Acción Poética busca llegar a las bardas de las escuelas de la SEP

Este grafiti poético callejero está presente en 185 ciudades de toda la República Mexicana y en 35 países; busca proyectos con la SEP, la ONU y la Unesco.

accion poetica
Acción Poética

“También de este lado hay sueños”, se lee en una parte del muro fronterizo en donde poetas urbanos o gente que simplemente quiere expresar lo que siente pinta frases, hace dibujos, escribe nombres o cuelga cruces de madera. Algunos se reúnen de vez en cuando para retocar la pintura de una bandera de Estados Unidos que, en lugar de estrellas, tiene cruces.

Esta frase se pintó en Tijuana en 2012, pero en 2018 se hizo viral y fue retomada por varios medios de comunicación para ilustrar las notas sobre el presidente de EU, Donald Trump, y sus amenazas de construir un muro en la frontera con México −de concreto y el más alto−, para evitar que más que migrantes entren al país.

La frase está firmada por el movimiento Acción Poética y resume lo que para muchos mexicanos y centroamericanos significa el llamado sueño americano.

Armando Alanís, creador de este movimiento, cuenta que, aunque los temas que se tratan de evitar en las bardas son política y religión, a veces es imposible no hablar de asuntos de coyuntura como el muro.

Este grafiti poético callejero está presente en 185 ciudades de toda la República Mexicana y en 35 países de América Latina como Colombia, Venezuela, Perú, Guatemala, Argentina y Chile; en Europa está por ejemplo en Italia, España, Bélgica, Irlanda, Dinamarca; y en África ha llegado hasta Angola.

En la Ciudad de México es imposible no haber mirado una barda pintada por Acción Poética con frases como: “Mi fantasía textual es que me comas y punto”, “Yo tampoco sé cómo vivir, estoy improvisando”, “También creo en el amor a primera risa”, “Es el amor el que hace la revolución”, “Pinta la vida antes que ella te destiña”, “Vivir es un detalle que a menudo olvidamos”, “Ten el valor de equivocarte”, “Fuiste, eres y siempre serás mi más bonita casualidad”.

Acción Poética incluye frases de inspiración propia, de canciones y poemas, principalmente.

A Armando Alanís quien es originario de Monterrey, Nuevo León, un día se le ocurrió llevar la poesía a la gente y repartir volantes en las principales avenidas con poemas completos, o pegarlos en lugares concurridos como supermercados o bancos, luego pensó que las bardas serían una mejor opción y así la poesía podría ser una parte cotidiana del paisaje.  

Todo inició en 2016. En ese entonces las bardas se pintaban de manera clandestina y sin permiso, pero con el tiempo y con la difusión del movimiento, todo es más legal.

“Ahora ya nos autorizan espacios, aunque la verdad no falta quien invade un lugar que considera bueno y pinta algo. Pedimos permiso y el perdón cuando es necesario, yo siempre digo que las bardas nos eligen a nosotros, y bueno, ahora hasta la policía se toma selfies con nosotros”, dice Alanís.

Quieren proyectos con la SEP, la ONU y la Unesco

Este 2019 y ya con la nueva administración federal, Armando Alanís buscará tener un acercamiento con la Secretaría de Educación Pública (SEP) para llevar poesía a las bardas interiores y exteriores de las escuelas; grafitear frases de literatura clásica y moderna, e incluso hacer una campaña contra el bullying, pintada en las paredes por los propios alumnos.

En México, cuenta, hay Acción Poética en maya, otomí y náhuatl en varios estados del país.  “La mayoría son frases de amor y de desamor, pero pintar en las bardas de las escuelas también poesía y literatura en sus lenguas sería increíble, me gustaría mucho hacer este proyecto para las escuelas del país”, asegura Alanís.

En Argentina, por ejemplo, hay Acción Poética en braille, se ha hecho en las calles y en una escuela para alumnos con discapacidad visual. Todo se “escribió” con corcholatas y la frase elegida fue “lo esencial es invisible a los ojos”, extraída del libro El Principito, de Antoine de Saint Exupéry.

En 2016 el movimiento trabajó con el gobierno de la Ciudad de México en 15 de las 16 alcaldías (antes llamadas delegaciones) para plasmar frases de contenido social, y también le gustaría hacer algo similar.

Además, Armando Alanís, quien obtuvo el Premio Nacional de Poesía Experimental en 2009, también buscará este año tener acercamientos con la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) y con la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para que la poesía llegue a más gente.

Proyecto ciudadano

Decir más con menos es una de las premisas de este proyecto. Y como todo movimiento también tiene reglas: en las bardas deben escribirse frases cortas con menos de 10 palabras, usar fondo blanco y letras negras.

Aunque la marca Acción Poética está registrada se puede usar en las bardas sin ningún permiso previo, pues es un proyecto ciudadano.

“A través de las redes sociales gente de la República y de otros países se contacta conmigo pidiéndome autorización de pintar, yo les paso las reglas y todo es libre”, comenta el creador de este movimiento.

Por las redes sociales Armando Alanís se coordina también con los representantes que hay en otros países y comparten imágenes. “Tenemos nuestro muro real y nuestro muro virtual, así nos completamos muy bien”.

En redes sociales, por ejemplo, sumando los seguidores de las más de 500 páginas, somos millones”, indica.

¡Gracias por leer! Ayúdanos a seguir con nuestro trabajo. ¿Cómo? Ahora puedes suscribirte a Animal Político en Facebook. Con tu donativo mensual recibirás contenido especial. Entérate cómo suscribirte aquí. Consulta nuestra lista de preguntas frecuentes aquí.

Close
Comentarios