Detallan avances y limitaciones tras COP26 y el papel de México
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Adobe Stock

Detallan avances y limitaciones tras la COP26 de Glasgow y el papel de México

En la #COP26 de Glasgow, Escocia, expertos del tema hablaron sobre eso pero también de las limitantes para que se cristalicen estos acuerdos.
Adobe Stock
17 de noviembre, 2021
Comparte

Durante la cuarta y última jornada del conversatorio virtual COPerando por el Clima, organizado por la Embajada Británica en México y la Iniciativa Climática de México (ICM), el Embajador del Reino Unido en México, Jonathan Benjamin hizo un recuento y evaluación de las principales decisiones que tomaron los mandatarios y asistentes de los más de 100 países en Glasgow, durante la Conferencia de las Partes de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP26)

Señaló que por primera vez en la historia de la COP se acordó una reducción gradual de emisiones de carbono y que 103 países, incluido México, se comprometieron a disminuir las emisiones de metano en un 30 por ciento hacia el 2030. Añadió que la voz de los jóvenes se ha convertido en un poderoso catalizador que la humanidad debe asumir con urgencia y que los gobiernos tienen la obligación de escuchar su contundente llamado. 

Reconoció también que, a pesar de los avances hubo algunas limitaciones en los acuerdos, por lo que ahora corresponderá a los países trabajar para convertir dichas decisiones en acciones concretas para mantener vivo el objetivo de no exceder el 1.5°C de calentamiento global. Al final recordó las palabras del Primer Ministro británico, Boris Johnson: “Si bien la COP26 no será el fin del cambio climático, puede y debe marcar el comienzo del fin”.

Durante sesión en la que también participó el presidente de ICM, Adrián Fernández, así como expertas y expertos de diversas organizaciones de la sociedad civil especializadas en cambio climático dialogaron sobre los acuerdos y resultados de la COP26. Asimismo, discutieron sobre los logros y las tareas pendientes que la cumbre de Escocia dejó para México y el mundo.

En su oportunidad, Adrián Fernández lamentó que la delegación mexicana en Glasgow fuera la más pequeña de América Latina y mencionó que un país como este debería tener el apoyo de la Cancillería para impulsar una amplia participación de los sectores privado, académico, social y de los jóvenes. Coincidió con el Embajador en que ahora, lo que corresponde es la implementación de acuerdos, y que las y los ciudadanos deberán exigir a sus gobiernos que trabajen para cerrar la brecha entre las buenas intenciones y las acciones.

Sandra Guzmán, fundadora del Grupo de Financiamiento Climático para América Latina y el Caribe (GFLAC), informó que en esta COP se estableció la necesidad de un nuevo plan de trabajo para el financiamiento basado en los requerimientos de los países emergentes, y puntualizó que una de las circunstancias que marcaron la COP26 fue la gran presión que ejercieron las naciones en el desarrollo para obtener financiamiento de los países desarrollados. 

“Es imprescindible la planeación y presupuestación de los recursos para poder apalancar el financiamiento. En México debemos de encontrar un balance entre el financiamiento a la adaptación como a la mitigación,” señaló. 

Asimismo, añadió que el tema del manejo financiero no es sólo de gobiernos, por lo que hizo un llamado a la ciudadanía a observar, vigilar y ser partícipes del manejo del financiamiento climático, pues esto será crucial para el futuro del planeta. 

En tanto, Antonio Mediavilla, coordinador de Proyectos de Calidad del Aire del Centro Mario Molina, fue crítico sobre los acuerdos de la COP26 y la omisión de algunos temas clave que están estrechamente relacionados con el combate al cambio climático, como lo es la calidad del aire y urgió sobre la necesidad de vincular las decisiones climáticas de alto nivel con la mejora de la calidad del aire, señalando que esto será un argumento decisivo para el avance de las negociaciones, pues históricamente se han buscado soluciones independientes que han dado lugar a un aumento de contaminantes nocivos para la salud y la atmósfera.

Andrés Ávila Akerberg, director ejecutivo de Política y Legislación Ambiental (POLEA A.C.), habló de la “brecha de Glasgow” y dijo que aunque más de 140 gobiernos han anunciado metas de cero emisiones GEI (las cuales cubren el 85 por ciento de las emisiones globales), sólo algunos países —que cubren el seis por ciento de ellas— cuentan con planes específicos para lograrlo. Añadió que a diferencia de otras cumbres y a pesar de que en Escocia se lograron bastantes acuerdos, ninguno de ellos es jurídicamente vinculante. 

Finalmente, Mariana Gutiérrez, miembro del Secretariado de Climate Transparency, comentó sobre la importancia de la transparencia como un instrumento esencial para la implementación efectiva de las políticas climáticas y priorizó la necesidad de elevar la ambición de las Contribuciones Nacionalmente Determinadas (NDC) tanto en México como en el mundo. 

El conversatorio se llevó a cabo bajo la moderación de Gabriela Alarcón, Coordinadora de la Comunidad Climática Mexicana por parte de ICM, quien informó que la organización emitirá un documento con propuestas para contribuir hacia una nueva agenda climática para México. El documento se encontrará disponible en la página web de ICM a partir de la siguiente semana.

Nota del editor: Esta publicación se realiza con financiamiento y es responsabilidad de Iniciativa Climática de México.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

Ketanji Brown Jackson: quién es la primera mujer negra en llegar a la Corte Suprema de EE.UU.

La jueza de 51 años fue confirmada este jueves por el Senado de EE.UU. para ocupar un puesto en el máximo tribunal del país. ¿Quién es Ketanji Brown Jackson?
Getty Images
7 de abril, 2022
Comparte

Ketanji Brown Jackson hizo historia este jueves.

Con 53 votos a favor, la jurista de 51 años se convirtió en la primera mujer afroestadounidense en ser nombrada jueza de la Corte Suprema de Estados Unidos.

Los demócratas y tres republicanos del Senado votaron a favor de su nombramiento luego de que el pasado febrero el presidente de EE.UU., Joe Biden, la nominara para reemplazar al juez Stephen Breyer, quien anunció su retiro.

“En esta votación, los ‘sí’ son 53, los ‘no’ 47. Y esta nominación es confirmada”, dijo la vicepresidenta de EE.UU., Kamala Harris, quien asumió su función de presidenta del Senado en la sesión.

La mayoría demócrata aplaudió y ovacionó el resultado. Chuck Schumer, el líder de la mayoría, lo calificó como un “día jubiloso” para Estados Unidos.

La senadora por Alaska Lisa Murkowski, una de los tres republicanos que votaron a favor de la jueza Jackson, dijo que su decisión era, en parte, una señal de “rechazo a la corrosiva politización” en torno a los procesos de confirmación.

La nueva magistrada “aportará a la Corte Suprema una experiencia en tribunales que pocos pueden equiparar dado su historial en litigios”, añadió Murkowski.

En 233 años de historia de la Corte Suprema, es la tercera persona de la comunidad negra en sentarse en el máximo tribunal del país, después de los jueces Thurgood Marshall (fallecido en 1993) y Clarence Thomas (actualmente en el cargo).

Con la llegada de Jackson, la composición de la Corte Suprema -clave en muchas decisiones del país- quedará con una representación de seis jueces conservadores y tres progresistas, incluida Jackson entre estos últimos.

El origen de Ketanji Brown Jackson

Al nominarla para la Corte Suprema, el presidente Biden dijo que Jackson es “una de las mentes legales más brillantes de la nación”. Su trayectoria es amplia.

Nacida en Washington DC en 1970, creció en Miami en los años en los que aún había efectos de la segregación racial en el sureste del país.

Ketanji Brown Jackson

Getty Images

“Mis padres me enseñaron que, a pesar de las muchas barreras que tuviera que enfrentar al crecer, si trabajaba duro y creía en mí misma y en Estados Unidos, podría hacer cualquier cosa o ser cualquier cosa que yo quisiera ser”, dice Jackson.

“Fue mi padre quien me inició en este camino. Cuando yo era niña, lo vi estudiar y se convirtió en mi primer ejemplo profesional”.

En la escuela secundaria fue campeona de debate y presidenta de su clase.

Jackson posee dos títulos de la Universidad de Harvard, institución a la que ingresó con solo otros tres compañeros afroestadounidenses.

“En esos primeros momentos en los que te preguntas si perteneces, ella fue el ancla. Luego se aseguró de que todos lo fuéramos. Ella es la que se convirtió en el cimiento de todos nosotros”, dice su excompañera Lisa Fairfax.

En esa época conoció a su esposo, Patrick Jackson, que era estudiante de medicina de Columbia y proviene de una familia blanca de Boston.

Su carrera

Jackson actualmente forma parte del influyente Tribunal de Apelaciones de EE.UU. para el circuito de DC.

Previamente estuvo en la defensa pública, lo que la convierte en la primera jueza de la Corte Suprema en haber sido abogada pública ante los tribunales.

Joe Biden y Ketanji Brown Jackson

Getty Images
Jackson fue nominada por el presidente Joe Biden.

En 2012, el entonces presidente Barack Obama nominó a Jakcson como jueza del tribunal de distrito de DC. Durante los ocho años que pasó ahí escribió más de 500 opiniones.

Entre ellas, dictaminó que Donald F McGhan II, el exabogado de la Casa Blanca del presidente Donald Trump, tenía que testificar en la investigación sobre la intromisión de Rusia en las elecciones de EE.UU.

Al ser nominada, la jueza Jackson habló de su familia y sus mentores legales y modelos a seguir.

Dijo que al trabajar como secretaria del juez Breyer (al que sustituye) de 1999-2000, aprendió lo que se necesitaba para ese cargo: “el más alto nivel de habilidad e integridad, civilidad y gracia”.

La jueza Jackson también habló brevemente sobre su enfoque de la ley: “He sido juez durante casi una década y me tomo muy en serio esa responsabilidad y mi deber de ser independiente”.

“Decido los casos desde una postura neutral. Evalúo los hechos, interpreto y aplico la ley a los hechos del caso que tengo ante mí, sin temor ni favoritismo, de conformidad con mi juramento judicial”.

Senadores republicanos

EPA
La mayoría de los republicanos optó por rechazar la nominación de Jackson.

Pero, durante las 30 horas de audiencias de confirmación, muchos republicanos consideraron que hubo fallas en sus decisiones pasadas.

La criticaron por no responder si se deberían agregar escaños a la Corte Suprema (algo que rechazan los republicanos) y por no querer definir el término “mujer”. También la acusaron de indulgencia en casos de pornografía infantil.

Sin embargo, los demócratas dijeron que tiene “todas las credenciales” para el máximo cargo al que fue confirmada.

Casos polémicos

Algunas de las decisiones en su carrera judicial fueron repasadas en las audiencias de confirmación.

El senador Dick Durbin se refirió a acusaciones de que “tiene un patrón de dejar libres a los delincuentes de pornografía infantil”.

Fue señalada por haber dado sentencias “indulgentes” a procesados y abogar por reducir sus penas cuando fue vicepresidenta de la Comisión de Sentencias de EE.UU., que asesora al Congreso sobre las pautas federales de sentencias.

Las afirmaciones son engañosas, según varios sitios de verificación de hechos.

“Nada podría estar más lejos de la verdad”, dijo Jackson, quien eludió las críticas a sus sentencias que en ocasiones estuvieron por debajo de las pautas emitidas por el Congreso, pero no muy diferentes a las de otros jueces.

Optó por hablar del daño causado por los delincuentes sexuales y de las vidas que habían sido destrozadas Describió la gama de castigos que los procesados recibieron a través de sus fallos.

Senadores republicanos

EPA

Otro de sus momentos cuestionados fue haber sido defensora pública de detenidos de Guantánamo.

Los republicanos criticaron que hubiera dado “servicios legales gratuitos para ayudar a los terroristas a salir” de la prisión militar.

La jueza dijo que a los defensores públicos se les asignan casos y no eligen a quién representar, y que todos los acusados tienen “derecho a representación y a ser tratados de manera justa” bajo el sistema de justicia de EE.UU.

Pero reconoció que defender a los detenidos significaba, a veces, ayudar a liberar a personas que luego estaban en contra de los intereses estadounidenses.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=gyrC55QhAPA

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.