close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Archivo Cuartoscuro

¿Cuál es la acusación contra la dueña del Colegio Rébsamen?

El colapso puso al descubierto irregularidades en la construcción, en los permisos y verificación sobre la seguridad del edificio.
Archivo Cuartoscuro
12 de mayo, 2019
Comparte

Un año y ocho meses después del derrumbe en el Colegio Rébsamen, tras el sismo del 19 de septiembre de 2017, la directora y dueña del colegio Rébsamen fue detenida y enfrentará su proceso penal en el Reclusorio de Santa Martha Acatitla, al oriente de la Ciudad de México.

La Procuraduría capitalina informó que fue detenida en un restaurante de Calzada de Tlalpan, tras una denuncia anónima, aunque esta versión fue negada por su defensa jurídica quien aseguró que se entregó por “una decisión estrictamente personal de la profesora y de su familia”, tras negociar con la Secretaría de Gobierno capitalino y con un diputado local.

¿De qué se le acusa? 

Mónica García Villegas es acusada de homicidio culposo luego del desplome de la estructura del plantel, que ocasionó la muerte de 26 personas, siete adultos y 19 niños.

También tenía una orden de aprehensión por irregularidades en los permisos de construcción en el colegio.

El 28 de septiembre Claudia Sheinbaum presentó una denuncia penal contra Alejandro Zepeda Rodríguez y Miguel Ángel Guerrero López, exdirectores generales de Jurídico y Gobierno en Tlalpan en administraciones anteriores, así como contra la directora del Colegio Enrique Rébsamen, Mónica García Villegas, y “contra quien resulte responsable”.

En septiembre de 2017, García Villegas obtuvo un amparo para no ser detenida, y en diciembre, la entonces Procuraduría General de la República informó que la Interpol había emitido una ficha roja para localizarla, después de haber realizado un cateo en una vivienda de Coyoacán, sin éxito.

Los daños en el plantel no fueron causados solo a consecuencia del sismo, de acuerdo con las autoridades, el colapso puso al descubierto irregularidades en la construcción, en los permisos y verificación sobre la seguridad del edificio.

De acuerdo con un estudio elaborado por la asociación civil Impunidad Cero hay varios responsables: la Delegación Tlalpan, la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda (Seduvi), la Secretaría de Educación Pública (SEP), los Directores de Obra, la propietaria de la escuela, Mónica García Villegas, y las Sociedades Enrique R S.C. y Secundaria Enrique Rébsamen.

Lee: Dueña del Rébsamen se entregó, llegó a un acuerdo con autoridades, asegura la defensa

¿Cuáles fueron las irregularidades?

El edificio fue construido en 1983, por lo que no se adecuaba a lo establecido en el Reglamento de Construcciones creado dos años después del terremoto de 1985, además de que en 2009 se le agregó un cuarto piso, que sumaban 225 toneladas, sin haber reforzado el diseño estructural.

Con la remoción de escombros de la escuela se encontraron más evidencias físicas de que la construcción estaba mal hecha, como una columna colapsada porque no aguantó el peso, o losas que superan por mucho los 40 centímetros de grosor que debían tener como máximo para un edificio así.

Bajo la gestión de Claudia Sheinbaum, la delegación tomó la decisión de no difundir información del colegio durante cuatro meses, amparándose en una orden judicial. El Comité de Transparencia Delegacional, en sesión extraordinaria el 27 de octubre de 2017, reservó la información .

Sin embargo, la notificación solo exigía la reserva de los datos personales y no había ninguna prohibición expresa que impidiera generar versiones públicas.

Lee: Familiares de víctimas del Rébsamen relatan cómo enfrentan su pérdida y piden evitar más tragedias

Verificado 2018 corroboró que el colegio presentó un certificado de uso de suelo falso para operar en el predio y carecía de programas de protección civil, como señaló en un inicio la delegación, aunque después encontró los de 2016 y 2017, que correspondían a la gestión de Claudia Sheinbaum. El gobierno de la Ciudad de México conoció de estas irregularidades, pero no clausuró sus instalaciones.

En el expediente del Colegio Rébsamen no figuraban los programas internos de Protección Civil, pese a que deben ser renovados cada año.

En su lugar, había un oficio de prevención del 31 de julio de 2017, en el que se le otorgaban cinco días hábiles para subsanar las observaciones o el trámite sería rechazado. Pero el trámite no fue resuelto. El plazo para resolverlo se vencía tres meses después, el 31 de octubre, pero el sismo ocurrió antes.

El colegio tuvo que ser clausurado

El predio Rancho Tamboreo 19 tenía un certificado de uso de suelo falso. Verificado 2018 pudo corroborar que la constancia de uso de suelo presentada en el expediente no correspondía a la escuela, sino a un predio ubicado en la calle Ferrocarriles del Río Frío, manzana 16, Lote 13, Colonia El Rodeo, en la delegación Iztacalco, según confirmó la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda (Seduvi) mediante solicitud de información.

En enero de 2017, el Instituto de Verificación Administrativa (Invea) detectó que el colegio había entregado un certificado falso de acreditación de uso del suelo por derechos adquiridos. Ante la duda, el INVEA cotejó con Seduvi el certificado de acreditación de uso del suelo por derechos adquiridos de Rancho Tamboreo 19 que entregó la directora, y constató que no correspondía al predio en el que se encontraba el colegio.

La institución exigió una multa de 107 mil pesos y conminó a la escuela a que dejara de operar como colegio o que presentara un certificado válido que ampare el uso de suelo y superficie utilizada. Sin embargo, la directora de la escuela, Mónica García Villegas, apeló la resolución y la escuela se mantuvo abierta.

La Fiscalía Descentralizada en Investigación en Delitos Ambientales y en Materia de Protección Urbana de la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México inició en febrero de 2017 una investigación contra García Villegas por el delito de falsificación y uso indebido de documentos, bajo la carpeta de investigación CI/FEDAPUR/A/UI-2 C/D/00111/02-2017.

Unos meses después, el 27 de septiembre de 2017, García Villegas presentó una demanda de amparo con la que logró suspender cualquier orden de detención y congelar la información que las autoridades podían proporcionar sobre ella. Fue esta la razón por la que tanto la delegación Tlalpan como el INVEA se basaron para reservar la información.

El último certificado público de uso de suelo determina que el único uso de suelo permitido es el habitacional, con un máximo de tres niveles de construcción. En 2015 y 2016, la escuela construyó una ampliación del edificio que se desplomó, de acuerdo con algunos padres de víctimas. Sin embargo, en el expediente no aparece ningún registro de manifestación de construcción. En este caso, también es posible que la obra se realizara de forma clandestina, sin notificarse a la delegación.

“Nunca construí un cuarto nivel en el Rébsamen”

La directora del Colegio Rébsamen negó que haya construido un cuarto nivel en el plantel, obra a la que se atribuye el derrumbe y aseguró que la PGJCDMX, ha mentido a los medios de comunicación y a los jueces porque nunca se construyó otro nivel.

“Yo nunca construí un cuarto piso, y yo cuento con las dos licencias de construcción de ambos edificios que se extendieron en 1983. Yo vivo ahí desde 1984”.

García Villegas explicó que lo que se hizo fue una remodelación de madera para un asoleadero.

“Fue una remodelación de madera para un asoleadero, que terminó en un procedimiento administrativo que derivó en una multa que se pagó en 2014. Fue una remodelación, el departamento ya existía, documéntense y verifiquen”, dijo en entrevista para Grupo Imagen.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Cómo los manifestantes de Hong Kong están usando Pokémon Go para evadir a la policía

Los manifestantes de Hong Kong echan mano de la tecnología (y de la creatividad) para organizar sus concentraciones y escapar de las persecuciones policiales.
14 de agosto, 2019
Comparte

A finales de julio, un grupo de hombres que vestían camisas blancas atacaron a manifestantes de Hong Kong que regresaban de una protesta. Poco después, aparecieron anuncios anónimos en la red que convocaban una reunión masiva de Pokémon Go en una localidad donde los presuntos atacantes se habían congregado una semana antes.

“Si dijéramos que íbamos a una protesta no autorizada, habría sido una buena prueba para que la policía nos acusara”, dijo KK, un empleado de oficina y manifestante de poco más de 20 años, que pidió que se protegiera su identidad.

Miles de manifestantes se reunieron en el lugar, reconociendo que el videojuego, que permite a los jugadores cazar monstruos virtuales en lugares del mundo real, se había utilizado como una forma de convocar a gente para una batalla muy diferente.

Al final, la policía dispersó a la multitud con gases lacrimógenos, después de que hubiera enfrentamientos a altas horas de la noche.

“Muchos piensan en formas creativas de juntar a la gente“, agregó KK.

“Ocasionalmente ‘jugamos’ Pokémon Go, o participamos en ‘grupos de lectura de la Biblia’ o ‘recorridos de historia”.

Difundir la protesta con AirDrop

Las manifestaciones masivas contra un proyecto de ley de extradición ahora suspendido comenzaron en Hong Kong durante el segundo trimestre del año.

Entre sus demandas se encuentran la amnistía para cualquier persona arrestada durante las protestas y una mayor participación en las elecciones que se celebren en la ciudad semiautónoma.

Pokémon Go

BBC
Los mapas que promocionan los eventos de Pokémon Go sirven como una forma de indicar dónde habrá protestas.

Y cada vez encuentran formas más creativas de organizarse y realizar sus concentraciones.

Desde los chats en la aplicación de mensajería privada Telegram hasta el servicio de transporte Uber, las apps se han convertido en una parte integral de la forma en que se organiza el movimiento dirigido por jóvenes de Hong Kong.

En los subterráneos llenos de gente, los manifestantes difunden las horas y lugares de las protestas enviando anónimamente carteles recién diseñados a través de AirDrop, una herramienta que permite la transferencia de archivos entre dispositivos de Apple.

“En la etapa inicial del movimiento, Telegram se usaba principalmente para difundir información a los manifestantes”, dijo Rob, un graduado universitario de 20 años activo en las protestas.

“La información típicamente incluía ubicaciones en tiempo real de la fuerza policial, situaciones en frentes montados en diferentes calles y ubicaciones de estaciones de primeros auxilios, máscaras de gas, gafas, botellas de agua”.

Ahora, según explicó, se usa con frecuencia para pedir vehículos de Uber. Los conductores deshabilitan su GPS para evitar ser rastreados, ya que ofrecen viajes a casa a los manifestantes que necesitan abandonar el sitio de la protesta.

Imagen de Uber

BBC
Esta imagen compartida en internet pide que los voluntarios de Uber recojan a los manifestantes atrapados en una demostración.

“Ahora, los conductores voluntarios envían su ubicación, destino y número de placa al administrador del canal (del grupo de Telegram)”, dijo Rob.

“Los manifestantes pueden ver el mapa en tiempo real. Si hay varios conductores de Uber en un mismo lugar generalmente esto significa que es un punto de recogida… para escapar“.

Otro manifestante, que pidió ser identificado como NA7PNQ, agregó que recientemente utilizó Uber para viajar a través de varios sitios de protesta diferentes recogiendo a manifestantes que necesitaban ser “evacuados”.

El portal de noticias Abacus también publicó que la aplicación de citas Tinder ha sido utilizada para ayudar a organizar eventos.

Alex, un manifestante a tiempo completo, pues dejó su trabajo para concentrarse en el movimiento, afirmó que no salía de casa sin un celular y un cargador portátil.

Manifestante viendo su teléfono en el aeropuerto

Getty Images
Los manifestantes le están dando nuevos usos a aplicaciones como Telegram y hasta Tinder.

“La información que dan otros usuarios sobre la ubicación de la policía es clave para llegar al lugar de la protesta o para escapar sin ser atrapado“, explicó.

“En el día de la protesta, hago lo que mejor hago, en primera línea, y otros días ayudo a revisar nuestras acciones, elaborando material de difusión”.

“Tenemos amigos que viven en países extranjeros que lo comparten en Facebook y WhatsApp. Pero no lo haremos nosotros mismos, ya que es demasiado arriesgado”.

Una vez en el terreno, los manifestantes también hacen uso de un foro anónimo de Hong Kong llamado Lihkg.

Este les ayuda a organizarse para compartir tareas específicas. Rob se especializa en apagar las latas de gas lacrimógeno que disparada la policía.

KK cree que el uso de aplicaciones es clave para la “naturaleza sin líder” del movimiento.

https://twitter.com/GavinHuang/status/1156988179678785536

Desde principios de junio, la policía ha arrestado a más de 500 manifestantes. Estos últimos dicen que el uso de herramientas digitales, que les ayudan a proteger su anonimato, ha ayudado a evitar que se ataque a individuos.

“Todos los que participaron en la Revolución de los Paraguas fueron encarcelados por incitar a la gente a protestar. Ahora, se tiende a no ser tan abierto a la hora de alentar a otros a manifestarse”, dijo KK, refiriéndose a las protestas prodemocráticas de 2014 y al posterior encarcelamiento de sus líderes.

Otro residente compara las batallas callejeras con un videojuego popular en Hong Kong.

“No hay nadie a cargo. Parece que estuvieran jugando en su teléfono al videojuego PUGB (Player Unknown Battlegrounds)”.

Y si bien los manifestantes están recurriendo a juegos como Pokémon Go para promover su causa, también están dándole la vuelta al eslogan de este videojuego: “¡Atrápalos ya!”

Este mismo residente de Hong Kong lo señaló sin parecer darse cuenta: “Para la policía, no es fácil atraparlos a todos porque no son un grupo organizado”.

“Cuando la policía atrapa a uno, solo puede atrapar a un equipo”.

“No pueden atraparlos a todos”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=o8u_cuNTP8E

https://www.youtube.com/watch?v=8d_Bfnkb4tw

https://www.youtube.com/watch?v=T8R690L4c0s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.