Fotomultas caen 50% en último año de aplicación; analizan fortalecer alcoholímetro
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro Archivo

Fotomultas caen 50% en último año de aplicación; analizan fortalecer alcoholímetro

El 31 de diciembre concluye el contrato de funcionamiento de estos dispositivos para fotomultas, que de acuerdo con el nuevo gobierno de la Ciudad de México no van a continuar.
Cuartoscuro Archivo
20 de noviembre, 2018
Comparte

El número de fotomultas que el gobierno capitalino aplica por violar diversas disposiciones del Reglamento de Tránsito se ha reducido casi 50 % en lo que va de 2018, último año de funcionamiento de este sistema. Para 2019, la nueva administración que encabeza Claudia Sheinbaum analiza otras alternativas, como el fortalecimiento del alcoholímetro.

Los datos que la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal (SSPDF) publica periódicamente sobre el funcionamiento de este sistema también muestran que el rebasar los límites de velocidad permitidos, pasarse la luz roja del semáforo o invadir zonas peatonales son las multas más comunes, aunque en menor proporción que antes.

De acuerdo con los datos, de enero a septiembre de este año se han aplicado  3 millones 843 mil 496 infracciones automatizadas con fotografía, de las cuales el 88 % provienen de los dispositivos que registran excesos de velocidad, y el resto de las cámaras que registran otras conductas anómalas.

En el mismo lapso del año pasado el número de fotomultas aplicadas con estos equipos ascendía a 7 millones 343 mil 283. Es decir, de un año a otro se redujo casi a la mitad la cantidad de infracciones impuestas con estos sistemas.

De acuerdo con las autoridades consultadas esta reducción obedece al hecho de que se han registrado menos conductores infractores. Se negó que hubiera alguna reducción en el número de equipos desplegados o en su funcionamiento. De hecho, con los radares de velocidad se han tomado casi 28 millones de fotografías en 2018, muy por encima de las 17 millones tomadas del 2017.

La diferencia es que en el 88 % de las fotos tomadas este año no se encontró prueba de alguna violación al reglamento, mientras que ese porcentaje el año pasado era de 65 %.

La empresa Inteltráfico es la responsable de operar los equipos de radares y cámaras de fotomultas, que para 2018 fueron integrados en un solo sistema denominado sistema de infracciones automatizadas. Hasta el año pasado los radares y fotomultas operaban por separado, y eran manejados por dos compañías: la mencionada Inteltráfico y otra de nombre Autotraffic.

Los datos oficiales también arrojan que desde octubre de 2015, año en que la Secretaría concesionó a empresas privadas el funcionamiento de los radares y equipos de fotomultas, se han aplicado a través de estos dispositivos 13 millones 229 mil 560 infracciones.

Lo anterior significa un promedio de más de 12 mil fotomultas efectivamente aplicadas todos los días, o lo que es lo mismo, más de 500 que se levantan cada hora en distintos puntos de Ciudad de México.

Más del 50 % del este total de multas automatizadas que el gobierno capitalino ha levantado corresponden exclusivamente al año 2017, que ha sido el de mayor incidencia hasta la fecha.

Exceso de velocidad y pasarse luz roja, las más comunes

Rebasar los límites de velocidad permitidos es, por mucho, la infracción más recurrente que se ha aplicado este año con un total de tres millones 398 mil 189 multas, que equivalen al 88.4 % de todas las sanciones registradas. Lo anterior significa que prácticamente 9 de cada 10 fotomultas corresponden a esta causa. La proporción es similar a la de años anteriores.

La segunda causa que genera con mayor frecuencia infracciones este año es no respetar la señal de alto del semáforo, es decir pasarse la luz roja, con un registro de 152 mil 507 infracciones en lo que va de este año. Esto equivale a casi el 4 % del total de las fotomultas aplicadas de enero a septiembre de 2018.

La tercera violación más común al Reglamento de Tránsito es el invadir áreas de espera para bicicletas o motocicleta con 132 mil 290 infracciones, que representa el 3.4 % de todas las multas. Después se encuentra el dar una vuelta prohibida con 84 mil 436 infracciones en lo que va del año.

Más atrás se registra la invasión del paso peatonal con 56 mil 493 fotomultas aplicadas; no usar el cinturón de seguridad con 14 mil 628 casos; uso de distractores al volante (como teléfonos celulares) con 4 mil 100 casos; circular en contraflujo con 348 casos, y transportar niños en asientos delanteros, con 152 casos en lo que va de este año.

Las infracciones menos comunes pero en donde también se aplicaron fotomultas fueron invadir el uso del carril exclusivo para la bicicleta con 112 casos; invadir carriles confinados al transporte con 12 fotomultas este año, y circular en sentido contrario con 29 casos.

Menos fotomultas, más alcoholímetro  

En los últimos tres años los sistemas de fotomultas y radares (hoy llamados infracciones automatizadas) son operados por la policía de la Ciudad de México, pero con el apoyo de compañías privadas (Autotraffic e Intletráfico) que proporcionaron los equipos, la capacitación, y el mantenimiento. Además son responsables de enviar a los infractores las boletas de tránsito que expide la policía.

A principios de este año el aun jefe de Gobierno de Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, aseguró que los contratos de fotomultas y radares ya habían concluido, y que la Secretaría de Seguridad Pública era  la responsable de operar el 100 % del sistema.

Sin embargo una investigación realizada por Animal Político arrojó que esto era falso. Sí existía un nuevo contrato con la empresa Inteltráfico  que conjuntaba ambos sistemas con un nombre distinto.

Cuestionado sobre la continuidad de este programa el próximo secretario de Movilidad, Andrés Lajous, reiteró que el sistema de fotomultas concluirá su funcionamiento al cerrar el año y que no se renovará el referido contrato. Negó que con ello se pudiera afectar negativamente la política de movilidad y reducción de accidentes, pues dijo que no hay cifras precisas que confirmen el impacto particular de este sistema, más allá de la cantidad de multas que se aplican y el dinero recaudado.

Lajous explicó que la reducción de accidentes vehiculares fatales en Ciudad de México no comenzó con el funcionamiento de las fotomultas sino , por el contrario, con la entrada en funcionamiento del alcoholímetro en 2007. En ese contexto adelantó que se analiza cómo fortalecer su aplicación en la ciudad.

“Más de la mitad de los accidentes que involucran a varones como conductores tienen que ver con la ingesta de bebidas alcohólicas. Creemos que trabajar con el alcoholímetro es la ruta correcta. Pronto estaremos anunciando la estrategia”, dijo Lajous.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Boris Johnson: 4 claves del escándalo que motivó la dimisión del primer ministro de Reino Unido

El primer ministro británico, Boris Johnson, enfrentó una crisis de credibilidad en su gobierno que generó nuevas presiones en las propias filas conservadoras para sustituirle.
7 de julio, 2022
Comparte

Hicieron falta más de 50 renuncias a su gobierno para que el primer ministro de Reino Unido, Boris Johnson, escuchara las voces que pedían su dimisión.

Johnson se vio inmerso en una crisis de consecuencias imprevisibles que derivó en una ola de renuncias de ministros y otros altos funcionarios que alegan haber perdido su confianza en el primer ministro para llevar las riendas del país.

La sacudida se inició el martes cuando, a partir de un escándalo de acoso sexual en el que se vio involucrado Chris Pincher -un parlamentario conservador cercano a Johnson- los ministros de Economía, Rishi Sunak, y de Salud, Sajid Javid, dos pesos pesados del ejecutivo, presentaron su dimisión.

Sunak argumentó que los ciudadanos esperan que el gobierno sea dirigido de una forma “apropiada, competente y seria”; mientras que Javid afirmó que la administración de Johnson no estaba “actuando en el interés nacional”.

A partir de allí, y en un plazo de 24 horas, presentaron su renuncia más de 40 viceministros y otros altos cargos. Para la mañana del jueves, el número ya había llegado a 50 y seguía en aumento.

Tras resistirse inicialmente a la posibilidad de abandonar el cargo, Johnson anunció la tarde del jueves hora local que renunciaría como líder del Partido Conservador, pero conservará su puesto hasta que se elija un nuevo líder conservador para que tome las riendas del país.

El mandatario había dejado clara su voluntad de seguir en el cargo durante una sesión parlamentaria el miércoles.

Los llamamientos para que renunciara ocurrieron solo un mes después de que el primer ministro enfrentara una moción de censura en el Parlamento en la que 41% de los legisladores de su propio partido votaron contra él.

Rishi Sunak.

Reuters
El ministro de Economía, Rishi Sunak, era una de las figuras de más peso en el gabinete.

Aquel intento de destituirlo tuvo lugar después de que salieran a la luz pública fotos y pruebas de encuentros y celebraciones en la sede del gobierno mientras el resto del país se encontraba confinado por las restricciones impuestas por el propio ejecutivo de Johnson durante la pandemia.

BBC Mundo responde las preguntas clave sobre la crisis que hizo colapsar el gobierno de Boris Johnson.

1. El origen de la crisis

El pasado 30 de junio, el diario británico The Sun publicó que el entonces subjefe de la bancada del Partido Conservador en el Parlamento, Chris Pincher, había manoseado a dos hombres en un club privado en Londres.

Pincher, quien había sido nombrado en ese cargo por Johnson en febrero de este año en medio de una reorganización del Ejecutivo, renunció inmediatamente.

A los pocos días, los medios británicos publicaron información sobre al menos otros seis casos de supuesta conducta sexual inapropiada por parte de Pincher ocurridos en los últimos años.

Pincher, quien fue suspendido por el Partido Conservador, ha pedido disculpas y ha dicho que cooperará plenamente con las investigaciones sobre su conducta y que está buscando “apoyo médico profesional”.

2. ¿Cómo estuvo implicado Boris Johnson?

Aunque el primer ministro británico no es quien ha incurrido en conductas sexuales inapropiadas, el escándalo de Pincher lo coloca en una situación difícil debido a que se está cuestionando su buen juicio, así como la transparencia con la que el gobierno manejó el caso.

Chris Pincher

PA Media
Los señalamientos contra Chris Pincher desataron la ola de renuncias que llevó a la decisión de Johnson.

El pasado 1 de julio, la oficina del gobierno le dijo a la prensa que Johnson no sabía que hubiera acusaciones contra Pincher antes de su nombramiento.

El portavoz del gobierno dijo que el primer ministro no era consciente de “acusaciones específicas” sobre Pincher.

Esa fue la misma línea que mantuvieron en los días siguientes varios miembros del gabinete.

Sin embargo, el 4 de julio, el portavoz del mandatario dijo que Johnson conocía “acusaciones que fueron resueltas o no progresaron hasta la fase de queja formal” y que no se había considerado apropiado detener el nombramiento de Pincher debido a “acusaciones no sustentadas”.

Esa misma tarde BBC reveló que Johnson había sido informado de una queja formal sobre el “comportamiento inapropiado” de Pincher, mientras este trabajó en el Ministerio de Exteriores entre 2019-2020.

Esta queja llevó a un proceso disciplinario que confirmó que sí hubo un comportamiento inapropiado.

Posteriormente, en una entrevista con la BBC, Johnson dijo: “Hubo una queja que me hicieron llegar a mí específicamente… fue hace mucho tiempo y me la presentaron de forma oral. Pero eso no es excusa, yo debí haber actuado a partir de ella”.

Manifestación contra Boris Johnson.

Getty Images
El llamado “partygate” había dañado la credibilidad del gobierno de Johnson.

El primer ministro calificó como “un error” haber nombrado a Pincher, de quien dijo que se había comportado “muy, muy mal”, por lo que pidió disculpas a las personas afectadas.

3. ¿Por qué se cuestionó al primer ministro?

“Todo esto se trata de una cosa: la verdad”, señaló Chris Mason, editor de Política de BBC, al analizar la crisis en marcha en el gobierno británico.

“Al margen de la marejada de detalles y acusaciones, todo se reduce a si la gente puede creer lo que dice el número 10 (como se llama coloquialmente al Ejecutivo británico)”, agregó.

Y es que la respuesta del Ejecutivo al escándalo de Pincher fue cambiando progresivamente a medida que han ido surgiendo otros elementos, al igual que ocurrió durante el llamado partygate, el caso sobre las fiestas celebradas en la sede del gobierno durante el confinamiento por el coronavirus, en el que finalmente se comprobó que incluso Johnson había asistido a alguna de estas reuniones sociales.

“Las preguntas se refieren a lo que Boris Johnson sabía y cuándo lo supo. Y las respuestas siguen cambiando, a menudo como reacción a hechos incómodos que demuestran que su anterior defensa era una basura, o al menos no tan sincera como podría haber sido”, explicó Manson.

Reino Unido

PA
Johnson flanqueado por los dos primeros ministros que renunciaron, Rishi Sunak (dcha) y Sajid Javid.

En medio de la oleada de renuncias, Johnson fue interrogado el miércoles en un comité de la Cámara de los Comunes, la cámara baja del Parlamento británico, y rechazó comentar sobre las renuncias en su gobierno.

Ante la pregunta de uno de los diputados sobre si continuaría siendo primer ministro “mañana”, Johnson respondió: Por supuesto”.

Poco después le dijo al comité que estaba teniendo una semana “excelente” y descartó la convocatoria de elecciones anticipadas.

“El trabajo de un primer ministro, en circunstancias difíciles, cuando ha recibido de las urnas un mandato colosal es seguir adelante, y eso es lo que voy a hacer”, manifestó Johnson.

4. ¿Qué ocurrirá ahora?

Tras haber sobrevivido a la moción de censura en su contra hace apenas un mes, Boris Johnson estaba protegido de otra iniciativa semejante durante un año.

Boris Johnson.

Getty Images

Pero el deterioro de la situación política de Johnson fue tan veloz tras el escándalo de Pincher, primero, y luego con las renuncias en su gobierno, que aceptó renunciar este jueves.

Según dice, seguirá siendo primer ministro hasta que se elija otro líder.

El puesto al que renuncia es como líder del Partido Conservador y ahora habrá un concurso de liderazgo en el que alrededor de 100.000 miembros del partido eligirán a un nuevo líder.

Posteriormente Johnson presentará su renuncia a la Reina Isabel II y ella le pedirá al nuevo líder del partido que forme un nuevo gobierno.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=-s2KMg099A4

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.