Peña deja el peor contexto de violencia hacia las mujeres, denuncian víctimas y organizaciones
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Foto: Elizabeth Cruz

Peña deja el peor contexto de violencia hacia las mujeres, denuncian víctimas y organizaciones

Este domingo, familiares de víctimas, colectivos y otras organizaciones marcharon para exigir justicia en los casos de feminicidios, y que haya seguridad para las mujeres en el país.
Foto: Elizabeth Cruz
Por Andrea Vega @EAndreaVega
25 de noviembre, 2018
Comparte

El Monumento a la Madre, en la CDMX, quedó lleno de cruces rosas. Las participantes en la marcha que estaba por salir, la del 25 de noviembre, Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra las Mujeres, simbolizaban así lo que han catalogado como un sexenio, el de Enrique Peña Nieto, que deja el peor contexto de violencia contra las mujeres.

A las 3:15 de la tarde salió la vanguardia de la marcha, rumbo al Hemiciclo a Juárez. En el primer contingente iban los familiares de las víctimas de feminicidio, ahí las consignas que se lanzaban eran las mismas que las madres han gritado por años sin resultado: “Ni una más ni una más ni una asesinada más”, “¿Qué queremos? ¡Justicia! ¿Cuándo? ¡Ahora!”, “No fue suicidio fue feminicidio”.

Foto: Andrea Vega

Atrás de ese primer contingente de familiares venían los de jóvenes activistas con sus consignas en contra de la violencia machista. “Mujer, hermana, si te pega no te ama”, “Señor, señora, no sea indiferente se mata a las mujeres en la cara de la gente”, “Hay que abortar, hay que abortar, hay que abortar este sistema patriarcal”, “No somos maquinitas de reproducción, somos mujeres de derecho y decisión”, “Que te dije que no, mi cuerpo es mío, solo mío, yo decido”.

Caminando junto con hombres que se sumaron a la manifestación del que se conoce como el Día Naranja, decretado por la ONU en 1999 para movilizar a la opinión pública y a los gobiernos a emprender acciones concretas por una cultura de la no violencia contra las mujeres, la marcha avanzó por Reforma hasta el Hemiciclo a Juárez.

Al llegar ahí, Irinea Buendia, madre de Mariana Lima, asesinada en el Estado de México en 2010, tomó el micrófono para emitir el pronunciamiento de las familias de las víctimas y el Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio (OCNF).

Foto: Cuartoscuro

La activista dijo que un saldo negativo y el peor escenario de violencia que impacta en la vida y seguridad de las mujeres es el legado que deja Enrique Peña Nieto al concluir su sexenio.

“Las políticas públicas e instancias encargadas de prevenir, atender, investigar y sancionar la violencia contra las mujeres han sido ineficientes y sin perspectiva de género. Las procuradurías o fiscalías en lugar de garantizar el acceso a la justicia, la obstruyen. Son negligentes y omisas, como lo reconoció la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) en la sentencia de Mariana Lima, emitida en marzo de 2015”.

Foto: Cuartoscuro

La violencia de género, agregó Buendía, afecta a las mujeres tanto en el ámbito privado como en el público. “Nos enfrentamos a contextos comunitarios de alta criminalidad donde somos consideradas mercancía, botín de guerra. Atentan contra nuestro cuerpo y nos someten a niveles de violencias inimaginables. La impunidad es imperante, lo que hace permisible la prevalencia, incremento y agudización de la violencia”.

Irinea señaló que de acuerdo a datos del OCNF, 40% de las víctimas de feminicidio de 2014 a 2017, tenían entre 21 y 30 años de edad, y en el 70% de los casos las mujeres fueron asesinadas en el ámbito público.

Las causas de muerte documentadas fueron: golpes, estrangulamiento, asfixia, quemaduras, envenenamiento, mutilación, agresiones con armas de fuego, entre otras. Del 2012 al 2016 solo se emitieron a nivel nacional 304 sentencias por feminicidio, sin determinar si estas fueron o no condenatorias.

En este contexto tan adverso, “el Estado toleró y legitimó la presencia y el control territorial de redes y estructuras criminales a nivel nacional que atentaron contra la vida de las mujeres y niñas.

A pesar de que se identificaron y documentaron patrones del delito, prácticas y modus operandi, tanto el Gobierno Federal, los gobiernos estatales y municipales fueron omisos al negarse a reconocer la vinculación del feminicidio con otros delitos, reduciéndolo sólo al ámbito privado, intentando desconocer que los contextos criminales están atentando contra la vida de las mujeres”, advirtió Irinea Buendia.

Si bien durante el gobierno de EPN, agregó, se logró la investigación y la declaratoria de 17 Alertas de Violencia de Género contra las Mujeres (AVG), éstas no tuvieron el impacto esperado porque la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia Contra las Mujeres (CONAVIM) no quiso corregir y fortalecer el Mecanismo, a pesar de las propuestas hechas por organizaciones expertas de la sociedad civil.

Frente a esto, los familiares de las víctimas de feminicidio, el OCNF y diversas OSC le exigieron a la administración entrante:

-Que exista un compromiso real del nuevo Gobierno Federal para resolver de fondo y con un enfoque diferencial, la situación de las violencias que viven las niñas y mujeres en México.

-Eliminar las políticas públicas que no dan resultados, a través de un sistema de evaluación en donde los impactos positivos puedan ser medibles.

-Que el Poder Legislativo proponga un marco legal que depure a las instancias que pasaron de Procuradurías a Fiscalías, a fin de sancionar a las y los funcionarios públicos que por acción u omisión obstruyan el acceso a la justicia, para que la autonomía de las Fiscalías no sea un sinónimo de impunidad frente a los derechos de las víctimas y sus familias.

-Que el Poder Legislativo, las autoridades estatales y federales construyan, de manera coordinada, marcos legales y las políticas públicas para salvaguardar la vida e integridad física de las mujeres.

-Que el presidente de la República electo, los gobernadores/ra actuales y los cinco nuevos gobernadores/ra incluyan el combate, la sanción y la erradicación de la violencia contra las mujeres como un eje transversal y una prioridad en sus agendas políticas.

En Ecatepec, Estado de México, también se registraron movilizaciones para exigir que ya no haya feminicidios, y que se haga justicia en los casos de violencia contra la mujer.

Este domingo, el diario Reforma reportó que un grupo criminal que operó en Ecatepec y Tecamac, entre 2011 y 2012, se atribuyó la muerte de al menos 35 mujeres en esos municipios mexiquenses.

De acuerdo con el diario, al tener acceso a las carpetas de investigación se conoció que dicha banda tenía protección policial, y era encabezada por un exmilitar.

“Poner fin a la violencia contra las mujeres y las niñas no es un esfuerzo de corto plazo. Requiere esfuerzos coordinados y sostenidos de todos nosotros”, señalaron los jefes de los organismos de las Naciones Unidas, PNUD, UNICEF, ONU Mujeres y UNFPA, en un comunicado conjunto por el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

Cada año, 64 mil mujeres y niñas en promedio son asesinadas en el mundo y, en México, al menos 7 mujeres son asesinadas al día, de acuerdo con ONU Mujeres.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Los cambios que sufrirá la nueva generación de smartphones por la pandemia de covid-19

El coronavirus se está llevando por delante la inmensa mayoría de las industrias, entre ellas la de los teléfonos inteligentes. Los fabricantes deberán planear nuevas estrategias para mitigar el impacto negativo en sus ventas.
12 de abril, 2020
Comparte
Personas con sus teléfonos inteligentes.

Getty Images
Es muy probable que los fanáticos de Apple se mantengan fieles a la marca.

Cada otoño, Mazen Kourouche acude a la tienda Apple más grande de Sídney, Australia, y hace cola durante horas para ser de los primeros del mundo en hacerse con el último iPhone.

“Desde que el iPhone 7 salió a la venta he estado haciendo cola para los nuevos productos de Apple por varias razones. La primera por la emoción, la segunda por el valor de reventa y la tercera porque al ser Australia uno de lo primeros países en venderse, las personas quieren escuchar de ellos cuanto antes”, explica Kourouche.

De acuerdo a Kourouche, diseñador de software para el sistema operativo del iPhone (iOS), muchas personas viajan hasta Australia para adquirir cuanto antes el nuevo iPhone. La zona horaria de este país le hace el primero en que sus tiendas Apple abran los días que se lanzan los nuevos productos.

Este año podría ser diferente. Al igual que otras tiendas, Apple ha cerrado todos sus centros en el mundo como consecuencia de la pandemia de coronavirus.

Sigue siendo demasiado pronto para saber si las tiendas abrirán a tiempo para el lanzamiento de los nuevos dispositivos en otoño.

En algunos países el panorama es desalentador.

En el caso de Apple, el lanzamiento del iPhone 12 está en el aire. Se trata de un teléfono importante porque es el primero en incorporar la tecnología 5G, que le permitirá conectarse a la nueva generación de redes más rápidas.

Mazen Kourouche, en la tienda Apple de Sídney, Australia.

Mazen Kourouche
A Mazen Kourouche le gusta ser de los primeros en tener el último iPhone.

De acuerdo a la publicación japonesa Nikkei, Apple está estudiando el retraso de su lanzamiento.

Lo mismo podría suceder para dispositivos fabricados por Samsung y otros rivales que incorporan el sistema operativo Android.

Producción interrumpida

“Aproximadamente el 70% de teléfonos inteligentes se fabrican en China. Al sufrir China la pandemia, la oferta de dispositivos ya existentes se ha interrumpido”, dice Razat Gaurav, jefe ejecutivo de Llamasoft, una compañía analítica de cadena de oferta y demanda.

Muchos fabricantes de teléfonos inteligentes dependen de componentes hechos en China y Corea del Sur, dos naciones que han sido golpeadas con violencia por el brote de coronavirus.

La ciudad surcoreana de Daegu, donde se detectaron la mayoría de casos de covid-19 en ese país, está a 20 minutos del área donde se producen muchos de esos componentes.

No se trata solo de la oferta, la demanda también ha caído dramáticamente. Los encargos de teléfonos inteligentes han caído un 40% en el primer cuarto de 2020, comparado con el mismo período del año anterior, de acuerdo a la firma investigadora IDC.

Tienda anunciando la tecnología 5G.

Getty Images
El nuevo iPhone incorporará la tecnología 5G.

Esta compañía estima que los consumidores chinos comprarán 33 millones menos de teléfonos en los primeros tres meses del año.

“Es probable que veamos este descenso significativo también en Europa y Estados Unidos”, añade Gaurav.

El efecto en los dispositivos existentes será una preocupación para los fabricantes, pero el impacto en los nuevos es más severo.

Los fans de Apple y Android están acostumbrados a adquirir sus productos en momentos específicos del año y los fabricantes dependen de esto para concentrar la mayoría de ventas del año.

“El smartphone es un producto complicado con muchos componentes. Para fabricar todos estos componentes, hace falta comprar materiales de alrededor de 40 países distintos”, dice Gaurav.

Diferentes partes del proceso de producción se verán afectadas en formas distintas.

“Parte del trabajo de diseño no requiere un contacto social significativo, lo que significa que no es necesario estar en proximidad física a las personas”, dice Frank Gillet, analista de la consultora Forrester.

Sin embargo, parte del trabajo de investigación y desarrollo requiere de equipamiento especializado que los empleados no pueden llevarse a casa.

Cola en una tienda Apple.

Getty Images
Cola en una tienda Apple.

Una industria con seguridad estricta

Buena parte de este trabajo ya se ha hecho para los dispositivos que se lanzan este año, pero podría demorar los lanzamientos de 2021, para los que las compañías ya están trabajando antes de tiempo.

Según Emile Naus, de la consultora BearingPoint, lo más importante de un teléfono no es el hardware, sino el software, y esto puede desarrollarse remotamente. Sin embargo, probar el dispositivo puede ser más complicado.

“Los ensayos son difíciles porque la industria es muy estricta en seguridad y en este contexto los desarrolladores deben llevar los nuevos prototipos a sus casas para probarlos. Habitualmente esto se hace en secreto”, dice Naus.

El otro problema son los envíos. Con vuelos suspendidos y regulaciones oceánicas, existe la posibilidad de que los productos terminados no lleguen a sus centros de distribución.

Los efectos de esto y el cierre de las fábricas chinas recién comienzan a mermar la industria de los teléfonos inteligentes, y el impacto puede ser mayor que el esperado.

Trabajadores en una fábrica de teléfonos inteligentes en China.

Getty Images
Un teléfono inteligente puede llegar a contener partes de 40 países diferentes.

Gillett cree que Apple y Samsung prefieren retrasar ciertas funciones para nuevos dispositivos que el lanzamiento de estos.

El momento para probar ciertas funciones, o para que los desarrolladores de software puedan trabajar en aplicaciones que hacen uso de esas funciones es crítico.

La demanda disminuirá

Las restricciones en los envíos puede forzar a las empresas a retrasar sus lanzamientos, posiblemente hasta 2021.

Si las tiendas permanecen cerradas esto puede ser problemático para Apple, ya que tiene una importante red de puntos de venta.

“Sabemos que las primeras semanas y meses de los nuevos dispositivos son muy importantes porque es cuando se venden en los niveles más altos”, dice Naus.

La demanda de los nuevos dispositivos disminuirá, ya que gastar una gran cantidad de dinero en el último modelo no es una opción para aquellos que atraviesen dificultades financieras.

Sin embargo, Forrester no cree que las marcas alterarán en exceso el precio de sus nuevos productos. En su lugar, piensa que reducirán los precios de los modelos anteriores y aumentarán las existencias de los productos más accesibles y baratos.

Puede que los precios no bajen, pero si la demanda baja, quizás se pongan en práctica nuevas estrategias.

“Puede que se ideen modelos de precios creativos para hacer estos productos más accesibles a la situación de las personas. Quizás haya promociones especiales para ayudar a los clientes que muestren un cheque de desempleo o una identificación de servicios de emergencia”, apunta Gillet.

Sin embargo, es muy probable que los más fanáticos de Apple permanezcan leales a la marca.

“No creo que la pandemia afecte el interés, especialmente entre los consumidores que siempre están comprando nuevos productos. Ahora todo lo que importa es comprar papel higiénico, pero en algún momento volverán a ser los iPhone”, dice Kourouche.


Enlaces a más artículos sobre el coronavirus

BBC

Visita nuestra cobertura especial


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=TBuHqj-S9F4

https://www.youtube.com/watch?v=LBVGmtqpmwc

https://www.youtube.com/watch?v=Zh_SVHJGVHw

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.

close
Información verificada del COVID-19 #CoronavirusFacts