Solo 1 de cada 4 detenidos por huachicol desde 2006 fue condenado
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Solo 1 de cada 4 detenidos por huachicol desde 2006 fue condenado y casi la mitad no pasó ante el juez

Casi 14 mil personas fueron arrestadas en los últimos 14 años por robo de combustible. Edomex, Puebla y Tamaulipas son los estados con mayor número de detenidos.
Cuartoscuro
Comparte

Casi 14 mil personas fueron detenidas en México entre 2006 y 2020 y acusadas de algún tipo de delito en materia de hidrocarburos según datos de la Fiscalía General de la República (FGR) obtenidos mediante solicitud de acceso a la información. Los arrestos no implicaron procesos judiciales y, mucho menos, condenas. Algo más de la mitad de los detenidos, 7 mil 730, se sentaron ante un tribunal acusados de “huachicoleo” y menos del 25%, 3 mil 465, recibieron algún tipo de sentencia.

Solo en 2020 se hallaron 11 mil 022 tomas ilegales en oleoductos de Pemex, según datos de la propia paraestatal. Los años previos aún se habían encontrado más: 13 mil 137 en 2019 y 14 mil 910 en 2018. En los dos primeros años de Andrés Manuel López Obrador al frente del gobierno fueron más de 24 mil tomas ilegales. 

Lee: La otra ‘cara’ del huachicol en Guanajuato: homicidios al doble, más secuestros y extorsiones

Los datos muestran que, aunque se realizan operativos policiales contra supuestos responsables del huachicoleo, estos apenas tienen consecuencias, ya que terminan siendo liberados por considerar el MP que no había pruebas suficientes o estar mal armada la investigación. 

Al interior de la propia Pemex existe otro modelo de impunidad, que ocurre cuando sus propios empleados son arrestados por el delito de robo de combustible. Según datos de la propia paraestatal, desde 2012 un total de 167 trabajadores de la petrolera mexicana fueron detenidos por huachicoleo. De ellos, únicamente 27 fueron apartados de su puesto de trabajo, ya que los juicios laborales seguían todavía abiertos. 

El combate al huachicol fue una de las primeras campañas lanzadas por el presidente, Andrés Manuel López Obrador, nada más llegar a la presidencia. En febrero de 2019 anunció la detención de más de 600 personas acusadas de robo de combustible, pero lamentó que más de la mitad fue puesta en libertad debido a que, en su opinión, la ley era laxa. La normativa se cambió mediante reforma constitucional en abril de ese mismo año y se incluyó el robo de combustible como delito considerado “grave” y que amerita prisión preventiva oficiosa. 

Entérate: Cinco pasos en la ruta de la integridad en Pemex

En 2020, que fue el único año que funcionó completo con esta reforma, hubo 914 detenidos, de los que solo pasaron ante el juez 215. La FGR contabilizó 261 condenas, pero estas pueden corresponder también a personas que fueron arrestadas en años anteriores. Lo relevante en este caso es que solo el 23% de los capturados fue puesto a disposición de un juez, bien porque el MP consideró que no había pruebas, que era inocente o que el caso estaba mal argumentado. De este modo, el endurecimiento de la pena promovido desde el gobierno se encontró con la misma realidad con la que chocó años anteriores: que los detenidos eran puestos en libertad antes de pasar por el juez. 

El Estado de México, con 2 mil 529 detenidos en 14 años, es el territorio con mayor número de arrestos por delitos vinculados al robo de combustible. El Edomex nunca fue el estado con mayor número de tomas irregulares detectadas, aunque en los últimos tres años siempre estuvo entre los principales, solo superado por Hidalgo y Puebla. Como ocurre en todos los casos, una cosa son los detenidos y otra que estos llegasen a juicio o recibiesen alguna condena. De los arrestados, únicamente 797, el 31%, se sentó en el banquillo, mientras que apenas 45, el 1,7% tuvo algún tipo de condena.

Puebla, el segundo estado con mayor número de detenidos con 2 mil 213 detenidos, mil 486 procesados y mil 777 condenados, según los datos de la FGR. Por detrás están Tamaulipas (mil 859 detenidos, mil 232 ante el juez y 94 condenas), Guanajuato (mil 401 detenidos, 582 presentados ante el tribunal y 450 condenados) e Hidalgo (mil 277 detenidos, mil 011 presentados y 83 condenados). 

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

'Mutar hasta extinguirse': el extraño curso de la variante delta de COVID que desconcierta a científicos en Japón

Tras vivir la peor ola de coronavirus en verano, los casos en Japón se han desplomado de forma desconcertante. Genetistas nipones manejan la teoría de que la variante delta podría estar autoextinguiéndose en este país.
25 de noviembre, 2021
Comparte

El pasado mes de agosto Japón se encontraba en medio de la quinta y mayor ola de coronavirus desde que comenzó la pandemia. Llegó a registrar más de 20 mil casos diarios.

Aquel rebrote estaba impulsado en gran medida por la variante delta que arrasó por el mundo entero y que por su alta transmisibilidad acabó reemplazando a otras mutaciones del patógeno.

Pero aquel mes fue también un punto de inflexión para el país asiático.

Desde entonces los casos se han desplomado a un ritmo vertiginoso y hoy, mientras varios países con porcentaje de vacunación similar combaten una nueva ola de contagios, Japón respira tranquilo y este martes 23 de noviembre registró poco más de 100 nuevas infecciones.

Y según un grupo de científicos, una explicación que toma fuerza en esta desconcertante caída de casos es que la variante delta podría estar, literalmente, “autodestruyéndose”.

¿Es esto posible? ¿Podría repetirse en otros lugares del mundo?

Múltiples causas

Varias hipótesis pueden estar detrás de esta repentina caída de casos e incidencia de la variante delta.

Más del 75% de residentes ya fueron vacunados en Japón y las medidas de distanciamiento social y el uso extendido de mascarillas son seguidos a rajatabla por la población, reportan medios nacionales.

Vacunación en Japón.

Getty Images

Pero otros países reúnen condiciones similares y registran muchos más casos diarios.

En España, por un ejemplo, un 80% de residentes ya recibió la vacunación completa y las mascarillas siguen utilizándose en espacios cerrados.

Y este martes, pese a tener una tercera parte de la población de Japón, registró casi 7.000 casos diarios.

Es este tipo de comparaciones la que ha llevado a que científicos japoneses, basándose en observaciones genéticas, manejen la hipótesis de la “autoextinción” de la variante delta.

“La variante delta en Japón era muy contagiosa y desplazó a otras variantes. Pero al acumularse las mutaciones, creemos que se volvió un virus defectuoso incapaz de replicarse“, dijo el genetista Ituro Inoue, del Instituto Nacional de Genética en Japón, al periódico The Japan Times.

“Considerando que los casos no han aumentado, creemos que en algún momento durante esas mutaciones el virus se dirigió directamente hacia su extinción natural“, agregó Inoue.

La teoría de Inoue arroja algo de luz sobre la desaparición tan repentina de la variante delta en Japón que sorprende a muchos.

Sobre todo teniendo en cuenta que recientemente muchos países occidentales, con vacunaciones avanzadas, han tenido que retomar estrictas medidas de confinamiento.

Restaurante lleno en Japón.

Getty Images

Pero Japón parece ser un caso peculiar en que los casos de coronavirus se desploman en caída libre a pesar de que trenes y restaurantes están llenos desde que acabó el último estado de emergencia el pasado octubre.

Proceso habitual

Que distintas variantes de un virus desaparezcan es algo que lleva sucediendo desde el comienzo de la pandemia.

“Sucede todo el tiempo en virus de animales y humanos. Recordemos que las variantes alfa, beta y gamma han sido mayoritariamente reemplazadas por las variantes delta”, contextualiza para BBC Mundo el virólogo Julian Tang, de la Universidad de Leicester en Reino Unido.

“Esto es realmente una cuestión de aptitud viral en cualquier anfitrión. Quizás hay algo en la inmunidad de la población japonesa que ha cambiado la forma en que el virus se comporta allí. El tiempo dirá si pasará también en otro país“, agrega Tang.

Estudios previos han probado que en Asia hay más personas que tienen una enzima de defensa llamada APOBEC3A y que ataca a distintos virus, incluido el coronavirus que causa la covid-19, en comparación con los habitantes de otras regiones como África y Europa.

De este modo, investigadores del Instituto Nacional de Genética y la Universidad Niigata estudiaron si esa enzima podía inhibir la actividad del coronavirus.

El equipo comparó datos de diversidad genética de las variantes delta y alfa en muestras clínicas infectadas en Japón entre junio y octubre.

Durante el estudio, observaron que las mutaciones del virus parecieron detenerse repentinamente en medio de su desarrollo evolutivo, se volvieron defectuosas e impidieron la replicación del virus.

Evolución de casos en Japón.

BBC

“Encontraron mutaciones en la proteína nsp14, que tiene que ver con la reparación de defectos de replicación. Si hay más mutaciones de lo normal en esta proteína, estas pueden inactivarla o hacerla ineficiente, lo que puede originar una debacle en el patógeno”, explica el profesor José Manuel Bautista, catedrático de bioquímica y biología molecular de la Universidad Complutense de Madrid en España.

A pesar de que Bautista cree que la caída abrupta de casos se debe también a factores como la vacunación masiva y las medidas de distanciamiento, le llama la atención el pronunciamiento de la curva de contagios.

“Lo normal es que baje poco a poco si la gente se aísla, porque los ya infectados siguen notificándose días más tarde. Es bastante dramática y exagerada la caída de casos y apunta a que la teoría de la autodestrucción es posible”, añade el académico.

A pesar de la sorprendente caída de casos en Japón, los científicos guardan cautela y evitan hacer diagnósticos sobre lo que pueda pasar en el futuro.

La pandemia está en constante evolución y ha demostrado que, a pesar de vacunaciones y medidas de contención, el mundo todavía no está a salvo de nuevos rebrotes.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=qytQz_lCevk&list=PLLhUyPZ7578f0mEhbsSm_1gcFYotscJgl

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.