Interjet extravía a un gato; a su dueño le dicen que murió y ya no lo buscarán
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Interjet extravía a Aerys, un gato de 4 años; a su dueño le dicen que murió y ya no lo buscarán

Personal de Interjet primero le dijo al dueño que el gato se escapó y que se activarían los protocolos de búsqueda, luego le informó que había fallecido pero no ha dado ninguna prueba de que eso haya pasado.
2 de abril, 2020
Comparte

Carlos Alberto Carranza, de 26 años, tuvo que dejar la Ciudad de México por una recomendación médica, pues tiene problemas en los bronquios y ante la emergencia sanitaria por el COVID-19 y su complicada situación económica, decidió que lo mejor era regresar al lugar en donde nació y vive toda su familia: Paraíso, Tabasco.

Él se mudó a la Ciudad de México en 2016 y desde entonces vivía solo con su gato llamado Aerys, de 4 años. Como su viaje era por tiempo indefinido decidió llevarlo con él, lo considera parte de su familia.

Antes de abordar el vuelo en el Aeropuerto Internacional de la CDMX, Alberto documentó y verificó que la transportadora en la que viajaría su mascota estuviera segura y supervisada por el personal de la aerolínea Interjet.

Luego, poco antes de las 6 de la tarde del 1 de abril -fecha en la que viajó de la capital del país a Villahermosa- antes de abordar el vuelo 2538, lo vocearon para avisarle que su gato se había escapado.

“Primero me dijeron que se había caído la caja y que Aerys había salido corriendo y que ya se habían activado los protocolos de emergencia para buscarlo junto con el departamento de flora y fauna, y que eso nunca les había pasado”, cuenta Alberto.

El personal de la aerolínea le aseguró que lo encontrarían. Aunque Alberto pensó en quedarse hasta encontrar a su gato, no pudo hacerlo porque ya solo había vuelos disponibles hasta mayo y con los problemas de salud que tiene, más los económicos, se le hizo imposible considerarlo y se fue.

Llegando al aeropuerto de Tabasco, personal de Interjet le dijo que todavía no encontraban a Aerys, sin dar más detalles le proporcionaron los números telefónicos a los que se podía comunicar, cuenta Alberto a Animal Político.

“En esos números nadie me contestó y tuve que llamar a asistencia telefónica y quien me atendió me dijo que no tenían ninguna información registrada, me dejaron 20 minutos en espera y luego me informaron que seguían buscándolo todavía”.

Dos horas después de esa llamada lo contactó el gerente de servicio al cliente, Fernando Arturo Muñóz, quien lamentó lo sucedido y le dijo que tenía todo el apoyo para encontrar a su gato.

Después recibió otra llamada en donde le informaban que Aerys se había caído de las bandas dentro del escáner de rayos X y que había muerto, pero que por protocolos del aeropuerto no pueden entregar el cuerpo.

Alberto pidió una prueba de ello, por lo que pidió una foto de su gato, pero se la negaron, solo le enviaron la imagen de la transportadora.

Le dijeron que Interjet haría un oficio para solicitar el permiso para mandarle las fotos, que la búsqueda se suspendía por la muerte del gatito.

“No tengo ninguna prueba de que él esté muerto, ellos no me la dan y tampoco lo quieren seguir buscando, a mí me están apoyando desde la CDMX, hay personas que pueden ir a reconocer el cuerpo, pero no nos dan el permiso”.

El personal de la aerolínea le ofreció a Alberto, a manera de indemnización, viajes o dinero, aunque no le hablaron de algún monto. “Yo les dije que no porque yo sé que mi gato sigue vivo, debe estar escondido en el hangar y quiero que lo busquen, solo se quieren lavar las manos diciendo que ya está muerto”.

Aerys es un gatito criollo adoptado y a Alberto le duele mucho la situación. “Es mi amigo, no es una simple mascota, es mi familia, al principio era muy gruñón, luego nos adaptamos y ha sido mi apoyo emocional, me duele mucho, lo necesito”, dice triste.

Aerys es de color negro con blanco, tienes los ojos entre verdes y ámbar. Es un poco desconfiado de las personas, juguetón, ama la comida y dormir.

Interjet respondió a través de un comunicado en su cuenta de Twitter que “personal del Aeropuerto realizó el protocolo de manejo de restos y al pasajero se le dio aviso de esta situación”.

También señalan que se encuentran trabajando con personal del aeropuerto para mejorar los procesos de inspección y traslado de mascotas “para evitar eventos desafortunados”.

En 2016 la aerolínea perdió a una perrita llamada Mika, despegó el vuelo sin siquiera avisarle a su propietario que la mascota se había escapado. Mika sí fue encontrada.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Reuters

Por primera vez desde 1912, dos atletas comparten medalla de oro en unos Olímpicos

Una increíble final olímpica de salto de altura terminó con Mutaz Essa Barshim de Qatar y Gianmarco Tamberi de Italia obteniendo medallas de oro.
Reuters
1 de agosto, 2021
Comparte

No pasaba desde hacía más de un siglo.

Una increíble final olímpica de salto de altura en Tokyo 2020 terminó con Mutaz Essa Barshim de Qatar y Gianmarco Tamberi de Italia obteniendo medallas de oro.

Después de una competencia agotadora de dos horas, ambos quedaron empatados. Pero en un momento de nobleza competitiva, acordaron compartir el título, lo que provocó grandes celebraciones.

Tanto Barshim, de 30 años, como Tamberi, de 29, finalizaron con saltos de 2,37 metros y no tuvieron intentos fallidos hasta que quisieron superar los 2,39.

Después de tres fracasos cada uno a esa altura, un oficial olímpico primero les ofreció un desempate para decidir el ganador.

Mutaz Barshim y Gianmarco Tamberi

EPA
Mutaz Barshim y Gianmarco Tamberi en el momento de la victoria.

“¿Podemos tener dos oros?”, preguntó Barshim.

El oficial asintió y los dos atletas se dieron la mano y gritaron de alegría.

“Lo miro, él me mira y lo sabemos. Simplemente nos miramos y sabemos, eso es todo”, dijo Barshim.

“Es uno de mis mejores amigos, no solo en la pista, sino fuera de la pista. Trabajamos juntos. Este es un sueño hecho realidad. Es el verdadero espíritu, el espíritu deportista, y estamos aquí transmitiendo este mensaje”, añadió.

Histórico

Ambos hicieron historia: fue el primer podio olímpico conjunto en atletismo desde 1912.

Maksim Nedasekau de Bielorrusia se llevó el bronce, también saltó a 2,37 metros, pero tuvo más intentos fallidos en toda la competición.

Tamberi y Barshim se abrazaron antes de empezar a correr para celebrar con sus entrenadores y compañeros de equipo, flameando sus respectivas banderas.

Mutaz Barshim y Gianmarco Tamberi

Getty Images
Mutaz Essa Barshim le preguntó al oficial olímpico si podían tener dos medallas de oro quien respondió asintiendo con la cabeza y diciendo: “Si puede acceder a compartirla”.

Barshim puede agregar la medalla de oro a sus consecutivos títulos mundiales y es el ganador de la segunda medalla de oro olímpica de Qatar, después de que el levantador de pesas Fares Elbakh ganó la primera el sábado en la categoría masculina de 96 kg.

Tamberi todavía estaba celebrando en la pista cuando su compatriota Lamont Marcell Jacobs corrió a sus brazos, tras su sorpresiva victoria en la final masculina de los 100 metros.

Gianmarco Tamberi se abraza con Lamont Marcell Jacobs

EPA
Gianmarco Tamberi se abraza con Lamont Marcell Jacobs, quien ahora es el hombre más veloz del mundo.

Tamberi y Barshim tuvieron que superar graves lesiones en sus carreras, pero este último dice que los sacrificios valieron la pena.

“Es asombroso. Este es un sueño del que no quiero despertar”, dijo.

“He pasado por mucho. Fueron cinco años que he estado esperando, con lesiones y muchos contratiempos. Pero hoy estamos aquí compartiendo este momento y todos los sacrificios. Realmente vale la pena ahora, en este momento”, analizó.

Tamberi tuvo que tomarse un tiempo para recuperarse de una lesión que amenazó su carrera y que lo eliminó de Río 2016.

“Después de mis lesiones, solo quería volver, pero ahora tengo este oro, es increíble. Soñé con esto tantas veces”, dijo el italiano.

“Me dijeron en 2016, justo antes de Río, que existía el riesgo de que no pudiera competir más. Ha sido un largo viaje”, añadió.

Tamberi en uno de los saltos.

EPA
#BBCMundoenTokio

BBC

Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=48AJvj6BYwA

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.