'Estoy vivo, aunque algunos me querían muerto', bromea papa Francisco
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AFP

'Estoy vivo, aunque algunos me querían muerto', bromea el papa Francisco

El papa argentino de 84 años pronunció esas palabras en ocasión de una reunión a puertas cerradas con los jesuitas de Eslovaquia durante su reciente viaje a ese país, según la revista de esa congregación Civiltá Cattolica.
AFP
21 de septiembre, 2021
Comparte

El papa Francisco bromeó con un grupo de jesuitas sobre los rumores respecto de su estado de salud tras la operación de colon, y con tono divertido aseguró: “Estoy vivo, aunque algunos me querían muerto”.

El papa argentino de 84 años pronunció esas palabras en ocasión de una reunión a puertas cerradas con los jesuitas de Eslovaquia durante su reciente viaje a ese país, según publicó este martes la revista de esa congregación Civiltá Cattolica.

“Estoy todavía vivo, aunque algunos me querían muerto. Sé que hubo incluso reuniones entre prelados, que pensaban que el papa estaba más grave de lo que se decía. Preparaban el cónclave. ¡Paciencia! Gracias a Dios, estoy bien”, contó ante los 53 eslovacos que pertenecen a su congregación.

Francisco fue sometido el 4 de julio a la primera cirugía importante desde que fue elegido pontífice en 2013 para extirpar una parte del colon, en una intervención programada y realizada con anestesia general por la que estuvo once días internado en el hospital romano Gemelli.

“La operación fue una decisión que no quería tomar: fue un enfermero el que me convenció. A veces los enfermeros comprenden la situación mejor que los médicos, porque están en contacto directo con los pacientes”, confesó.

El papa latinoamericano respondió a varios temas relativos a los problemas y divisiones dentro de la iglesia católica y a los ataques que suele recibir de los sectores ultraconservadores por sus aperturas a los fenómenos de la sociedad moderna.

“Hay una gran cadena de televisión católica que habla continuamente mal del papa sin ningún problema. Puede que yo personalmente me merezca estos ataques e insultos, porque soy un pecador, pero la Iglesia no se merece esto: es obra del diablo. Incluso se lo dije a algunos de ellos”, afirmó.

“También hay clérigos que hacen comentarios desagradables sobre mí. A veces pierdo la paciencia, especialmente cuando emiten juicios sin entrar en un diálogo verdadero. Ahí no puedo hacer nada. Por mi parte, sigo adelante sin entrar en su mundo de ideas y fantasías”, confesó.

Durante la charla, Francisco habló también de las críticas a su pontificado por centrar la atención en los temas sociales.

“Algunos me acusan de no hablar de la santidad. Dicen que hablo siempre de la cuestión social y que soy un comunista. Y sin embargo escribí una Exhortación Apostólica completa sobre la santidad”, afirmó con tono más serio.

Durante el encuentro, el papa explicó también las razones por las que ha limitado la misa en latín, defendida por los tradicionalistas.

“Mi decisión es el fruto de una consulta con todos los obispos del mundo realizada el año pasado. En adelante, quien quiera celebrar con el vetus ordo debe pedir permiso a Roma, como sucede con el biritualismo”, afirmó.

“Yo sigo adelante, no porque quiera hacer la revolución. Hago lo que siento que debo hacer. Se necesita mucha paciencia, oración y caridad”, concluyó.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Cómo se decidió que enero fuera el primer mes del año

Es una larga tradición que cada año nuevo celebremos con fuegos artificiales, brindis y buenos deseos pero ¿cómo terminó siendo enero el primer mes del año? No siempre fue así.
1 de enero, 2022
Comparte

Por esta fecha, en todo el mundo, la gente le da la bienvenida al año nuevo con un estruendo de fuegos artificiales, pitos y tambores, abrazos y brindis.

Pero, antes de empezar a parrandear, ¿no te has preguntado por qué el Primero de enero es el día que marca el inicio del año?

Todo se debe a las fiestas paganas romanas y al calendario que el emperador Julio César introdujo hace 2,000 años.

Lee: El mundo despide otro año marcado por la pandemia de COVID-19

Bueno, también hay que darle crédito a un Papa llamado Gregorio XIII.

Veamos por qué.

Para los antiguos romanos, enero era importante porque era el mes consagrado al dios Jano (de ahí Ianuarius, que significa enero en latín).

Estatua de Julio César

Getty Images
Julio César impuso el nuevo calendario, designando enero, en honor al dios Janus, como el primer mes del año.

En la mitología romana, Jano es el dios de dos caras, de los comienzos y los finales, de las transiciones.

“Está asociado con mirar tanto hacia adelante como hacia atrás”, explica Diana Spencer, profesora de la Universidad de Birmingham, en Inglaterra.

“Así que si hay un momento en el año que se debe decidir ‘este es el momento cuando empezamos de nuevo’. Es lógico que sea este”.

También coincide con la época en Europa en que los días empiezan a alargarse después del solsticio de invierno.

“Para Roma eso tenía una poderosa resonancia, pues sucede después de esos terribles días cortos, en los que el mundo está oscuro, está frío y nada crece”, comenta la profesora Spencer.

“Es una especie de período de pausa y reflexión”.

A medida que los romanos adquirieron más poder, empezaron a difundir su calendario a través de su vasto imperio.

Detalle de la Anunciación de Joseph Erns Tunner 1830

Getty Images
Durante el Medioevo, la Iglesia Católica prefirió marcar el año nuevo el 25 de marzo, Día de la Anunciación.

Pero en el Medioevo, tras la caída de Roma, el cristianismo se había impuesto firmemente y el 1ero de enero era considerado una fecha demasiado pagana.

Muchos países donde dominaba el cristianismo querían que el año nuevo se marcara el 25 de marzo, que conmemora cuando el arcángel Gabriel se le aparece a la Virgen María.

“Aunque la Navidad es cuando Cristo nació, la Anunciación es cuando se le revela a María que va a dar a luz a una nueva encarnación de Dios”, dice Spencer a la BBC.

“Ese es el momento en el que empieza la historia de Cristo, así que tiene mucho sentido que el año nuevo empiece ahí”.

Gregorio XIII

Getty Images
Gracias a Gregorio XIII, se restauró el 1ero de enero como el inicio del año.

En el siglo XVI, el papa Gregorio XIII introdujo el calendario gregoriano, y el 1ero de enero fue restablecido como año nuevo en los países católicos.

Sin embargo, Inglaterra, que se habían rebelado contra la autoridad del Papa y profesaba la religión protestante, se continuó celebrando el 25 de marzo hasta 1752.

Ese año (¡mucho antes del Brexit!), un acta del Parlamento alineó a los británicos con el resto de Europa.

Hoy en día, la mayoría de los países se rigen por el calendario gregoriano, por eso es que vemos fuegos artificiales por todo el globo el primero de enero de cada año.

Fuegos artificiales de año nuevo alrededor del Big Ben

Getty Images
A pesar del Brexit, Gran Bretaña siempre está alineada con Europa el 1ero de enero.

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=teVIlSx_HtA

https://www.youtube.com/watch?v=09Apgxuk65I

https://www.youtube.com/watch?v=vRkp_C9jPnI

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.