Alarma a maestros rezago educativo por COVID, ante regreso a clases
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

‘Tendremos una generación marcada por el rezago educativo’: alarma a maestros retraso en clases por COVID

Maestros señalan que si desde un inicio las autoridades educativas de todos los niveles se hubieran puesto de acuerdo, ni padres ni maestros tendrían tantas dudas sobre el regreso a clases presencial.
Cuartoscuro
Por Dalila Sarabia
24 de agosto, 2021
Comparte

Hace un par de días, el maestro Juan Andrés, docente de una escuela primaria en el municipio de Huimanguillo, en Tabasco, recibió un mensaje de voz del señor Manolo, padre de uno de sus estudiantes.

“Quería comentarle que la mera verdad nosotros ya no pienso (sic) de mandar al niño a la escuela, sobre todo también a la niña al kínder. Sí los vamos a inscribir, el detalle es que la verdad, maestro, que ahorita ha salido mucho caso (de COVID) positivo aquí en la comunidad, no vaya usted a pensar que es mentira, la verdad ha salido mi tío, varias personas y la mera verdad es que ahorita como está un pozo que van a perforar de Pemex, ahí están haciendo las pruebas y ahorita van como seis o siete personas de la comunidad que están contagiadas”, explica el padre de familia.

Detalla que ha habido dos personas que por el virus se han visto graves y ni él ni su esposa quieren poner en peligro a sus hijos ni arriesgar a los demás.

Leer más | “Si hay que llevarlos o no, hay que comprar útiles”: familias se preparan para el regreso a clases

“La mera verdad nosotros no nos queremos arriesgar, sobre todo si me contagio yo o algo no quiero que el día de mañana usted se vaya a contagiar, u otras personas, mi mujer le vaya a pegar algo… sí lo vamos a inscribir, nada más quiero que usted me diga qué día quiere los papeles para que le saquemos copia, o si usted va a pasar aquí a mi casa, con mucha confianza pase, de todos modos aquí nosotros tenemos gel”, concluye Manolo.

Como este, el profesor Juan Andrés ha recibido otros mensajes —de voz o escritos— en los que los padres le informan su decisión sobre mandar o no a la escuela presencial a sus hijos. Las opiniones están divididas.

Para el maestro, quien se ha dedicado a la docencia por 16 años, la vuelta a la escuela presencial debe llevarse a cabo a la brevedad porque los menores no solo han mostrado cambios en su conducta —están tristes o irritables— por estar encerrados en su casa, sino que el atraso en su aprendizaje es indudable.

“Es necesario reconocer que tenemos un rezago educativo y tenemos que comenzar a encontrar la forma de revertirlo lo más que se pueda porque yo pienso que sí va a ser complejo, yo pienso que sí vamos a tener una generación marcada por este rezago educativo”, previene Juan Andrés.

De acuerdo con el estudio “Impacto de la pandemia en niños y niñas” que la Subsecretaría de Derechos Humanos, Población y Migración dio a conocer el 13 de agosto, 5.2 millones de estudiantes no se inscribieron al ciclo escolar 2020-2021 por causas relacionadas con COVID-19 o por falta de recursos. Tres millones de ellos son niños y niñas.

En el municipio de Paso del Macho, en la zona montañosa de Veracruz, la profesora de telesecundaria, Guadalupe García, refiere que durante la pandemia algunos de sus estudiantes dejaron las clases que ella y otros docentes dieron casa por casa porque tuvieron que ponerse a trabajar para apoyar económicamente en su casa.

¿Cuántos de sus alumnos desertaron? —se le pregunta—.

“Aunque hubieran desertado no se podía decir que reprobaron porque hay un acuerdo de evaluación que nos dice que todos los alumnos, independientemente de que hayan o no trabajado, tienen que pasar al siguiente grado”, dice la docente.

Se trata del acuerdo 16/06/21 que la SEP divulgó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) el 22 de junio y en el que, entre otras cosas, dispone que con las alumnas y alumnos con los que se mantuvo el nivel de comunicación prácticamente inexistente se deberá registrar en la boleta de evaluación la leyenda “Sin información” y que “en ninguno de los casos podrá retenerse a los educandos en el grado escolar en el cual se encuentran inscritos considerando que se encuentran sujetos a un proceso de valoración extraordinaria”.

La docente destacó que en la última parte del ciclo escolar prácticamente todos sus alumnos volvieron a las actividades, aunque reconoció que hubo un menor avance en el aprendizaje que han tenido sus alumnos.

Necesario abrir las escuelas

A inicios de 2021, Juan Andrés supo por los padres de familia que sus estudiantes cada vez perdían más el interés por las clases que tomaban en televisión, pues en el municipio de Huimanguillo, en Tabasco, prácticamente no hay conexión a internet y cuando hay, esta suele ser muy inestable.

Preocupado por la situación y porque el aprendizaje de los menores se había estancado, Juan Andrés —con apoyo de autoridades de su escuela— propuso a los padres de familia que se instaurara un modelo híbrido de atención y que los alumnos, en grupos de cinco, pudieran acudir a clases presenciales.

La respuesta que obtuvo por parte de la comunidad fue satisfactoria por la totalidad de los padres de familia, por lo que la segunda parte del ciclo escolar 2020-2021 lo pudo impartir de esta forma.

“Los acuerdos los tuve que hacer al margen de la autoridad educativa porque en ese momento se prohibía abrir las escuelas, entonces conociendo esta dificultad, pero también conociendo mi realidad como maestro, pues es un riesgo que uno asume y por eso mismo uno no divulga este tipo de situaciones porque te metes en polémicas con tus autoridades, pones en entredicho a tu jefe inmediato, en este caso los directores…”, explica Juan Andrés quien por esta razón solicitó omitir su nombre real.

Aunque se trataron sesiones esporádicas, el que los menores hayan regresado a la dinámica escolar tuvo significantes cambios en su ánimo y comportamiento en casa, según le refirieron los propios padres de familia.

Ahora, para el ciclo 2021-2022, el docente afirma que es necesario y urgente que las escuelas abran y los niños tomen clases presenciales porque las clases por la pantalla de televisión o celular jamás igualarán a una escuela, sin embargo, reprocha la total desorganización entre las autoridades que, además de no tener un protocolo de regreso a clases, un día informan una cosa y al otro se desdicen, abonando a la incertidumbre de padres y maestros. Tal fue el caso de la carta compromiso que la SEP había solicitado como requisito y que un par de días después fue negada tanto por la secretaría como por el presidente Andrés Manuel López Obrador quienes incluso señalaron que nunca fue un requisito que ellos propusieran para la vuelta a clases.

“Soy un convencido de que abrir las escuelas es necesario, yo sí creo esa parte, el problema es el cómo, la manera. Yo pienso que hay que privilegiar la autonomía de las escuelas, de los docentes, de las comunidades escolares y hacer un ejercicio de honestidad y ver hasta dónde podemos abrir las escuelas y no solo decir ‘no puedo’”, dice Juan Andrés.

“Los niños tienen el deseo de volver a la escuela, la escuela no puede estar reducida a guías, a un teléfono, a ese tipo de cosas, a mi juicio eso no es la escuela. Yo pude ver que les ayudó mucho que se vieran, que pudieran observarse. No jugar al 100% como se hacía en la normalidad sin el virus, pero sí pude notar que les alivió un poco esta situación de la incertidumbre que ellos viven al estar encerrados en cuatro paredes”.

El plantel donde él da clases no cuenta con agua potable y para cubrir con sus necesidades echan mano de un pozo cercano. Esta situación, subraya, podría interpretarse como una limitante para el regreso presencial, pero acota que así es cómo se han impartido clases por años. No es la situación idónea e insiste que hay que privilegiar que los niños vuelvan a tener una rutina que los acerque a la escuela y a la convivencia con sus amigos y maestros.

Te puede interesar | ‘Estamos a ciegas’: maestros crean sus protocolos sanitarios para el regreso a clases

“Aunque lo reprueben”

Jazmín tiene 28 años y es madre de un pequeño de 8 años que pasó a tercero de primaria y de una bebé de 2 años.

Es jefa de familia, así que se dedica al aseo doméstico para poder llevar dinero a su casa. Desde que empezó la pandemia de COVID-19 la joven ha dado seguimiento a las clases de su hijo a través de su celular y en ocasiones a través de la televisión con el Aprende en Casa.

Luego del anuncio del regreso a clases presencial, Jazmín duda qué hacer. Cuenta que ya observa a su hijo desesperado y que cada vez es más común que le pregunte cuándo va a regresar a la escuela. Se trata de una duda que durante meses su hijo no tuvo porque disfrutaba estar en casa. Fueron unas largas vacaciones que el pequeño ya no disfruta más.

“Yo luego pienso que ya deberían regresar, aunque mi hermana lo cuida cuando salimos a trabajar, él necesita ver a sus amiguitos, distraerse, pero también está la enfermedad que está muy fuerte y me da mucho miedo que se vaya a contagiar… tanto que nos hemos cuidado”, refiere Jazmín.

“Mi mamá dice que no lo mande a la escuela y pues yo creo que tiene razón y aunque lo reprueben pero que esté sano”.

La joven, habitante del municipio de Chalco, en el Estado de México, reclama que en esta zona están vacunando muy lento —ella aún no ha sido convocada ni para la primera dosis— lo que, dice, le preocupa porque la gente corre riesgo de enfermarse más.

Al preguntarle si no le preocupa que su hijo se retrase en la escuela y no esté adquiriendo los conocimientos necesarios para su edad, Jazmín lo piensa un momento y afirma que su hijo ya sabe leer y escribir poquito.

“Y pues si tiene que repetir el año, pues que lo repita”, suelta.

A una semana del inicio formal del ciclo escolar 2021-2022 Jazmín no ha recibido ninguna información oficial de qué pasará el lunes 30 de agosto. A través del chat de Whatsapp que tienen con la maestra que le dio clases a su hijo se ha preguntado, pero no ha habido ninguna respuesta.

Refirió que tampoco se les ha convocado para ir a limpiar la escuela o a revisar que todo esté bien. Por comentarios supieron que en algún momento personas ajenas al plantel educativo ingresaron y robaron insumos como papel de baño, limpiadores, jabones y algunos otros productos, pero oficialmente no han sabido nada.

Reclaman desorganización de la SEP

Así cómo el señor Manolo le envió un mensaje de voz explicando las razones por las que no enviará a su hijo a las clases presenciales, Juan Andrés ha recibido algunos otros de papás que dicen que sí enviarán a sus hijos a la escuela.

“Tenemos que ir viendo cómo armonizamos esas opiniones y no nos queda de otra nada más que trabajar con los que se pueda y con los que no, hay que atenderlos a la distancia, no hay de otra manera, yo no le veo una salida en la semana o los días que faltan para el regreso a clases”, afirma el maestro.

Si desde un inicio las autoridades educativas de todos los niveles se hubieran puesto de acuerdo, subraya, ni padres ni maestros tendrían tantas dudas sobre el regreso a clases presencial.

“A mí particularmente sí me pesa mucho esta falta de organización de parte de las autoridades, principalmente yo pienso que a nivel federal hay un vacío en la SEP, a la maestra Delfina Gómez sí le está faltando mucho liderazgo y esto nos afecta mucho. Yo lo primero que hubiera pedido es que se organizaran ellos mismos, que tuvieran una forma de comunicar más efectiva y que nos ayudaran a tener certidumbre porque lo que tenemos ahora es una incertidumbre tremenda”, reclama el maestro.

Quienes también deberían estar participando activamente en el regreso a clases son las autoridades municipales. Deberían asegurarse de que los planteles estén en condiciones de recibir a los alumnos, que la infraestructura esté adecuada, que los alrededores sean seguros, sin embargo, lamentó el docente, este nivel de gobierno está totalmente borrado.

“Veo que una de las autoridades que está fuera de todo esto son las autoridades municipales, las veo ausentes, no veo que se metan dentro de esta empresa que nos obliga a unificar nuestros esfuerzos (…) ojalá que las autoridades municipal, estatal y federal se pudiera unir para garantizar mejores condiciones para el regreso a clases”, concluyó.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Quién es Liz Truss, la nueva primera ministra de Reino Unido que "caminará directo hacia el huracán"

Truss se convierte así automáticamente en primera ministra y entrará en Downing Street el martes, después de que Boris Johnson notifique su salida a la reina Isabel II.
5 de septiembre, 2022
Comparte

El Partido Conservador británico eligió a Liz Truss como nueva líder del partido y sucesora del dimitido Boris Johnson, lo que la convierte automáticamente en la primera ministra de Reino Unido.

Tras el anuncio de este lunes, está previsto que el martes Johnson dé su discurso de despedida y notifique su salida como primer ministro a la reina Isabel II en el castillo de Balmoral, en Escocia. Después, Truss se reunirá con la soberana para notificarle su intención de formar gobierno.

Debido a una inflación en Reino Unido que podría llegar al 18% y a una preocupación general sobre los altos costos de la energía, la nueva primera ministra no contará con el tradicional período de “luna de miel”, según anticipa el editor político del diario The Independent, Andrew Woodcock.

Liz Truss

Getty Images
Truss se impuso a su rival con más de 81.000 votos de los afiliados tories, frente a los más de 60.000 que han respaldado al el exministro de Economía, Rishi Sunak.

“Ella caminará directo hacia el huracán”, opinó el periodista.

Con una oposición laborista a la cabeza en los sondeos de intención de voto, no se espera que la ganadora de las primarias conservadoras convoque elecciones anticipadas para dar una mayor autoridad a su mandato. Todo parece indicar a que agotará la actual legislatura hasta el 2024.

Pero quién Liz Truss, a quienes los afiliados del Partido Conservador eligieron por sobre Rishi Sunak.

Tras los pasos de Thatcher

A la edad de siete años, Liz Truss interpretó el papel de Margaret Thatcher en una simulación de las elecciones generales de Reino Unido en su escuela.

Pero a diferencia de la primera ministra, que obtuvo una gran mayoría en las elecciones de 1983, Truss no tuvo éxito.

Muchos años después recordó aquel hecho: “Aproveché la oportunidad y pronuncié un discurso sincero en las ‘elecciones’, pero terminé sin votos. Ni siquiera yo voté por mí misma”.

Treinta y nueve años después, Liz Truss tiene ahora la oportunidad real de seguir el ejemplo de la Dama de Hierro al convertirse en líder conservadora y primera ministra británica.

Durante las cinco rondas de votación de los parlamentarios conservadores, la que fuera secretaria de Relaciones Exteriores se convirtió en la ganadora después de haber pasado años construyendo relaciones con asociaciones de electores y tras permanecer leal al ahora exprimer ministro Boris Johnson durante los días más oscuros de su mandato.

Pero en muchos sentidos, la nueva primera ministra no es una conservadora convencional.


Datos básicos sobre Liz Truss

  • Edad: 47
  • Lugar de nacimiento: Oxford
  • Hogar: Londres y Norfolk
  • Educación: Escuela Roundhay en Leeds, Universidad de Oxford
  • Familia: Casada con el contador Hugh O’Leary con dos hijas adolescentes
  • Distrito electoral: suroeste de Norfolk

Mary Elizabeth Truss nació en Oxford en 1975. Ella misma ha descrito a su padre, un profesor de matemáticas, y a su madre, una enfermera, como gente “de izquierda”.

Cuando era niña, su madre participó en marchas de la Campaña por el Desarme Nuclear, una organización que se opuso con vehemencia a la decisión del gobierno de Thatcher de permitir que se instalaran ojivas nucleares estadounidenses en la antigua base de la Real Fuerza Aérea en Greenham Common, al oeste de Londres.

La familia se mudó a Paisley, al oeste de Glasgow, Escocia, cuando Truss tenía cuatro años.

Su hermano, en declaraciones a Radio 4 de la BBC, dijo que a la familia le gustaban los juegos de mesa, pero que la joven Truss odiaba perder y que a menudo desaparecía antes de tener que arriesgarse a no ganar.

Más tarde, la familia se mudó a Leeds, al norte de Inglaterra, donde Liz asistió a Roundhay, una escuela secundaria estatal.

Liz Truss y Rishi Sunak juntos al final de la campaña electoral por el liderazgo tory a finales de agosto en Londres, Inglaterra

Getty Images
Alrededor de 160.000 afiliados ‘tories’ tuvieron que elegir entre Liz Truss y Rishi Sunak.

Ha dicho que durante el tiempo que pasó allí, vio a “niños que fallaban y eran defraudados por las bajas expectativas”.

Algunos de los contemporáneos de Truss en Roundhay han cuestionado su versión de la escuela, incluido el periodista de The Guardian, Martin Pengelly, quien escribió: “Tal vez ella está haciendo un uso selectivo de su crianza y denigrando casualmente a la escuela y a los maestros que la educaron, por una simple ganancia política”.

Independientemente de cómo fue su educación, Truss llegó a la Universidad de Oxford, donde estudió Filosofía, Política y Economía y participó activamente en la política estudiantil, inicialmente para el partido Demócrata Liberal.

En la conferencia del partido en 1994, habló a favor de la abolición de la monarquía y les dijo a los delegados: “Nosotros, los demócratas liberales, creemos en las oportunidades para todos. No creemos que las personas nazcan para gobernar”.

Ambiciones políticas

En Oxford, Truss se pasó al partido Conservador.

Después de graduarse, trabajó como contadora para Shell y Cable & Wireless, y se casó con el también contador Hugh O’Leary en 2000. La pareja tiene dos hijas.

Truss se presentó como candidata conservadora de Hemsworth, en Yorkshire, Inglaterra, en las elecciones generales de 2001, pero perdió.

Después sufrió otra derrota en Calder Valley, también en Yorkshire, en 2005.

Pero, a pesar de las derrotas, sus ambiciones políticas siguieron intactas, y fue elegida miembro del ayuntamiento de Greenwich, en el sureste de Londres, en 2006. Desde 2008 también trabajó para el grupo de expertos de centro-derecha Reform.

El entonces líder conservador David Cameron colocó a Truss en su “lista A” de candidatos prioritarios para las elecciones de 2010 y fue seleccionada para presentarse al escaño asegurado de Norfolk suroccidental.

Pero pronto se enfrentó a una batalla contra la asociación conservadora del distrito electoral que pidió retirar a Truss después de que se reveló que había tenido una aventura amorosa con el parlamentario conservador Mark Field unos años antes.

El esfuerzo por expulsarla fracasó y Truss ganó el escaño por más de 13.000 votos.

Liz Truss con Boris Johnson

Getty Images
Liz Truss sucederá a Boris Johnson en Downing Street número 10, la sede del gobierno británico.

Fue coautora del libro Britannia Unchained con otros cuatro parlamentarios conservadores elegidos en 2010.

En este recomendaban eliminar las regulaciones estatales para impulsar la posición del Reino Unido en el mundo, y el libro mostraba a Truss como una prominente defensora de las políticas de libre mercado en las filas conservadoras.

Durante un reciente debate en la BBC durante la campaña para el cargo de primer ministro, se le cuestionó por un comentario en Britannia Unchained, en el que describe a los trabajadores británicos como “unos de los peores haraganes del mundo”.

Ella insistió en que no lo había escrito.

En 2012, poco más de dos años después de convertirse en diputada, ingresó al gobierno como secretaria de Educación y en 2014 fue ascendida a secretaria de Medio Ambiente.

En la conferencia conservadora de 2015, Truss fue objeto de burlas por un discurso en el que dijo, con voz apasionada: “Importamos dos tercios de nuestro queso. Eso. Es. Una. Desgracia”.

Giro drástico sobre Brexit

Casi un año después se produjo posiblemente el que ha sido el mayor evento político en una generación: el referéndum sobre la Unión Europea.

Truss hizo campaña a favor de permanecer en ella y escribió en el diario Sun que el Brexit sería “una triple tragedia: más reglas, más formularios y más demoras al vender a la UE”.

Sin embargo, después de que su lado perdió, cambió de opinión y argumentó que el Brexit brindaba una oportunidad para “sacudir la forma en que funcionan las cosas”.

Liz Truss

Getty Images
Truss apoyó inicialmente la opción de que el Reino Unido debía quedarse en la Unión Europea y luego cambió su opinón sobre el Brexit.

Bajo el mandato de Theresa May, Truss se desempeñó como secretaria de Justicia y posteriormente como secretaria en jefe del Tesoro.

Cuando Boris Johnson se convirtió en primer ministro en 2019, Truss pasó a ser secretaria de Comercio Internacional, un trabajo que significaba reunirse con líderes políticos y empresariales mundiales para promover los intereses comerciales de Reino Unido.

En 2021, a los 46 años, se trasladó a uno de los puestos de mayor rango en el gobierno: secretaria de Relaciones Exteriores.

En este cargo, intentó resolver el espinoso problema del Protocolo de Irlanda del Norte, eliminando partes de un acuerdo entre la UE y el Reino Unido posterior al Brexit, una medida que la UE criticó ferozmente.

También consiguió la liberación de dos ciudadanos británico-iraníes que habían sido arrestados y detenidos en Irán.

Y cuando Rusia invadió Ucrania en febrero, adoptó una línea dura, insistiendo en que todas las fuerzas de Vladimir Putin deberían ser expulsadas del país.

Pero enfrentó críticas después de que respaldó a ciudadanos en Reino Unido que querían ir a pelear a Ucrania.

Cargas y ayudas

La campaña de Truss por el liderazgo del partido Conservador no estuvo exenta de controversia.

Cuando se le presionó para responder cómo abordaría la crisis del costo de vida en el país, dijo que centrará sus esfuerzos en “reducir la carga fiscal, no en dar ayuda financiera”.

Protestas en Londres

Getty Images
Durante el verano boreal se han repetido las protestas en Londres y otras ciudades por el alto costo de la vida.

También llamó a la ministra principal de Escocia, Nicola Sturgeon, una “buscadora de atención”, y agregó que era mejor “ignorarla”.

Algunos han sugerido que Truss, con sus atuendos, está tratando de emular a otra favorita de los conservadores: Margaret Thatcher.

Pero ella lo ha descartado y como le dijo a GB News: “Es bastante frustrante que las mujeres políticas siempre son comparadas con Margaret Thatcher, mientras que los hombres políticos no son comparados con (el exprimer ministro británico) Ted Heath”.

Pero esa comparación quizás no fue una desventaja cuando se estaba tratando de obtener el apoyo de los miembros del Partido Conservador.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=-s2KMg099A4

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.