close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
The Lion King

El regreso de El Rey León marca la cartelera del fin de semana

La nostalgia vuelve a atacar las salas de cine este fin de semana. El nuevo intento de Disney por lucrar con sus recuerdos, El Rey León, es el estreno con más pantallas de los próximos días, pero no llegará solo.
The Lion King
Por Butaca Ancha
19 de julio, 2019
Comparte

La nostalgia vuelve a atacar las salas de cine este fin de semana. El nuevo intento de Disney por lucrar con sus recuerdos, El Rey León, es el estreno con más pantallas de los próximos días, pero no llegará solo.

¿Cuál se les antoja?

  • El Rey León (The Lion King, 2019)

Dirección: Jon Favreau

Protagonizan: Seth Rogen, Chiwetel Ejiofor, Donald Glover, Beyoncé

Sinopsis: El Rey León de Disney, dirigida por Jon Favreau, nos lleva a la sabana africana donde un futuro rey ha nacido. Simba idolatra a su padre, el rey Mufasa, y está entusiasmado con su destino real. Pero no todos en el reino celebran la llegada del nuevo cachorro. Scar, el hermano de Mufasa y antiguo heredero al trono, tiene sus propios planes. La batalla de La Roca del Rey se ve teñida de traición, tragedia y drama, y acaba forzando a Simba al exilio. Con la ayuda de una curiosa pareja de amigos nuevos, Simba tendrá que arreglárselas para crecer y recuperar lo que legítimamente le corresponde. El estelar reparto incluye a: Donald Glover como Simba, Beyoncé Knowles-Carter en el papel de Nala, James Earl Jones como Mufasa, Chiwetel Ejiofor como Scar, Seth Rogen como Pumba y Billy Eichner en el papel de Timón.

  • El cuento de las comadrejas (2019)

Dirección: Juan José Campanella

Protagonizan: Clara Lago, Graciela Borges, Marcos Mundstock

Sinopsis: Cuenta la historia de una seductora estrella de la época dorada del cine, un actor que acarició la gloria, un guionista frustrado y un veterano director que hacen lo imposible por conservar el mundo que han creado en una gran mansión. Pero la llegada de dos jóvenes presentará una amenaza que lo puede poner todo en peligro.

  • El libro de las imágenes (Le Livre d’image, 2018)

Dirección: Jean-Luc Godard

Sinopsis: Nada excepto silencio. Nada excepto una canción revolucionaria. Una historia en cinco capítulos, como los cinco dedos de una mano.

La reseña: “Inabarcable en su alcances ideológicos y fútil tratar de desentrañarla por completo, el trabajo de Godard se experimenta mejor como un fenómeno físico antes que intelectual, uno que demanda abrir todos los sentidos y asir desde nuestros esquemas, no los del cineasta.” Seguir leyendo.

  • Luna Mortis (2019)

Dirección: Rafael Rangel

Protagonizan: Antonio Monroi, Surya Macgrégor, Coco Badan, Marina Viancini, Luz Angélica Uribe

Sinopsis: Después de El principio de la espiral (2009) y tres documentales: Preludios, las otras partituras de Dios (2013), Un día en Ayotzinapa 43(2015) y El grito de los coyotes (2016), el cineasta independiente Rafael Rangel nos ofrece Luna Mortis, una película argumental que retoma a los personajes de La luna (1979), de Bernardo Bertolucci, para entreverar su argumento con textos del filósofo alemán Friedrich Nietzsche. Alejada de una narrativa convencional, esta película nos lleva por un viaje sensorial de conceptos y emociones.

  • Lxs chicxs salvajes (Les garçons sauvages, 2017)

Dirección: Bertrand Mandico

Protagonizan: Pauline Lorillard, Vimala Pons, Diane Rouxel, Anaël Snoek, Mathilde Warnier, Lola Cretón

Sinopsis: A principios del siglo XX, cinco adolescentes amantes de la libertad cometen un salvaje crimen. Como correctivo, los chicos son entregados a un capitán que los embarca por una travesía extenuante. Tras rebelarse, desembarcan en una misteriosa isla donde sufrirán una gran metamorfosis. Marcada por la provocación, un sugerente imaginario erótico y una estética que recupera la sintaxis del cine mudo, la opera prima de Bertrand Mandico es un coctel surrealista y alucinante que subvierte las reglas del cine de aventuras. Interpretados por un grupo de actrices jóvenes, los protagonistas transitan por un mundo onírico definido por la fantasía, la insurrección, la violencia y el placer.

La reseña: “La ópera prima del realizador francés Bertrand Mandico utiliza a la voz en off como narración de un oscuro cuento de hadas. A su vez, pone énfasis en el homoerotismo como connotación sexual, con atención a detalles como torsos de soldados que custodian a los jóvenes, las frutas con pelos en la piel que ingieren durante la travesía marítima y la flora de la isla que guarda eufemismos que marcan el aspecto erótico del relato.” Seguir leyendo.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Desigualdad en América Latina: los países en los que más ha disminuido (y la paradoja del que más la ha reducido)

En Chile los manifestantes reclaman contra la desigualdad. ¿Pero qué ha pasado en otros países de la región? Los expertos advierten que la medida más utilizada para mirar la desigualdad de ingresos, el Índice de Gini, puede ser engañoso porque no da cuenta de la verdadera amplitud del problema.
25 de noviembre, 2019
Comparte
Argentina

Getty Images
En América Latina el 20% más pobre de la población se queda solo con el 4% del ingreso total.

Uno de los reclamos de los manifestantes que protagonizan el estallido social que comenzó en Chile a mediados de octubre y que aún se mantienen es que su país es muy desigual.

Alegan que la economía ha crecido, pero que la riqueza sigue concentrada en un sector de la sociedad, un rasgo que históricamente ha sido común en los países latinoamericanos.

Pero cuando se compara la desigualdad entre países, ¿de qué estamos hablando realmente?

La manera más común de mirar la desigualdad de un país es utilizando el Índice de Gini, el cual mide la diferencia de ingresos. Mientras más bajo el indicador, menos desigualdad existe. Es decir, el cero representa la completa igualdad.

El Salvador

Getty Images
El Salvador, Bolivia y Guatemala son los países que más han disminuido la desigualdad de ingresos en Latinoamérica en 30 años.

Pero como solo considera la desigualdad de los ingresos, no refleja todas las otras dimensiones de la vida diaria.

“Al final lo que la gente percibe como desigualdad, es la desigualdad de acceso a servicios como la salud, la educación, el transporte o la seguridad en los barrios”, le dice a BBC Mundo Luis Felipe López-Calva, director del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo, PNUD.

“Hay desigualdad escondida en el Gini”, apunta.

Por otro lado, ese indicador tampoco mide la concentración de la riqueza en un país, razón por la cual puede resultar engañoso.

López-Calva explica que si miramos exclusivamente la desigualdad de ingresos, ésta se puede explicar por dos razones: porque cambia el mercado laboral o porque cambia la redistribución de ingresos (ya sea a través de impuestos o subsidios).

Básicamente, no existe una sola forma de bajar la desigualdad. Tanto es así, que por ejemplo, un país más igual no tiene por qué ser sinónimo de un país mejor o más justo. De hecho, puede ocurrir que en un país las personas sean todas más pobres y, por lo tanto, son más iguales.

Pese a las falencias del Gini, a partir de 1990 los países que más han reducido la desigualdad de ingresos son: El Salvador, Bolivia y Guatemala, utilizando los datos del Banco Mundial.

Países que más han bajado la desigualdad en 30 años. América Latina (Índice de Gini) [ El Salvador primer lugar ],[ Bolivia segundo lugar ],[ Guatemala tercer lugar ], Source: Fuente: Banco Mundial, Image:

En el caso de los países donde no se midió el indicador en 1990, utilizamos el año más cercano a esa fecha, y lo comparamos con la información más reciente.

Así es como El Salvador pasó en tres décadas de tener un índice de ingresos de 54, a uno de 38, la desigualdad más baja de toda América Latina.

Luego sigue Bolivia, que pasó de 58,1 a 44 y en tercer lugar Guatemala, que redujo su desigualdad desde un 59,6 a 48,3.

El cuarto lugar lo ocupa Nicaragua y el quinto Chile. Hay países que quedaron excluidos de la la lista, porque no había información disponible en los organismos internacionales.

Evolución de la desigualdad en América Latina en los últimos 30 años. La primera columna muestra el dato disponible más cercano al año 1990 y la segunda el más reciente. Índice de Gini. Mientras más bajo el número, menor es la desigualdad..

¿Cómo redujeron la desigualdad de ingresos?

En el caso de El Salvador y Guatemala, la mayor parte de la caída en la desigualdad, se debe al mercado laboral y no a la redistribución, señala López-Calva.

“En esos países ha habido una reducción en la brecha salarial entre aquellos que tienen más educación y aquellos que tienen menos educación”.

Lo mismo ha ocurrido en México, agrega, donde en ciertos períodos se ha reducido la brecha, pero con estancamiento de salarios.

“La razón es que han caído los salarios de los que tienen educación universitaria. Lo cual no es una buena señal. Es una caída de la desigualdad que no quieres ver”.

Colombia

Getty Images
En países como El Salvador y Guatemala ha bajado la desigualdad de ingresos por los salarios, pero no por redistribución fiscal.

Lo ideal sería ver una caída de la desigualdad con aumento de salarios para todos, pero eso no siempre ocurre.

“No todas las desigualdades se reducen de la misma manera”, apunta.

En el caso de Bolivia también se dio una disminución de la desigualdad por una caída en el mercado laboral, y no tanto por la redistribución de ingresos, pese a que sí hubo.

“Bolivia es un país que ha redistribuido y que tiene programas universales, pero como ocurre en la mayoría de los países latinoamericanos, se redistribuye menos de lo que se debería”, dice López-Calva.

En contraste, Uruguay ha bajado la desigualdad de manera importante a partir de 2007.

“El punto de inflexión fue una reforma fiscal muy comprensiva. Pero además hubo un cambio salarial, producto de negociaciones entre sindicatos y empleadores”.

Y en el otro lado del espectro hay dos países que han seguido un camino muy diferente.

“Chile y Colombia son sistemas fiscales que redistribuyen poco. No tiene que ver con los gobiernos. Es una característica estructural de esos dos países”, argumenta López-Calva.

Países menos desiguales en la actualidad. América Latina (Gini) [ El Salvador primer lugar ],[ Uruguay segundo lugar ],[ Argentina tercer lugar ], Source: Fuente: Banco Mundial, Image:

En América Latina el 20% más pobre de la población se queda con cerca de 4% del ingreso total, explica el representante de la ONU, mientras que el 20% más rico se queda con casi la mitad de todo el ingreso.

Esa es otra manera de medir la desigualdad. Y también existen otros mecanismos como analizar la concentración de la riqueza en la parte más alta de la pirámide.

La paradoja de El Salvador

En el Banco Mundial han estudiado el tema de la desigualdad de ingresos en la región centrándose en los últimos 10 años.

Bajo esa perspectiva, los países que menos la han reducido son: Costa Rica, México, Chile y Panamá.

“Estos países tienen una desigualdad persistentemente alta con disminuciones relativamente mínimas en el tiempo”, señala en un email el organismo, en respuesta a la solicitud de información hecha por BBC Mundo.

“Puede indicar que su crecimiento económico no ha sido inclusivo”, agrega.

Y los que más han reducido la desigualdad en la última década son Bolivia, Ecuador y El Salvador, con los datos disponibles entre 2007 y 2017.

Manifestante en El Salvador

Getty Images
Aunque el Salvador es el país “más igual” de la región, persiste la pobreza, la inseguridad y las manifestaciones por acceso a servicios básicos como el agua.

El caso de El Salvador es paradójico y sirve para ejemplificar por qué en ocasiones la disminución de la desigualdad no es una señal de que el país en su conjunto está mejor.

“El Salvador es una de las sociedades más igualitarias de la región”, dicen los expertos del Banco Mundial. Y al mismo tiempo, “casi la mitad de la población tiene un ingreso cercano al umbral de pobreza”.

La reducción de la desigualdad se explicaría, entre otros factores, porque han cambiado los salarios. Sin embargo, la mayoría de los sueldos son muy bajos.

“El país ha visto un pequeño aumento en su clase media, pero su tamaño sigue estando por debajo de los estándares centroamericanos y regionales”, apuntan.

Y otro elemento importante a considerar es que la baja en la pobreza y desigualdad está relacionada con la llegada de remesas de los salvadoreños que viven en el exterior.

¿Se ha reducido la desigualdad de ingresos en Latinoamérica?

La tendencia es una mejoría en la región porque han aumentado relativamente los ingresos de los sectores más pobres”, le dice a BBC Mundo Laís Abramo, directora de División Social de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL).

“A pesar de los avances, sigue siendo la región más desigual del mundo”.

El Salvador

Getty Images
En América Latina la tendencia general ha sido una reducción de la desigualdad de ingresos.

Abramo agrega que al mirar la evolución de los ingresos en Latinoamérica, queda claro que el crecimiento económico no es suficiente para que disminuya la desigualdad.

Y distingue dos grandes períodos en los últimos años: entre 2002 y 2014, donde se produjo una mayor reducción de la pobreza y la desigualdad, y un segundo período, entre 2015 y 2017, donde se produjo “una disminución del ritmo de reducción de la desigualdad de ingresos”.

Al mirar la tendencia por países, la investigadora explica que algunos han logrado reducir más la pobreza y la desigualdad porque inicialmente tenían núcleos duros familias con grandes desventajas.

Pero cuando los países reducen la pobreza en esos núcleos duros, lo que sigue después es más desafiante.

“Llega un cierto punto en el desarrollo de un país en que se hace más difícil bajar la desigualdad”.

El caso chileno

“Chile es un país con altos niveles de desigualdad”, dice Abramo, a pesar de que ha tenido una mejoría en la distribución del ingreso y la reducción de la pobreza.

¿Y por qué los manifestantes en Chile han puesto en el centro de sus demandas la desigualdad?

“Es que en Chile hay otros factores, como la insatisfacción con el sistema de pensiones”, contesta la investigadora.

Manifestante

Getty Images
Los manifestantes en Chile tienen una larga lista de demandas sociales, incluyendo una reforma profunda del sistema privado de pensiones.

“Chile fue primer país de América Latina que privatizó el sistema de pensiones. Cuarenta años después, los resultados son muy negativos”.

“El 82% de la población recibe pensiones inferiores a un salario mínimo”. Entonces, argumenta, la gente no solo protesta contra la concentración de los ingresos, sino por las pensiones y la falta de acceso a salud, educación y otros servicios sociales.

En eso coincide Luis Felipe López-Calva. “En Chile la desigualdad ha sido estructuralmente alta para el nivel de ingresos que tiene ese país”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=chiWVxreqhU

https://www.youtube.com/watch?v=NTwPW3APLBo

https://www.youtube.com/watch?v=_f9miyzXsHk

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.