Crear espacios públicos en huecos urbanos - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AccionesDF
Por AccionesDF
AccionesDF es una iniciativa ciudadana para traer al frente la discusión sobre el futuro de la c... AccionesDF es una iniciativa ciudadana para traer al frente la discusión sobre el futuro de la capital dialogando con voces expertas y con las propuestas valiosas de otros ciudadanos. A través de la plataforma cívica participativa accionesdf.mx buscamos concentrar un capital de conocimiento en torno a las problemáticas de esta urbe y también un capital de opinión que nos sirvan como herramientas para conseguir compromisos concretos de las autoridades que gobernarán la ciudad a partir del próximo año. Durante los próximos dos meses estaremos invitando a distintos expertos a desarrollar sus propuestas para la ciudad en Animal Político con el fin de difundirlas y de que los lectores las voten en accionesdf.mx si están de acuerdo con ellas. Las diez más votadas se entregarán al jefe de gobierno electo. (Leer más)
Crear espacios públicos en huecos urbanos
Los espacios públicos son fundamentales en el equilibro social. En ellos las personas se encuentran como iguales -así la apropiación de la ciudad es colectiva- y se revitaliza la actividad económica en su alrededor.
Por AccionesDF
30 de octubre, 2012
Comparte

Los espacios públicos son fundamentales en el equilibro social. En ellos las personas se encuentran como iguales -así la apropiación de la ciudad es colectiva- y se revitaliza la actividad económica en su alrededor. Para ofrecer más espacios verdes y de esparcimiento hay que reaprovechar el suelo que ahora está subutilizado. Una propuesta es rehabilitar los inmuebles y espacios que se utilizaban para la actividad industrial y convertirlos en espacios públicos.

 

En una ciudad como el Distrito Federal que tiene alrededor de 8,800,000 habitantes según el último censo de población del INEGI y donde cada uno tiene entre tres y cuatro metros cuadrados para su esparcimiento, el reciclaje de suelo es necesario. El secretario de Desarrollo Urbano y Vivienda, Felipe Leal, piensa que “el principal reto para el DF es evitar que la mancha urbana siga creciendo a costa del suelo de conservación. La ciudad ya no puede crecer hacía los lados, hay que rellenar los huecos urbanos”.

El DF ha cambiado sustancialmente en las dos últimas décadas: de ser una entidad que vivía de la industria pasó a ser una ciudad que depende de los servicios. Con este cambio en la economía, los dueños de las fábricas y naves industriales se desplazaron a la periferia y dejaron grandes laboratorios, bodegas y vías de tren de carga en desuso. Ahora hay que recuperar esos espacios.

Para subsanar el déficit de áreas abiertas, Felipe Leal, secretario de Desarrollo Urbano y Vivienda, propone dar licencias para que estos espacios sean convertidos en nuevos lugares públicos: “En este punto ya no se trata de pensar en la construcción de parques en el sentido tradicional, sino en cómo reaprovechar zonas que están en desuso o subutilizadas, para hacerlas espacios de recreación y convivencia”.

Sugiere también que se rehabiliten plazas y puentes que han dejado de ser aprovechados, como sucedió con la Plaza de la República. Desde octubre de 2009 las autoridades locales invirtieron 250 millones de pesos en el Monumento a la Revolución y la plaza que lo rodea, donde ahora se realizan actividades culturales y artísticas, ofreciendo a los peatones 80,000 metros cuadrados con vegetación, fuentes y buen alumbrado.

Hay que apostar por proyectos como el rescate de la Alameda Central que consiste en la restauración al Hemiciclo a Juárez, las esculturas y el kiosco, así como en la recuperación de áreas verdes, pavimentación, extensión de banquetas y la implementación de un sistema de alumbrado y riego. El parque será reabierto a la ciudadanía en el mes de noviembre.

Para encontrar formas creativas de generar espacios naturales, paisajes urbanos o camellones con vegetación y jardineras, la capital mexicana debe voltear a ver a casos de éxito como el de Bogotá -urbe modelo para América Latina en este sentido-, que desde 1992  ha recuperado espacios que permanecían en el abandono. También Medellín, bajo la administración del ex alcalde Sergio Fajardo, invirtió en la remodelación de los huecos urbanos para la dignificación y el rescate de las zonas excluidas en las que éstos se hallaban.

En Nueva York, un tramo de las vías de tren elevadas el Highline estaba abandonado y a punto de ser derruido. Las autoridades ya habían aprobado su demolición, hasta que una iniciativa ciudadana promovió que esta insignia industrial en desuso fuera convertida en un parque lineal que la gente pudiera disfrutar. El proyecto sumó adeptos, se concretó y ya es una atractivo de la ciudad. Aquí, el arquitecto Armando Oliver propone hacer un parque lineal en la avenida Alta Tensión que haga converger las zonas marginadas de las barrancas de Santa Fe con las de alto nivel socioeconómico. El camellón que corre por esta vía –subutilizado– es un espacio idóneo para las bicicletas y los peatones, que podrían atravesar las cañadas de manera perpendicular si se van integrando por tramos mediante puentes ligeros. No sólo se busca resolver la movilidad de la región sino integrar a la gente que ahí vive para contribuir al uso equitativo de los espacios públicos en la ciudad.

Leal señala que “para reciclar la infraestructura obsoleta y transformar los vacíos de la ciudad en espacios vivos se necesitan incentivos del Estado” y que hay colonias como Granjas México, Industrial Vallejo o Atlanta, y delegaciones enteras como Azcapotzalco y Venustiano Carranza, que fueron tradicionalmente industriales y que hoy se pueden aprovechar de otra manera: “Estamos revisando todas estas zonas para ver, apoyados por la iniciativa privada, qué se puede comprar o expropiar para poder crear nuevos espacios”.

Por otro lado, es necesario evitar la especulación en los terrenos: “Hemos notado que en la zona Centro hay muchas bodegas que no se utilizan pero tampoco se venden, los dueños están esperando a que suban los precio distorsionando la oferta. Eso también debe regularse”.

 

* Felipe Leal, licenciado en Arquitectura y Maestro en Investigación y Docencia por la UNAM. Fue director de la Facultad de Arquitectura de la UNAM, miembro del Sistema Nacional de Creadores de Arte del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta) y participó en la creación del Museo Universitario de Arte Contemporáneo (MUAC). Ha sido profesor invitado de Harvard, Columbia. En 1991 fundó el despacho de Arquitectura Felipe Leal. Actualmente es Secretario de Desarrollo Urbano y Vivienda (Seduvi).

*Armando Oliver, arquitecto de la UNAM, con una Maestría en Landscape Urbanism en Londres. Trabajó para la RMIT University. Colaboró en proyectos de investigación académica en Melbourne Australia. Actualmente es Director de Twentyfourseven, proyecto de transformación e innovación urbana y miembro del Sistema Nacional de Creadores Artísticos (SNCA).

*Mariana Dávila, estudiante de Comunicación de la Universidad Iberoamericana. Es investigadora de AccionesDF, escritora y lectora de tiempo completo. 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.

close
Información verificada del COVID-19 #CoronavirusFacts