Chernóbil: los incendios forestales que arden alrededor de la planta nuclear
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
EPA

Chernóbil: los incendios forestales que arden en los alrededores de la planta nuclear

Los incendios, que llevan ardiendo desde el 4 de abril, se acercan a la zona de exclusión de la planta nuclear de Chernóbil. Sin embargo, las autoridades aseguran que el área no corre peligro.
EPA
14 de abril, 2020
Comparte
Bomberos luchando contra el incendio.

EPA
Las autoridades dicen que la radiación en el área está en niveles “normales”.

Los incendios forestales que llevan ardiendo casi diez días en el norte de Ucrania ahora están a unos pocos kilómetros de la planta nuclear abandonada de Chernóbil, según alertan grupos como Greenpeace.

La rama rusa de esta ONG dijo este lunes, según la agencia de noticias AFP, que unas imágenes satelitales mostraban que en su punto más cercano, el fuego estaba a solo 1,5 kilómetros del domo protector del reactor que explotó el 26 de abril de 1986, el peor accidente nuclear de la historia.

Las autoridades ucranianas confirmaron el martes que el incendio estaba bajo control.

Los servicios de emergencia explicaron que todavía había algunas partes “humeantes” en el suelo del bosque, pero que no quedaba “fuego abierto”.

El mayor incendio, de acuerdo a Greenpeace, ya cubre 34.000 hectáreas, mientras que un segundo fuego ocupaba un área de 12.000 hectáreas.

La organización también dijo que los incendios son mucho más grandes de lo que las autoridades reconocen.

El operador turístico Yaroslav Emelianenko escribió en Facebook que uno de los incendios había llegado a la ciudad abandonada de Pripiat, construida para los trabajadores de la planta y sus familias.

Advirtió que las llamas estaban a solo 2 km de donde se almacenaban los desechos más peligrosos de la central nuclear.

Mapa de la zona

BBC

Emelianenko también dijo que si el incendio rodeara Pripiat causaría un desastre económico, ya que las visitas turísticas supervisadas proporcionaban valiosos ingresos.

En 2018, más de 70.000 personas visitaron la ciudad.

En 2019, esa cifra fue aún mayor después del éxito de la miniserie “Chernobyl”, de HBO, sobre el desastre.

Cortafuegos alrededor de la planta

La policía ucraniana dijo que los fuegos habían estado ardiendo desde el fin de semana del 4 de abril, luego de que un hombre quemara hierba seca cerca de la zona de exclusión de la planta (un radio de 30 kilómetros con acceso restringido).

Un sospechoso ya ha sido identificado.

El 5 de abril, Yegor Firsov, jefe interino del Servicio Estatal de Inspección Ecológica de Ucrania, dijo en una publicación de Facebook que los niveles de radiación en el área habían aumentado sustancialmente por encima de lo normal.

El gobierno rechazó esta afirmación y dijo que los niveles en el área estaban “dentro de los límites normales”.

Firsov retiró luego sus comentarios.

Ahora más de 300 bomberos con equipos especiales trabajan en el lugar, mientras seis helicópteros y aviones intentan extinguir el fuego desde arriba.

Imágenes aéreas de la zona de exclusión, tomadas por Reuters, muestran tierra chamuscada y ennegrecida y troncos de árboles todavía ardiendo.

Volodymyr Demchuk, funcionario del servicio de emergencia de Ucrania, dijo en un video difundido el lunes que no había “amenaza para la planta de Chernóbil ni para las instalaciones de almacenamiento, ni para otras instalaciones críticas de la zona de exclusión”.

El viceministro del Interior de Ucrania, Anton Herashchenko, también dijo que no hay peligro para los almacenes de desechos nucleares.

En una publicación repleta de hipervínculos a imágenes satelitales del área, Herashchenko dijo que la situación era “completamente segura” y que cualquier posibilidad de que el incendio llegara a las instalaciones estaba “absolutamente descartada”.

“No ha habido cambios en la radiación de fondo en la central nuclear de Chernóbil, en la zona de exclusión o fuera de la zona”, escribió Herashchenko.

Incendios forestales cercanos a Chernóbil.

Reuters
Hasta este lunes, los incendios estaban acercándose a la planta nuclear.

“La misión de los rescatistas es evitar que el fuego se propague a instalaciones críticas. ¡Y tendrán éxito!”, subrayó Herashchenko.

“Por favor, no se interpongan en su camino. No difunda ni comparta noticias falsas, mentiras ni tonterías. Todo estará bien”.

Sin embargo, Kateryna Pavlova, jefa interina de la Agencia Estatal Ucraniana de Gestión de la Zona de Exclusión, dijo el lunes a la agencia de noticias Associated Press que “no pueden decir que el incendio está contenido”.

“Hemos estado trabajando toda la noche, cavando cortafuegos alrededor de la planta para protegerla de las llamas”, dijo, pese a que según Herashchenko, este método no se recomienda para la zona de exclusión pues “la excavación puede liberar partículas radioactivas que hayan estado en el suelo”.

Abandono

La central nuclear de Chernóbil y la ciudad cercana de Pripiat han estado abandonadas desde 1986, cuando estalló el reactor número 4 de la planta.

La explosión disparó una nube de lluvia radiactiva sobre gran parte de Europa, pero el área alrededor de la planta fue la más afectada.

Nadie puede vivir en un radio de 30 kilómetros alrededor de la planta.

Chernóbil continuó generando energía hasta que el último reactor operativo la planta fue cerrado en 2000.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=zdkwo02LwCs

https://www.youtube.com/watch?v=2f3bWviThuQ

https://www.youtube.com/watch?v=BVgNytA9FNs

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Itxaro Arteta

Sheinbaum asegura que policía solo contuvo a feministas; había un grupo muy violento, dice

La jefa de gobierno señaló que las policías capitalinas nunca confrontaron a las manifestantes y que las encapsularon porque portaban objetos peligrosos.
Itxaro Arteta
29 de septiembre, 2020
Comparte

La jefa de gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, defendió el actuar de la policía capitalina en la marcha feminista de este lunes con motivo del Día de Acción Global por un Aborto Legal y Seguro, y acusó que dentro de la manifestación había un grupo de mujeres muy violentas.

En videoconferencia de prensa, la jefa de gobierno aseguró que las integrantes de la policía de la CDMX nunca confrontaron a las manifestantes, sino que solo las contuvieron.

Señaló que una parte del contingente fue encapsulado debido a que portaban objetos peligrosos que se negaron a entregar y que ese también fue el motivo por el cual no se les permitió llegar hasta el Zócalo.

Lee: AMLO se suma a Sheinbaum: hay intereses e infiltrados en marchas feministas, dice

“En ocasiones anteriores se les ha permitido entrar (al Zócalo) pero en este caso hay un plantón de un grupo de personas con ideas muy conservadoras (FRENA) y con este antecedente de agresión a personas, no había condiciones para que coexistieran las dos manifestaciones”, argumentó.  

De acuerdo con Sheinbaum “en la manifestación venía un grupo de mujeres muy violentas con bombas molotov, martillos, pistolas con gasolina, cohetones y otros artefactos peligrosos. Su objetivo era entrar al Zócalo (…) se les invitó a que continuaran caminando si entregaban estos objetos peligrosos pero no quisieron”. 

La jefa de gobierno acusó que ese grupo de mujeres, en lugar de entregar dichos objetos agredieron a las policías.

El saldo, según la mandataria, fue de 44 policías lesionadas, así como daños a mobiliario. Agregó que también un adulto mayor y un hombre, ajenos al movimiento, resultaron con heridas. 

Señaló que este grupo de mujeres feministas se han negado al diálogo previo para acordar rutas y condiciones mínimas de precaución para sus manifestaciones. 

Lee: Descalificaciones, represión, violencia: así fue la jornada por la despenalización del aborto en la CDMX

Sobre las exigencia y motivos de la marcha, Shienbaum dijo que reconoce al movimiento y que incluso ella se identifica como feminista, pero rechaza cualquier acto de violencia.

“Siempre estaremos del lado de las victimas, de las mujeres violentados, siempre del lado de la justicia (…) pero tampoco podemos justificar la agresión de una persona a otra, de una mujer a otra mujer”. 

Hizo un llamado a la ciudadanía en general para reflexionar sobre el uso de la violencia en las manifestaciones e invitó a revisar cómo actúan las policías de otros países para contener este tipo de manifestaciones.

Negó que hayan habido fallas en el actuar de la policía capitalina e incluso resaltó que si no hubieran llevado extinguidores habrían resultado quemadas por las bombas molotov arrojadas por las manifestantes.

“(Las policías) no llevan tolete, solo su escudo, casco de contención y extinguidores porque lo que buscamos en estos casos es proteger la manifestación de todas y todos”, explicó. 

Sobre la situación de la violencia contra la mujer en la CDMX, Sheinbaum dijo que diario se trabaja en el tema y se están fortaleciendo las acciones relacionadas con la alerta de género. 

Por su parte, Arturo Medina Padilla, subsecretario de Gobierno, aseguró que l uso de objetos peligrosos por parte de las manifestates inició desde que partieron del Monumento a la Revolución y por eso se les contuvo varias cuadras antes de que arribaran al primer cuadro de la Ciudad. 

Lee: Policías enfrentan y encapsulan a feministas en marcha #28S; hay 56 personas lesionadas

“Existió diálogo, coordinación y estuvimos reiterando que dejaran los objetos a través de otros colectivos y marabunta. Ellos nos ayudaron a mandar el mensaje, sin embargo ellas se negaron”, señaló. 

Este lunes, mujeres y colectivas feministas se manifestaron en el marco del Día de Acción Global por un aborto legal y seguro. La marcha inició en el monumento a la Revolución hacia el Zócalo capitalino. Sin embargo, en el cruce de Avenida Juárez y Balderas las policías – que superaban en número a las manifestantes – encapsularon a las manifestantes por más de dos horas y no les permitieron seguir hasta la Antimonumenta, ni al Zócalo.

Como respuesta, algunas de las mujeres lanzaron bombas molotov y otros objetos contra las policías, quienes respondieron con gas de extintor.

Hasta ayer, la SSC-CDMX informó que el saldo había sido de 56 personas lesionadas: 43 policías y 13 civiles.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.