Denuncian a Calderón por la Estela de Luz; es una calumnia, dice el expresidente
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro Archivo

Denuncian a Calderón por la Estela de Luz; es una calumnia, dice el expresidente

Calderón aceptó que hubo irregularidades en la obra, aunque dijo que fue durante su gobierno que se hicieron acciones contra los responsables, para consignarlos.
Cuartoscuro Archivo
25 de noviembre, 2019
Comparte

El expresidente de México, Felipe Calderón, fue denunciado este lunes ante la Fiscalía General de la República, en relación con las irregularidades en la construcción del monumento Estela de Luz; ante ello, el exmandatario dijo que no es responsable y aseguró que se trata de una calumnia.

El abogado Gabriel Regino, quien representa a trabajadores de la empresa III Servicios, acusados por los sobreprecios que hubo en las obras, dijo que la denuncia es por la presunta responsabilidad de Calderón y otros exfuncionarios de su administración, en los delitos de abuso de autoridad, ejercicio indebido del servicio público y usurpación de funciones.

Según su acusación, presuntamente el expresidente Calderón impulsó la obra de la Estela de Luz -inaugurada en enero de 2012- como parte de una operación para desviar recursos públicos.

De acuerdo con Regino, Calderón con la ayuda de quien era jefa de la Oficina de la Presidencia, Patricia Flores, presuntamente orquestó que un hombre cercano y que era director de una empresa filial de Pemex, Agustín Castro Benítez, se hiciera cargo de la construcción de la obra.

Además, en reuniones presuntamente se definió que un Comité realizaría invitaciones restringidas a otras empresas para participar en la obra, sin hacer licitaciones públicas, a fin tenerla lista para los festejos del Bicentenario, lo cual no ocurrió.

La Estela de Luz  fue muy polémica por su costo, que se estimó en 398 millones pesos y al finalizar fue de más de mil 304 millones de pesos.

“Monumento a las víctimas de la guerra”, “Símbolo de corrupción” y “Próximamente museo de la corrupción aquí”, fueron algunos de los lemas de las pancartas que decenas de manifestantes, principalmente jóvenes, portaron el 7 de enero de 2012, el día de su inauguración.

Su inauguración estaba programada para el 15 de septiembre de 2010, día del Bicentenario del inicio de la lucha de Independencia, pero su construcción se retrasó 15 meses por dificultades técnicas y cambios en el presupuesto inicial.

El entonces presidente de la Comisión de la Función Pública de la Cámara de Diputados, Pablo Escudero Morales, formalizó ante la Procuraduría General de la República (PGR) una denuncia penal contra quien resultara responsable por el presunto delito de fraude en torno a la construcción del monumento Estela de Luz.

La Auditoría Superior de la Federación también realizó una denuncia ante la entonces PGR debido a que en la construcción de la Estela de Luz se pagó un sobreprecio en el acero que se utilizó en la obra.

De acuerdo con la ASF, durante la construcción del monumento, se cometieron diversos actos de corrupción y un grave desfalco al erario.

El 11 de abril de 2013 un tribunal federal ordenó las aprehensiones de 12 exfuncionarios acusados de contratar con sobreprecios la obra.

Respecto a la denuncia de Regino, el expresidente Calderón negó tener alguna responsabilidad en actos de corrupción ligados con la construcción de la Estela de Luz.

“La denuncia es una maniobra no solo para calumniarme, sino para distraer a la opinión pública de los graves problemas nacionales”, señaló en un mensaje en redes sociales.

Calderón aceptó que hubo irregularidades en la obra, “errores en la ingeniería del proyecto que provocaron retrasos y aumento de los costos”, aunque también dijo que fue justo durante su gobierno cuando se hicieron acciones contra los responsables, para consignarlos.

“Fue el propio gobierno que tuve el honor de encabezar, el que llevó a cabo las investigaciones que llevaron a la consignación en la PGR de los responsables, incluyendo al director que, también sin fundamento, afirman cercano a la presidencia y a quien no conozco”.

Con información de Milenio

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Twitter: cómo el primer tuit de la red social generó una subasta millonaria

El cofundador de Twitter decidió poner a subasta su primer tuit y su iniciativa se convirtió rápidamente en una puja millonaria.
Por BBC
7 de marzo, 2021
Comparte

La subasta online por el primer tuit de la historia llegó a tener pujas de hasta 2,5 millones de dólares  este sábado.

Todo se debe al cofundador de Twitter, Jack Dorsey, que decidió poner a subasta su primer tuit y su iniciativa se convirtió rápidamente en una puja millonaria.

“Just setting up my twttr”, se lee en inglés en el post publicado en marzo de 2006 ( “Sencillamente configurando mi twttr”, en español).

La publicación será vendida en forma de NFT (token criptográfico), un certificado digital exclusivo que establece quién posee una fotografía, un video u otra forma de contenido online.

No obstante, el comentario de Dorsey seguirá estando disponible para el público en Twitter incluso después de que acabe en manos de un nuevo propietario.

El comprador recibirá un certificado, firmado digitalmente y verificado por el propio Dorsey, junto a los metadatos del tuit original, que incluirá información como el momento en que se publicó el tuit y su contenido.

Gran parte de esa información, no obstante, ýa está públicamente disponible.

¿Como un “souvenir”?

La subasta se lleva a cabo a través de la web Valuables, lanzada hace tres meses para vender tuits usando estos mecanismos.

En una publicación en esta plataforma, sus fundadores comparan la compra de un tuit como la de un autógrafo más tradicional o un souvenir.

“Tener cualquier contenido digital puede ser una inversión financiera“, señalan. “ valor sentimental. Tal y como un autógrafo en una tarjeta de béisbol, el NFT en sí mismo es la firma de su creador en el contenido, convirtiéndolo en algo único, limitado y valioso”.

https://twitter.com/jack/status/20

Ofertas anteriores al tuit de Dorsey sugieren que fue sacado a la venta en diciembre, pero la subasta atrajo mayor atención después de que el propio cofundador tuiteara un vínculo a ésta el viernes. Ese comentario ha sido compartido miles de veces desde entonces.

En cuestión de minutos, la puja por el tuit llegó a los más de US$88.000 y se disparó este sábado, con una oferta de US$1,5 millones siendo usurpada por otra de US$2 millones alrededor de las 15:30 GMT.

Según las condiciones de Valuables, el 95% de las ventas del tuit irán destinadas al creador original y el restante a la página web.

línea

BBC

Análisis de Rory Cellan-Jones, periodista de la BBC especializado en Tecnología

Los tuits son el último activo digital en ser monetizado a través de los llamados NFT.

Los NFT utilizan la tecnología de contratos blockchain, popular por ser usada en criptomonedas como el bitcoin, para crear certificados exclusivos de adquisición de cualquier contenido digital.

Pese a que la idea de que artistas digitales pueden obtener ingresos al ofrecer a los compradores cierto sentido de propiedad tiene sus alicientes, la “venta” de tuits dejará a más de uno perplejo.

Valuables, la plataforma que comercializa el tuit de Dorsey, parece reconocer que el concepto provocará cierto desconcierto. En el apartado de preguntas frecuentes de su página web, explica que “poseer cualquier tipo de contenido digital puede… tener valor sentimental y forjar una relación entre el coleccionista y el creador”.

La mayoría de nosotros pensaría que este es un precio muy alto a pagar por una relación con el jefe de Twitter, pero dado el estado frenético y a menudo irracional de cualquier tipo de mercado relacionado con las criptomonedas, quizá el comprador confía en que pronto habrá alguien que le quitará el tuit de las manos a un precio incluso superior.

Por mi parte, basado en el dicho de que “si no puedes con ellos, mejor únete”, he puesto uno de mis tuits a la venta.

Es un tuit sobre este artículo y acabo de aceptar una puja por él de US$1. Puede sonar algo modesto, pero teniendo en cuenta que tengo otros 72.466 tuits disponibles puede ser el comienzo de algo grande…

línea

BBC

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.