close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Axel Pedraza

De víctimas a actores sociales en la fallida Guerra contra el Narcotráfico

En el documental El guardián de la memoria, la directora Marcela Vargas retrata la extinción paulatina de las ciudades fronterizas en las que el crimen es autorizado y aprovechado por otros sectores, según expertos en el tema.
Axel Pedraza
19 de octubre, 2019
Comparte

Ciudades abandonadas, casas baleadas o en abandono. Víctimas a quienes mataron o  desaparecieron a un integrante de su familia, forman parte de los hechos que la directora de cine Marcela Vargas denuncia en el largometraje El Guardián de la memoriaque a través de nueve historias aborda la vida de nueve personas que solicitado asilo político en Estadios Unidos.

En la película, el abogado de migración y activista por los derechos humanos Carlos Spector habla de la situación por la que atraviesan las víctimas del crimen organizado tras la fallida estrategia que emprendió el expresidente Felipe Calderón Hinojosa en 2006, al inicio de su sexenio.

Spector, desde El Paso, Texas, Estados Unidos, lleva los casos de periodistas, activistas y personas que han sido perseguidos o amenazados por grupos criminales. Ha ganado un gran número casos de asilo político a mexicanos, a quienes hoy los separa tan solo 15 centímetros entre su país de origen y en el que actualmente radican.

Marcela conoció a Carlos tras su visita a México en un encuentro entre organizaciones civiles que trabajan con migrantes Centroamericanos. Ahí, el abogado habló acerca de la situación de los mexicanos que han solicitado asilo político.

“El discurso de Carlos, en la película, es clarísimo. Es una perspectiva distinta a la que habíamos escuchado”, dijo Marcela Vargas en entrevista con Animal Político.

En El guardián de la memoria, Vargas no solo presenta la historia de los sobrevivientes sino también la manera en cómo ellos deciden dejar de ser víctimas para convertirse en actores sociales. Luchan por encima de sus miedos para reconstruir un país fracturado y preservar la memoria para sobrevivir al exilio, para que la tragedia no se repita.

“La película pone en contexto lo que sucede hoy: La caza de migrantes africanos en Chiapas y cómo la militarización de la Frontera Sur y la manera en cómo México trata a los migrantes. Poner la película en ese contexto creo que te cambia la manera de verlo”, señaló.

¿Por qué hablar de asilo político?

 En la película, Marcela pone sobre la mesa el tema del asilo político que ciudadanos mexicanos solicitan tras ser perseguidos y amenazados bajo repetidos contextos de violencia. Víctimas que, como retrata el largometraje, les fue arrebatado más de un miembro de la familia y que el Estado no ha resuelto quién asesinó o desapareció a su padre, madre, tíos, hermana o hermano.

“El asilo político lo otorgan cuando te persiguen en tu país pero a los mexicanos no se lo dan porque en México no hay una guerra, entonces, si los mexicanos que llegan a Estados Unidos piden asilo político y se los dan, al dárselos, es aceptar que en México está sucediendo algo”, agregó.

De acuerdo con la Agencia de las Naciones Unidas para Refugiados (ACNUR), un solicitante de asilo es aquella persona que pide el reconocimiento de la condición de refugiado y cuya solicitud todavía no ha sido evaluada de forma definitiva.

Para ACNUR, los sistemas nacionales de asilo existen para determinar si las personas que solicitan asilo merecen protección internacional.

“Por eso es importante porque quiere decir que algo está sucediendo en México, que sucedió desde la Guerra de Calderón y que sigue sucediendo, porque la gente se sigue yendo. La gente sigue tratando de cruzar esa frontera, mexicanos, por las mismas razones”, mencionó la directora.

El fenómeno del asilo político por parte de connacionales no se detendrá porque lo que han desvirtualizado como una narrativa del gobierno mexicano y del gobierno estadounidense, al señalar que los solicitantes solo buscan obtener los documentos que los legalice como ciudadanos de Estados Unidos.

“Se trata de toda una parafernalia en donde los actores son el criminal, la autoridad estatal, federal, municipal y así para arriba. El asilo político engloba todo esto. No estamos hablando solo de crimen y es lo que dice Carlos,  hablamos de un crimen autorizado, y para que lo sea debe ser un Estado que no esté”, agregó.

La directora también habló del genocidio que acontece en México a comunidades que poco a poco están siendo extintas por los altos índices de criminalidad y violencia.

“Eso es lo que está pasando en México pero nadie lo ha querido llamar así, que es cuando se persigue a una persona por una específico manera de pensar, por una específica raza o un específico religión y se les persigue desde el poder, eso está pasando en México”.

Del miedo a actores sociales

En los testimonios que Marcela presenta en el largometraje, la constante entre las víctimas es el miedo que el crimen autorizado, como lo señala el abogado Carlos Spector, siembra en las comunidades y va desde desaparecer a las personas hasta enviar amenazas.

“Los mismo pasan en Estados Unidos porque al cruzar la frontera y pedir asilo político te meten a un centro de detención para que todos los que vienen detrás y que van a pedir asilo político se la piensen dos veces”.

La estadía en estos centros puede ser de 15 días, seis meses o 2 años como sucede con uno de los testimonios que aparece en el largometraje.

Sin embargo, entre todo ese terror, las víctimas coinciden que al solicitar asilo político buscan no dejar en el olvido las muertes y desapariciones que padecieron en el núcleo familiar sino que deciden levantar la voz y denunciar lo que está pasando al contar su historia.

“Cuando estaban en México no denunciaban porque, sabes, a los periodistas los matan, al activista social lo matan, al que levanta la voz lo matan, a los estudiantes los desaparecen, entonces, claro, nadie dice nada, nadie habla nada y cuando están en Estados Unidos tampoco”, sentenció Vargas.

De esta manera y ante el silencio en el que estaban sometidas las víctimas que atendió Carlos Spector, fue que fundó la organización Mexicanos en el exilio con el fin de que ellos pudieran denunciar lo que les sucedió. Esa denuncia hace que una perosna deje su condición  de víctima para convertirse en un actor social.

“Con actor social, me refiero a que el simple hecho de hacer, decir y contar lo que les sucedió para denunciarlo en público, eso los convierte en actores sociales”.

Como es el caso de Ian, un adolescente de 12 años que cuando tenía 4 años de edad vio cómo la policía se llevó a su padre, días después tras la insistencia de su abuela por encontrar a su hijo, las autoridades dieron aviso de haber encontrado el cuerpo del padre de Ian enterrado en una fosa a campo abierto.

“Él representa a todos los niños. Imagínate cómo van a ser todos esos niños cuando crezcan, los recuerdos que van a tener. Es un descalabro social”.

Otro caso es el de Jorge, quien cuando tenía 16 años, perdió a su madre y a su tío en manos del crimen organizado. “Él me dijo: no me gusta hablar de estas cosas pero sino lo hago las muertes de mi familia van a ser en balde”, dijo.

Con El Guardián de la memoria la directora, Marcela Vargas, no solo permite reflexionar la situación del país tras una fallida estrategia de la guerra contra el narcotráfico sino que, también visibiliza la situación del asilo político y los casos de cada una de las víctimas. La película se estrenará en México el viernes 15 de noviembre del 2019.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Instagram: el nuevo engaño en la red social que quiere robar tus datos (y cómo no caer)

Los piratas informáticos utilizan todo tipo de técnicas para que caigas en sus trampas y robarte tus datos personales.
28 de septiembre, 2019
Comparte

Los engaños se extienden también a las redes sociales. Entre los últimos, uno que afecta Instagram, según advirtió la firma de ciberseguridad Sophos.

El acceso a nuestros perfiles en las redes sociales es más valioso de lo que podemos pensar, advierten desde esta empresa británica, que describen este tipo de estafas como de ingeniería social“.

“Las entrañas de tus cuentas de redes sociales suelen revelar mucho más sobre ti de lo que los delincuentes podrían descubrir con otro tipo de búsquedas. Y peor aún, los piratas informáticos que consiguen acceso a tu cuenta puede aprovecharlo para poder engañar a tus amigos y familiares, así que no se pone en riesgo una sola cuenta”, explica Sophos en un comunicado.

Imagen ilustrativa

Getty Images
La técnica del “phising” intenta ofrecer un anzuelo al usuario para que ceda datos confidenciales.

El último timo del que advierten en la empresa de seguridad es un nuevo caso de phising. Mediante esta técnica, los estafadores lanzan un anzuelo a sus víctimas con el objetivo de robarle los datos que tiene en la red.

Y esto es precisamente lo que ha ocurrido en Instagram.

En qué consiste

Sophos asegura que ha detectado y recibido denuncias de muchos usuarios que en las últimas semanas aseguran haber recibido un email de Instagram en el que se le informaba de que habían violado la ley de propiedad intelectual de la red social y que se iba proceder al cierre de su cuenta.

Pero la comunicación pronto ofrecía una manera de solucionarlo. Ahí es donde estaba la trampa.

En el mismo correo (con el logo de Instagram) hay un hipervínculo que te dirige a un formulario en el que se expresa la disconformidad del usuario con el cierre de la cuenta.

Cuando pulsas el botón “click”, vas a otra pantalla donde te piden tu contraseña de Instagram y tu fecha de nacimiento. Esto lo hacen para dar una apariencia de autenticidad al dar a entender que se cumplen dos pasos de verificación, aseguran desde Sophos.

Hacker informático

Getty Images
Las redes sociales son un objetivo muy apetitoso para los piratas informáticos porque, entre otras cosas, acceden a tu lista de contactos aumentando la posibilidad de extender el engaño.

Si caes en el error, y además compartes tus contraseñas con otras cuentas y sitios web, habrás dado al atacante la posibilidad de hacerse con más datos.

Cuando hayas introducido la contraseña, la pantalla aparecerá en estado de carga. La operación termina redirigiéndote a la página oficial de Instagram, por lo que se reducen las sospechas de que puedas haber caído en una estafa.

Cómo evitarlo

Las recomendaciones para evitar este u otro tipo de tipo son variadas. Entre las principales, no poner nunca tu contraseña a través de un vínculo que te llega por correo. Observa bien que las páginas a las que te dirige el vínculo no tienen nada sospechoso: no hay faltas de ortografía ni errores gramaticales.

También si el hipervínculo es especialmente largo.

Pantalla de celular

Getty Images
El peligro de que los piratas accedan a nuestros datos aumenta cuando compartimos nuestra contraseña con más cuentas y sitios web.

En este caso además, desde Sophos recomiendan visitar la página oficial de Instagram para conocer cuál es su protocolo de actuación en caso de que un usuario viole presuntamente los derechos de autor de alguna imagen o video.

En este caso, la red social precisa:

“Recibirás una notificación de Instagram que incluye el nombre y la dirección de correo electrónico del propietario de los derechos que realizó la denuncia y los detalles de la misma. Si crees que el contenido no debería haberse eliminado, puedes entrar en contacto con el denunciante y tratar de resolver el problema directamente”.

Como ves, no hay ninguna amenaza de cerrarte la cuenta ni necesidad de poner ninguna contraseña. Además, se ofrecen más datos sobre tu supuesta infracción.

Así que si te encuentras con una alerta parecida, merece la pena visitar la web oficial del sitio en cuestión y leer su protocolo de actuación en caso de infracciones.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=o8u_cuNTP8E

https://www.youtube.com/watch?v=8d_Bfnkb4tw

https://www.youtube.com/watch?v=T8R690L4c0s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.