existen para proteger a los consumidores y promover la innovación, no para castigar a las empresas exitosas”, agregó.

¿En qué consisten las demandas?

Las demandas presentadas por los estados y la Comisión Federal de Comercio (FTC, por sus siglas en inglés) se centran en la adquisición de Instagram por parte de Facebook en 2012, la compra de WhatsApp en 2014 y las reglas que rigen a los desarrolladores de software externos.

Los demandantes acusan a Facebook de adoptar un enfoque de “comprar o enterrar” a los rivales potenciales, perjudicando a los competidores.

Y, también, a usuarios, que según los fiscales han perdido el control de sus propios datos para respaldar los ingresos publicitarios de la empresa.

Zuckerberg

Reuters
Las demandas citan correos internos de Zuckerberg.

Las demandas citan mensajes internos de Zuckerberg, como un correo electrónico de 2008 que decía que era “mejor comprar que competir”.

“Durante casi una década, Facebook ha utilizado su dominio y poder de monopolio para aplastar a rivales más pequeños y acabar con la competencia, todo a expensas de sus usuarios”, dijo la procuradora general de Nueva York Letitia James, quien lidera la batalla legal de los estados.

“Ninguna empresa debería tener tanto poder sin control sobre nuestras interacciones personales y sociales. Por eso estamos tomando medidas hoy”, agregó.


Una larga batalla legal para Facebook

por James Clayton, corresponsal de tecnología de la BBC para América del Norte

A veces es bastante difícil comprender cuán grande es el poder de esta empresa: Facebook, Facebook Messenger, WhatsApp e Instagram, todos propiedad de una única compañía

Lo que sostiene la Comisión Federal de Comercio (FTC) es que hay una razón por la que Facebook llegó a dominar este sector tan lucrativo: adquirió la competencia ilegalmente.

Dos personas sostienen sus celulares ante un cartel con el logotipo de WhatsApp.

Getty Images
WhatsApp es una de las apps de mensajería más utilizadas del mundo.

En 2012, Instagram estaba creciendo rápidamente. Facebook estaba preocupado.

Zuckerberg había admitido que Instagram era un competidor y lo compró por una cifra que ahora parece baja: 1.000 millones de dólares.

WhatsApp también estaba creciendo a velocidades increíbles en 2014. ¿Iba a amenazar el propio servicio de mensajería de Facebook? Zuckerberg también lo compró.

Ambas adquisiciones fueron analizadas previamente por la FTC y fueron aprobadas.

The Facebook logo is displayed on a mobile phone

Reuters
El gobierno de Trump ha tenido una relación complicada con Facebook.

Ese es el argumento de Facebook, que compraron estas empresas cuando eran mucho más pequeñas, que no había nada predeterminado sobre su éxito.

En otras palabras, no castiguen a Facebook por crear empresas estadounidenses exitosas.

La separación de Instagram y WhatsApp de Facebook ahora se decidirá en los tribunales, pero estas demandas antimonopolio llevan tiempo.

También habrá una amplia oportunidad para apelaciones, así que no deberíamos esperar una potencial ruptura de Facebook en un futuro mediato.

Pero esto es una indicación más de hacia dónde se dirigen ahora los tribunales y los políticos: las grandes empresas tecnológicas son demasiado grandes a los ojos de muchas personas.

Acusaciones de monopolio

Las demandas ocurren en un momento en el que los reguladores estadounidenses están examinando más de cerca el poder del que disfrutan las empresas de tecnología.

Este verano, los jefes de Google, Amazon, Facebook y Apple se vieron obligados a testificar ante el Congreso, como parte de una investigación más amplia sobre su influencia en el mercado.

En octubre, el Departamento de Justicia demandó a Google, acusando a la empresa de violar las leyes de competencia de Estados Unidos para mantener el monopolio de las búsquedas y la publicidad en internet.

Más de 2.500 millones de personas utilizan una de las aplicaciones de Facebook cada día.

La empresa, valorada en casi US$800.000 millones, emplea a más de 56 mil personas y reportó más de 18 mil millones de dólares en ganancias el año pasado.

El Open Markets Institute, un grupo de expertos de Washington que ha estado presionando a los reguladores para que adopten una postura más agresiva contra las empresas de tecnología, dijo que las demandas eran un “paso crítico” hacia adelante.

“Todavía hay más por hacer, pero este es un gran momento”, escribió la organización en Twitter.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=quE5HuMmHoE

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.