Ómicron: ¿me puedo volver a contagiar? Y otras 6 preguntas
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Getty Images

Ómicron: ¿me puedo volver a contagiar tras haberme recuperado? Y otras 6 preguntas sobre la variante

Aunque se ha generalizado la idea de que la variante causa síntomas menos graves, los expertos advierten que no debe considerarse una enfermedad leve.
Getty Images
13 de enero, 2022
Comparte

El rápido avance de la variante ómicron del coronavirus tiene a las autoridades sanitarias en alerta.

El lunes 10 de enero, Estados Unidos reportó un récord de 1,35 millones de nuevos contagios, la cifra diaria más alta de cualquier país, según datos de la agencia Reuters.

El martes, la Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió que que la mitad de la población en Europa se habrá visto infectada con la variante ómicron en las próximas seis u ocho semanas.

Y el miércoles, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) informó que debido a ómicron las infecciones de covid-19 en América casi se duplicaron en la última semana.

“Las infecciones se están acelerando en todos los rincones de las Américas y, una vez más, nuestros sistemas de salud se enfrentan a desafíos“, dijo Carissa Etienne, la directora de la OPS.

En BBC Mundo te explicamos algunos aspectos de ómicron y por qué los expertos advierten que no debe considerarse una enfermedad leve la que causa esta variante.

ómicron

Getty

1. ¿Por qué la variante ómicron es tan contagiosa?

Según epidemióloga Maria Van Kerkhove, líder técnica para covid-19 de la OMS hay tres razones principales:

  • Esta variante del virus desarrolló mutaciones que le permiten adherirse más fácilmentea las células humanas.
  • Tenemos “escape de inmunidad”. Es decir, las personas pueden reinfectarse aunque antes hayan tenido la enfermedad o se hayan vacunado.
  • Ómicron se replica en el tracto respiratorio superior, con lo cual es más fácil que se esparza el virus, a diferencia de la delta y otras variantes que se replican mayormente en el tracto respiratorio inferior; es decir, los pulmones.

El portal Covid Vaccine Hub indica que es difícil estimar qué tan transmisible es ómicron en comparación con otras variantes, pero que algunas estimaciones de la Agencia de Seguridad Sanitaria de Reino Unido indican que puede ser entre dos y más de tres veces más contagiosa que la delta.

Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC, por sus siglas en inglés) señalan que “es probable” que ómicron se propague más fácilmente que el SARS-CoV-2 original, pero que “aún no se sabe” qué tan fácil se propaga en comparación con delta.

Los CDC indican que cualquier persona contagiada con ómicron puede contagiar el virus, incluso si está vacunada o no tiene síntomas.

ómicron

Getty

2. ¿Cuáles son los síntomas?

Según el Estudio de Síntomas Zoe Covid, que dirige Tim Spector, epidemiólogo del King’s College de Londres, hasta ahora se conoce que los síntomas más comunes de la variante ómicron son:

  • Secreción nasal
  • Dolor de cabeza
  • Fatiga (leve o severa)
  • Estornudos
  • Dolor de garganta

El Servicio Nacional de Salud de Reino Unido (NHS, por sus siglas en inglés) indica que debemos seguir pendientes de los síntomas clásicos de la covid:

  • Tos continua y repentina
  • Fiebre o temperatura alta
  • Pérdida o cambio en el gusto y el olfato
Mujer en el hospital

Getty

3. ¿Ómicron causa una enfermedad menos grave que la variante delta?

Los CDC indican que se necesitan más datos para saber si la infección con ómicron causa una enfermedad menos grave o mortal en comparación con otras variantes.

Algunos indicadores, sin embargo, dan señales de que en algunos casos ómicron puede causar síntomas más leves, pero aun así puede causar hospitalización y muerte, sobre todo en personas que no están vacunadas.

El 31 de diciembre, la Agencia de Seguridad Sanitaria de Reino Unido publicó un informe que mostraba que las personas contagiadas con ómicron tenían un tercio de probabilidades de terminar hospitalizados en comparación con los contagiados con delta.

En el portal del Departamento de Ciencias de Salud Pública de la Universidad de California Davis, la epidemióloga Lorena García indica que los síntomas de ómicron pueden ser muy distintos entre personas vacunadas y no vacunadas.

“En aquellos que están completamente vacunados y con dosis de refuerzo, los síntomas tienden a ser leves. Por el contrario, si una persona no está vacunada, los síntomas pueden ser bastante graves y provocar la hospitalización o incluso la muerte”, dice García.

La OMS ha advertido que ómicron no debe verse como una enfermedad leve.

“Si bien ómicron parece ser menos grave en comparación con delta, especialmente en las personas vacunadas, eso no significa que deba clasificarse como leve”, advirtió Tedros Adhanom Ghebreyesus, director de la OMS, a principios de enero.

“Al igual que variantes previas, ómicron está causando hospitalizaciones y matando gente”.

vacuna

Getty

4. ¿Las vacunas funcionan contra ómicron?

Las personas con dos dosis permanecen protegidas frente a la hospitalización, aunque hayan perdido parte de la protección frente a la infección, según indica Ignacio López-Goñi, catedrático de Microbiología en la Universidad de Navarra, España, en un artículo publicado el 28 de diciembre en The Conversation.

Un estudio del MIT y la Universidad de Harvard publicado el 7 de enero, indica que dos dosis de Pfizer o Moderna “no producen anticuerpos capaces de reconocer y neutralizar la variante ómicron” pero que “una dosis de refuerzomejora dramáticamente la protección contra ómicron”.

Andrew Lee, profesor de Salud Pública en la Universidad de Sheffield, Inglaterra, indica que los datos muestran que dos dosis de las vacunas de Pfizer o AstraZeneca ofrecen una protección limitada contra ómicron, pero que esa protección se ve rápidamente restaurada con una dosis de refuerzo, según explica en un artículo de The Conversation del 5 de enero.

Lee también señala que es normal que algunas personas inoculadas se contagien con ómicron, ya que las vacunas no están diseñadas para impedir la infección, sino para reducir las posibilidades de que quien se haya infectado desarrolle una enfermedad grave o muera.

“Hasta ahora, las vacunas han probado ser muy buenas para prevenir la enfermedad grave”, dice Lee.

Los CDC indican que “el surgimiento de ómicron enfatiza la importancia de vacunarse y tomar la dosis de refuerzo”.

El 11 de enero, un panel de la OMS indicó que es posible que las vacunas contra la covid-19 deban actualizarse para asegurar que sean efectivas contra nuevas variantes como ómicron.

vacuna

Getty

5. Si ya tuve covid o ya me vacuné, ¿es posible que me contagie con la variante ómicron?

Un informe del Imperial College London del 17 de diciembre, que aún está bajo revisión, muestra que ómicron tiene gran capacidad para evadir la inmunidad que otorga una infección anterior.

El documento estima que el riesgo de reinfectarse con ómicron es 5,4 veces mayor que con delta.

La protección contra la reinfección por ómicron proporcionada por una infección pasada puede ser tan baja como 19%, indica el estudio.

Respecto a las vacunas, el doctor Gregory Poland, director del Grupo de Investigación de Vacunas de la Clínica Mayo en EE.UU., indica que la protección que ofrecen contra ómicron va decayendo con el tiempo.

“Si recibes dos dosis de la vacuna, luego de al menos tres meses tu protección contra la infección o la hospitalización se reduce a alrededor del 30% al 40%”, dice Poland en el portal de la Clínica Mayo.

Poland indica que con la dosis de refuerzo la inmunidad puede llegar a estar entre el 75% y 80%.

“Fíjate que no dije 100%”, advierte Poland. “Por eso todavía usamos mascarillas. Por eso todavía mantenemos la distancia”.

Personas con mascarillas

Getty

6. ¿Qué inmunidad obtengo tras haber superado la infección con ómicron?

“Lo que sabíamos de variantes previas es que las personas con inmunidad híbrida (vacunadas + infección) desarrollaban una respuesta inmunitaria más potente y duradera que las sólo vacunadas o sólo infectadas”, le dice a BBC Mundo Salvador Peiró, médico especialista en salud pública e investigador en farmacoepidemiología de FISABIO, una fundación de investigación biomédica en España.

Peiró, sin embargo, advierte que ómicron ha sido capaz de contagiar a personas que ya han pasado la enfermedad o que ya se han vacunado, al menos cuando ha pasado un tiempo (más de cinco o seis meses) desde la vacunación o infección.

Covid

Getty

7. ¿Me puedo volver a contagiar de covid tras haberme recuperado de ómicron?, ¿me puedo contagiar dos veces con la variante ómicron?

“En teoría sí, aunque las reinfecciones serán extremadamente raras en los meses siguientes tras haber superado la covid”, dice Peiró.

Peiró añade que esas reinfecciones serán aún más raras en las personas que además de haber superado la covid hayan recibido una tercera dosis de la vacuna.

El experto indica que por lo reciente que son las infecciones, aún no se sabe en cuánto tiempo y en qué medida se producirán estas reinfecciones.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=e4xWoH-aijs

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Cuartoscuro

La SEP transfiere el presupuesto de Escuelas de Tiempo Completo a un programa que ‘pierde’ 1 de cada 2 pesos

La SEP determinó  que desaparezca Escuelas de Tiempo Completo, un programa con evaluaciones positivas. En su lugar, priorizó a La Escuela es Nuestra, a pesar de que en 2020 no dejó evidencias de que 573 mdp fueran gastados correctamente.
Cuartoscuro
3 de marzo, 2022
Comparte

La administración de Andrés Manuel López Obrador desapareció el programa de Escuelas de Tiempo Completo, que daba alimentos y clases extraescolares en horario ampliado a 3.6 millones de alumnos, para invertir ese presupuesto en su nuevo programa de infraestructura La Escuela es Nuestra, pese a las irregularidades detectadas en su segundo año de operación, como la falta de certeza sobre el destino de uno de cada dos pesos que recibió

De acuerdo con la Auditoría Superior de la Federación (ASF), no existen pruebas de que 573 millones de pesos de La Escuela es Nuestra hayan sido gastados para mejorar la infraestructura de los planteles, el objetivo del programa. Esto significa la mitad de los mil 187 millones de pesos del presupuesto auditado en 2020.  

En cambio, Escuelas de Tiempo Completo —iniciado en 2006 y que había crecido de manera paulatina en los siguientes 12 años, enfocado sobre todo en las zonas más marginadas del país— consiguió mejorar el rendimiento escolar, según la última revisión del Consejo Nacional de Evaluación de la Política en Desarrollo Social (Coneval), llevada a cabo en 2018. 

Sin embargo, desde el inicio de la administración de López Obrador, este programa tuvo un primer recorte de 50% y en 2021 ya no se le asignaron recursos. La SEP argumentó que no desaparecería, pues a través de La Escuela es Nuestra los padres de familia podían seguir contratando servicios de alimentación, pagar a los maestros que dieran clases en el horario ampliado o mejorar la infraestructura de los planteles. Pero a partir de 2022, las reglas de operación advierten que el único objetivo de este programa es la mejora de infraestructura, por lo que no habría posibilidad de tener los servicios de Escuelas de Tiempo Completo.

En La Escuela es Nuestra, programa creado en este sexenio, la SEP entrega dinero directamente a los comités escolares integrados por padres de familia y maestros, y ellos deben contratar a quienes hagan las obras para así evitar “intermediarios”, según el presidente López Obrador. 

La decisión de desaparecer Escuelas de Tiempo Completo, con jornada ampliada que además ayudaba a las madres trabajadoras en las tareas de cuidado y a los propios niños en recibir alimentación, se debió —según dijo la secretaria de Educación, Delfina Gómez— a que el presupuesto sería reorientado a la infraestructura escolar a través de La Escuela es Nuestra. 

Sin embargo, el programa tiene más irregularidades que beneficios. 

En los expedientes de mil 686 planteles beneficiarios en 2020, “no se cuenta con evidencia que demuestre que con los recursos otorgados se llevaron a cabo acciones para mejorar las condiciones de infraestructura y equipamiento de los planteles de acuerdo con sus necesidades, por lo que no se pudo comprobar que estos se hubiesen destinado para cumplir con los objetivos del programa”, advierte la Auditoría en el Informe de Cuenta Pública entregado en febrero. 

La raíz de esta irregularidad es la “falta de mecanismos de control, supervisión y seguimiento de los apoyos otorgados”, de acuerdo con la Auditoría. 

Entre los casos revisados, por ejemplo, en una escuela de Puebla, la presidenta del Comité Escolar reportó que la tesorera le dijo que “tomó 82 mil pesos para atender necesidades personales sin que a la fecha de la visita de verificación los hubiese devuelto”. En Tlaxcala, la tesorera informó que en noviembre de 2020 sufrió el robo de 64 mil pesos y denunció los hechos ante la Procuraduría General del Estado, por lo que proporcionó copia de la carpeta de investigación.

De otros 23 millones 643 mil pesos, solo existen “comprobantes simplificados, notas simples de venta o de remisión, y listas de raya, sin que, en la mayoría de los casos, se tratara de planteles en los que, por su ubicación geográfica, se tuviera la necesidad de realizar adquisiciones de bienes y contratación de servicios en comercios, negocios o con personas que no cumplan con los elementos de comprobación fiscal, tal como lo establecen los lineamientos de operación del programa vigentes en 2020”, señala la Auditoría.

Otros 9 millones 450 mil pesos se entregaron a 40 beneficiarios del programa, aunque las tarjetas nunca fueron activadas. El dinero no regresó a las arcas públicas ni se destinó a la mejora de infraestructura

En 49 escuelas, los consejos escolares decidieron hacer obras mayores en los planteles, por lo que contrataron a “profesionales” para que se hicieran cargo de la supervisión de estas a través de una “carta responsiva”. Sin embargo, en realidad no contaban con los conocimientos y la experiencia requeridos. 

Esto cobra relevancia, advirtió la Auditoría, porque en Tlaxcala, por ejemplo, la directora y algunos padres de familia de una escuela solicitaron al Instituto Tlaxcalteca de la Infraestructura Física Educativa un dictamen técnico de una obra mayor que se llevó a cabo con los recursos del programa, pero este indicó que “la obra se realizó sin su autorización y sin contar con un estudio de mecánica de suelo, ni con constancias de factibilidad de protección civil, y determinó que la obra era inestable y existía riesgo de caída, por lo que sugería su reestructuración”.

Lee: Así fue el regreso a clases en agosto pasado

Escuelas de Tiempo Completo funcionaba

En la revisión al programa realizada por el Coneval en 2018, a 12 años de su creación, se analizaron los resultados obtenidos por los alumnos en la prueba PLANEA respecto de aprendizaje de matemáticas y lengua, y se concluyó que las escuelas integradas al programa lograron disminuir el número de estudiantes en rezago.  

Los alumnos de sexto grado de Escuelas de Tiempo Completo “registran una disminución promedio de 3.1 puntos porcentuales en el porcentaje de alumnos correspondientes al nivel I de desempeño en matemáticas y un incremento de 1.6 puntos porcentuales en el nivel IV”, dice la evaluación. 

Los mayores beneficios se observan entre las poblaciones más vulnerables, pues, de acuerdo con el análisis, el incremento de la duración de la jornada escolar en un esquema con servicio de alimentación “es una intervención efectiva para mejorar el logro educativo y el nivel de aprendizaje, primordialmente, entre los estudiantes de escuelas primarias en localidades de alta marginación”. 

Esto, porque el propio diseño del programa “presupone un mecanismo causal que vincula a la población en situación de vulnerabilidad o en contextos de riesgo social con la necesidad de mayor tiempo de instrucción y alimentación como el medio para incrementar su nivel de logro educativo”.

También, en las escuelas primarias participantes se identificó una disminución significativa en las tasas de repetición y rezago educativo, respectivamente, en el periodo 2007-2017.

Las tasas de abandono presentan un aumento para las escuelas que no cuentan con servicio de alimentación en 2.2 puntos porcentuales, en contraste con la disminución de 1.16 puntos porcentuales en las escuelas que sí cuentan con este servicio. “Esto sugiere que el servicio de alimentación contribuye a disminuir el abandono a nivel secundaria”, dice la revisión.

De hecho, en 2017, la Dirección General de Evaluación de Políticas de la SEP también evaluó el programa y concluyó que “tiene un efecto positivo en el rendimiento académico de los alumnos. La percepción de los directores y los padres de los beneficiados también apoya esta indicación”.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.