close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Foto: Andrea Vega

Hacer fila durante horas, para que no haya medicamentos: lo que padece la gente en el ISSSTE

Derechohabientes denuncian que de forma recurrente, no solo en los últimos meses, hay escasez de medicinas en las farmacias de la institución.
Foto: Andrea Vega
8 de mayo, 2019
Comparte

En la puerta de entrada a la farmacia del Hospital General Darío Fernandez Fierro, del ISSSTE, ubicado en Avenida Revolución, en la Ciudad de México, hay colgado un pedazo de cartón. Todos se acercan a verlo antes de formarse en la fila de personas que esperan turno para llegar a las ventanillas, y que abarca media cuadra y todavía da la vuelta. Ahí, en ese cartón, está anotada la lista de medicamentos que no hay en este centro médico.

Son 15 fármacos, entre los que se encuentra la insulina Detemir, para el tratamiento de la diabetes; Buprenorfina para el tratamiento del dolor por cáncer; Acemetacina y Leflunomida, para la artritis reumatoide; Enoxoparina, para tratar y prevenir la trombosis venosa profunda y la embolia pulmonar; Dutasteride, para la hiperplasia de próstata; Alprazolam, para ansiedad y crisis de angustia, y Rivastigmina para el Alzheimer, Parkinson y la demencia.

Leer: ¿No surtieron tu medicina en IMSS o ISSSTE?, ya puedes denunciar el desabasto en una plataforma

La hija de María Eugenia Gómez es una de las afectadas por el desabasto en el Hospital General Darío Fernandez Fierro.

“Desde el mes pasado no nos han dado la insulina Detemir para mi hija, de 44 años, que tiene diabetes. Nosotros no la podemos comprar porque es muy cara; así que hemos estado buscando cómo conseguirla. Acá venimos y venimos y que no hay. Ahorita un familiar nos la está dando, no sé ni de dónde la está consiguiendo”, cuenta María Eugenia.

La señora dice que estuvo formada más de dos horas en la fila de la farmacia para al final salir con los medicamentos incompletos. “Llegué antes de la 1 de la tarde por la receta, me vine a formar y hasta ahorita, las 3:15, que voy saliendo, y para que solo me dieran complejo B y otras, pero me faltó la más importante”.

La lista de las medicinas de las que no hay abasto en el Hospital General Darío Fernández Fierro, del ISSSTE, en la CDMX.

Otro de los afectados en este hospital –en el que Animal Político abordó a ocho usuarios en el área de farmacia, de los que cuatro dijeron haber salido con su receta surtida a medias– es Valentín Garrido Cruz, a quien no le dieron Dutasteride, un fármaco para la próstata.

“Se supone que debo estar tres meses con este tratamiento, porque me van a operar. Pero así me ha estado pasando. Empecé en marzo y vengo y me dicen que regrese en una o en dos semanas, porque no hay medicamento. Imagínese, apenas con este mes iba a hacer el segundo, con esas interrupciones a ver si me van a poder hacer la cirugía”.

El señor dice que el fármaco cuesta más de mil pesos. “Si pudiera yo comprarlo, lo hacía. Pero yo soy pensionado, tengo 75 años, y me dan mil 200 de pensión al mes, lo que cuesta el medicamento. Ahorita acá en la CDMX ya no me están dando ni la pensión para alimentos que nos daban antes a los adultos mayores, ya la quitaron, que porque iba a llegar lo de la nueva pensión. Pero no llega. A mí ya fueron hasta dos veces a censarme, pero de la tarjeta y el dinero nada”.

A Yolanda Luna, de 63 años, le tocó quedarse sin Leflunomida, para la artritis reumatoide. “Tampoco me dieron Etoricoxib, que no está ahí en la lista de la puerta pero no me lo dieron. Dicen que no saben cuándo lleguen los medicamentos. Hace varios meses también era muy común el desabasto, casi al final del sexenio anterior. No es algo que esté pasando ahorita. Es lo común. Tenemos que dar dos o tres vueltas a ver si ya hay. Si nosotros los pudiéramos comprar, no estaríamos aquí, pero no podemos, la Leflunomida cuesta más de 2 mil pesos, una caja para un mes”.

Hay otros casos en los que apenas hoy hubo suerte. “No nos habían dado el fármaco Trayenta, para el tratamiento de la diabetes tipo 2, que padece mi esposo. El viernes hablé por teléfono y me dijeron que ya la tenían y hoy vine a recogerlo. Seguido me pasa lo mismo: no hay y tarda una o dos semanas. Tengo que estar hablando y vuelta y vuelta. Lo que hicimos fue comprar una caja para prever que no se quede él sin medicina cuando no nos la dan acá, pero cuesta 1, 060 pesos y no podemos estar comprándola”, dice Laura Marqués Aquino.

En el Hospital 20 de Noviembre, un centro de alta especialidad del ISSSTE, en la Ciudad de México, el escenario es parecido. Acá no hay lista de medicamentos faltantes en la puerta. La cola es menor y avanza rápido. No se nota la misma molestia que en el Hospital de Avenida Revolución, pero faltantes sí hay.

En este centro, de 10 usuarios entrevistados, seis dijeron que sí les habían surtido sus recetas completas y cuatro que no. A Miriam Galicia no le dieron Telmisartán, un fármaco que su papá usa para la presión. “Me dijeron que ahorita no hay, pero que no va a tardar. Voy a estar hablando a ver cuándo puedo venir a recogerlo”.

El principal desabasto aquí, al parecer, es justo de este medicamento. Otros dos derechohabientes, Mario Flores y Laura Zamora, también dijeron que no les habían surtido el Telmisartán. “Seguido pasa que no hay, lo bueno es que no es muy caro, se puede conseguir hasta por 100 pesos la caja, entonces el problema no es tan grave. Yo cuando lo puedo comprar, lo compro para no estar dando vueltas”, afirma Mario. Laura responde que ella también prefiere comprarlo o irlo dosificando.

En cambio a Margarita Cerna sí le preocupa que no le hayan dado la Tolterodina, un medicamento que usa para la incontinencia urinaria. “Me pasa muy seguido que no me lo dan. Esto no tiene dos o tres meses. Yo lo tomó desde hace tres años y así pasa seguido. A veces solo me dan una cajita por mes y yo uso cuatro”.

En otro de los hospitales del ISSSTE visitados, el 1 de Octubre, no se permitió el acceso de este medio al área de farmacia, por lo que no fue posible observar el movimiento en esa zona. De los usuarios que salieron del hospital y dijeron haber acudido por medicamento, solo uno de cinco aseguró que no le surtieron su receta. “Me faltó el Losartan, que es para la presión. Seguido pasa que no hay. A veces prefiero comprarlo, cuesta como 100 pesos la caja, y así me evito estar viniendo”, cuenta Javier Flores. 

Animal Político busco una postura por parte del ISSSTE ante las denuncias de usuarios del desabasto recurrente de medicamentos en la institución, pero, al cierre de la edición, no se pudo concretar una entrevista.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

Día Mundial de la Anticoncepción: cuántos métodos anticonceptivos hay disponibles y cuáles son los más efectivos (según la OMS)

La Organización Mundial de la Salud elabora una lista de los métodos anticonceptivos disponibles en el mundo y de los 20 que enumera solo dos se aplican a los hombres. En BBC Mundo te contamos cuales son los métodos y su efectividad en el marco del Día Mundial de la Anticoncepción.
Getty Images
26 de septiembre, 2019
Comparte
Una mujer sostiene un condón y pastillas anticonceptivas.

Getty Images
De los 20 métodos anticonceptivos que enumera la Organización Mundial de la Salud, solo dos son para los hombres.

En los países en desarrollo, se calcula que unas 214 millones de mujeres en edad de tener hijos desean posponer o detener la procreación.

Eso afirma la Organización Mundial de la Salud (OMS), que señala, sin embargo, que esas mujeres no utilizan ningún método anticonceptivo moderno para llevar a cabo la planificación familiar.

Existen diversos motivos por los cuales no los usan.

Estos van desde el acceso limitado a los métodos anticonceptivos, temor a efectos colaterales en su consumo, oposición por razones culturales o religiosas, y hasta barreras de género, entre otros.

Si bien en América Latina y el Caribe, la prevalencia del uso de anticonceptivos es relativamente alta, el informe “Tendencias en la Anticoncepción en el mundo 2015” (Trends in Contraception Worldwide 2015), de Naciones Unidas, señala que existen necesidades insatisfechas de anticoncepción en torno al 10%.

Una mujer mira preocupada una prueba de embarazo.

Getty Images
Los métodos anticonceptivos son clave para evitar embarazos no deseados.

Modernos y tradicionales

La OMS tiene una lista de 20 métodos anticonceptivos. Y de esa cifra, solo dos son para hombres.

Los métodos anticonceptivos masculinos se limitan al condón y la esterilización o vasectomía.

Estos métodos anticonceptivos de la OMS están divididos entre modernos y tradicionales. Empecemos por los primeros

Métodos anticonceptivos modernos:

1. Anticonceptivos orales en combinación (pastilla o píldora): contiene dos hormonas (estrógeno y progestágeno) y evita la liberación de óvulos por los ovarios.

Tiene una eficacia mayor del 99% si se usa de manera correcta y sostenida, y un 92% como se usa comúnmente.

Ilustración óvulo espermatozoides

Getty Images
Muchos métodos anticonceptivos actúan como una barrera para que el óvulo y los espermatozoides no se junten.

2. Pastillas de progestágeno (minipastilla o minipíldora): contiene únicamente progesterona (sin estrógeno). Su función es hacer más espeso la mucosa del conducto del cuello uterino, lo que impide el encuentro de los espermatozoides con el óvulo.

Es eficaz en un 99% si se usa correctamente. Debe tomarse todos los días a la misma hora.

3. Implantes: cilindros o cápsulas pequeños y flexibles que se colocan debajo de la piel del brazo. Contienen únicamente progestágeno.

También hace más espeso el moco del conducto del cuello uterino, lo que impide el encuentro de los espermatozoides con el óvulo y evita la ovulación. Tiene una eficacia mayor al 99% y debe ser insertado y extraído por personal sanitario. Se puede usar durante 3 a 5 años, según el tipo.

4. Progestágeno en forma inyectable: se inyecta por vía intramuscular o bajo la piel cada dos o tres meses, según el producto. Hace más espeso el moco del conducto del cuello uterino, lo que impide el encuentro de los espermatozoides con el óvulo y evita la ovulación. Es eficaz en un 99% si se usa de manera correcta. Al dejar de usarlo, la fecundidad tarda en reaparecer (cerca de 1 y 4 meses en promedio).

Método anticonceptivo inyectable.

Getty Images
Existen anticonceptivos inyectables que se inyectan cada mes.

5. Anticonceptivos inyectables mensuales: se inyectan cada mes por vía intramuscular y contienen estrógeno y progestágeno. Su función es impedir la ovulación. Tiene una eficacia del 99% si su uso es correcto.

6. Parche anticonceptivo combinado y anillo vaginal anticonceptivo combinado: libera dos hormonas de forma continua, una progestina y un estrógeno, directamente a través de la piel (parche) o mediante el anillo y su función es impedir la ovulación.

El parche y el anillo vaginal son métodos nuevos y los estudios sobre su eficacia son limitados. Los realizados hasta el momento señalan que pueden ser más eficaz que los anticonceptivos orales combinados cuando se utilizan de un modo correcto, advierte la OMS.

7. Dispositivo intrauterino (DIU) de cobre: es un dispositivo plástico flexible y pequeño que contiene una cubierta de cobre y se inserta en el útero. El cobre daña los espermatozoides e impide que se junten con el óvulo. Su eficacia es mayor al 99%.

8. Dispositivo intrauterino (DIU) de levonorgestrel: es un dispositivo plástico en forma de T que se inserta en el útero y libera diariamente pequeñas cantidades de levonorgestrel, que es una progestina sintética de segunda generación.

Hace más espeso el moco del conducto del cuello uterino, lo que impide el encuentro de los espermatozoides con el óvulo. Tiene una eficacia mayor al 99%.

Dispositivo intrauterino DIU.

Getty Images
Este dispositivo en forma de T es un DIU y se inserta en el útero y evita el encuentro entre los espermatozoides y el óvulo.

9. Condón masculino: la cubierta que envuelve el pene erecto forma una barrera que supone una barrera para los espermatozoides. Tiene un 98% de eficacia si se usa de manera correcta y sostenida. También protege de las infecciones de transmisión sexual, en particular la causada por el VIH.

10. Condón femenino: se trata de un forro que se adapta holgadamente a la vagina que está hecho de un material plástico transparente, fino y suave. Forma una barrera que impide que los espermatozoides y el óvulo se junten.

Tiene un 90% si se usa correctamente. También protege de las infecciones de transmisión sexual.

11. Esterilización masculina (vasectomía): es una anticoncepción permanente por la cual se bloquean o cortan los tubos (conductos deferentes) que transportan los espermatozoides desde los testículos. Su función es impedir que haya espermatozoides en el semen eyaculado. Tiene una eficacia mayor al 99% después de la evaluación del semen a los 3 meses y entre 97% y 98% si no se evalúa el semen. Tarda en actuar unos tres meses. No afecta el funcionamiento sexual del hombre y es fundamental que sea una elección voluntaria y con conocimiento de causa, dice la OMS.

12. Esterilización femenina (ligadura de las trompas; salpingectomía): es la anticoncepción permanente por la cual se bloquean o cortan las trompas de Falopio. Provoca que los óvulos no puedan juntarse con los espermatozoides. Su eficacia es mayor al 99%. Es fundamental que sea una elección voluntaria y con conocimiento de causa.

Condones.

Getty Images
Los condones tienen una efectividad del 98% si se usa correctamente.

13. Método de la amenorrea del amamantamiento: es un método de anticoncepción temporal de las mujeres que hayan parido recientemente que no han vuelto a menstruar. Exige el amamantamiento exclusivo de una criatura menor de 6 meses. Impide la ovulación. Tiene una eficacia del 99% si se aplica de manera correcta. Es un método temporal de planificación familiar basado en el efecto natural del amamantamiento sobre la fecundidad, aclara la OMS.

14. Píldoras anticonceptivas de emergencia (acetato de ulipristal, 30 mg, o levonorgestrel, 1,5 mg): son pastillas que se toman para prevenir el embarazo hasta cinco días después de una relación sexual sin protección. Su función es retrasar la ovulación. Si 100 mujeres tomaran la píldora anticonceptiva de emergencia de progestágeno solo, probablemente una quede embarazada y no altera el embarazo si este ya se ha producido.

15. Método de días fijos: consiste en determinar los periodos fértiles del ciclo menstrual (normalmente los días 8 a 19 de cada ciclo de 26 a 32 días). Impide el embarazo, si se evita el coito sin protección durante los días más fértiles. Es eficaz en un 95% si se usa de manera correcta y sostenida. Puede utilizarse para determinar los días fértiles si la mujer quiere quedar embarazada y todo lo contrario.

Marcando el calendario.

Getty Images
Controlar los días de fertilidad es otro método anticonceptivo.

16. Método de la temperatura basal corporal: la mujer debe registrar su temperatura corporal a la misma hora todas las mañanas antes de levantarse, prestando atención a que se produzca un aumento de entre 0,2 ºC a 0,5 ºC.

Este método impide el embarazo si se evita el coito sin protección durante los días fértiles. Tiene un 99% de efectividad si se usa de manera correcta y sostenida. Cuando aumenta la temperatura basal y se mantiene alta durante tres días enteros, se ha producido la ovulación y el período fértil ha pasado. Las relaciones sexuales pueden reanudarse el cuarto día hasta la siguiente menstruación mensual, explica la OMS.

17. Método de los dos días: este método consiste en determinar los períodos fértiles, prestando atención a la presencia de moco cervical (si hay secreciones, tipo, color y consistencia). Esto impide el embarazo, si se evita el coito sin protección durante los días fértiles.

Tiene un 96% de eficacia si se aplica correctamente. Es difícil de aplicar si hay infección vaginal u otra afección que altere el moco cervical. El coito sin protección puede reanudarse después de dos días consecutivos sin secreciones.

18. Método sintotérmico: consiste en determinar los períodos fértiles prestando atención a los cambios en el moco cervical (textura transparente), la temperatura corporal (ligero aumento) y la consistencia del cuello del útero (ablandamiento).

El método impide el embarazo, si se evita el coito sin protección durante los días más fértiles. Tiene un 98% de efectividad si se usa de manera correcta. Podría ser preciso utilizarlo con precaución después de un aborto, alrededor de la menarquia (primera menstruación) y la menopausia (cuando ya no hay menstruación), y en situaciones que puedan provocar un aumento de la temperatura corporal.

Termómetro y calendario.

Getty Images
La temperatura corporal es otra manera de detectar la fertilidad en la mujer.

Métodos anticonceptivos tradicionales:

19. Método del calendario o método del ritmo: consiste en observar el ciclo menstrual durante seis meses, restar 18 de la duración del ciclo más corto (primer día fértil estimado) y restar 11 de la duración del ciclo más largo (último día fértil estimado).

Se impide el embarazo evitando el coito sin protección durante el posible primer día fértil y el posible último día fértil, bien absteniéndose o utilizando un preservativo.

Tiene un 91% de efectividad si se usa de un modo correcto. Podría ser necesario posponer su uso o utilizarlo con precaución, si se están tomando medicamentos (por ejemplo, ansiolíticos, antidepresivos, AINES o determinados antibióticos) que pueden alterar el momento de la ovulación.

20. Marcha atrás (coitus interruptus): consiste en retirar el pene de la vagina antes de la eyaculación, cerciorándose de que el semen no entre en contacto con los genitales externos.

Con este método se trata de impedir que el esperma entre en la vagina para evitar la fecundación. Tiene un 96% de efectividad si se realiza de forma correcta.

Es uno de los métodos menos eficaces, porque a veces es difícil determinar correctamente cuando hay que retirar el pene, lo que puede provocar que se eyacule estando este aún dentro de la vagina.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=gDmHB8hPS8s

https://www.youtube.com/watch?v=dC7xjJ7eIBk

https://www.youtube.com/watch?v=2UdkGCpO8eU

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.