Visión de Estado y no dádivas
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Atarraya
Por Oceana México
ATARRAYA publica temas sobre océanos, diversidad marina, protección y restauración de los mare... ATARRAYA publica temas sobre océanos, diversidad marina, protección y restauración de los mares de México, así como temas de la agenda pública del sector pesquero nacional. Twitter: @OceanaMexico (Leer más)
Visión de Estado y no dádivas
Las pérdidas por no encontrar suficientes peces, por pescar en mares contaminados por derrames petroleros, aguas negras o plásticos, y por enfrentarse a pescadores furtivos encuentran como respuesta del Estado entregar 7,200 pesos al año. Esta suma ni para un mes de pérdidas alcanza, esta cantidad perpetúa la pobreza y los problemas de los pescadores. 
Por Renata Terrazas
6 de octubre, 2022
Comparte

Dentro de dos años otra persona asumirá el cargo de titular del Ejecutivo en México. Eso quiere decir que le quedan dos años al presidente López Obrador para dar reversa a las políticas públicas que mantienen a millones de mexicanos en la pobreza.

En el sector pesquero esto es fundamental ya que los últimos 40 años han significado un declive o estancamiento en las capturas marinas y el surgimiento de problemas mortales como la pesca ilegal.

Pescadoras y pescadores de todo el país se enfrentan a pesquerías deterioradas, mares contaminados y pesca ilegal. Los pescadores salen a pescar ya endeudados, en su mayoría sin acceso a salud, educación ni alimentación. Son pocos los que gozan de los derechos del siglo XXI, la mayoría vive como si fuera el siglo XIX, sin seguridad, con mala salud y con incertidumbre.

A estos problemas estructurales el gobierno les ha hecho frente con dádivas. Algunos programas sociales, un poco de dinero por acá, pero nunca creando las leyes e instituciones que respalden el esfuerzo arduo de quienes se dedican a la pesca y les den certeza sobre el futuro de su actividad.

Hoy, a cuatro años de dirigir el país y con sólo dos años para entregar el cargo, sólo hay una política pública pesquera: dar 7,200 pesos anuales a las y los pescadores.

Esto quiere decir que las pérdidas por no encontrar suficientes peces, por pescar en mares contaminados por derrames petroleros, aguas negras o plásticos, y por enfrentarse a pescadores furtivos encuentran como respuesta del Estado entregar 7,200 pesos al año. Esta suma ni para un mes de pérdidas alcanza, esta cantidad perpetúa la pobreza y los problemas de los pescadores.

El gobierno mexicano abandonó a los pescadores y sus familias desde la década de los 80 y hoy no logra recomponer las injusticias que sufren quienes pescan. Cada vez más pesquerías se encuentran deterioradas, cada vez hay más pesca ilegal y cada vez se nos cierran más mercados.

Para recomponer esta deuda con los pescadores y sus familias, el gobierno mexicano, el gobierno de López Obrador, debe sentar las bases para el cambio verdadero que permita a los pescadores seguir pescando mientras cuidan de los mares.

  • Urge una modificación a la ley de pesca que diseñe un camino institucional para restaurar pesquerías cuando éstas estén decayendo y así evitar que caiga el ingreso de pescadores.
  • Urge aprobar la Norma de Trazabilidad de Pescados y Mariscos que reduzca la posibilidad de vender pescado ilegal y con ello proteja a pescadores que hacen bien su trabajo.
  • Urge que las decisiones sobre la pesca se basen en investigación biológica y social para que la pesca sea un factor de crecimiento y desarrollo de comunidades costeras en México.

La deuda con los pescadores es enorme, pero las posibilidades del Estado mexicano de cambiarlas son aún mayores. Lo único que falta es la voluntad de esta administración para construir el camino por donde la pesca pueda florecer mientras se cuidan los mares.

No es una decisión para el titular de la CONAPESCA, Octavio Almada; esta decisión requiere de una visión de Estado de quien ha prometido poner a las personas más pobres como prioridad de gobierno, y de quien entiende el valor estratégico de la pesca en la seguridad alimentaria.

* Renata Terrazas (@Renaterra_zas) es directora de Oceana en México.

Subscríbete a nuestro newsletter y síguenos en las redes sociales de OceanaFacebookTwitterInstagram.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.