Cuestionan negativa para echar abajo prohibición de exhibir cigarros
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Contenido patrocinado
Adobe
Organizaciones cuestionan la negativa del gobierno para echar abajo la prohibición de exhibir cigarros
Organizaciones empresariales señalan que la propuesta de Reglamento de la Ley General para el Control del Tabaco es excesiva y su análisis no se ha apegado a los plazos legales.
Adobe
27 de octubre, 2022
Comparte

Con el argumento de que exhibir mercancías no es lo mismo que hacerles publicidad, la Alianza Nacional de Pequeños Comerciantes (Anpec) llamó el gobierno federal, a la Secretaría de Salud y a la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) a reformular la propuesta de  Reglamento de la Ley General para el Control del Tabaco.

Dicha propuesta plantea la prohibición explícita de la exhibición de cigarros y productos de tabaco en todos los establecimientos y puntos de venta en los que se comercialicen, así como limitar aún más los espacios en lugares públicos, como restaurantes y hoteles, en los que se podrá fumar.

La propuesta fue publicada el 7 de julio en la página de internet de la Comisión Nacional de Mejora Regulatoria (Conamer) a fin de recibir comentarios de ciudadanía, organizaciones sociales y empresas. Al 26 de octubre ya había más de 400 comentarios sobre el anteproyecto. El 4 de agosto, la Conamer solicitó a la Cofepris ampliaciones y correcciones a la propuesta, las cuales llegaron el 20 de octubre con una justificación más amplia para las prohibiciones, pero sin alterar el contenido de la propuesta.

Ante ese escenario, la Anpec consideró que la Cofepris comete un error de interpretación al prohibir la exhibición de cajetillas de cigarros al público por considerarlo una acción de publicidad, puesto que se trata de conceptos distintos, por lo que la propuesta de reglamento excedería lo que se estableció en las modificaciones a la Ley General para el Control del Tabaco que entraron en vigor el 17 de febrero de este año.

“Así las cosas, en qué cabeza cabe plantear que el acto de exhibir una mercancía legal en los anaqueles de los comercios es un acto de publicidad, nada más falso de toda falsedad, esta medida reglamentaria va en contra del mismo espíritu de la Ley General para el Control del Tabaco e incluso la excede, resultando en un decreto normativo anticonstitucional”, declaró Cuauhtémoc Rivera, presidente de la Anpec.

Aunque aún no se trata de una medida que ya sea una realidad, dado que el reglamento no se ha publicado en el Diario Oficial de la Federación, la prohibición de exhibir cajetillas de cigarros en puntos de venta generó voces en contra.

“Esta medida conculca el derecho a la libertad de comercio, cercena el derecho a la libre competencia y roba el derecho fundamental de libre elección del consumidor a la hora de comprar”, agregó Rivera.

En su respuesta, la Cofepris mencionó que existen al menos 66 países en el mundo que ya consideran la adopción de espacios 100% libres de humo, en tanto que existen al menos 57 países en lo que ya está prohibida toda forma de publicidad y promoción del tabaco, mientras que ya son 43 los que prohíben explícitamente su exhibición. 

Se trata de Arabia Saudita, Benín, Brunei Darussalam, Burkina Faso, Burundi, Colombia, Congo, Costa Rica, Costa de Marfil, Croacia, Etiopía, Gambia, Guyana, Irak, Irlanda, Kenia, Kosovo, Madagascar, Islas Marshall, Mauritania, Namibia, Nepal, Nueva Zelanda, Niue, Pakistán, Panamá,  República de Moldavia, Rusia, Senegal, Eslovenia, Sri Lanka, Surinam, Tayikistán, Tailandia, Togo, Tonga, Trinidad y Tobago, Turkmenistán, Islas Turcas y Caicos, Uganda, Uruguay y Venezuela. 

Sin embargo la Anpec se manifiestó en defensa a la libertad de comercio y reiteró que la libertad de elección del consumidor y la libertad de competencia son derechos fundamentales de los mexicanos.

Efectos negativos

Al fijar su postura en torno a la propuesta reglamentaria, el organismo representativo de los pequeños comerciantes aseguró que se trata de una medida anticonstitucional que pretende imponerse por encima de la ley y advirtió de las consecuencias económicas que tendrá en el sector de los pequeños comerciantes.

De acuerdo con esta organización, la venta de cigarro en los pequeños comercios significa un 25% de su ticket mensual no solo por la venta directa de estos productos, sino porque los consumidores a la hora de ir a comprar una cajetilla terminan adquiriendo más productos.

Con esto, se generará una afectación a los más de 1 millón 200 mil puntos de venta del canal de abasto tradicional, fuente de empleo de más de 2 millones de personas y de manutención de 5 millones. 

¿A destiempo?

El 24 de octubre, un representante de una empresa cigarrera envió un oficio a la Conamer en el que solicitó se deseche la propuesta debido a que Cofepris incumplió con los tiempos para dar respuesta.

Y es que se indica que la Ley General de Mejora Regulatoria establece un plazo de 45 días para que la dependencia que promueve el anteproyecto, en este caso la Cofepris, diera respuesta a la solicitud hecha por la Conamer el 4 de agosto. Dado que esta respuesta fue entregada el 20 de octubre se hizo a destiempo, por lo que la Conamer “debe desechar por completo el procedimiento de propuesta regulatoria del anteproyecto”.

Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.