Desalojan del puente de Nuevo Laredo a solicitantes de asilo retornados de EU
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Archivo Cuartoscuro

Desalojan del puente de Nuevo Laredo a solicitantes de asilo retornados de EU

El desalojo se produjo poco antes de que se revelara que el gobierno mexicano estaba enviando a la frontera sur a los solicitantes de asilo en Estados Unidos.
Archivo Cuartoscuro
Comparte

El Puente I de Nuevo Laredo, en Tamaulipas, donde esperan los migrantes retornados de Estados Unidos tras pedir asilo, quedó vacío, luego de que decenas de solicitantes de refugio que tienen cita con un juez en los próximos meses quedaron abandonados. Muchos optaron por caminar hacia la central de autobuses, ubicada a tres kilómetros del lugar, para tomar un transporte a Monterrey, Nuevo Léon. Temen por su integridad debido a la situación de inseguridad que existe en el estado.

“Nos sacaron con engaños, nos dijeron que nos iban a ayudar en los albergues y no fue así, el refugio de indigentes nos cerraron las puertas y nos dijeron que estaba lleno. Pedimos ayuda a la Policía”, dijo Samuel Arellano, migrante originario de Honduras, en declaraciones al diario La Mañana de Nuevo Laredo.

El hombre formaba parte de un grupo de unas 80 personas que fueron escoltadas por la Policía municipal hasta la estación para que abandonaran Nuevo Laredo. Realizaron el trayecto a pie y solicitaron apoyo a los agentes para evitar problemas con el crimen organizado.

Los migrantes aseguran que agentes del Instituto Nacional de Migración (INM) les dijeron que ya no habrá transporte para abandonar Tamaulipas, sin embargo, fuentes de la Secretaría de Relaciones Exteriores lo negaron y aseguraron que los autobuses con destino a Chiapas seguirán operando.

Desde el INM aseguran que sus funcionarios solo comunicaron que no habría autobuses ese día y que los migrantes decidieron abandonar el recinto. Sin embargo, este lugar seguía vacío el viernes 16 de agosto a pesar de que llegaron otras 70 personas procedentes de Estados Unidos.

José Martín Carmona, director del Instituto Tamaulipeco para los Migrantes (ITM) se queja de que el gobierno federal no está cumpliendo con la coordinación con el estado. Asegura que ambos ejecutivos firmaron un convenio por el cual el estado se hace cargo de los mexicanos deportados y la federación se encarga de los extranjeros. Sin embargo, el puente I fue desalojado, asegura, sin contar con las autoridades de Tamaulipas.

Carmona se queja de que el nuevo equipo del INM, que llegó con el actual comisionado, Francisco Garduño, no colabora con las autoridades del estado. Asegura que en las últimas semanas han detectado a centroamericanos que acuden a sus oficinas para recibir atención y ser trasladados a Monterrey. El funcionario aseguró tener constancia de que algunos de los migrantes denuncian haber sido asaltados durante su tránsito por Nuevo Laredo.

El desalojo se produjo apenas dos horas antes de que Animal Político publicó que el gobierno mexicano estaba enviando a la frontera sur a los solicitantes de asilo en Estados Unidos que habían sido devueltos.

El puente I es el lugar en el que los migrantes retornados de Estados Unidos aguardan el transporte dispuesto por el gobierno mexicano para que abandonen Tamaulipas. Allí hay un lugar abierto en el que los solicitantes de asilo pernoctan, con una única toma de agua para lavarse.

También hay oficinas del INM. Los migrantes no salen del recinto vallado y su única comunicación es con funcionarios de migración. Estos son los encargados de registrarles, darles un formato migratorio múltiple (FMM) y ofrecerles alimento.

Entre abril y agosto los migrantes eran trasladados a Monterrey. El último camión que llegó a Nuevo León fue el 2 de agosto. Desde entonces, estos autobuses se dirigen a Ciudad Hidalgo, en Chiapas, el último municipio antes de la frontera con Guatemala.

Fuentes de la Secretaría de Relaciones Exteriores defendieron el programa argumentando la inseguridad que sufre Tamaulipas. Como ejemplo, el sábado 10 de agosto fue secuestrado el pastor Aarón Méndez, del albergue AMAR. Al parecer, se opuso a que un grupo criminal se llevara a varios migrantes que se encontraban en el interior del refugio y terminó siendo él mismo el desaparecido.

En la SRE reivindican llevar a los migrantes a Chiapas por dos motivos. Por un lado, por los peligros existentes en Tamaulipas, tanto por la presencia del crimen organizado como por el riesgo de que los migrantes caigan en redes de tráfico de personas. Por otro, debido a la saturación de los albergues y refugios en el norte de México. Aseguran que se trata de un transporte “gratuito, seguro y voluntario” y que los extranjeros son informados del lugar al que se los llevan.

Esta versión fue rechazada por la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur) que aseguró que sus trabajadores habían comprobado en Ciudad Hidalgo cómo los migrantes llegaban “confundidas y algunas no tenían claro que habían llegado a la frontera”.

Actualmente el puente I está vacío. Sin embargo, cada día llegan nuevos retornados. Este viernes fueron aproximadamente 70. Desde que Estados Unidos comenzó a devolver a solicitantes de asilo por la frontera de Nuevo Laredo, al menos tres mil personas han sido expulsadas, según cifras del Instituto Tamaulipeco de los Migrantes (ITM).

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

China vuelve a los confinamientos y pone en cuarentena a más de 36 millones de personas

Millones de personas en todo el país se enfrentan ahora a duras restricciones por el repunte de los casos de coronavirus.
15 de marzo, 2022
Comparte

Escuelas cerradas, teletrabajo y paquetes rociados con desinfectante a las puertas de casa.

Las escenas que se sucedían hace dos años en China, en el periodo más duro del confinamiento que trató de frenar la expansión de la covid-19, han vuelto a algunas grandes urbes del gigante asiático.

Millones de personas en todo el país se enfrentan ahora a duras restricciones por el repunte de los casos de coronavirus.

Entre las zonas afectadas por nuevas medidas se encuentran algunos puntos neurálgicos del país como el centro tecnológico Shenzhen y la megaurbe de Shanghái.

Incluso grandes empresas multinacionales han detenido algunas operaciones a medida que China amplía las zonas confinadas.

Toyota, Volkswagen y el proveedor de Apple, Foxconn, se encuentran entre las empresas afectadas y preocupa que las cadenas de suministro vuelvan a verse interrumpidas.

Filas en un centro de examinación en Hong Kong.

Reuters
Filas en un centro de examinación en Hong Kong.

Toda la provincia de Jilin

China informó el martes un récord de más de 5, 000 casos, la mayoría en la provincia de Jilin, lo que ha llevado a las autoridades a cerrar por completo el área.

Los 24 millones de residentes de esta provincia nororiental recibieron órdenes de cuarentena el pasado lunes.

Es la primera vez que China restringe una provincia entera desde el cierre de Wuhan y Hebei al comienzo de la pandemia.

A los residentes de Jilin se les ha prohibido moverse y cualquiera que quiera salir de la provincia debe solicitar un permiso policial.

Las medidas se producen un día después de que impusiera un bloqueo de cinco días a los 12.5 millones de residentes de la ciudad sureña de Shenzhen, donde todos los servicios de autobuses y metro están suspendidos.

Hombre con mascarilla

Getty Images

El martes, las autoridades de la ciudad de Langfang, que limita con la capital, Beijing, así como de Dongguan, en la provincia sureña de Guangdong, también impusieron cierres de forma inmediata.

Se ha dicho a las empresas en muchas de las regiones afectadas que cierren o que sus empleados trabajen desde casa, a menos que proporcionen servicios esenciales como alimentos, servicios públicos u otras necesidades.

Foxconn, que fabrica iPhones para Apple, detuvo sus operaciones en Shenzhen el lunes y dijo que la fecha de reanudación de sus actividades “será informada por el gobierno local”.

Algunos áreas residenciales están aplicando reglas estrictas sobre quién puede entrar.

Los paquetes se están rociando con desinfectante nuevamente a las puertas de las casas.


Análisis de Robin Brant, corresponsal de la BBC en Shanghái

Parece que China ha retrocedido dos años. Ha vuelto a los primeros días del brote que surgió por primera vez en el gigante asiático.

De nuevo se están imponiendo medidas drásticas y a gran escala para intentar contener el virus. Toda una provincia ha sido sellada.

El cierre de Jilin es similar en muchos aspectos al de Hubei a principios de 2020, el área de China donde comenzó todo.

Shenzhen, el centro tecnológico de importancia mundial, también es una ciudad confinada.

Shanghái, desde donde escribo esto es el hogar de 24 millones de personas y un importante centro global.

Todas las escuelas están cerradas, los niños han vuelto a las clases online y cada vez más personas trabajan desde casa.

Todo esto forma parte del esfuerzo de China para mantener/retener/recuperar la estrategia de “covid cero”.

Este objetivo se ha visto impulsado por el despliegue masivo de vacunas de producción china y por el cierre efectivo de fronteras.

Sin embargo, ese objetivo está siendo significativamente socavado por la variante ómicron.


Hombre desinfectando

Getty Images

China ha visto relativamente menos casos de covid gracias a su estricta política de “covid cero”, que le permite llevar a cabo cierres rápidos, pruebas masivas y restricciones de viaje cada vez que surge un brote.

Sin embargo, la rápida transmisibilidad de la variante ómicron ha hecho que apegarse a ese enfoque sea cada vez más desafiante.

Desde principios de año, China ha notificado más casos de transmisión interna que en todo 2021.

El principal experto chino en enfermedades infecciosas, Zhang Wenhong, calificó los brotes recientes como “el período más difícil en los últimos dos años de lucha contra el covid”.

Y afirmó en una publicación online de amplia difusión que todavía estaban en “la etapa inicial de un aumento exponencial”.

Pero agregó que aunque era necesario que China mantuviera su estrategia de “covid cero” para controlar los brotes por ahora, “esto no significa necesariamente que continuaremos implementando la estrategia de bloqueos y pruebas masivas para siempre”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=w2uUxfNiMD4

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.