close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Grijalbo

México antes de ser México, una divertida herramienta para conocer (más) de la historia

Este libro recrea la historia del país con divertidas ilustraciones y busca ser una herramienta para los estudiantes de todas las escuelas del país.
Grijalbo
Comparte

México antes de ser México es la primera entrega de una serie de tres tomos en las que con monos y señales se muestran las travesías que pasaron los primeros pobladores del país para formar el México de hoy.

Patricio Ortiz González, caricaturista mexicano, conocido como Patricio Monero, presenta el primer tomo de caricaturas inspiradas en las antiguas civilizaciones de México, en el que narra cómo se pobló el continente americano, cuál era la forma de vida de las primeras sociedades que lo habitaron y las culturas que forman parte del pasado mexicano.

“Quise darle un cambio a mi trabajo, ya no quería hacer solo cosas de política, quería hacer algo que tuviera un impacto a largo plazo, que fuera más reflexivo y tuviera que ver con la educación”, dijo en entrevista para Animal Político, Patricio Monero.

Lee: Minotauro o cómo un ser mitológico narra la historia de mujeres en las cárceles de México

Al puro estilo de Eduardo del Río, “Rius”, uno de los principales caricaturistas en México y principal influencia de Patricio, el autor decidió narrar la historia de México con caricaturas que llevan un previo trabajo de investigación.

Una herramienta divertida

Patricio, considera que México antes de ser México podría ser una herramienta educativa para aprender, conocer y divertirse con la historia con el ideal de que pueda estar al alcance de estudiantes y maestros.

“Sería un material escolar maravilloso. Tenía la idea de que se pueda publicar para las bibliotecas de aula, pero con los recortes de la administración pasada y los nuevos, creo que está siendo muy idealista, aunque sí creo que sería un material útil en las escuelas”, dijo.

Esta es la primera obra histórica de Monero, fuera de todo discurso político del que ya es conocido por sus lectores. Le llevó meses y meses de entendimiento y asesoría a cargo de Alfredo López Austin.

“Es uno de los grandes maestros de la historia de mesoamérica, quien me ha ayudado desde la concepción del proyecto, en su definición y desarrollo. Desde revisar los guiones e  ilustraciones para que la información que contenga sea precisa, adecuada, no tergiversada”.

Lee: México Bizarro, historias para recordar el país que queremos olvidar (capítulo de regalo)

Para realizar cada una de las caricaturas, Patricio cuenta que fue casi espontáneo, aunque en el diseño de algunos monos, por ejemplo, la vestimenta de culturas mayas, mexicas, mixtecos y zapotecos se basó en los vestidos que aparecen en los códices.

“Esas cosas no me las inventé. Hay monitos que traen sandalias que las copié de los códices originales, entonces son monitos, pero tienen su parte de investigación”.

Lecturas con humor

Al repensar que en México hay personas a las que no les gusta leer o no les gusta estudiar la historia del país, Patricio opina que una causa sería que la gente “está acostumbrada a estudiar (la historia) en la escuela de manera increíblemente aburrida, que es como en general se enseña: datos, fechas, nombres que a nadie le importa”.

Como una propuesta divertida, en estos libros “la historia se cuenta de una manera diferente, las fechas incluso, me atrevería a decir que son irrelevantes, sino más bien lo que hay aquí es contar una historia y contarla de una manera divertida”.

Patricio Monero dibuja desde niño, estudió en escuela pública y la experiencia de compartir un salón con 60 personas, según cuenta, le permitió iniciar sus primeras caricaturas e ilustraciones.

“Siempre me identifiqué con el humor de Rius, con sus personajes, entonces, aunque formalmente mi maestro fue el Fisgón, la influencia más fuerte de los caricaturistas que tenía cerca fue la de Rius”.

Patricio, nació y creció en Veracruz, Sinaloa, Puebla y la Ciudad de México. Estudió la carrera de Técnico de Caricatura e Historieta en las academias Rafael Barajas “El Fisgón”, y más  tarde una especialidad en humor gráfico en el Instituto Eduardo del Río “Rius”.

Lee: Yu-Mex, la historia de los mariachis con los que México hizo bailar a un país que ya no existe

Ha trabajado como monero en múltiples diarios y revistas, ilustrando libros y publicando otros propios. También  ha ganado algunos premios, “siempre me identifiqué con el humor de Rius, aunque formalmente mi maestro fue el Fisgón”

Con autorización de Patricio Monero y editorial Grijalbo, Animal Político tiene para ti un capítulo de regalo de la obra México antes de ser México.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

Las aplicaciones con las que puedes sustituir a Google si eres usuario de Huawei

Huawei ya anunció el lanzamiento de un nuevo sistema operativo. City Mapper o Dailymotion son algunas de las apps con las que los usuarios de Huawei pueden sustituir las más funcionales de Google.
Getty Images
25 de mayo, 2019
Comparte

Ante la crisis, oportunidad.

La máxima común ante tiempos revueltos bien podría aplicarse a la situación actual que viven los usuarios de Huawei.

Desde que Donald Trump incluyó al segundo mayor fabricante de móviles del mundo en su lista de sospechosos de espionaje, otros portazos han llegado.

Qualcom, Broadcom, Intel y Panasonic son algunas de las compañías que le han dado la espalda a Huawei ante el temor de sanciones por parte de Estados Unidos. Pero seguramente ningún adiós fue tan doloroso como el de Google.

El gigante tecnológico estadounidense tiene muchas de las apps más funcionales y universales. Y a no ser que la situación actual gire 180 grados, los usuarios de Huawei ya no las podrán volver a utilizar.

Pero ciertamente hay vida más allá de las aplicaciones que son propiedad de Google.

BBC Mundo te ofrece algunas alternativas a Google Maps, YouTube y Google Chrome.

Cliente en una tienda de Huawei.

Getty Images
Huawei anunció que su software podría estar disponible para el próximo otoño.

Eso sí, para funcionar en los teléfonos Huawei, todas estas aplicaciones primero tendrían que ser adaptadas y estar disponibles para el nuevo sistema operativo que está diseñando la compañía.

Y, claro está, en el caso de las aplicaciones desarrolladas fuera de China, sus dueños también tendrían que estar seguros de que colaborar con la empresa vetada por Trump no les acarraría sanciones por parte de EE.UU.

Reemplazar a Google Maps

Es una de las tareas más difíciles. Es la app de navegación más popular del mundo con un 67% del mercado, muy por encima del segundo puesto, donde está Waze, también de Google y con un 11%, según un informe de The Manifest, empresa analista de datos con sede en Washington.

Por ello, cuesta encontrar una sola aplicación que logre sustituir las prestaciones de Google Maps, y más si no se consideran aquellas de origen estadounidense (pues son las empresas de ese país las que por el momento tienen prohibido negociar con Huawei).

Pero algunas de sus funciones ya las ofrecen City Mapper, Sygic y Maps.me, la primera de origen británico, la segunda eslovaca y la última, el proyecto de un desarrollador bielorruso basado en Suiza.

Paseo Reforma y Ángel de la Independencia.

Getty Images
City Mapper ofrece servicio en CDMX.

City Mapper es el gran aliado de todos aquellos que se encuentran en una ciudad con un sistema de transporte público complejo y congestionado. Esta aplicación centra sus esfuerzos en optimizar, a través del análisis de datos en tiempo real, diferentes combinaciones para hacer tu viaje más cómodo y eficiente.

Además, provee tickets electrónicos que pueden usarse como reemplazante de los abonos de transporte físicos y permite acceder a servicios de taxis en su propia interfaz.

¿Los peros? Fuera de la planificación de transporte, no es útil para obtener descripción de sitios y señalar puntos de ocio como restaurantes, tiendas o cafés.

Tampoco está disponible en todas las ciudades. Su uso es exclusivo de las urbes más grandes.

Sygic, por otro lado, es más útil a la hora de conducir. De origen eslovaco y fundada en 2004, esta herramienta basa su información en Tom Tom, el famoso fabricante de dispositivos de navegación, y en el análisis de tráfico basado en los datos de más de 400 millones de conductores actualizados cada 2 minutos de forma anónima y automática.

Y como complemento final Maps.me. Usuarios de esta aplicación sobre todo señalan su alta funcionalidad offline, que permite descargar mapas y acceder a servicios sin la necesidad de estar permanentemente conectado. Además, su velocidad de carga es instantánea una vez has conseguido bajar el plano de la ciudad específica en la que te encuentras.

Más difícil con YouTube

Para hacer frente al monopolio de YouTube, primero habría que hacerse a la idea de que en términos de contenido, diseño de interfaz y velocidad de búsqueda, no tiene rival.

Para aquellos a los que les gusta generar y apreciar contenidos más profesionales, Vimeo se erige como la plataforma ideal, pues aglutina a una comunidad más experta y menos masificada que hace que la mayoría de los comentarios y recomendaciones de los usuarios sean realmente constructivos.

Sin embargo, queda descartada por ser estadounidense.

La francesa Dailymotion y las chinas Tudou y TikTok, esta última impulsada por el uso masivo de la población joven desde 2016, son opciones a considerar.

TikTok logo dentro de un bolsillo.

Getty Images
TikTok ha conseguido altos índices de popularidad entre la población joven.

TikTok ofrece una experiencia más parecida a la de una red social. Pero su versatilidad a la hora de editar vídeos cortos y compartirlos con la comunidad ha hecho que ya cuente con alrededor de 500 millones de usuarios en el mundo desde su creación hace tres años por la desarrolladora china ByteDance.

Tudou es el equivalente a YouTube en China e incluso, debido a la mayor duración de sus videos, triplica los ya 3 billones de minutos reproducidos por la plataforma de Google.

Dailymotion, por otra parte, ofrece un servicio más parecido al de YouTube. Eso sí, quizás sus políticas de copyright son algo más flexibles.

Hay vida más allá de Chrome

Concretamente en Baidu, el buscador más utilizado en China, y en Yandex, de origen ruso.

El sistema de Yandex, sin embargo, es algo más peculiar. Funciona a base de pregunta-respuesta. Por lo tanto, es un complemento perfecto para los buscadores tradicionales.

La poca flexibilidad del veto estadounidense impide que Mozilla Firefox, la gran competidora, pueda ser una alternativa.

Firefox en un ordenador.

Getty Images
El sistema de código abierto de Firefox es una de sus armas frente a Google.

Firefox había trabajado fuerte en los últimos años por recuperar una plaza importante en el mercado que perdió ante Chrome en 2006: mejoró su diseño e incluyó Firefox Focus, una aplicación que permite emplear motores de búsqueda externos sin salir en ningún momento de ella.

Baidu, el buscador chino, sería la apuesta segura en caso de cualquier otra compañía estadounidense optara por romper también con Huawei. Aunque su uso está fundamentalmente centrado en el mercado local, ahora podría ganar terreno global.

Lo que queda claro es que ahora mismo se presenta una doble oportunidad: la de los usuarios de conocer más aplicaciones y la de los desarrolladores, que ahora pueden satisfacer a un mercado con mucha demanda pero todavía poca oferta.

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

¡Muchas gracias!


Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.