¿Qué mató a la niña guatemalteca que estaba bajo custodia en México? Tres versiones se contradicen
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

¿Qué mató a la niña guatemalteca que estaba bajo custodia en México? Tres versiones se contradicen

Una menor de 10 años de edad murió el15 de mayo, al estar bajo custodia del INM. Hay tres versiones sobre los hechos.
Cuartoscuro
Por Alberto Pradilla
18 de mayo, 2019
Comparte

Una migrante de 10 años guatemalteca murió el pasado 15 de mayo en un hospital pediátrico en Ciudad de México. Fue arrestada en el estado de Chihuahua y trasladada con su madre a la estación migratoria de Iztapalapa. Hay tres versiones sobre su fallecimiento y tres investigaciones abiertas.

Se encontraba bajo custodia del Instituto Nacional de Migración (INM) y fue trasladada al centro médico desde la estación migratoria “Las Agujas”, ubicada en Iztapalapa, en Ciudad de México. Allí falleció, alrededor de las 22.30 horas. Uno o dos días antes, dependiendo de las versionas, ella y su madre fueron conducidas a la capital desde el estado de Chihuahua en autobús. Querían cruzar a Estados Unidos, pero fueron detenidas en México, donde tampoco tenían los papeles en regla.

Eso es lo único que sabemos con certeza de la muerte de una niña de 10 años. Que estaba con su madre, quería ir a Estados Unidos, había sido arrestada en México y que esperaba, encerrada, para ser deportada a Guatemala.

Hay otras muchas cosas que no sabemos, y que las autoridades, que son las que custodiaban a la niña y a su madre, no responden.

Niños migrantes: los menores a los que se les niega el “sueño mexicano”

No sabemos cuándo fueron arrestadas madre e hija. Cuántas personas las acompañaban en su tránsito. Cuánto tiempo permanecieron encerradas en Chihuahua. Quién decidió que debían ser trasladadas desde el norte hasta la capital. En qué estado se encontraban cuando fueron detenidas. Cómo llegaron de salud a Ciudad de México. Cuándo estaba previsto su “retorno asistido”, que es como se llama este proceso en la jerga de las autoridades migratorias.

Fuentes consultadas por Animal Político hablan de una detención masiva, de entre 30 y 100 migrantes arrestados, de diversas nacionalidades.

Hay sospechas, plasmadas en quejas, que derivarán en investigaciones. No hay datos.

Para saber qué mató a la niña hay que esperar a los resultados de la autopsia, que se realizó el 17 de mayo, mientras su madre abordaba un avión de Aeroméxico con destino a Guatemala.

La Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) ha abierto pesquisas a petición de familiares de la víctima. A través de una nota, la institución explicó que había recibido dos quejas formuladas el jueves, 16 de mayo, un día después del fallecimiento de la niña. La primera fue en la estación migratoria, donde personal de la CNDH entrevistó a allegados de la menor. Estos señalaron que tanto la madre como la hija llegaron a Iztapalapa quejándose de su estado de su salud. Que fueron vistas por un médico y que este les dijo que tenían infecciones de garganta, oído y pulmones y que su tratamiento duraría cuatro días. A su vez, el tío de la fallecida llamó desde Guatemala para corroborar que su hermana y su sobrina llevaban tres días en Iztapalapa (el INM dijo que llevaban uno) y exigir una investigación.

Por eso, la CNDH quiere saber si la menor “recibió la atención requerida y oportuna por el personal médico y operativo” de la estación migratoria de Ciudad de México.

El quinto visitador del CNDH, Edgar Corzo, reiteró que las denuncias presentadas ante su institución reflejan lo manifestado por los agraviados, pero que ahora es momento de que una investigación determine qué es lo que realmente ocurrió.

La CNDH emitió medidas cautelares al INM para que otorgue facilidades a los familiares de la víctima y se les permita tener acceso a una estancia regular en México, así como a los trámites que deban realizar por el fallecimiento, garantizando el acceso a la ayuda, la atención, la asistencia, la justicia y la verdad. Además, la institución recordó que el mismo día 15, jornada en la que falleció la menor, había emitido medidas cautelares al INM para “dar solución a la sobrepoblación” de la estación migratoria.

Desde que el INM hizo público el fallecimiento de la menor los interrogantes no han hecho sino aumentar. De hecho, ni siquiera se sabe el motivo de la muerte de la niña.

Según la primera versión, la niña y su madre llegaron a Ciudad de México en autobús desde Chihuahua. Al llegar, la menor refirió “molestias en la garganta”, por lo que, siempre según el INM, fue tratada por un médico de guardia y puesta en revisión hasta su traslado al hospital, donde falleció el miércoles, 15 de mayo, a las 22.30 horas.

Desde que se hizo público el fallecimiento se han difundido tres explicaciones distintas. El INM y la CNDH, que citaba a familiares de la víctima, hablan de una posible enfermedad mientras que Alejandro Encimas, subsecretario de Derechos Humanos, afirma que la muerte fue provocada por la caída de la menor desde una litera.

“Lamentablemente tuvimos el deceso de una niña guatemalteca de diez años que sufrió un accidente dentro del dormitorio en el que estaba con su mamá al caerse de la litera”, dijo Encimas, en declaraciones ofrecidas al finalizar la conferencia mañanera del presidente, Andrés Manuel López Obrador. El subsecretario achacó el fallecimiento al “trauma del golpe”, aunque no negó que pudiese padecer alguna infección de garganta.

Los familiares de la niña hacen referencia a los problemas de salud de los que se quejaban madre e hija en la estación migratoria. Por eso quieren una investigación. El problema es que no sabemos ni cuándo fueron arrestadas ni en qué situación se encontraban.

 ¿Qué ha pasado con la investigación de las muertes de niños migrantes en la frontera México-EU?

Esta falta de información ha motivado una nueva queja ante la CNDH.

La representación guatemalteca en Tijuana protesta por no haber sido informado del arresto, que se produjo en el estado de Chihuahua, ni del traslado de madre e hija a Ciudad de México. “Hay una queja por omisión de notificación consular, lo que deberá acreditarse en la instrucción del expediente”, afirmó, en mensaje de WhatsApp, Edgar Corzo, quinto visitador de la CNDH. Animal Político quiso conocer la versión del INM, que no ofreció explicaciones.

Tras el fallecimiento de la menor, la madre ha sido atendida por personal de la embajada de Guatemala en Ciudad de México. Según el ministerio de Relaciones Exteriores del país centroamericano, la mujer manifestó su deseo de que no trascendiese su identidad ni la de su hija y de regresar lo antes posible a su casa, por lo que fue embarcada en el vuelo de Aeroméxico de las 10 de la mañana. Estaba previsto que el féretro con los restos de la menor regresase también a la mayor brevedad. En principio, la autopsia estaba prevista para la mañana del viernes 17 de mayo, por lo que la repatriación podía darse hasta el lunes 20.

No ha trascendido si la madre de la menor fallecida ha expresado su deseo de presentar alguna denuncia. Al producirse un retorno tan apresurado, la mujer tampoco tuvo oportunidad de encontrarse con las organizaciones de la sociedad civil que habitualmente acompañan a los migrantes en este tipo de sucesos.

Para protestar denunciar el fallecimiento de la menor y protestar contra las políticas migratorias mexicanas, unas 60 personas se concentraron en la mañana del 17 de mayo ante Palacio Nacional, donde Andrés Manuel López Obrador pronunciaba su conferencia de prensa diaria. En la protesta hubo representantes de organizaciones sociales, albergues de la ciudad de México y migrantes centroamericanos.

La falta de apoyo a niños migrantes en escuelas mexicanas provoca deserción

Según el diario El País, México ha triplicado el número de deportaciones durante los primeros cinco meses de gobierno de López Obrador. Solo en la jornada del viernes, 80 guatemaltecos fueron devueltos a su país en cuatro autobuses, según Alejandra Mena, vocera de Migración del país centroamericano.

En los últimos meses, cinco menores guatemaltecos han muerto en su tránsito hacia Estados Unidos. Cuatro fallecieron al cruzar la frontera del norte. Esta es la primera víctima que pierde la vida en dependencias mexicanas.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Navidad: 5 personajes míticos que “aparecen” durante las fiestas en distintas partes el mundo

En algunos países del mundo, además de Papá Noel, otros personajes protagonizan las fiestas de fin de año (y no necesariamente para dar regalos).
20 de diciembre, 2021
Comparte

En las fiestas de fin de año, Papá Noel -o Santa Claus, San Nicolás, Viejo Pascuero, Father Christmas, Sinterklaas, Baba Nöel- es una figura dominante y casi omnipresente en decenas de países.

Pero hay lugares en los que otros personajes le roban protagonismo al anciano barrigón y bonachón que hace felices a los niños.

Mientras que algunas de estas criaturas alternativas alegran las celebraciones, otras no necesariamente reparten regalos ni buenas noticias.

Por el contrario, tienen la tarea de aterrorizar a los que se cruzan en su camino. Especialmente a los más pequeños.

Aquí te contamos cuáles son algunos de estos personajes.

1. Krampus

Esta especie de cabra-demonio que tiene una lengua muy larga y puntiaguda y colmillos “aparece” en Austria, Alemania, República Checa, Eslovenia, Suiza, Croacia, Hungría y algunas partes de Holanda, cada fin de año, pero no precisamente para dar saludos navideños.

Su función es más bien castigar y meter en un saco a los niños que se portaron mal durante el año, para golpearlos con ramas de árbol o para “comérselos”.

Es como la contraparte maléfica de Papá Noel.

Desfile de los Krampus en Austria

Getty Images
Aterrador el Krampus…

El nombre “Krampus” viene de la palabra del alemán antiguo “krampen” y significa garra.

El origen de esta temible criatura es casi tan viejo como las celebraciones de Navidad.

Según la mitología nórdica, el Krampus es hijo de Hel, diosa del inframundo, y su figura ya estaba presente en rituales paganos germánicos de hace más de 1.500 años, practicados para espantar a los “fantasmas de invierno”, según la revista Smithsonian.

Hoy en día el Krampus protagoniza los desfiles del Krampusnacht (Noche del Krampus), que se celebra la noche del 5 de diciembre en Austria, en la víspera del Día de San Nicolás.

Además, el personaje ya dio el salto al cine (y con él a otro continente), con el estreno de la película estadounidense “Krampus”, basada en esta criatura, en 2015.

2. Jólakötturinn

Jólakötturinn

Rán Flygenring
Asegúrate de ponerte algo nuevo esta Navidad, para que no te encuentres con el temible Jólakötturinn…

Conocido también como el “Yule Cat” (gato navideño) de Islandia, este felino es la “mascota” de los trolls islandeses conocidos como Grýla y Leppalúði, que son caníbales, y de sus 13 hijos, conocidos como “Yule Lads” (“muchachos de Navidad”).

A los “Lads” les gusta comer mucho, hacerles bromas a la gente y les dejan regalos a los niños dentro de zapatos. Si se han portado mal, les dejan una papa, asegura James Cooper, autor del blog Why Christmas, sobre tradiciones de Navidad en todo el mundo.

Pero el Jólakötturinn es menos simpático. Esta fiera se come a las personas que no se ponen o no reciben ropa nueva para Navidad.

El temible gato ronda por los techos de las casas y se asoma por las ventanas para verificar quiénes han recibido prendas nuevas y quiénes no.

Gracias a esta función, varios autores lo describen como una especie de “policía de la moda”, pero el más despiadado que puedas imaginar.

https://www.facebook.com/thorewingbooks/photos/a.411488722395258/411488749061922/?type=3&theater

Jóhannes úr Kötlum, uno de los poetas más populares del siglo XX en Islandia, ayudó a difundir la imagen aterradora del gato.

En unos versos sobre la bestia, Kötlum dice que “abría los ojos de par en par / y ambos brillaban intensamente / no era para los débiles de corazón / enfrentar esta vista repugnante”.

“Sus bigotes eran afilados como anzuelos / su lomo, crispado en forma de arco / y las garras en sus patas peludas / eran aterradoras como para espiarlas”, describe el autor.

“Eran hombres los que cazaba, no ratones / de eso no había ninguna duda”, agrega.

El animal es tan “popular” que, además de inspirar este poema, la conocida artista islandesa Björk le dedica una canción con algunos de los versos de Kötlum.

3. Hoteiosho

A diferencia de las criaturas anteriores, Hoteiosho no es un personaje vengativo, sino que es uno de los dioses japoneses de la fortuna.

Aunque según algunas creencias, tiene ojos en la espalda con los que observa a los niños sin que estos se den cuenta, para que se porten bien.

Hoteiosho es representado como un monje budista con el vientre abultado, que va vestido con una especie de bata roja, abierta, que le deja el pecho descubierto.

“Según la leyenda, Hoteiosho fue monje budista real o sacerdote zen, llamado Kaishi, entre los siglos VIII y IX”, dice Cooper, de Why Christmas, a BBC Mundo.

Ahora es como un Papá Noel en la isla y entrega regalos en Año Nuevo (ya que en Japón no se celebra la Navidad oficialmente).

4. Tió de Nadal

En Cataluña y algunas zonas de Aragón, en el noreste de España, la tradición dice que los regalos para los niños salen de un tronco.

Tió de Nadal

Getty Images
Al Tió de Nadal hay que golpearlo para que suelte los regalos.

Este tronco es conocido como Tió de Nadal (Tronco de Navidad en catalán) en Cataluña y Tronca de Nadal en Aragón.

Las familias suelen colocar el tronco en casa a principios de diciembre, lo cubren con una manta, le dibujan un rostro y lo van alimentando con dulces hasta el día de Navidad.

En esta fecha, los niños le cantan canciones y le pegan con palos para que expulse los regalos (práctica que se conoce como “fer cagar el tió” o hacer cagar al tronco).

El ritual del tronco es una tradición pagana muy antigua, de hace más de cuatro siglos.

Se creía que el Tió representaba a la naturaleza dormida en invierno y que en su interior albergaba la abundancia. Golpearlo era una forma de despertar a la naturaleza generosa.

5. Olentzero

En el País Vasco, quien reparte los regalos es el Olentzero, un carbonero que lleva el traje tradicional vasco.

Olentzero

Getty Images
El Olentzero es un carbonero vasco que reparte regalos a los niños.

Generalmente se le representa como un hombre viejo o adulto mayor, barrigón y bonachón.

Se cree que el Olentzero es originario de Lesaka, un pueblo del norte de Navarra, y que se relaciona con rituales para celebrar el solsticio de invierno en la región, antes de la llegada del cristianismo a esta zona de Europa.

Según la Sociedad de Estudios Vascos (SEV), la leyenda cuenta que hace cientos de años, una tribu de “gigantes” vascos estaba celebrando el solsticio de invierno cuando una nube empezó a tapar el la luz del Sol, como anuncio del nacimiento de Jesús.

Esta nube mató a todos, menos al Olentzero, que se convirtió en una especie de “mensajero de la llegada de Cristo”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://youtu.be/Xa9EnGqaT0s

https://www.youtube.com/watch?v=NphJULxY5ng

https://www.youtube.com/watch?v=dDLDuv7LH48

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.