El descubrimiento científico que protege a millones del virus de transmisión sexual más común
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

El descubrimiento científico que protege a millones del virus de transmisión sexual más común

El hallazgo sería el inicio de un proceso que cambió el manejo de uno de los tipos de cáncer más letales para las mujeres.
13 de octubre, 2018
Comparte

En junio de 1991, el inmunólogo Ian Frazer regresó a su casa muy emocionado.

“Le dije a mi esposa que habíamos descubierto algo en el laboratorio que, un día, podría ser muy útil”, le contó el médico a la BBC.

Y tenía razón. El hallazgo sería el inicio de un proceso que cambió el manejo de uno de los tipos de cáncer más letales para las mujeres.

Frazer era profesor de la Universidad de Queensland, en Australia, y se dedicaba al estudio del virus de papiloma humano (VPH), que causa el cáncer cervical.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), es el virus de transmisión sexual más común.

“Aproximadamente 8 de cada 10 personas contraerán el virus en algún momento de sus vidas”, de acuerdo a la ONG británica Cancer Research, dedicada a la investigación de la enfermedad.

Sin embargo, pese a la alta prevalencia del virus, el organismo de la mayoría de las personas lo combate y muchos ni siquiera se enteran de que se contagiaron. Pero para quienes no lo logran, puede ser fatal.

El principio

En 1989, Frazer se encontraba de año sabático en la Universidad de Cambridge, en Inglaterra, y allí conoció al científico chino Jian Zhou, quien también estaba interesado en la investigación del VPH.

Lo invitó entonces a trabajar en su laboratorio en la Universidad de Queensland. ¿Su objetivo? Tratar de encontrar una vacuna para el virus.

Pero se tropezaron con un problema fundamental.

A diferencia de la mayoría de los virus, el VPH no se puede replicar en un laboratorio. Y este proceso es fundamental para desarrollar una vacuna.

Así que decidieron sortear el obstáculo de una manera muy particular: utilizar técnicas de ingeniería genética para tratar de copiar el virus.

“Identificamos el código genético de la parte externa del virus y eso fue lo que tratamos de recrear a través de un cultivo celular”, le explica Frazer a la BBC.

Frascos con la vacuna contra el VPH.

Getty Images
Uno de los principales retos para desarrollar una vacuna contra el VPH es que el virus no se podía replicar en el laboratorio.

¡Eureka!

Así comenzó un meticuloso trabajo de investigación y experimentación en el que pasaron meses.

La lógica era que, si lograban replicar la capa externa del virus, y esta era idéntica al original, el organismo lo identificaría y el sistema inmunitario respondería eliminando el virus.

De esta forma, si en el futuro la persona se contagiaba con el VPH, el cuerpo lo reconocería y lo eliminaría, impidiendo de esta manera que el virus pudiera causar cáncer cervical.

Lo intentamos 20, 30 veces, hasta que finalmente lo logramos. La apariencia del virus que creamos era la del VPH. Nos emocionamos muchísimo. Si se podía desarrollar una vacuna, esta era la manera de hacerlo”, le cuenta el inmunólogo a la BBC.

Los científicos patentaron su descubrimiento y, al poco tiempo, compañías farmacéuticas empezaron a contactarlos.

Ilustración del VPH

Getty Images
Hay alrededor de 10 variedades de VPH.

Éxito y efectividad

La estadounidense Merck se dedicó a reproducir lo que Frazer y Zhou hicieron en el laboratorio. Y lo lograron.

Pasarían años, sin embargo, antes de que la vacuna pudiera comercializarse. La primera versión, que contó con los innovadores aportes de otro grupo de científicos en Estados Unidos, se centró en 2/3 de los tipos de VPH que causan el cáncer cervical.

Se han identificado más de 100 variedades, pero al menos 13 están asociadas con la enfermedad, según la OMS.

Los ensayos médicos concluyeron en 2001 e incluyeron a 6.000 mujeres que fueron vacunadas y estuvieron bajo control médico durante 2 años. La efectividad fue de 100%.

Como el virus se contagia a través de las relaciones sexuales y la vacuna funciona en quienes no han contraído la infección, el momento ideal para inmunizar es en la infancia, antes de que la persona sea sexualmente activa.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE.UU. recomiendan administrar dos dosis a niños y niñas entre los 11 y los 12 años.

A ellos, el trabajo de Frazer y Zhou los protegerá el resto de sus vidas.

Vacuna

Getty Images
Se recomienda que los niños entre 11 y 12 años sean vacunados.

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Dejan sin contrato a enfermero que denunció acoso laboral hacia él y sus compañeros

El enfermero Oswaldo Vértiz denunció acoso laboral hacia él y sus compañeros en el Hospital General de México Eduardo Liceaga.
4 de julio, 2022
Comparte

El enfermero Oswaldo Vértiz denunció, públicamente y a través de un escrito, acoso laboral hacia él y sus compañeros que entraron a trabajar al Hospital General de México Eduardo Liceaga para atender a pacientes COVID en abril de 2020.  Esperaba que con la queja oficial y pública las cosas mejorarán. Pero lo que sucedió fue que el pasado jueves 30 de junio, el Hospital le avisó que ya no le renovarían su contrato temporal de cada tres meses. No le dieron más explicación que la de “recorte de personal” y lo dejaron sin empleo.

Animal Político pidió, a través del área de comunicación del Hospital General de México, saber por qué ya no le renovaron su contrato a Vértiz, pero la respuesta fue que no tenían la información sobre el motivo de la no renovación y que, si la persona afectada tenía alguna inconformidad, se dirigiera al área de Recursos Humanos.

Este portal publicó el lunes 27 de junio nota en la que se informaba que 15 enfermeros y enfermeras de este hospital habían ingresado una queja formal por los malos tratos que recibían por parte de la coordinadora de Enfermería del turno matutino, Eufemia Cortés.

En específico se quejaron del trato a su compañera Isabel Martínez, a quien estando con un embarazo de alto riesgo, Cortés enviaba a servicios pesados como el de Neurología, donde tenía que bañar, ella sola, a pacientes postrados. Martínez tuvo un parto prematuro. Su bebé nació vivo. Pero falleció una semana después.

Los enfermeros y enfermeras también se quejaron de que después de dos años de haber entrado para atender a pacientes COVID, y pese a las promesas del presidente López Obrador, de que todos tendrían una plaza, siguen con contratos temporales de tres meses. También denunciaron que no les dan ni los uniformes. Ellos los tienen que comprar.

Lee: México planea traer a médicos cubanos sin empleo fijo ni prestaciones, confirma acuerdo bilateral

De las quejas hacia la coordinadora, Eufemia Cortés, que sigue con su trabajo de manera normal, después de haber gozado de unas vacaciones, de acuerdo a lo que informa Vértiz, también se enlistó que los fuerza a comprometerse a no pedir incapacidades y que si llegan dos o tres minutos tarde, los regresa y les descuenta el día.

Oswaldo Vértiz e Isabel Martínez contaron, con nombre y apellido, todas esas situaciones a Animal Político. A Vértiz le avisaron este jueves 30 de junio que se quedaba sin trabajo. Sin más explicación perdió su empleo temporal. A Martínez no le han dicho nada. Ella conserva aún su espacio laboral.

Pero Vértiz ya se había quejado en otras ocasiones de que no les dieran más que contratos temporales y de los malos tratos de Eufemia Cortés. Quejas que al parecer no fueron toleradas por el Hospital General.

Puesto que no recibió ninguna explicación de por qué ya no le renovaron su contrato, Oswaldo trató de presentarse a trabajar el domingo 2 de junio (él descansa los jueves y viernes), pero ya no lo dejaron entrar al hospital.

Enfermero pide revisar la recesión de su contrato

Este lunes 4, Oswaldo Vértiz se manifiesta afuera de Palacio Nacional, por los trabajos precarios que siguen teniendo muchos de quienes lucharon contra la pandemia de COVID, poniendo en riesgo su propia vida. Y por las condiciones en los que los hacen trabajar y los malos tratos.

Lee: Personal del Hospital General del IMSS en Tijuana se contagió de COVID-19 por falta de equipo: enfermeros

El enfermero entregó una carta, en Atención Ciudadana de Palacio Nacional, dirigida al presidente Andrés Manuel López Obrador, en la que se lee: “el día 30 de junio, el centro de trabajo ya no me otorga contrato para los siguientes tres meses, sin aviso previo, solo recibo el argumento de recorte de personal, por lo que solicito se revisen las inconsistencias en la recesión de mi contrato”.

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.