Organizaciones sociales y actores exigen que el PES no presida comisiones de Salud y Cultura
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Twitter @MarthaTagle

Organizaciones sociales y actores exigen que el PES no presida comisiones de Salud y Cultura

Organizaciones y miembros de la comunidad artística acudieron a la Cámara de Diputados a protestar contra la designación de Encuentro Social para presidir las comisiones de Salud y de Cultura, pues aseguran que ello "significa un retroceso en materia de derechos humanos".
Twitter @MarthaTagle
26 de septiembre, 2018
Comparte

Activistas e integrantes de la industria del entretenimiento protestaron este miércoles contra la decisión de Morena de acordar que el Partido Encuentro Social (PES) presida las comisiones de Cultura y de Salud en la Cámara de Diputados.

De acuerdo con reportes del diario Reforma , los manifestantes exigían la presencia del diputado Mario Delgado, coordinador de los diputados de Morena, a quien querían plantearle la propuesta de nombrar a Sergio Mayer como presidente de la comisión de Cultura, pues afirmaron, otorgar las comisiones al PES fue una “afrenta para la comunidad artística”.

La actriz Elizabeth Aguilar, quien participó en la protesta, señaló que están exigiendo que la comisión de Cultura “esté en manos de quienes nos represente y esté ligado a nosotros”.

Dobrina Cristeva, actriz de Televisa, consideró que “el hecho de que haya ganado Morena las elecciones no quiere decir que puedan tomar decisiones que vayan en contra de los intereses de la gente”.

Los inconformes se congregaron afuera del auditorio donde Morena llevaba a cabo una sesión plenaria para definir las presidencias y secretarías de las comisiones de la Cámara.

Al sitio arribaron también organizaciones sociales como el Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE), Católicas por el Derecho a Decidir República Laica, Ciudad Feminista, Académicas en Acción Crítica y Foro Cívico Laico, quienes exigían la presencia de Delgado para expresar su desacuerdo con que el PES tenga la presidencia de la comisión de Salud.

Aidé García, de Católicas por el Derecho a Decidir, señaló que los diputados deben tomar en cuenta los antecedentes del PES, un partido que “desde su fundación ha violentado el principio de laicidad y se ha manifestado en contra de los derechos de las mujeres y la libertad sexual”, y recordó que una de sus propuestas en la anterior legislatura fue la de objeción de conciencia.

Por su parte, Lucía Melgar, de Académicas en Acción Crítica, consideró “indignante” que Morena haya dado estas dos comisiones al PES, “que ya perdió el registro como partido y que tiene una escasa representación social”.

Beatriz Pagés, directora de la revista Siempre, también se manifestó en San Lázaro, y alertó que, entregar esas comisiones a Encuentro Social es como volver al “oscurantismo”, pues dijo, es un partido “doctrinario con identidad confesional”.

También la legisladora Martha Tagle expresó su descontento con la decisión parlamentaria, por lo que presentó un posicionamiento dirigido a la Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados para mostrar su preocupación.

De acuerdo con la diputada, “que presidan estas comisiones significa un retroceso en materia de derechos humanos”.

La Coalición Mexicana LGBTTTI+, integrada por más de 100 organizaciones defensoras de derechos humanos también se manifestó contra el PES en ambas comisiones, pues “Encuentro Social, partido político caracterizado por sus posicionamientos antiderechos… tendrá atribuciones para dictaminar iniciativas cruciales para el reconocimiento del derecho a decidir de las mujeres, personas trans e intersexuales sobre sus cuerpos, así como garantizar atención integral para la comunidad de la diversidad sexual”.

De acuerdo con las organizaciones, “los principios enarbolados por el PES son contrarios a un gobierno de izquierda que busca avanzar una agenda de equidad e igualdad en el país, y representa un claro obstáculo de voluntad política para el reconocimiento de deudas históricas del Estado mexicano con nuestras poblaciones”.

Por ello, exhortaron al Congreso a “reconsiderar su decisión, cuidando que comisiones tan importantes para el bienestar y desarrollo de todas las familias no queden en manos de actores políticos con una agenda en contra de los derechos humanos”.

Los inconformes continúan en la Cámara de Diputados, a la espera de que Mario Delgado los reciba e informe sobre la definición de las comisiones legislativas.

Con información de Reforma (suscripción necesaria).

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

"Fracasamos": qué pasó con el polémico plan de Suecia contra COVID-19

Suecia ha recibido críticas por su política para manejar la pandemia, menos estricta que la de otros países europeos.
17 de diciembre, 2020
Comparte

“Creo que hemos fracasado. Tenemos un gran número de muertos y es terrible”.

Así definió el rey de Suecia, Carlos Gustavo, el año 2020, marcado por la polémica estrategia del país contra la covid-19.

Suecia ha recibido críticas por su gestión de la pandemia, en la que nunca impuso el confinamiento total que se vio en otros países europeos, y basada, más que en normas de obligado cumplimiento, en recomendaciones a la población.

Ha habido casi 350,000 casos de coronavirus confirmados y más de 7,800 muertos en Suecia.

“El pueblo de Suecia ha sufrido tremendamente en condiciones difíciles. Uno piensa en todos los miembros de las familias que no han podido despedirse de sus familiares enfermos. Creo que es una experiencia dura y traumática no poder dar una cálida despedida”, dijo en el programa anual de televisión en el que revisa el año que termina.

Cuando le preguntaron si tenía miedo de resultar infectado con el virus, el rey, que tiene 74 años, respondió: “Últimamente, se ha hecho más evidente, se ha ido acercando más y más. Eso no es lo que uno quiere”.

En lugar de basarse en reglas y sanciones, Suecia apela a la responsabilidad de los ciudadanos y el deber cívico, y las autoridades se limitan a emitir recomendaciones. No hay castigo para quienes hacen caso omiso de ellas.

El gobierno sueco nunca ha impuesto un confinamiento total ni el uso obligatorio de la mascarilla, y bares y restaurantes han permanecido abiertos.

Sin embargo, hace pocos días se solicitó a escuelas en Estocolmo, la capital, que pasen lo antes posible a enseñar a distancia a sus estudiantes de entre 13 y 15 años por primera vez. La medida se anunció en respuesta al aumento de los contagios.

Una semana antes se había decidido la educación a distancia para los mayores de 16 en todo el país.

Y el lunes, llegaron nuevas recomendaciones a nivel nacional sobre distancia social para el periodo navideño que sustituyen a las que habían emitido las autoridades regionales.

El consejo para los suecos es que no se reúnan más de ocho personas, hacerlo al aire libre cuando sea posible y evitar viajar en tren o autobús.

Se mantiene en vigor la prohibición de encuentros públicos de más de ocho personas, lo que afecta a eventos como conciertos, competiciones deportivas y manifestaciones.

La polémica de las medidas “voluntarias”

El epidemiólogo jefe del Estado sueco, Anders Tegnell, dijo en noviembre que la estrategia que seguía el país combinaba medidas legales y acciones voluntarias.

Le dijo a la BBC: “Creemos que es realmente la mejor” en el contexto sueco.

De acuerdo con un informe oficial publicado esta semana, la estrategia nacional fracasó en la protección de los mayores en residencias, algo por lo que el gobierno ha aceptado su responsabilidad.

Más del 90% de las muertes relacionadas con la covid se han producido entre mayores de 70 años y casi la mitad en residencias de mayores y dependientes, afirma el gobierno.

Una mujer recoge muestras de test de la covid-19 en la ciudad sueca de Malmo.

Reuters
La estrategia sueca se ha basado más en la colaboración ciudadana que en normas de obligado cumplimiento.

Tegnell dijo que el organismo que dirige, la Agencia Sueca de Salud Pública, no es responsable de dirigir este tipo de centros y que todos los interesados deben ayudar a mejorar la situación para asegurarse de que los ancianos no se contagien.

Para Tegnell, Suecia ha mejorado en la protección de los mayores, y dijo que ningún país ha tenido un éxito total en esta tarea.

El epidemiólogo sueco recordó en una entrevista en Sverige Radio el miércoles que incluso Alemania estaba siendo ahora duramente golpeada.

Suecia ha sido también señalada por ser uno de los países con un mayor número de casos per cápita y acumula más muertos que todo el resto de estados nórdicos sumados.

Esto ha provocado críticas de vecinos como Noruega, Dinamarca y Finlandia, que se quejan de que la laxa política sueca está poniendo en riesgo la efectividad de sus propias medidas.

El martes, el primer ministro sueco, Stefan Lofven, dijo que tenía la sensación de que muchos expertos habían subestimado la segunda ola.

“Creo que muchos en la profesión no vieron venir semejante ola”, dijo al diario Aftonbladet.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=BKNQNzyRydw

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.