Pasantes de enfermería reciben becas de 600 pesos al mes, “no alcanza ni para pasajes”, dicen
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Andrea Vega

Pasantes de enfermería reciben becas de 600 pesos al mes, “no alcanza ni para pasajes”, dicen

Apenas este jueves, funcionarios de la Secretaría de Salud les confirmaron que no habría recortes en los montos de los apoyos que reciben, pero ellos alegan que son insuficientes y piden un incremento.
Andrea Vega
2 de agosto, 2019
Comparte

Candelaria Ramírez esperaba irse a Colima, al Hospital Materno Infantil a hacer su servicio social. Aunque esta institución se ubica en el centro de ese estado, la joven pasante de la Escuela Nacional de Enfermería y Obstetricia (ENOE) de la UNAM tenía planeado moverse a centros rurales de salud, a donde los rotan durante su año de actividades.

“Allá es donde hacemos falta. Podemos apoyar en la atención de partos, de control pre natal, en la atención al recién nacido. Todo eso está garantizado aquí en la Ciudad de México, pero no en las comunidades, en los centros rurales. Y ahora resulta que querían recortar esas plazas para servicio social y el monto de las becas que nos dan, que ya son raquíticas”, dice Candelaria, parada en la plancha del Zócalo de la Ciudad de México, a donde llegó con otros 200 compañeros entre médicos y enfermeros para exigir que esas reducciones no se hagan. 

Lee más:“Esto no es solo por becas, queremos mejores condiciones en los centros de salud”, dicen

Este primero de agosto ella está aquí, de protesta en el centro de la ciudad, cuando este día debería iniciar su servicio social en Colima. “Fueron a la escuela funcionarios de la Secretaria de Salud a decirnos, en febrero, que podríamos hacer nuestro servicio social en estados como Hidalgo, Colima, Morelia, Quintana Roo o Chiapas. Se supone que yo me iba a Colima y luego la semana pasada nos notificaron en la escuela que las plazas foráneas se habían cerrado”. 

El acto público, la licitación como ellos le llaman, en la que les entregan formalmente sus plazas para servicio social a los pasantes estaba programado para mediados de julio. Pero se canceló. 

“Nos dijeron que teníamos que esperar al 5 de agosto”, cuenta Candelaria. Además, les anunciaron que los montos de las becas quedarían a la mitad, de 600, como les habían dicho en febrero, a 300. 

Y la protesta empezó para los estudiantes de enfermería, que el lunes elaboraron su pliego petitorio de 12 puntos y se alistaron para unirse a los pasantes de medicina en el paro nacional de actividades y en la marcha del primero de agosto en el centro de la CDMX y en otros estados. 

“Como no vamos a salir a protestar –dice Candelaria–, si ya con 600 pesos no alcanza, imagínate con menos. Yo me quiero ir a Colima, pero mis papás me iban a apoyar con los gastos los primeros días, mientras encontraba un trabajo por las tardes para poder pagar renta, comida, transporte, eso no lo pago con 600 pesos, eso no alcanza ni para los pasajes, bueno ni para el autobús de ida”.

Por irse a otro estado, a ella le debería tocar una beca para pasante de enfermería tipo C de 1,600 pesos al mes, o al menos la tipo B, de 900, pero dice que las becas no se otorgan como se debe de acuerdo al lugar donde van los pasantes. 

Te puede interesar: Médicos residentes tendrán mejores condiciones laborales y prestaciones  

Las mismas quejas tiene Sharon Martínez, también de la ENOE. Dice que ella se iba a ir a hacer su servicio social a Atotonilco, Hidalgo. “Hasta nos dieron un curso propedéutico, como de inducción, y después ya nos avisaron en la escuela que la Secretaria de Salud había cancelado las becas y que no podíamos irnos. Ahorita las asignaciones están detenidas, solo estamos esperando que nos avisen para entregar papeles”. 

Alexis Palma también está a la espera. Él tenía que empezar su servicio social este primero de agosto en el Hospital de la Mujer, aquí en la CDMX, en lugar de eso está en la protesta en la plancha del Zócalo. 

“Estamos esperando por la licitación de plazas. Pero han movido la fecha. Ahora vamos a ver si es este miércoles 3. También estamos esperando ver quiénes van a recibir beca, porque no a todos nos dan. Dijeron que iba a haber menos becados y que sólo serían 300 pesos mensuales de apoyo, por eso estamos aquí para marchar”. 

El contingente de los pasantes de enfermería, de escuelas como la UNAM, la UAM y el IPN marchó, junto con los pasantes de medicina, hacia la Secretaría de Salud. Ahí entregaron su pliego petitorio al titular de la Unidad de Administración y Finanzas de la Secretaría de Salud, Pedro Flores Jiménez, y al titular de la Dirección  General de Calidad y Educación en Salud, Ricardo Morales Carmona. 

Los funcionarios les aseguraron, igual que a los pasantes de medicina, que no habrá recorte ni de plazas para servicio social, ni del número de becas ni de los montos de las mismas. 

“El día de hoy ya se empezaron a abrir plazas. Creemos que fue por la presión de la movilización, pero tenemos más demandas, queremos que se incrementen los montos de las becas, porque son insuficientes y también que se cree un órgano de ética para darle seguimiento a los casos de acoso, que es muy frecuente que padezcamos las enfermeras”, explica a Animal Político, Lucero Jaimes, representante de la ENOE en la Asamblea de Pasantes de Enfermería y Enfermería y Obstetricia. 

Las autoridades de la Secretaría de Salud recibieron las peticiones de los pasantes de enfermería y los invitaron a unirse a las mesas de trabajo que acordaron realizar con los pasantes de medicina. La próxima será el 16 de agosto.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Coronavirus: las muertes de miles de ancianos que no están siendo contabilizadas en Europa

La crisis del coronavirus ya ha cobrado al menos 119,000 víctimas, pero el número puede ser mucho mayor: muchos países solamente incluyen a las muertes que ocurren en hospitales.
14 de abril, 2020
Comparte
El número real de contagiados y de víctimas podría ser mucho mayor al que arrojan los datos oficiales.

Getty Images
El número real de contagiados y de víctimas podría ser mucho mayor al que arrojan los datos oficiales.

Hasta el 14 de abril ya se habían registrado más de 1.9 millones de casos y al menos 119,000 muertes por coronavirus, según cifras oficiales.

Pero el número real de contagiados y de víctimas podría ser mucho mayor.

Según advierte un grupo de organizaciones benéficas británicas, una parte importante de personas de la tercera edad está siendo ignorada en las estadísticas oficiales de coronavirus en Reino Unido.

La cifra oficial de muertos por la pandemia en ese país, y en otras partes del mundo, ha sido criticada por incluir solo a las personas que mueren en hospitales y no a aquellas que fallecen en residencias de mayores o en sus casas.

Las autoridades británicas revelaron que hubo infecciones de covid-19 en más de 2.000 residencias de ancianos en Inglaterra: cientos de personas murieron, pero no aparecen en las estadísticas oficiales.

Reuters
Las autoridades británicas revelaron que hubo infecciones de covid-19 en más de 2.000 residencias de ancianos en Inglaterra: cientos de personas murieron, pero no aparecen en las estadísticas oficiales.

Esta situación se repite en naciones como España, Italia y, hasta hace poco, Francia, entre otros países.

Las autoridades sanitarias españolas contabilizan únicamente a aquellas personas de las que se tenía constancia del contagio, tras efectuarles una prueba.

Este método deja fuera a un gran número de personas que fallecen durante el confinamiento en casa y a las muertes que se producen en las residencias de ancianos.

Una cifra “precisa y rápida”

Italia, al igual que España, solo cuenta como víctimas a aquellos que hayan dado positivo por covid-19, y las pruebas se realizan principalmente en hospitales.

Francia, por su parte, incluía en sus estadísticas solamente a los pacientes que fallecían en centros hospitalarios hasta hace dos semanas.

Ante la polémica generada cuando esta información se hizo pública, el gobierno de Emmanuel Macron ordenó que se hiciera un seguimiento diario de la mortalidad en los ancianatos.

Así, este lunes, el país galo contabilizaba 14,967 víctimas mortales, de las cuales 9,588 murieron en hospitales y 5,379 en residencias de ancianos.

La ministra de Trabajo y Pensiones de Reino Unido, Therese Coffey, le explicó a la BBC que el conteo en ese país solo incluye la cifra de fallecimientos en hospitales porque “es precisa y rápida”.

406 muertes invisibles en las estadísticas

Los últimos números de la Oficina Nacional de Estadísticas británica, que incluye todas las muertes relacionadas con la covid-19 en Inglaterra y Gales, muestran que un total de 406 muertes registradas hasta el 3 de abril ocurrieron fuera de los hospitales.

Esto habría agregado un 11% adicional a las cifras oficiales dadas por el gobierno de Reino Unido.

De esas muertes adicionales, no incluidas en las estadísticas, 217 tuvieron lugar en ancianatos, 33 en hospicios, 136 en hogares privados, 3 en otros establecimientos comunales y 17 en lugares no precisados.

Un conjunto de organizaciones benéficas, entre las que se encuentran Age UK, Marie Curie y la Alzheimer’s Society, le han enviado una carta al ministro de Salud británico, Matt Hancock, pidiendo un recuento diario de muertes más completo, que incluya a los fallecidos en residencias.

Las autoridades sanitarias de Reino Unido revelaron recientemente que hubo infecciones de covid-19 en más de 2,000 residencias de ancianos en Inglaterra, sin especificar la cantidad de víctimas fatales por la enfermedad.

Un asilo de ancianos en Cataluña

EPA
En España se han detectado numerosos casos de covid-19 en centros de cuidados para personas mayores.

Luego de este anuncio, Age UK aseguró que el brote de coronavirus se está saliendo de control en los ancianatos del país.

“Las cifras actuales están retocando (excluyendo de las estadísticas) a las personas mayores como si no importaran”, dijo Caroline Abrahams, directora de la organización benéfica.

Cerca de 410,000 personas viven en hogares de cuidado en Reino Unido.

La Comisión de Calidad de la Atención, el regulador de hogares residencias de ancianos de Inglaterra, ha afirmado que comenzará a registrar las muertes en la atención social de adultos a partir de esta semana.

De igual forma, le ha pedido al personal de estos centros que brinden actualizaciones diarias sobre la cantidad de casos confirmados y posibles contagios.

El caso de España

En España, en los últimos días, han sido varias las regiones cuyas autoridades han asegurado que las estadísticas oficiales que proporciona el gobierno de Pedro Sánchez no incluyen las muertes de miles de ancianos que fallecen en residencias a causa del coronavirus pero a los que no se les realizan pruebas para saber si están infectados.

Así, por ejemplo, la semana pasada la Comunidad de Madrid (gobierno regional) informó que 4,260 personas usuarias de residencias -entre las que se encuentran también las que albergan a discapacitados o a personas con enfermedades mentales- murieron entre el 8 de marzo y el 8 de abril por Covid-19 (781) o teniendo síntomas de esa enfermedad (3,479).

Las cifras oficiales de muertos por covid-19 en España no incluyen a esos 3,479 fallecidos que no fueron sometidos a pruebas.

La misma situación está sucediendo por todo el país.

Las residencias de ancianos llevan semanas denunciando que están desbordadas y que no cuentan con los medios para hacer frente a la pandemia, lo que está haciendo que la mortalidad se haya disparado, aunque esos fallecimientos no aparecen en las estadísticas oficiales.

Por toda Europa, particularmente en los países más afectados por el coronavirus, parece estar repitiéndose la misma situación. Miles de ancianos no están recibiendo la atención médica que necesitan y sus muertes no son contabilizadas.

Enlaces a más artículos sobre el coronavirus

BBC

Visita nuestra cobertura especial


Por su parte, el gobierno español también está desde hace días bajo presión para que incluya datos de fallecidos en las residencias en las estadísticas.

Pero, hasta el día de hoy, esto todavía no ha sido posible.

El portavoz del Ministerio español de Sanidad, Fernando Simón, ha explicado que “el análisis de las residencias es más complejo que el del resto porque hay muchos más factores que en el resto de grupos”.

Pero aseguró que tan pronto como su equipo pueda hacer este análisis los datos se harán públicos.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=zdkwo02LwCs&t=2s

https://www.youtube.com/watch?v=QBv7nudMSpc

https://www.youtube.com/watch?v=RsrBdPxW3Xw

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.