close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Con 27 mil vacantes, arranca este jueves en Tlalnepantla el programa Jóvenes Construyendo el Futuro

Hay 27 mil ofertas de vacantes y 37 mil empresas inscritas; la inscripción en el programa que ofrecerá becas y capacitación a 2 millones 300 mil jóvenes no tiene costo alguno.
Cuartoscuro
Por Andrea Vega
9 de enero, 2019
Comparte

La secretaria del Trabajo, Luisa Maria Alcalde, anunció anoche en un Facebook Live que el próximo jueves 10 de diciembre en Tlalnepantla se hará un primer arranque del programa Jóvenes Construyendo el Futuro. “Habrá un primer arranque en este municipio. A partir de ahí se empezarán a abrir las vacantes y todos los jóvenes de Tlalnepantla podrán ir seleccionado las ofertas que les interesen. Así vamos a ir avanzando por municipios y ciudades”, afirmó la funcionaria.

En el Facebook Live donde los jóvenes interesados en el programa pudieron hacerle preguntas, Alcalde señaló que hay ya 27 mil ofertas de vacantes y 37 mil empresas inscritas, y subrayó que la inscripción en el programa que ofrecerá becas y capacitación a 2 millones 300 mil jóvenes no tiene costo alguno.

Aunque aclaró que la apertura de las vacantes en las diferentes zonas del país se irá haciendo de forma paulatina, la funcionaria admitió que todavía el número de jóvenes interesados en inscribirse es mayor al de las vacantes disponibles, por lo que la inscripción para las empresas seguirá abierta. Para los jóvenes no hay fecha límite de inscripción.

Alcalde aseguró que no habrá rechazados. “Si tienes entre 18 y 29 años y te quieres capacitar, ya fuiste aceptado. No hay rechazados. El único requisito es la edad. La única razón por la que alguien pudiera no ser aceptado es la falta de algún documento en el proceso de inscripción, en ese caso, enviaremos un correo o llamaremos al interesado para que complete la documentación”.

A todos los que se registraron se les enviará un usuario y contraseña para una segunda fase en la que deben subir cierta documentación y ubicar en un mapa la zona donde viven. Quienes ya completaron ese proceso y estén en una zona donde ya haya arrancado el programa, recibirán un correo para que entren en la página y elijan cuál es el centro de trabajo que les interesa.

Cuando elijan el centro se va a generar una ficha, que es ya el registro completado, con la fecha de inicio de la capacitación. A partir de ahí van a recibir información sobre en cuál de los 162 puntos disponibles para esto van a poder recibir su tarjeta, para que una vez iniciada la capacitación se hagan los depósitos de 3 mil 600 pesos al mes. 

La capacitación durará un año y será cinco días a la semana, durante cinco u ocho horas diarias. Los aspirantes verán empresa, plan de capacitación y horarios al entrar a la página. Si al terminar la empresa no contrata formalmente al becario, el gobierno le dará seguimiento a través del Servicio Nacional de Empleo para buscar que entre al mercado laboral, según explicó la STPS.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Qué es el tankering, práctica que utilizan algunas aerolíneas para ahorrar dinero

Algunas aerolíneas que prometen reducir sus emisiones contaminantes utilizan esta cuestionada práctica, que contamina tanto como "una ciudad de 100 mil habitantes.
13 de noviembre, 2019
Comparte

El valor del combustible es uno de los principales costos operativos que tienen las aerolíneas.

También es uno de los gastos que más varía, no solo porque el precio del petróleo fluctúa, sino también porque es diferente en cada país (e incluso hay variaciones dentro de los países).

Por ello, no sorprende que muchas aerolíneas busquen formas de reducir ese gasto.

Pero una de las prácticas comúnmente utilizadas para este fin está siendo denunciado por su dañino efecto medioambiental.

Se trata del “tankering”, la práctica de acarrear combustible extra en los aviones para no tener que cargar en destinos donde las tarifas son más altas.

Esto representa un ahorro para la aerolínea, pero tiene un costo para el planeta: hace que el avión sea más pesado y, por ende, que consuma más combustible, liberando más dióxido de carbono.

Según el corresponsal de Medio Ambiente de la BBC Justin Rowlatt, el tankering se utiliza ampliamente en la industria aeronáutica.

Y, solamente en Europa, las emisiones contaminantes que genera la práctica equivalen a las de una ciudad con una población de 100.000 habitantes.

Un tanque carga combustible en un avión

BBC
Cargar combustible es más caro en algunos aeropuertos que en otros.

En un informe publicado en junio pasado, la Organización Europea para la Seguridad de la Navegación Aérea (Eurocontrol) estimó que las aerolíneas europeas ahorraron unos US$293 millones al año gracias al tankering.

El costo ambiental, según el organismo, fue de 901.000 toneladas métricas de dióxido de carbono.

La investigación de la BBC

Una investigación realizada por el programa televisivo Panorama, de la BBC, reveló que algunas aerolíneas que se han comprometido a mejorar sus prácticas medioambientales también utilizan el tankering.

International Airlines Group (IAG), la compañía propietaria de British Airways (BA), ha dicho que busca ser la líder mundial en sostenibilidad.

IAG recientemente mostró sus credenciales ambientales comprometiéndose a lograr cero emisiones netas para 2050.

BA incluso se jacta de utilizar un papel más ligero para hacer su revista de a bordo, para reducir el peso de sus aviones.

Sin embargo, documentos internos obtenidos por el programa Panorama revelaron que la aerolínea británica transportó hasta seis toneladas de combustible extra para evitar pagar costos más altos en algunos destinos.

Fuentes de la empresa reconocieron a la BBC que la aerolínea, al igual que muchas compañías rivales que operan rutas de corta distancia en Europa, utiliza un software que calcula si resulta económicamente beneficioso utilizar el tankering.

Avión de British Airways

Reuters
BA reconoció que usa el tankering pero aseguró que es una de las aerolíneas que menos contaminan debido a esta práctica.

También destacaron que la práctica es muy común en la industria, en especial en Europa donde “existen considerables diferencias de precios (para cargar combustible) entre los aeropuertos (de distintos países)”.

Según Eurocontrol, una de cada cinco aerolíneas europeas utiliza el tankering.

La BBC halló evidencias de que incluso la popular línea low-cost EasyJet usa esta práctica.

Y BA asegura que las emisiones extras que produce por el tankering representan apenas el 2% del total europeo.

No obstante, la investigación de Panorama halló que BA produjo 18.000 toneladas métricas adicionales de dióxido de carbono en 2018 gracias a esta práctica.

La respuesta de BA

En respuesta al informe, la aerolínea británica anunció que revisará sus políticas de ahorro de combustible.

Hablando ante inversores el viernes, el director ejecutivo de IAG, Willie Walsh, dijo que la aerolínea quería asegurarse de que no estaba “incentivando el comportamiento incorrecto“.

“Claramente el ahorro financiero nos incentivaría a hacer tankering, pero tal vez esto no sea lo correcto ni el incentivo correcto”, señaló.

“Por lo tanto, queremos asegurarnos de que nuestros incentivos estén alineados con las actividades correctas, para garantizar la sostenibilidad financiera, pero también la sostenibilidad ambiental“, dijo.

John Sauven

Getty Images
John Sauven, de Greenpeace, desconfía de las aerolíneas y exige más intervención estatal.

Sin embargo, los críticos de la industria aeronáutica, como la organización medioambiental Greenpeace, afirman que el uso generalizado del tankering socava las promesas de la aviación de que está comprometida a reducir sus emisiones de carbono.

John Sauven, director ejecutivo de Greenpeace en Reino Unido, le dijo a la BBC que el tankering era un “ejemplo clásico de una compañía que pone las ganancias antes que el planeta”.

Para Sauven, el anuncio de que BA revisará sus prácticas en respuesta a la investigación de Panorama muestra cómo esa industria ha tratado el cambio climático “como un problema de relaciones públicas“.

“Es por eso que necesitamos objetivos de reducción (de dióxido de carbono) impuestos por el gobierno, para asegurar que las aerolíneas se responsabilicen por el daño que causan sus emisiones”, afirmó.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la última versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=rCXa2gRXlcM

https://www.youtube.com/watch?v=VhMGk9zH0Zo

https://www.youtube.com/watch?v=QWwnV83nGzY

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo.
Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.