México antes de ser México, una divertida herramienta para conocer (más) de la historia
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Grijalbo

México antes de ser México, una divertida herramienta para conocer (más) de la historia

Este libro recrea la historia del país con divertidas ilustraciones y busca ser una herramienta para los estudiantes de todas las escuelas del país.
Grijalbo
Comparte

México antes de ser México es la primera entrega de una serie de tres tomos en las que con monos y señales se muestran las travesías que pasaron los primeros pobladores del país para formar el México de hoy.

Patricio Ortiz González, caricaturista mexicano, conocido como Patricio Monero, presenta el primer tomo de caricaturas inspiradas en las antiguas civilizaciones de México, en el que narra cómo se pobló el continente americano, cuál era la forma de vida de las primeras sociedades que lo habitaron y las culturas que forman parte del pasado mexicano.

“Quise darle un cambio a mi trabajo, ya no quería hacer solo cosas de política, quería hacer algo que tuviera un impacto a largo plazo, que fuera más reflexivo y tuviera que ver con la educación”, dijo en entrevista para Animal Político, Patricio Monero.

Lee: Minotauro o cómo un ser mitológico narra la historia de mujeres en las cárceles de México

Al puro estilo de Eduardo del Río, “Rius”, uno de los principales caricaturistas en México y principal influencia de Patricio, el autor decidió narrar la historia de México con caricaturas que llevan un previo trabajo de investigación.

Una herramienta divertida

Patricio, considera que México antes de ser México podría ser una herramienta educativa para aprender, conocer y divertirse con la historia con el ideal de que pueda estar al alcance de estudiantes y maestros.

“Sería un material escolar maravilloso. Tenía la idea de que se pueda publicar para las bibliotecas de aula, pero con los recortes de la administración pasada y los nuevos, creo que está siendo muy idealista, aunque sí creo que sería un material útil en las escuelas”, dijo.

Esta es la primera obra histórica de Monero, fuera de todo discurso político del que ya es conocido por sus lectores. Le llevó meses y meses de entendimiento y asesoría a cargo de Alfredo López Austin.

“Es uno de los grandes maestros de la historia de mesoamérica, quien me ha ayudado desde la concepción del proyecto, en su definición y desarrollo. Desde revisar los guiones e  ilustraciones para que la información que contenga sea precisa, adecuada, no tergiversada”.

Lee: México Bizarro, historias para recordar el país que queremos olvidar (capítulo de regalo)

Para realizar cada una de las caricaturas, Patricio cuenta que fue casi espontáneo, aunque en el diseño de algunos monos, por ejemplo, la vestimenta de culturas mayas, mexicas, mixtecos y zapotecos se basó en los vestidos que aparecen en los códices.

“Esas cosas no me las inventé. Hay monitos que traen sandalias que las copié de los códices originales, entonces son monitos, pero tienen su parte de investigación”.

Lecturas con humor

Al repensar que en México hay personas a las que no les gusta leer o no les gusta estudiar la historia del país, Patricio opina que una causa sería que la gente “está acostumbrada a estudiar (la historia) en la escuela de manera increíblemente aburrida, que es como en general se enseña: datos, fechas, nombres que a nadie le importa”.

Como una propuesta divertida, en estos libros “la historia se cuenta de una manera diferente, las fechas incluso, me atrevería a decir que son irrelevantes, sino más bien lo que hay aquí es contar una historia y contarla de una manera divertida”.

Patricio Monero dibuja desde niño, estudió en escuela pública y la experiencia de compartir un salón con 60 personas, según cuenta, le permitió iniciar sus primeras caricaturas e ilustraciones.

“Siempre me identifiqué con el humor de Rius, con sus personajes, entonces, aunque formalmente mi maestro fue el Fisgón, la influencia más fuerte de los caricaturistas que tenía cerca fue la de Rius”.

Patricio, nació y creció en Veracruz, Sinaloa, Puebla y la Ciudad de México. Estudió la carrera de Técnico de Caricatura e Historieta en las academias Rafael Barajas “El Fisgón”, y más  tarde una especialidad en humor gráfico en el Instituto Eduardo del Río “Rius”.

Lee: Yu-Mex, la historia de los mariachis con los que México hizo bailar a un país que ya no existe

Ha trabajado como monero en múltiples diarios y revistas, ilustrando libros y publicando otros propios. También  ha ganado algunos premios, “siempre me identifiqué con el humor de Rius, aunque formalmente mi maestro fue el Fisgón”

Con autorización de Patricio Monero y editorial Grijalbo, Animal Político tiene para ti un capítulo de regalo de la obra México antes de ser México.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Los hallazgos del mayor estudio sobre ejercicio y estado físico jamás realizado

Hace ya mucho que la ciencia demostró que hacer ejercicio es bueno para la salud, pero la relación entre los diferentes tipos de ejercicio y la mejora en la condición física aún no se comprenden completamente. Aquí te ofrecemos algunas respuestas.
7 de octubre, 2021
Comparte

Los beneficios de la actividad física son ampliamente conocidos por la ciencia. Sin embargo, la relación entre los diferentes tipos de ejercicio (más ligero, más intenso, aeróbico o no) y la mejora en la condición física aún no se comprenden completamente.

Para ahondar en este conocimiento, investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de Boston (EE.UU.) realizaron un gran estudio con más de 2.000 participantes, el mayor jamás hecho con el objetivo de comprender esta relación.

El buen estado físico tiene una gran influencia en la salud y está asociado con un menor riesgo de enfermedad cardiovascular.

Publicado en el European Heart Journal, el estudio encontró que el ejercicio intenso mejora el estado físico más que la actividad física ligera, como caminar 10.000 pasos diarios (distribuidos a lo largo de la jornada).

El ejercicio intenso es tres veces más efectivo para mejorar el estado físico que simplemente caminar y 14 veces más efectivo que simplemente disminuir la inactividad diaria (como levantarse para cambiar de canal de televisión, subir escaleras en lugar del ascensor, etc.).

La conclusión puede parecer obvia, pero de hecho hay una serie de detalles que han sido indagados a profundidad por la investigación, realizada y dirigida por el equipo del profesor de cardiología de la Universidad de Boston, Matthew Nayor.

Una mujer colocándose un casco de ciclista.

Getty Images
El ejercicio físico está directamente relacionado con la buena salud.

Por ejemplo, ¿puede una persona que pasa todo el día sentada en la oficina compensar este tiempo sedentario haciendo ejercicio más intensamente después del trabajo? ¿Cómo se compara la salud de esta persona con la de alguien que tiene un trabajo donde hay más actividad física pero no hay ejercicio más allá de eso?

También había incertidumbre acerca de si la cantidad de pasos dados por día (contados con contadores de pasos) realmente hacía alguna diferencia en la condición física. La conclusión es que sí lo hacen en todos los géneros, grupos de edad y condiciones de salud, lo que confirma que mantener la actividad durante todo el período el día es beneficioso para todos.

Los investigadores también encontraron que las personas que tienen un número de pasos por día más alto que el promedio y que se ejercitan más intensamente durante un período corto también tienen un estado físico por encima del promedio, independientemente del tiempo que hayan estado sentados.

En otras palabras, aparentemente es posible compensar el daño causado por un estilo de vida sedentario a lo largo del día con un aumento de la actividad física y del ejercicio en otros momentos.

La investigación también indagó sobre cómo el cuerpo responde a diferentes intensidades de actividad física durante el inicio, la mitad y el punto máximo de un ejercicio.

Los investigadores ya esperaban encontrar entre los resultados el hecho de que el ejercicio más intenso promueve una mejora en el rendimiento durante la actividad máxima.

Pero también encontraron que el ejercicio de alta intensidad también es más beneficioso que caminar a paso ligero para mejorar la capacidad del cuerpo para comenzar y mantener niveles más bajos de actividad.

Según Nayor, quien dirigió la investigación, otra pregunta fue cuáles son los impactos de los hábitos pasados relacionados con la salud física y el nivel de bienestar de una persona en el presente.

“Descubrimos que los participantes con altas tasas de actividad al principio, pero bajos niveles de actividad unos 8 años después, tenían niveles equivalentes de aptitud física. Esto sugiere que quizás haya un ‘efecto memoria’ de actividades físicas pasadas que se reflejan en el actual índice de aptitud física”, dice Nayor en un artículo sobre la investigación publicado por la Universidad de Boston y el Foro Económico Mundial.

La importancia de las actividades físicas ligeras

Matthew Nayor señala que si bien la conclusión es que las actividades más intensas son mejores para el acondicionamiento físico, esto no significa que las actividades ligeras sean innecesarias.

Una persona con un podómetro.

Getty Images
Contar los pasos que se dan durante el día no es tan efectivo como el ejercicio intenso, pero es mejor que no hacer nada.

“Nuestro estudio confirmó que la actividad ligera también mejora el estado físico. Y esto es especialmente importante para las personas mayores o para las personas que tienen condiciones médicas que les impiden realizar actividades más intensas”, dice en el artículo.

Agrega que si su objetivo es mejorar su estado físico, resulta tres veces más efectivo hacer al menos un ejercicio más moderado o intenso que simplemente ser una persona que camina mucho, por ejemplo.

¿Qué es el ejercicio intenso?

Los investigadores utilizaron definiciones establecidas en otros estudios como base para su trabajo reciente. Según esos parámetros, caminar entre 60 y 99 pasos por minuto es un ejercicio ligero, caminar entre 100 y 129 pasos por minuto es moderado y por encima de 130 pasos por minuto es intenso.

Mujer haciendo ejercicio.

Getty Images
Hacer ejercicio compensa los perjuicios causados por la vida sedentaria., según la investigación.

Sin embargo, en el artículo publicado por la Universidad de Boston, Nayor señala que es posible que la velocidad deba ser mayor en las personas más jóvenes.

La US Fitness Guide recomienda entre 2:30 horas y 5 horas de ejercicio moderado por semana y entre las 1:15 horas y 2:30 horas de ejercicio intenso en el mismo período.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://youtu.be/rNrvJlGMBYk

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.