¡Muchas gracias!


Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.

close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro
La política del gobierno de AMLO es la guerra contra el migrante, denuncian defensores excarcelados
Ambos defensores aseguraron no haber cometido delito alguno y cuestionaron al gobierno de Andrés Manuel López Obrador por sus medidas migratorias y por los acuerdos alcanzados con el gobierno de Donald Trump.
Cuartoscuro
Comparte

“Fue un delito fabricado. No lo hicimos”, expresó Irineo Mujica, director de Pueblo Sin Fronteras, poco después de ser excarcelado. A su lado se encontraba, Cristóbal Sánchez, el otro defensor de derechos humanos encerrado bajo la acusación de tráfico de personas y excarcelado después de que el juez Héctor Manuel Cervantes Martínez determinó que no debían ser ligados a proceso.

Ambos están cansados. Llevaban una semana en prisión desde que fueron arrestados. Sánchez fue excarcelado pasada la medianoche de este 12 de junio, mientras que Mujica abandonó el penal a las seis de la mañana, apenas siete horas y media antes de comparecer ante la prensa.

En la conferencia de prensa estuvieron acompañados por Enrique Vidal, de la organización de Derechos Humanos Fray Matías, en representación de la sociedad civil, y Tristán Call, integrante de Pueblo Sin Fronteras.

Lee >> ¿Por qué detuvieron a Irineo y Cristóbal, defensores de derechos de migrantes?

Los dos defendieron no haber cometido delito alguno y cuestionaron al gobierno de Andrés Manuel López Obrador por partida doble: por un lado, por sus políticas migratorias y los acuerdos alcanzados con Donald Trump por los que militarizará la frontera sur con 6 mil efectivos de la Guardia Nacional y acogerá a los solicitantes de asilo en Estados Unidos mientras dura su proceso. Por otro, por lo que denominan una “fabricación de delito”.

Mujica y Sánchez fueron acusados de tráfico de personas. La Fiscalía se basó en las declaraciones de dos parejas de migrantes hondureños. Su defensa pudo probar que ninguno de ellos estaba en los lugares en los que estos testimonios les ubicaban recogiendo dinero. Así que el juez decidió no ligarlos a proceso.

“La Fiscalía no tenía pruebas contra nosotros y prevaleció el derecho a la presunción de inocencia. Somos los primeros presos políticos de la llamada cuarta transformación”, dijo Sánchez. En su opinión, “no es casualidad que seamos los primeros presos políticos en la 4T porque el sector más golpeado ha sido los migrantes”.

“Han sido reprimidos, lo vimos en las caravanas. Los compañeros que asumen algún tipo de liderazgo son señalados, detenidos, encarcelados y deportados”, dijo.

La política migratoria de la 4T es una política de guerra contra los migrantes. Todo obedece a los intereses del imperio. La respuesta es la militarización y la represión”, añadió el activista.

Sánchez mostró su confianza en que “ya no es tan fácil poder criminalizar a la gente”. “El sistema judicial actuó de manera autónoma. No va a ser tan fácil que criminalicen a compañeros y los acusen”, dijo tras poner en valor la “autonomía del juez” al aceptar las pruebas de descargo presentadas por los activistas.

“Nos unió la desgracia de ser criminalizados, de saber que puedes estar en tu casa, con tu familia, con tus amigos, y te llegan te destruyen la vida”, dijo Mujica. “Tuvimos la suerte que teníamos un lugar en el que alguien nos ubicaba, que tomamos una foto, pero la fabricación de delitos es preocupante”, afirmó.

Muere un migrante guatemalteco que fue detenido por agentes migratorios en México

El presidente de Pueblo Sin Fronteras expresó sus temores cuando se encontraba de camino al penal y vio que podía ser condenado a más de 20 años de cárcel. También mostró su indignación por “cómo nos podían acusar con la única prueba de una declaración fabricada”.

“La fabricación del delito fue muy pobre pero muy peligrosa. Si no nos hubiésemos tomado fotos, nos hubiesen vinculado”, dijo.

Mujica fue crítico con el gobierno de López Obrador, aunque afirmó que votó por él en las elecciones presidenciales del 1 de junio de 2018. “La mayoría de nosotros le votamos porque queríamos un cambio, no más de lo mismo. Me preocupa la situación porque este cambio no ha llegado, al contrario”, dijo.

En su opinión, los migrantes están siendo la “moneda de cambio” en la relación entre López Obrador y Donald Trump, presidente de Estados Unidos.

“Decía López Obrador que había mucho trabajo para los migrantes. El único que ha tenido trabajo es él y su empleador es Donald Trump. Terminamos siendo el patio trasero de Estados Unidos”, denunció.

“La militarización no va a resolver. Lo único que hace es contención y termina explotando con las caravanas. Pero esto siguen siendo el 10 o el 20 % de la población que migra”, afirmó  

Sobre su caso, el activista pidió directamente al presidente que “se desligue de prácticas corruptas”. Reconoció que “no podemos acusar a nadie, pero sabíamos que se estaba fabricando un delito para nosotros”.

“Quisiera pensar que los altos mandos de López Obrador no tuvieron nada que ver. Si los corruptos están en Tapachula hay que sacarlos”, dijo.

Afirmó Mujica que “uno se siente indefenso y vulnerable” ante un caso como el suyo. “Si se siguen inventando delitos no tenemos 4T, tenemos un gobierno corrupto como los anteriores”, afirmó.

“Le pediría al gobierno de López Obrador, al que yo voté, que se haga responsable. Los defensores no somos parte del problema, sino de la solución. Deben dejar de criminalizarnos, debemos trabajar juntos.  

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo independiente.

#YoSoyAnimal
Getty Images
¿Por qué tantos hombres incompetentes logran ser líderes?
Hay hombres que pueden ser carismáticos, encantadores, entretenidos incluso, pero que simplemente no son buenos en su trabajo, y sin embargo, tienden a ser promovidos. ¿Por qué? El psicólogo Tomás Chamorro-Premuzic nos lo explica.
Getty Images
25 de abril, 2019
Comparte

“Cuando se trata de líderes, no nos importa la competencia tanto como debería, ni en política ni en los negocios”.

Así lo dice Tomás Chamorro-Premuzic, psicólogo y autor de “Why So Many Incompetent Men Become Leaders” (Por qué tantos hombres incompetentes se convierten en líderes).

En su libro argumenta que esta puede ser una de las razones por las que es difícil para las mujeres llegar a posiciones de liderazgo: como sociedad, nos encanta la incompetencia en los hombres hasta el punto de recompensarlos por ello.

Por qué gana la incompetencia

Al elegir a un líder en política o negocios, enfrentamos una responsabilidad considerable pero, de manera incomprensible, seleccionamos a estas personas sin “probar o verificar si nuestras elecciones son buenas para nosotros, para nuestra organización o incluso para el país al que los ponemos a cargo”, dice Chamorro-Premuzic.

Tomamos decisiones, dice el psicólogo, pero “nos faltan datos para realmente ver si esos líderes se están desempeñando bien o no. Como consecuencia, nos fijamos mucho más en su estilo y en lo que parece que pueden poner sobre la mesa, más que en su habilidad real para liderar”.

En primer lugar, “nos centramos demasiado en la confianza y muy poco en la competencia”, dice el experto, y “a menudo tomamos una decisión basada en una interacción a corto plazo, como una entrevista de trabajo o un debate televisado (en políticos)”.

En segundo lugar, “nos centramos mucho en el carisma y no lo suficiente en la humildad”.

Según Chamorro-Premuzic, prestamos atención a la humildad, pero en última instancia preferimos líderes divertidos, encantadores y carismáticos.

Pero “¿cómo sabes que se desempeñarán bien en tu equipo?”

Y, en tercer lugar, y quizá lo más preocupante: adoramos a los líderes con tendencias narcisistas, según el psicólogo.

“Cuando alguien parece estar muy centrado en sí mismo, e interesado en avanzar en su propia agenda personal, o incluso es vanidoso, en lugar de descartarlo, pensamos ‘este tipo debe tener madera de líder'”.

Según los datos recopilados por diversos estudios de personalidad, a lo largo de décadas y alrededor del mundo, las tres descripciones mencionadas anteriormente son más comunes entre hombres que entre mujeres, y eso explica la prevalencia de líderes malos y líderes hombres”, dice Chamorro-Premuzic.

Razones por las que seguimos repitiendo los mismos errores y elegimos al líder incorrecto

Tal vez no queremos realmente a la “mejor persona” para el puesto, dice el psicólogo. “En teoría sí, por supuesto, pero ¿dónde está la evidencia?”

Lo que Chamorro-Premuzic puede decir al ver las estadísticas es que “la mayoría de las veces, el departamento de Recursos Humanos se centra en los mismos objetivos a corto plazo que otros ejecutivos de la empresa, como ‘esta persona me hará quedar bien’ o ‘resolverá este problema rápidamente’, o incluso ‘no requerirá que la organización cambie, hará lo que yo diga”.

¿Cómo se puede romper el círculo?

Hay tres pasos clave en cualquier empresa, o democracia, según el caso, que todos deberían seguir si quieren no tener líderes incompetentes, dice Chamorro-Premuzic.

1. Ya sea que estés contratando o votando, observa atentamente todas las señales y busca las cualidades que hacen a alguien un mejor líder. Los rasgos que buscas son:

  • Competencia
  • Don de gentes
  • Humildad
  • Conciencia de sí mismo
  • Integridad
  • Curiosidad y habilidades de aprendizaje

2. Necesitamos aprender a desconfiar de nuestros instintos. Olvida lo de seguir tu intuición o tener un presentimiento, y en lugar de eso busca datos.

Siempre que sea posible, busca datos duros, como resultados de evaluaciones predictivas, cifras de pruebas psicométricas o de rendimiento, basadas en la efectividad real de liderazgo y no en la capacidad de alguien para jugar a la política de la oficina.

“Las organizaciones están llenas de datos”, dice el experto, pero “en su mayoría no se usan y se elige a los candidatos que sienten que “les gustan”.

3. Enfrenta la diversidad de género, y habrás resuelto un gran problema, aunque Chamorro es crítico con la discriminación positiva per se: “La mayoría de estas intervenciones fracasan porque se enfocan en el género y no en el talento”.

Si quieres encontrar una solución, propón un enfoque que no “baje el nivel para las mujeres que ya son competentes, para que puedan convertirse en líderes. En cambio, sube el nivel para los hombres que son incompetentes”, opina el psicólogo.

¿Son las mujeres la solución?

“La solución no son las mujeres, la solución es ‘tomémonos en serio la evaluación de talento y potencial'”, concluye Chamorro-Premuzic.

Si una organización tiene talento y potencial como objetivo, “no solo terminará con más mujeres en el liderazgo, sino con más mujeres que hombres en el liderazgo”.

Según los datos disponibles, Chamorro-Premuzic dice que “las mujeres superan ligeramente a los hombres en características como la humildad, la capacidad de motivar, la autoconciencia, el don de gentes y, sobre todo, la competencia. En la mayoría de los países desarrollados, las mujeres superan a los hombres en las universidades, incluso en los posgrados”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=vtYdfXoK0W0

https://www.youtube.com/watch?v=MCmqUp2XTPY

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo independiente.

#YoSoyAnimal