COVID: compras 'de pánico' y test masivos en Pekín ante el repunte de casos
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

COVID en China: compras 'de pánico' y test masivos en Pekín ante el repunte de casos y el miedo a un nuevo confinamiento

La capital china teme un cierre similar al que sufre Shanghái desde hace unas semanas.
25 de abril, 2022
Comparte

Pruebas masivas de covid y largas colas en los supermercados.

Pekín, la capital de China, registra un aumento de casos del virus y ya se han empezado a cerrar algunas urbanizaciones para evitar su propagación.

Solo en el fin de semana, el distrito de Chaoyang, el más poblado de la capital y que concentra desde embajadas hasta rascacielos corporativos, ha reportado 26 casos durante el fin de semana, el número más alto hasta ahora en esta última oleada. Se ha exigido a quienes vivan o trabajen en la zona que se sometan a tres pruebas de ácido nucleico durante esta semana.

Y, a pesar de que el gobierno ha ofrecido garantías de que habrá suficiente comida, la gente se ha lanzado a las tiendas en busca de provisiones.

En el aire está el temor a que Pekín se pueda enfrentar a una situación similar a la de Shanghái, que lleva ya varias semanas bajo confinamiento estricto.

La gente hace cola para hacerse un test de covid

BBC
La gente en Pekín teme que los confinamientos sean similares a los de Shanghái.

Por ahora, se ha suspendido la llegada de turistas a la capital a partir de este lunes y se ha exigido a las agencias de viajes que reembolsen el importe de los paquetes de viajes.

Ni carne, ni huevos ni gambas

En Chaoyang se concentran los mayores temores ante el aviso del equipo de prevención de enfermedades de la ciudad de las rondas de pruebas masivas a las que deberán someterse sus habitantes.

La noticia hizo que los residentes corrieran a abastecerse de suministros esenciales. Las imágenes que empezaron a circular en los medios locales mostraban los estantes de los supermercados vacíos y largas colas en los mostradores para pagar.

Ante el aumento de la demanda, los principales supermercados de Pekín han ampliado sus horarios de apertura.

“La gente en Pekín está viendo los confinamientos en Shanghái, la falta de comida y de medicamentos. Y aunque no se sabe si Pekín tendrá unas medidas similares, la gente se está poniendo nerviosa dada la experiencia de lo que ha pasado”, apunta el corresponsal de BBC en China, Stephen McDonell.

Algunas personas en áreas cerradas de Shanghái dicen que están teniendo dificultades para acceder a los suministros de alimentos y se han visto obligados a esperar a que el gobierno les entregue verduras, carne y huevos.

“Nunca pensé que iría al mercado tan temprano por la mañana… Cuando llegué, todos los huevos y gambas habían desaparecido y toda la carne había sido saqueada“, dijo un usuario de Weibo -una red social usada en China-, en Shanghái, antes de agregar que logró conseguir algunas verduras.

Otro usuario de Weibo en Shanghái dijo: “Ver a la gente en Pekín apresurarse a comprar comida es divertido y angustiante. Es ver cómo era mi propia vida el mes pasado”.

El medio estatal de noticias The Global Times dijo que se ordenó a las compañías de alimentos frescos de Pekín que aumenten el suministro de comestibles como carne, huevos de aves y verduras.

También citaron a expertos en salud diciendo que los resultados de las pruebas masivas indicarían si es necesario intensificar aún más las medidas, como bloquear varias áreas de la capital.

Por otra parte, Pang Xinghuo, subdirector del Centro de Prevención y Control de Enfermedades de Pekín, dijo al medio de comunicación estatal China Daily que se espera que la cantidad de casos en Pekín aumente en los próximos días.

El último brote en Shanghái, detectado por primera vez a fines de marzo, ha registrado más de 400.000 casos hasta ahora y 138 muertes.

Alarmas electrónicas y evacuaciones a la fuerza

Algunas de las medidas que han aplicado las autoridades chinas en Shanghái incluyen poner alarmas electrónicas en las puertas para evitar que los infectados salgan y evacuar a la fuerza a las personas de sus hogares para realizar procedimientos de desinfección.

La gente se agolpa a las afueras de un supermercado en Pekín para conseguir comida

Getty Images
La estrategia de cero covid de China fue efectiva en un primer momento, pero no con las últimas variantes.

La última polémica en Shanghái es que, durante la noche y sin previo aviso, han aparecido en algunas urbanizaciones unas enormes vallas verdes, de unos dos metros de altura, para impedir que los residentes salgan de sus casas.

Las redes sociales recogieron este fin de semana imágenes de personas confinadas que criticaban desde el balcón a los trabajadores que, enfundados en trajes blancos de protección, levantaban estas cercas y protestaban ante la hipótesis de que, de producirse un incendio, no podrían salir de sus hogares de ninguna manera.

Algunas de estas vallas se levantaron en complejos residenciales en los que se han detectado positivos y la razón, según las autoridades municipales, es que algunas zonas deben activar un “confinamiento duro” y evitar a toda costa que la gente salga y así evitar nuevos contagios.

A diferencia de muchos otros países, China está siguiendo una estrategia de cero covid con el objetivo de erradicar el virus del país por completo. En este momento, el número total de contagiados sintomáticos activos en la China continental asciende a 29.178.

Si bien los funcionarios lograron mantener los niveles de infección relativamente bajos al comienzo de la pandemia, los confinamiento posteriores no han servido del todo para contener las variantes recientes y más transmisibles del virus.

La prensa oficial reconoce que “China ha atestiguado un prominente incremento de rebrotes en todo el país”, con más de 500.000 contagios desde marzo, pese a lo cual el país debe “insistir en la política de ‘covid cero’ y garantizar la salud de la población en la mayor medida posible”.

Según opina hoy el diario Global Times, “hay que actuar” y “ser lo más rápidos en la medida de lo posible” para impedir la propagación del virus, algo que, destaca el periódico, lograron ciudades como Cantón tras detectar sus primeros casos.

“Un confinamiento total solo se puede poner en marcha cuando la propagación está en una fase avanzada o si se detecta temprano pero no se controla de forma decidida. Debemos ser incisivos e identificar a tiempo las fuentes de infección para evitar repuntes”, acota el rotativo.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=t4rIlX9zFTY

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Cuartoscuro

Gobierno de CDMX justifica desalojo a comunidad triqui y dice que fueron reubicados pacíficamente

Batres sostuvo que la decisión de reubicar a las personas que mantenían el plantón desde hace casi 15 meses fue por las condiciones en las que vivían niños, niñas y adolescentes de la comunidad, junto con las quejas de vecinos y de un oficio de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México.
Cuartoscuro
26 de abril, 2022
Comparte

La Secretaría de Gobierno de la Ciudad de México justificó el desalojo de personas indígenas triquis, otomís y nahuas que permanecían en un plantón sobre la Avenida Juárez y dijo que se hizo una reubicación pacífica y voluntaria.

Las familias que permanecían en el plantón están en situación de desplazamiento forzado de Tierra Blanca Copala, Oaxaca, y fueron reubicadas –según informó el gobierno capitalino – en un albergue situado en la esquina de calle Rayas y Circuito Interior, en la colonia Valle Gómez.

Sin embargo, familias triquis acusaron ser privadas de su libertad al impedirles salir de la calle del albergue, sin explicaciones sobre la medida, ni tratar de entablar diálogo alguno, denunció el Congreso Nacional Indígena.

Ante esta situación, el secretario de Gobierno capitalina, Martí Batres, sostuvo que nadie fue desalojado contra su voluntad, que se acordó la reubicación pacífica y que grupos con intereses políticos fueron quienes incitaron a la comunidad triqui al conflicto con las autoridades.

Señaló que el grupo “resistencia civil pacífica” fue quien inició la confrontación dañando las instalaciones del albergue habilitado.

“Yo no diría que hay un encapsulamiento, las personas que estaban en el albergue se trasladaron a otro lugar, como a 15 cuadras. Síi hay actividades de vigilancia”, sostuvo el funcionario en conferencia de prensa.

“El estado que guarda la situación de la comunidad espera a que se lleguen a determinados acuerdos, estamos en un proceso de diálogo. Las personas se salieron por voluntad propia y se instalaron, hasta que llegaron otros grupos a atizar una confrontación”, insistió.

Reubicación fue por los niños triquis: CDMX

Batres sostuvo que la decisión de reubicar a las personas que mantenían el plantón desde hace casi 15 meses fue por las condiciones en las que vivían niños, niñas y adolescentes de la comunidad, junto con las quejas de vecinos y de un oficio de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México (CDHCM).

“Recientemente se multiplicaron un conjunto de quejas en relación con el plantón, recibimos quejas de vecinos y comerciantes”, dijo el funcionario al exponer diversos riesgos que involucraban a la población del plantón

Entre los señalamientos que hizo la CDHCM, según Batres, es que las niñas, niños y adolescentes no acudían a la escuela, se alejan del campamento y se extravían.

Además, mencionó las malas condiciones de salubridad, pues se hallaron ratas en las instalaciones del plantón y la detección de infecciones bacterianas en infancias.

“Los conflictos los debe resolver Oaxaca”

El secretario de gobierno dijo que la capital del país será solidaria con las comunidades desplazadas, pero que no puede resolver el conflicto territorial que los hizo venir a protestar a la ciudad.

“El gobierno de la Ciudad de México no ha estado inactivo, ha atendido a este asunto, no obstante queda perfectamente claro que no les corresponde la solución de este conflicto, lo deben resolver las autoridades de Oaxaca”, señaló.

Batres insistió en que “de ninguna manera” se va a aceptar el regreso del plantón en avenida Juárez, y que se podrán analizar otros puntos de reubicación, considerando que se respeten los derechos de las niñas, niños y adolescentes y que no los pongan en riesgo.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.